Se requieren 170 mil elementos de la Guardia Nacional para atender las necesidades de seguridad en todo el país y apenas se cuenta con 70 mil, expuso esta mañana el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) al indicar que al nuevo cuerpo de seguridad “lo están pidiendo en distintas partes».

El mandatario criticó que un secretario de Seguridad Pública de gobiernos anteriores estuviera vinculado a grupos delictivos, en referencia a Genaro García Luna, detenido y bajo proceso en Estados Unidos.

“Es gravísimo, en qué país sucede de que el jefe de la policía esté al servicio de una de las bandas de mayor influencia. El brazo derecho del presidente, como si nada hubiese pasado, es gravísimo y ni modo que nosotros inventamos esto. Que es un asunto político. No, está el señor detenido en Estados Unidos», dijo AMLO.

López Obrador añadió que el proceso de incorporación de más elementos a la Guardia Nacional lleva tiempo, porque la anterior administración federal dejó una situación muy difícil en el tema de seguridad e incluso se está trabajando en desarmar a las autodefensas.

“Se está teniendo más presencia de la Guardia Nacional, pero es un proceso, lleva tiempo desarmarlos (dijo respecto a las autodefensas), convencerlos de que no debe haber justicia por propia mano, tenemos algunos casos en Guerrero», comentó.

Al referirse al caso del niño que asesinó a su maestra y se suicidó en Torreón la semana pasada, dijo que para reducir la violencia se requiere más que un operativo de «mochila segura. «Vamos por una sociedad mejor con bienestar material y bienestar del alma».

Aludió al periodo neoliberal que midió el índice de crecimiento del país, el número de homicidios en 36 años, pero no puso atención al grado de desintegración en las familias que produjo ese modelo económico.

“No, no hay investigación sobre eso (…), y sobre todo el por qué de la desintegración. Por qué las familias rotas, ¿qué llevó a eso?», cuestionó. López Obrador añadió que su gobierno no solo busca implementar medidas para prevenir actos como lo sucedido el viernes en Coahuila.

“Es el fortalecimiento de los valores culturales, morales, espirituales. Que no se sigan desintegrando las familias, es muy importante atender las causas. Como enajenados, (los conservadores) se dedicaron a enfrentar la violencia con violencia. Nunca repararon en que había que combatir la pobreza y fortalecer los valores», criticó.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario