Tag

ataque

Browsing

El Comando Central de Estados Unidos informó hoy que 11 soldados estadounidenses resultaron heridos tras el ataque de Irán a una base aérea de Irak ocurrido a principios de mes, como respuesta al asesinato del líder iraní Qasem Soleimani.

«Si bien ningún miembro fue asesinado en el ataque iraní del 8 de enero a la base aérea de al-Asad, varios fueron tratados por síntomas de conmoción cerebral por la explosión y todavía están siendo evaluados», dijo Bill Urban, portavoz del Comando Central, en un comunicado.

Detalló que algunos de los lesionados “fueron transportados al Centro Médico Regional Landstuhl, en Alemania, mientras que otros fueron enviados a Camp Arifjan, Kuwait, para una evaluación de seguimiento».

Agregó que, por protocolo, los afectados por la explosión se someten a un examen de lesiones cerebrales traumáticas y, si se considera apropiado, se transportan a un nivel superior de atención.

Cuando ocurrió la agresión, el presidente Donald Trump afirmó que no se habían producido daños, mientras que el Pentágono precisó que ello fue gracias a que sus bases aéreas en Irak estaban en alerta máxima.

En ese momento, el secretario de Defensa, Mark Esper, dijo a los reporteros en el Pentágono que 11 misiles balísticos impactaron en al-Asad, lo que provocó daños en un estacionamiento, calles de rodaje y un helicóptero.

Urban concluyó su comunicado de este viernes señalando que cuando se considere a los heridos como aptos para el servicio, “se espera que regresen a Irak».

El Colegio Cervantes de Torreón aplicará nuevas medidas de seguridad, para evitar que se repita la tragedia de la semana pasada, cuando un menor protagonizó un tiroteo en el plantel.

De acuerdo con las recomendaciones dadas por las autoridades y especialistas, la escuela informó este jueves, en un comunicado, que los alumnos no deberán portar mochila o lonchera, en caso de hacerlo tendrán que ser transparentes.

Asimismo, se explicó que los alumnos deberán contar con dos lapiceras, una para su uso en casa y otra que permanecerá en la escuela.

Además se tendrán que usar bolsas transparentes o de malla para guardar lo que se requiera en las actividades extraescolares.

El ingreso de los alumnos se realizará a través de arcos detectores de metal, los cuales, se dijo, cumplen con los más altos estándares y certificaciones de seguridad internacionales. Igualmente se contará con detectores de metal portátiles.

Se afirmó que el protocolo de ingreso al plantel se realizará con apoyo del personal y padres de familia, por lo que invitaron a la comunidad a formar parte de las brigadas “acercándose a la dirección correspondiente, donde le brindarán la capacitación necesaria.

Cabe mencionar que las clases en esta escuela se reanudaron este viernes, aunque no fue obligatorio, sino hasta el lunes, cuando será de manera formal; también habrá pláticas de apoyo a las víctimas directas e indirectas.

Al respecto, el gobernador de Coahuila, Miguel Riquelme se reunió, por primera vez, con los padres de los alumnos del Colegio Cervantes.

En el encuentro que duró más de dos horas, el mandatario afirmó que muy pronto comenzarán algunos programas preventivos para que no se repita la mencionada tragedia.

Reconoció que los padres “están asustados, quieren apoyo psicológico, la implementación de protocolos que permitan garantizar la seguridad de sus hijos».

La Fiscalía General del Estado de Coahuila (FGE) informó que las dos armas utilizadas por el menor de 11 años de edad en el tiroteo registrado el pasado viernes en el Colegio Cervantes de Torreón, pertenecían a su abuelo.

Al respecto, el fiscal general, Gerardo Márquez Guevara, puntualizó que las primeras indagaciones arrojan además que las dos pistolas que el menor empleó para disparar en nueve ocasiones contra una maestra y seis personas más, no contaban con permisos legales.

Esta información, agregó, la han obtenido luego de más de 20 entrevistas realizadas a testigos.

Asimismo, señaló que la Fiscalía aún no determina si abrirá una investigación sobre la responsabilidad de los abuelos en lo ocurrido, ya que ellos tenían la patria potestad del niño.

“Estamos esperando concluir en las próximas horas. El código prevé diversos tipos de conducta que son constitutivas de delito, pero tienen que ajustarse en los hechos a lo que prevé la ley», comentó Márquez Guevara.

Recordemos que el 10 de enero, un alumno se suicidó después de perpetrar un ataque con armas de fuego en el citado instituto, donde falleció una maestra y seis personas resultaron lesionadas, cinco alumnos de la institución y un maestro.

El secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma Barragán, expresó su solidaridad con las familias del colegio Cervantes, en Torreón, Coahuila, luego del tiroteo que dejó dos personas muertas y seis más heridas.

A través de su cuenta de Twitter, el secretario informó que ya estableció contacto con el gobernador de la entidad Miguel Riquelme, y que sigue de cerca la información que se genera en torno al caso.

“Estoy sumamente consternado por lo ocurrido en una escuela privada de Torreón donde se perdieron vidas humanas», publicó en la red social el titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

El alcalde de Torreón, Jorge Zermeño Infante, confirmó que el tiroteo en el colegio Cervantes, perpetrado por un menor de edad, dejó a una maestra y un niño sin vida, así como a cinco menores y a un maestro del plantel heridos..

Refirió que el menor atacante vivía con su abuela, donde al parecer los padres no lo atendían, aunque dijo que seguramente el niño tenía algún tipo de problema que no se reflejaba, pues tenía buenas calificaciones y no presentaba signos de algún tipo de alteración

Por su parte la directiva del colegio Cervantes emitió un comunicado en que manifestó su tristeza por la «tragedia» que se vivió esta mañana en el campus Bosque.

Indicaron que están trabajando en estrecha colaboración con las autoridades para esclarecer lo sucedido.

«En el colegio continuaremos trabajando con los alumnos y maestros para inculcar los valores éticos, humanos y académicos que nos permitan formar mejores hombres y mujeres para nuestra sociedad», se lee en el comunicado.

En rueda de prensa, el gobernador de Coahuila, Miguel Riquelme, confirmó que son dos los muertos por el ataque que un menor de edad perpetró en el colegio Cervantes, en la ciudad de Torreón.

El mandatario estatal informó que el menor de edad de 11 años, era alumno de sexto año de primara. Mientras que la maestra que perdió la vida, María Medina de 50 años de edad, era la profesora del menor.

Riquelme confirmó que hay seis heridos, quienes fueron trasladados a un hospital de la zona. Cinco alumnos y el maestro de educación física. Todos dijo, su estado de salud es estable.

Relató que  el alumno agresor dijo a uno de sus compañeros «hoy es el día», y procedió a solicitar permiso para salir al baño. Al ver que el menor había tardado más de 15 minutos, la profesora salió del salón para verificar el retraso.

Al estar en los pasillos de la escuela, la maestra se percató que el alumno tenía una vestimenta distinta al uniforme con el que ingresó al plantel, y que estaba atacando a sus compañeros. Fue en ese momento, cuando el menor abrió fuego en contra de la profesora y después se quitó la vida.

El gobernador indicó que de acuerdo a información que se ha obtenido de los propios compañeros, el alumno agresor nunca había tenido un comportamiento extraño, aunque sí había hecho referencia a un videojuego de violencia que solía consumir

Sobre la institución educativa en la que sucedieron los hechos, Riquelme aclaró que la violencia no es una constante dentro del colegio Cervantes, por lo que solicito a los padres a guardar la calma.

El coordinador de la Secretaría de Seguridad Pública Región Laguna, Adelaido Flores, reportó dos personas muertas y seis heridos luego de un tiroteo en el colegio Cervantes de Torreón.

De acuerdo con medios de comunicación locales, los hechos se registraron en un colegio de la región Lagunera.

Habría sido el alumno de 12 años de edad, quien cursaba el sexto grado de primaria, quien ingresó al plantel con un arma. Habría atacado a la maestra, quien perdió la vida en el lugar de los hechos, así como a compañeros.

Tras perpetrar el ataque, el alumno se quitó la vida.

Y aunque oficialmente se reportan seis heridos, información extra oficial señala que podrían ser siete.

De igual forma, se indicó que uno de los heridos, otro alumno de la institución, perdió la vida en el centro hospitalario al que fue trasladado.

En entrevista con FOROtv, Jorge Zermeño, alcalde de Torreón, confirmó que adicional hay un maestro herido que es atendido en el hospital.

Foto: Twitter @RuidoEnLaRed

Dos cohetes impactaron este miércoles en las inmediaciones de la Embajada de Estados Unidos en Bagdad, situada en el perímetro de la Zona Verde, que alberga un gran número de sedes diplomáticas y edificios gubernamentales.

Una fuente del Ministerio de Interior iraquí que pidió el anonimato confirmó la caída de dos proyectiles tipo Katyusha en esta zona de la capital iraquí, sin que por el momento se haya informado de víctimas o daños materiales.

Este es el tercer ataque de este tipo en los últimos cinco días en el centro de Bagdad, donde ya cayeron proyectiles los pasados sábado y domingo, en uno de los casos acompañados de impactos también en la base militar de Al Balad, donde hay presencia de tropas estadounidenses.

Uno de los cohetes del pasado fin de semana causó heridas a cinco civiles tras caer en una vivienda cercana a la Zona Verde.

Todo ello se produce en medio de una grave escalada de tensión en Oriente Medio desencadenada tras el ataque de EEUU en Bagdad que el viernes acabó con la vida del comandante de la Fuerza Quds de los Guardianes de la Revolución iraní (IRGC), general Qasem Soleimaní, y líderes de las milicias Multitud Popular, apoyadas por Teherán.

Irán respondió anoche a esta acción con el lanzamiento de misiles contra dos bases militares que albergan a tropas estadounidenses en el oeste y norte de Irak, un ataque que no causo víctimas, según han confirmado fuentes de Bagdad y Washington.

Grupos integrados en la Multitud Popular, agrupación iraquí progubernamental, mayoritariamente chií y que perdió a su número dos en la acción de Estados Unidos que acabó también con la vida de Soleimaní, han amenazado con lanzar acciones contra objetivos estadounidenses como venganza.

Sin embargo, los ataques con cohetes contra la Zona Verde son relativamente frecuentes y se han venido produciendo a menudo con anterioridad al estallido de la escalada entre Washington y Teherán en los últimos días.

Irán llevó a cabo este miércoles un ataque con misiles contra dos bases militares en Irak en las que hay soldados estadounidenses, como represalia a la muerte del general iraní Qasem Soleimani.

En plena noche y en tan solo media ahora, un total de 22 misiles balísticos cayeron sobre las bases de Ain al Asad y Erbil que albergan a militares extranjeros, entre ellos algunos de los 5,200 soldados estadounidenses desplegados en Irak.

Según el ejército iraquí, los bombardeos no causaron muertos entre sus filas. La televisión estatal iraní dijo que al menos 80 estadounidenses murieron en este ataque, una información que no se ha confirmado.

«Se están evaluando los daños y las víctimas. Hasta ahora ¡todo va bien!, se limitó a decir el presidente Donald Trump en la red social Twitter.

Tanto el gobierno iraquí como las fuerzas de la coalición fueron avisadas directa o indirectamente de la inminencia de un ataque, según fuentes iraquíes y militares.

Los ataques se produjeron exactamente a la misma hora en que un dron estadounidense mató a Soleimani cerca del aeropuerto de Bagdad, el 3 de enero. La operación de este miércoles se llamó «mártir Soleimani», en honor a este popular general, considerado el arquitecto de la estrategia de Teherán en Oriente Medio.

El guía supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei, afirmó que la operación fue «una bofetada en la cara» de Estados Unidos; pidió que la venganza vaya aún más lejos. «La presencia corrompida de Estados Unidos en la región debe terminar».

«No retrocedemos» frente a Estados Unidos, se felicitó por su parte el presidente iraní Hasan Rohani.

Esta fue la primera respuesta militar iraní tras la muerte del general y las reacciones no se hicieron esperar. La Unión Europea lo calificó de «escalada». El Reino Unido, Francia y Alemania condenaron con firmeza el accionar de Teherán.

En Bagdad, el presidente Barham Saleh lamentó este ataque y pidió que su país no se convierta en un «campo de batalla» regional.

Los miedos a una escalada regional o a un conflicto directo entre Irán y Estados Unidos siguen presentes, pero los dirigentes de ambos países parecen querer calmar los ánimos y han enviado mensajes que dan a entender que no quieren una guerra.

«No estamos buscando una escalada o la guerra», dijo el ministro iraní de Relaciones Exteriores, Mohammad Javad Zarif, explicando que las represalias fueron «proporcionadas» y se daban por «terminadas».

En Irak, el Hashd al-Shaabi, coalición de grupos paramilitares proiraníes, amenazó a Estados Unidos con una «respuesta» tan «importante como la efectuada por Irán y que durará hasta que se marche el último soldado estadounidense».

ELos Guardianes de la revolución iraníes, ejército ideológico de la República Islámica, aconsejaron a Washington, en un comunicado, que retire sus tropas de la región «con el fin de evitar nuevas pérdidas», y amenazaron a Israel y a los gobiernos «aliados» de Estados Unidos «que ceden sus bases al ejército terrorista».

Antes del ataque con misiles lanzado por Irán, varios Estados miembros de la coalición internacional antiyihadista liderada por Estados Unidos anunciaron su intención de retirar a sus tropas o a parte de ellas de Irak, después de que las bases en las que están desplegados sufrieran varios disparos con morteros en las últimas semanas.

Una retirada de las tropas estadounidenses «sería lo peor que puede ocurrir a Irak», aseguró Trump.

Julián LeBarón reveló hoy que serían alrededor de 40 los participantes en el ataque contra su familia ocurrido el 4 de noviembre pasado, en el que murieron seis mujeres y tres niños en Bavispe, Sonora.

Luego de la reunión que él y su hermano Adrián sostuvieron con el fiscal general de la República, Alejandro Gertz Manero, dijo que hasta ahora hay siete detenidos y, de acuerdo con las investigaciones, todos los implicados son de Chihuahua.

Previo al encuentro, los familiares acudieron a la Subprocuraduía Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO), donde les informaron de los avances en la investigación.

Al salir de la reunión, el integrante de la familia atacada señaló que a los sujetos presuntamente involucrados se les identificó «por testimonios y declaraciones».

Julián LeBarón indicó que “al parecer han identificado a cuando menos a 40 personas que les dispararon a estas niñas y ya tienen a 7″.

Incluso denunció que fue la mañana del 4 de noviembre cuando su hermano le habló al fiscal de Chihuahua, y se le solicitó ayuda a la fiscalía; sin embargo dijo, «ellos nunca llegaron a la escena del crimen, ni a ayudar ni a colaborar con nosotros”.

Julián LeBarón reveló que dos abogados de la familia LeBarón estarán en contacto con las autoridades para dar seguimiento a las investigaciones. Uno es de Sonora y otro de Baja California y ambos recibirán los expedientes de estos crímenes una vez que se dé la autorización y la firma, además del video donde se observa a uno de los atacantes ordenando que quemen la camioneta donde se encontraban los cuerpos de Rhonita LeBarón de Miller y sus cuatro hijos.

“Ese video ya lo vieron familiares de las víctimas, yo no lo he visto. El FBI (Buró Federal de Investigaciones), se los enseñó y también la Guardia Nacional. En este tema están colaborando mucho con las autoridades de Estados Unidos”, expuso Julián.

Añadió que el informe presentado por Gertz Manero fue positivo, y coincidieron que este tipo de crímenes solo se pueden resolver con el apoyo ciudadano. “Que la propia gente ayude a esclarecer este tema”, pidió.

Añadió que al menos tres de los siete detenidos se encuentran recluidos en el penal de Puente Grande, Jalisco.

Finalmente indicó que participarán en la marcha que partirá de Cuernavaca, Morelos a la Ciudad de México el próximo 23 de enero, junto con Javier Sicilia.

Al menos 32 personas murieron y varias más resultaron heridas en una estampida registrada durante el entierro de Qasem Soleimani en Kerman, donde una impresionante multitud se congregó para despedir al popular general, muerto en un ataque estadounidense en Irak, y pedir venganza.

«Desgraciadamente (…) 32 compatriotas perdieron la vida hasta este momento en el camino» del féretro de Soleimani, declaró en la televisión pública Pir Hosein Kulivand, jefe del servicio nacional de emergencias iraní. Confirmó que otras 190 personas resultaron heridas.

«¡No compromiso, no sumisión, revancha!», gritaba la multitud mientras observaban el féretro con los restos de Soleimani, en Kermán, sureste de Irán.

El centro de su ciudad natal era una marea de gente, similar a las que se vivieron el domingo y lunes en Teherán y otras ciudades donde los féretros del general y de sus compañeros de armas muertos con él recibieron un baño de masas.

Jefe de la Fuerza Quds, unidad de élite encargada de las operaciones exteriores de los Guardianes de la Revolución (el ejército ideológico iraní), Soleimani fue el arquitecto de la estrategia expansionista de Irán en Oriente Medio.

El viernes fue blanco de un ataque con dron estadounidense cerca del aeropuerto de Bagdad.

El proceso de «expulsión de Estados Unidos de la región ha empezado», dijo a los presentes congregado en Kermán el general de división Hosein Salami, comandante en jefe de los Guardianes de la Revolución.

«Vamos a vengarnos (…). Si (atacan de nuevo) incendiaremos lo que aman», sostuvo el líder iraní.  «Ellos (Estados Unidos) saben bien de qué objetivos hablo».

El parlamento iraní votó este martes una ley que considera «terroristas» a todas las fuerzas armadas de Estados Unidos tras el asesinato de Soleimán.

La Fiscalía General del Estado de Oaxaca (FGEO) confirmó la detención del presunto autor material del ataque con ácido de la joven saxofonista María Elena Ríos Ortiz, ocurrido en septiembre pasado, en el municipio de Huajuapan de Léon.

En un comunicado, la dependencia señaló que el sujeto fue detenido en el entronque de la carretera que conduce al municipio de San Andrés Huayápam, en la colonia 14 de Febrero, por elementos de la Fuerza Especial de Reacción Inmediata.

Además, detalló que se llevó a cabo un cateo en el domicilio particular del imputado ubicado en la misma colonia, donde aseguraron diversos aparatos de comunicación, así como dos pares de botas, una camisa de manga corta y un pantalón de mezclilla, supuestamente utilizados el día del ataque.

Según la causa penal 553/2019, fue el 6 de septiembre, en el municipio de Huajuapan de León, aproximadamente a las 15:46 horas, que la víctima recibió una llamada telefónica de una persona del sexo masculino, solicitándole sus servicios para el trámite de una visa, agendando una cita para el 9 de septiembre, a las 10:00 horas, en el domicilio y negocio de la agraviada.

Indicó que el 9 de septiembre, María Elena recibió un mensaje de la persona que había agendando la cita y aproximadamente a las 10:10 horas arribó un sujeto que se identificó como R. L., quien después de cruzar unas palabras con la víctima, le rocío ácido sulfúrico sobre el rostro y cuerpo.

Es por ello que la Fiscalía, a través de la vicefiscalía Regional de la Mixteca, inició la investigación con diferente personal de la dependencia para ubicar a quien o quienes resultaran responsables.

El imputado fue trasladado en el transcurso de ayer a la ciudad de Huajuapan de León, y fue puesto a disposición del juez, el cual resolverá su situación jurídica en las próximas horas.

Más de 30 integrantes de las familias LeBarón y Langford ya se encuentran en Palacio Nacional para reunirse con el presidente Andrés Manuel López Obrador y representantes de la Fiscalía General de la República (FGR).

En un encuentro privado, ambas partes hablarán sobre el avance en las investigaciones sobre el ataque contra dichas familias en los límites de Sonora y Chihuahua, ocurrido el pasado 4 de noviembre y en el que murieron nueve personas.

“Vamos a tener este encuentro, es nuestra responsabilidad. Vamos a informarles de los avances (de las investigaciones), va a estar un representante de la Fiscalía y vamos a estar representantes de Poder Ejecutivo», dijo el presidente López Obrador en su conferencia matutina.

Por su parte, Adrián LeBarón expresó que pedirá al mandatario que los nombre a él y a su hermano Julián como embajadores cívicos por la paz.

LeBarón explicó que se trata de un proyecto que ya han madurado en la región de Sonora, donde viven, y se trata de sentar las bases para tener municipios en paz por todo el país.

Al respecto, la FGR informó que el Ejército Mexicano, en compañía de la Policía Federal Ministerial (PFM), lograron, el mes pasado, la detención de un presunto participante en el ataque a la familia, de quien se obtuvo su arraigo, y derivado de ello, se ha estado obteniendo información fundamental y pruebas que ya se han estado periciando.

Adicional, con la participación del Ejército Mexicano, la Armada de México, de la Policía Federal Ministerial de la Fiscalía General de la República, la Guardia Nacional y del Centro Nacional de Inteligencia, ayer domingo se logró la detención de varios individuos más, presuntamente involucrados en los hechos de Bavispe, Sonora.

La FGR indicó que, el pasado 26 de noviembre, con objeto de concentrar todas las investigaciones y cumplimentar las diligencias que no se han realizado en el fuero común, atrajo de la competencia de las autoridades de Sonora, las diligencias respecto al homicidio.

Al llegar a la reunión, Julián LeBarón declaró que espera respuestas sobre quién ordenó el asesinato de sus familiares y de integrantes de la familia Langford el pasado 4 de noviembre.

“No sabemos qué esperar, queremos respuestas de quiénes lo hicieron. Muchas gracias por el apoyo, venimos en ánimo de recibir respuestas. Queremos saber quién dio la orden», dijo LeBarón entre empujones y preguntas de la prensa.

Comentó que autoridades federales les revelaron que los asesinos de tres mujeres y seis niños de las familias LeBarón y Langford serían del municipio de Janos, Chihuahua.

Varias personas resultaron heridas y un hombre fue detenido este viernes en un ataque con arma blanca en el London Bridge, uno de los puentes del centro de la capital británica, informó la policía.

«La policía recibió una llamada por un ataque con arma blanca cerca del London Bridge» precisó la policía en Twitter.

Indicó que un hombre fue detenido por la policía. «Creemos que varias personas resultaron heridas» añadió la fuente. Ese mismo puente fue escenario de un ataque en junio de 2017 en el que murieron ocho personas.

Un periodista de la BBC que se encontraba en el puente en el momento de los hechos presenció lo que parecía ser una pelea entre un grupo de personas, luego dos disparos y un hombre en el suelo.

Según el diario The Guardian, cinco personas resultaron heridas, algunas de gravedad, mientras que la cadena británica Sky News dio cuenta de un fallecido. Más tarde, la policía confirmó que el autor del ataque fue el que murió abatido por los agentes. El atacante cargaba un paquete explosivo «falso».

El incidente ocurrió en el extremo norte del puente. Los transeúntes en el área fueron rápidamente evacuados, según imágenes en las redes sociales.

El servicio de ambulancias londinense informó que tenía equipos en el lugar y que había sido declarado un «incidente grave».

Sin embargo, más tarde la policía indicó que tratará el ataque como un «incidente terrorista» aunque aseguró que se trata solo de una medida de «precaución».

«Por el momento, las circunstancias relacionadas con el incidente en London Bridge siguen sin estar claras. Sin embargo, como medida de precaución, estamos respondiendo a este incidente como si estuviera relacionado con el terrorismo», indicó la policía de Londres en un tuit, indicando que un hombre resultó herido por disparos de agentes.

WordPress Lightbox Plugin