Tag

acuerdo

Browsing

Con el dictamen aprobado esta tarde en el Senado, el PRI indicó que se está respondiendo a una de las demandas sociales más sentidas, pues con la Guardia Nacional se podrán enfrentar los retos de seguridad del país.

La dirigente del partido, Claudia Ruiz Massieu, señaló que luego de diversos días de diálogo, negociación y concertación, se concretó el proyecto de seguridad que México necesitaba.

La también senadora reiteró que, desde el inicio de las deliberaciones, la posición del PRI fue clara: “sí a la Guardia Nacional, pero con un mando civil, que respete los derechos humanos, la soberanía de estados y municipios, y que, además, cumpla con los compromisos internacionales asumidos por nuestro país”.

La priísta afirmó que llegaron a la mesa de negociación con una sola consigna: México, por lo que reconocían la apertura del grupo mayoritario, Morena, para encontrar coincidencias y construir un proyecto común a partir de éstas.

La ex funcionaria federal recordó que entre las  características fundamentales que se aprobaron para la nueva corporación está que será una institución de mando, fuero y naturaleza inequívocamente civiles, que era el punto en que mayor debate se presentó respecto a la propuesta inicial del presidente de la República. 

A nombre de la dirigencia del PRI, Ruiz Massieu expresó su reconocimiento a la entrega, lealtad y patriotismo de las Fuerzas Armadas para respaldar a las policías civiles en tareas de seguridad pública, particularmente cuando se trata de enfrentar al crimen organizado.

 

El coordinador de los diputados del PAN, Juan Carlos Romero Hicks, afirmó que su bancada recibió “con apertura” el acuerdo que obtuvieron todas las bancadas en el Senado sobre el dictamen de la Guardia Nacional. Reconoció “el gran esfuerzo” que hicieron.

Sostuvo que el dictamen alcanzado y aprobado cumple con los requisitos que estableció el PAN, como que la Guardia Nacional sea de carácter civil y no militar, que respete los derechos humanos y que sea de carácter transitorio.

“Me parece que los grupos parlamentarios del Senado están haciendo un gran esfuerzo para encontrar las coincidencias a partir de las votaciones del día de hoy; parece ser que nos regresarán a nosotros como cámara de origen y lo vamos a ver con mucha apertura”, dijo el panista en declaraciones a la prensa.

Por su parte el diputado sin partido Ricardo Gallardo anunció que el grupo de legisladores que se separó de la bancada del PRD, y que quedaron sin partido, votará a favor de la minuta del Senado sobre Guardia Nacional que incluye un mando civil en lugar del mando militar.

Señaló que impulsar el mando civil en la Guardia Nacional fue una lucha que dieron desde que estaban en el grupo parlamentario del PRD.

“Los independientes vamos a analizar el dictamen, hay unos (artículos) transitorios que también fueron modificados, pero si viene el tema de mando civil, efectivamente votaremos la Guardia Nacional”, externó a nombre del grupo.

El coordinador de los diputados del PRI, René Juárez Cisneros, aplaudió que en el Senado de la República se alcanzara los acuerdos necesarios para aprobar el dictamen que crea la Guardia Nacional, con el consenso de todas las fuerzas políticas.

Afirmó que cámara revisora, el Senado hizo su trabajo y “lo hizo muy bien”.

Verónica Juárez Piña, coordinadora de los legisladores del PRD, afirmó que su grupo parlamentario valoraría respaldar la minuta sobre Guardia Nacional que apruebe el Senado de la República.

“Si viene reflejado en la minuta que será una institución plenamente civil, que el Ejército después de cinco años regresaría a los cuarteles, que habría participación de los gobiernos estatales en la estrategia, operación e implementación de las políticas públicas en torno a la seguridad pública y una coordinación entre los tres órdenes de gobierno, el PRD estaría valorando el sentido de su votación”, indicó.

El coordinador de los diputados del PVEM, Arturo Escobar y Vega, celebró el consenso que se generó en el Senado, y adelantó que esperan que la minuta llegue a San Lázaro para darle lectura el próximo martes y a más tardar, discutirla y aprobarla el jueves de la próxima semana, para que con ello pase al constituyente permanente en los Congresos de los estados.

Finalmente el coordinador de los diputados de MC, Tonatiuh Bravo Padilla, afirmó que el dictamen que realizó el Senado es “congruente y coherente”; se congratuló por las modificaciones al documento que surgió de San Lázaro.

“Es un dictamen con mucha más congruencia y coherencia en lo que respecta a Guardia Nacional”, remató.

 

Tras alcanzar un acuerdo con la oposición del PAN, PRI, MC y PRD, el coordinador de la bancada de Morena, Ricardo Monreal Ávila, aseguró que este jueves el pleno del Senado votará por unanimidad el dictamen de reforma constitucional para crear la Guardia Nacional.

“Es un acuerdo histórico”, aseguró el también presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), en un mensaje a medios conjunto con el resto de los coordinadores parlamentarios.

Entre las principales modificaciones están que la Guardia Nacional tenga un mando civil y que las Fuerzas Armadas se retiren de las calles en cinco años.

El mando operativo permanece pendiente; aunque la oposición quiere que sea civil, el presidente y su partido buscan que el mando sea militar.

El senador Monreal explicó que el bloque de PRI-PAN-PRD y MC presentó 22 propuestas de cambios a 10 artículos del dictamen y pidió agregar 10 transitorios.

Los principales negociadores del Congreso afirmaron que se ha alcanzado un acuerdo bipartidista sobre el financiamiento de la seguridad fronteriza en un intento por evitar un segundo cierre parcial del gobierno de los Estados Unidos.

El senador republicano por Alabama, Richard Shelby, y ​​la representante demócrata por Nueva York, Nita Lowey, hicieron el anuncio en el Capitolio este lunes por la noche.

Consultado sobre si la Casa Blanca apoyará el acuerdo, Shelby dijo a los reporteros: “Creemos que sí, esperamos que sí”.

Durante una serie de reuniones realizadas en la tarde y la noche de este lunes, los líderes de ambas partes en la Cámara de Representantes y el Senado resolvieron un problema de última hora sobre el número de camas para los inmigrantes detenidos.

Sin embargo, aún falta ver si el presidente Donald Trump acepta lo acordado. De acuerdo con reportes del diario “The Washington Post” los recursos planteados para el muro fronterizo que pide Trump alcanzarían mil 375 millones de dólares.

La Casa Blanca había dado señales de que estaría de acuerdo con niveles de gastos más bajos, pero en anteriores ocasiones, el presidente ha cambiado de parecer sin previo aviso, como lo hizo en diciembre pasado al rechazar un acuerdo de gastos y provocar un cierre de 35 días.

El 28 de enero concluyó un cierre parcial de 35 días, luego de que Trump anunció un principio de acuerdo con los legisladores para una financiación temporal.

Los legisladores tenían como fecha límite el 15 de febrero para evitar otro cierre y abordar la seguridad fronteriza.

Kevin McCarthy, el legislador republicano de mayor rango en la Cámara de Representantes, indicó que el acuerdo para la seguridad fronteriza que el Congreso espera alcanzar en los próximos días no tiene que incluir la palabra “muro” como ha insistido el presidente Donald Trump.

McCarthy hizo el comentario un día antes de que inicien las reuniones entre los negociadores congresuales demócratas y republicanos, cuyo objetivo es lograr un acuerdo sobre un paquete de seguridad fronteriza.

“Puede ser una barrera, no tiene que ser un muro”, dijo McCarthy a la prensa, con lo que se dejaría de lado el término que el presidente Trump hizo piedra angular de su campaña presidencial.

Recordemos que la exigencia de Trump a los legisladores para que asignaran 5,700 millones de dólares para construir segmentos del muro a lo largo de la frontera con México fue lo que provocó el cierre parcial del gobierno que se extendió por 35 días, convirtiéndose así en el más largo de la historia del país.

El gobierno reabrió el lunes, aunque solo durante tres semanas, dándole al gobierno y al Congreso más tiempo para llegar a un pacto en cuanto a seguridad fronteriza.

Si no se llega a un acuerdo, Trump ha amenazado con reanudar el cierre o declarar emergencia, lo que según él le permitirá tomar dinero de otras partidas presupuestarias para comenzar la construcción del muro.

La mayoría de los republicanos dicen oponerse a un segundo cierre y muchos legisladores de ambos partidos dicen que una declaración de emergencia por este tema sería un abuso de poder.

Según analistas, en las últimas semanas Trump ha comenzado a utilizar los términos “muro” y “barrera”, con lo que él mismo estaría alejándose de su promesa de campaña al saber que carece de los votos en el Congreso para obtener el financiamiento del proyecto, que inicialmente dijo que México lo pagaría.

Sus descripciones de cómo sería construido también han cambiado. Al principio decía que sería de concreto y, más recientemente, pasaron a una estructura con barras planas de acero.

“Al interior de las reuniones que hemos tenido, dijo que podría ser una barrera, que podría ser un muro”, dijo McCarthy. “Porque lo que hace una barrera es lo mismo. Son barras de acero de 9 metros (30 pies), eso es una barrera”.

 

El cierre parcial de la administración estadounidense, que se extendió durante más de un mes, representó 11,000 millones de dólares menos para el PIB de su país.

Dicha cifra representa casi el doble de lo que el presidente Donald Trump necesitaba para el muro en la frontera con México, según un informe difundido este lunes por la Oficina de Presupuesto del Congreso (CBO).

Sin embargo, el informe señala que gran parte de esa suma se compensará con la reactivación de las operaciones del gobierno y que las pérdidas serán sólo de 3,000 millones de dólares, equivalentes a un 0.02% del PIB, en el balance final.

La CBO advirtió, no obstante, que hay efectos subyacentes para empresas y trabajadores que son mucho más significativos. “Entre las personas que experimentan los efectos más amplios y más directos están los trabajadores federales que se enfrentan a compensaciones con retraso y las entidades del sector privado que perdieron negocios”, señala el documento.

La parálisis presupuestaria, que fue la más larga de la historia de Estados Unidos, afectó a unos 800,000 empleados públicos que tuvieron que trabajar sin paga, o que fueron licenciados sin goce de sueldo. El presidente Donald Trump accedió el viernes a terminar con el cierre parcial del gobierno, que se mantenía desde el 22 diciembre por su negativa a firmar el presupuesto.

Sin embargo el acuerdo del viernes no aleja del todo el fantasma de la crisis, ya que sólo otorga fondos al gobierno hasta el 15 de febrero. Trump declaró al The Wall Street Journal que las posibilidades de que los legisladores puedan alcanzar un acuerdo sobre seguridad fronteriza que él considere aceptable están por debajo del 50%.

 

El Parlamento de Reino Unido votó esta tarde en contra del acuerdo sobre el Brexit que alcanzó la primera ministra, Theresa May, con la Unión Europea (UE).

Por 432 votos en contra y 202 a favor, la Cámara de los Comunes rechazó el pacto presentado por May, quien cuenta ahora con un plazo hasta el próximo lunes para exponer un plan alternativo.

Tras el resultado de la votación, May dijo que buscará dialogar con el resto de las formaciones en busca de alternativas a su acuerdo del Brexit con la UE. Sin embargo ahora May tendrá que superar la moción de censura que presentó en contra de su gobierno el Partido Laborista.

“Está claro que la Cámara (de los Comunes) no apoya este acuerdo, pero el voto de esta noche no nos dice nada sobre lo que sí respalda”, dijo May.

El líder del Partido Laborista, Jeremy Corbyn, presentó hoy en el Parlamento una moción de censura contra el Gobierno de May. La moción será votada este miércoles, lo que representa un nuevo desafío para la primera ministra.

Al respecto, el portavoz de May afirmó que no renunciará, y que ahora más que nunca está enfocada en lograr el Brexit, por el que la gente votó.

Previo a la votación, May afirmó que los diputados debían respetar el resultado del referéndum que en 2016 decidió la salida de Reino Unido de la UE. “Creo que tenemos el deber de cumplir con la decisión democrática del pueblo británico”. Advirtió a los legisladores que la Unión Europea no ofrecería ningún “acuerdo alternativo” si el suyo era rechazado.

 

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, advirtió este miércoles que el cierre parcial del gobierno por falta de un acuerdo sobre el presupuesto debido a su exigencia de incluir una partida para construir un muro en la frontera con México podría durar “mucho tiempo”.

“Podría durar mucho tiempo. Es un tema demasiado importante como para dejarlo pasar”, afirmó el presidente estadounidense, que aseguró que la partida de 5,600 millones de dólares que exige para el muro es “una cantidad pequeña tratándose de un tema de seguridad nacional”.

A pocas horas de una reunión prevista con los líderes demócratas del Congreso, cuando la parálisis presupuestaria se extiende ya desde el 22 de diciembre del año pasado, el presidente estadounidense afirmó que piensa que la gente le da la razón en su forma de abordar el tema.

Este será el primer encuentro con Trump de Nancy Pelosi, quien asume este jueves la presidencia de la bancada mayoritaria en la Cámara de Representantes, y de Chuck Schumer, líder de la minoría demócrata en el Senado, desde el 11 de diciembre.

Ese día ambos discutieron acaloradamente con el presidente en el Despacho Oval delante de las cámaras. Los demócratas consideran que el muro no es la respuesta más apropiada a un tema complejo como la inmigración.

 

El Partido Acción Nacional (PAN) exigió al gobierno federal someta a consulta ciudadana lo que calificó como el “acuerdo” que se hizo con Estados Unidos para recibir a más de 768 mil migrantes, que se encuentran en trámite de asilo con el país vecino.

El presidente nacional del partido, Marko Cortés, indicó que la petición resulta pues de “forma abrumadora” la gran mayoría de bajacalifornianos no estarán de acuerdo con la medida, pues implicaría que los migrantes devueltos estén en dicho estado.

Además alertó que todos los migrantes que aguarden en nuestro país la resolución de su situación jurídica, podrían  ser “carne de cañón” para la delincuencia organizada y polleros, lo cual conllevaría riesgos para las familias del estado fronterizo.

Adicional señaló que no existen las condiciones económicas para recibir a todos los migrantes, pues acusó que en el Presupuesto 2019 “Morena y el Presidente eliminaron la partida de Apoyo al Migrantes, que estaba proyectada en 300 millones de pesos”.

 

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, informó esta tarde que canceló su viaje a Florida, en donde se disponía a pasar los días previos a las fiestas de navidad, debido al inminente cierre de gobierno.

A través de sus redes sociales compartió una imagen en el que se le ve en el despacho de la Oficina Oval, en La Casa Blanca, en donde dijo, firma muchos de proyectos de Ley. “Cancelé mi viaje en el Air Force One a Florida mientras esperamos a ver si los demócratas nos ayudarán a proteger la frontera sur del país”

Y es que a la media noche de este viernes, se vence el plazo para que firme un acuerdo de financiamiento que permita que el gobierno seguir funcionando durante las próximas semanas; el acuerdo no se ha concretado pues La Casa Blanca insiste en que el financiamiento deberá incluir los recursos necesarios para construir el muro fronterizo.

Al respecto, los demócratas han mantenido su oposición de brindarle a Trump una “victoria” al obtener los recursos para financiar su principal promesa de campaña.

El mensaje de Trump llega luego de que la Cámara de Representantes levantara la sesión de esta tarde sin un acuerdo sobre el presupuesto, lo que de acuerdo con varios legisladores, garantizaría un cierre parcial del gobierno.

 

La secretaria de Seguridad Interna de los Estados Unidos, Kirstjen Nielsen, dio avisó al Congreso que funcionarios federales se reunirían con autoridades mexicanas “en los próximos días” en busca de un “acuerdo técnico” sobre la implementación de las nuevas medidas sobre asilo anunciadas esta mañana.

En una comparecencia ante el Comité Judicial de la Cámara de Representantes, Nielsen señaló que el objetivo es lograr que la implementación de las nuevas directrices migratorias se haga de manera “transparente, efectiva” y asegure un flujo ordenado y seguro de migrantes.

“Ambos países están comprometidos a trabajar en un plan integral para reducir la migración irregular en toda la región (…) Aguardamos trabajar con nuestros socios mexicanos para lidiar con el contrabando, tráfico y actividades de cruce ilegal en toda Centroamérica de una vez por todas”, agregó la funcionaria.

Durante la audiencia, Nielsen destacó la decisión de la administración del presidente Donald Trump de invocar la Sección 235 de la Ley de Inmigración y Nacionalidad (INA) a fin de regresar a México a los solicitantes de asilo de terceros países que ingresen desde territorio mexicano, donde esperarán el resultado de su solicitud.

El presidente del Comité, el republicano Bob Goodlatte, felicitó a la funcionaria por haber llegado al acuerdo con el programa “Quédense en México” y lo consideró importante para ejercer más control en la situación migratoria en la frontera. Por su parte la legisladora demócrata Zoe Lofgreen señaló que la Sección 235 de la Ley de Inmigración y Nacionalidad (INA) excluye a los solicitantes de asilo.

 

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) anunció esta tarde que se reunió con directivos de la empresa canadiense Hydro-Québec, con quien se busca establecer un acuerdo de cooperación para impulsar la modernización de 60 hidroeléctricas en el país.

El gobierno federal explicó que dicho acuerdo tendría como objetivo de generar energía limpia y a menor costo. “El plan es potenciar esas hidroeléctricas. Utilizar esa infraestructura, utilizar el agua, generar energía eléctrica con agua.  Tiene que ver con el medio ambiente porque es una energía limpia y es  barata”, explicó.

Durante el encuentro que se celebró en Palacio Nacional, AMLO detalló que la apuesta es unir la infraestructura ya existente en el país con la tecnología de Canadá a fin de producir energía económica para los consumidores.

En la reunión, el mandatario estuvo acompañado por la secretaria de Energía, Rocío Nahle, y el titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Manuel Bartlett.

López Obrador dijo que en caso de lograrse el acuerdo de cooperación,  podrá generarse el doble de la energía eléctrica que actualmente se produce.

“Es la buena noticia de hoy. Se va a firmar un acuerdo de cooperación entre Canadá y México para modernizar nuestras hidroeléctricas, va a haber una co-inversión. Va a significar aumentar nuestra producción eléctrica, potenciar lo que ya tenemos modernizando las hidroeléctricas con las tecnologías más actuales. Es algo muy  oportuno”, remató.

 

La tarde de este viernes, el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, firmó el acuerdo para garantizar el derecho de acceso a los servicios de salud y medicamentos gratuitos a la población sin seguridad social, por medio del cual el gobierno federal se hará cargo de todo el sistema de salud en los estados.

En Mérida, acompañado por el secretario de Salud, Jorge Alcocer Varela; y del gobernador de Yucatán, Mauricio Vila, el titular del Ejecutivo federal detalló que con ese acuerdo inicia el proceso de federalización de servicios de salud con una inversión inicial de 115 mil millones de pesos.

El acuerdo fue firmado por ocho gobernadores de los estados de Guerrero, Héctor Astudillo; de Oaxaca, Alejandro Murat; de Veracruz, Cuitláhuac García; de Tabasco, Arturo Núñez; de Chiapas, Rutilio Escandón; de Campeche, Alejandro Moreno; de Yucatán, Mauricio Vila y de Quintana Roo, Carlos Joaquín González.

Los servicios de salud se van a federalizar, de principio, en esos ocho estados, pero cada seis meses se van a incorporar ocho estados más, de modo que, en dos años se tenga un nuevo sistema de salud pública.

El convenio significa que los estados trasladan los servicios de salud a la federación, es decir, el gobierno federal se va a hacer cargo de todo el sistema de salud.