Tag

avión

Browsing

El presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado (Jucopo), Ricardo Monreal, abordó el tema de la venta y la posible rifa del avión presidencial.

El legislador se dijo sorprendido por las reacciones desproporcionadas ante esta situación, contrarias a las que hubo cuando se compró. “Ojalá hubiese habido una reacción de la misma magnitud cuando compraron y cuando se excedieron desmedidamente de ese avión, con tanta pobreza en el país”, sentenció.

Señaló que nadie hubiera comprado ese “monstruo” en su sano juicio frente a la pobreza del país, y ahora que el presidente busca fórmulas de deshacerse de él, surgen inusitadas críticas, memes y descalificaciones.

Consideró las reacciones como totalmente injustificadas, y aplaudió a López Obrador por buscar deshacerse de ese “gasto superfluo”, al cual calificó como una ofensa al pueblo de México. “La manera de cómo se deshaga, pues hay que buscar fórmulas imaginativas”, apuntó.

El legislador aprovechó para comentar que no se apresurará la dictaminación sobre la regulación del cannabis, sin embargo, confió en que se aprobará la reforma antes de abril, cuando se cumple el plazo otorgado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Monreal señaló que el dictamen sobre la regulación del cannabis está por comenzar su trámite legislativo; además, señaló, la Comisión de Justicia deberá buscar el consenso con todos los Grupos Parlamentarios para su aprobación.

Informó que el dictamen se empezará a discutir en los próximos días, una vez que inicie el periodo de sesiones, sin embargo, indicó, aún no hay nada seguro. “No adelanto vísperas porque es una legislación muy importante y no quiero aventurarme a emitir una opinión que luego resulte fallida”.

Reveló que aunque ya hubo un ejercicio de Parlamento Abierto, el Senado sigue atendiendo las opiniones de la sociedad civil. “Hay quienes no están en favor incluso de la legislación en esta materia, entonces todo eso tenemos que recogerlo y plasmarlo en la voluntad que se exprese sobre el dictamen”, indicó.

De acuerdo a la más reciente de El Financiero, la mayoría de los mexicanos están en desacuerdo con la propuesta del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) de rifar el avión presidencial al no venderse en Estados Unidos.

El 86% de los consultados indicaron que están enterado de la propuesta de la rifa, que consiste en vender 6 millones de cachitos de la Lotería Nacional, con un precio de $500 pesos cada uno.

Al preguntar si estaban de acuerdo con la propuesta del presidente, el 36% de los consultados respaldaron la rifa, aunque el 58% está en desacuerdo con esta alternativa.

18% de los encuestados aseguró que sí le interesaría comprar un cachito para la rifa del avión presidencial, mientras que 82% dijo que no tiene interés en ello. Un mismo 18% afirmó que le gustaría mucho ganarse el avión presidencial en la rifa, contra 72% que no le gustaría ganárselo.

Y aunque el 19% de los encuestados opina que podría traer beneficios el ganarse el avión presidencial, el 77% cree que llevarse el premio traería más problemas que beneficios.

Otro tema que se consultó, fue si AMLO debe mantener su postura no de usar el avión ahora que no ha sido posible venderlo. 58% indicó que el mandatario sí debería utilizar el avión presidencial, mientras que 39% opina que es mejor que el Presidente no utilice la aeronave.

Sobre las razones por las que no se ha vendido el avión, el 37% de los encuestados afirmó que el gobierno no lo ha sabido vender; el 32% considera que está muy caro; el 17% cree que es muy poco útil, y el 6% manifestó la creencia de que el avión está maldito.

Irán efectuó este martes varios arrestos vinculados con el derribo involuntario de un avión civil ucraniano por uno de sus misiles la semana pasada cerca de Teherán, coincidiendo con la tercera noche de protestas en sus calles por la gestión gubernamental de esta tragedia.

Las fuerzas armadas iraníes reconocieron el sábado su responsabilidad en la catástrofe del vuelo PS572 de Ukraine International Airlines, derribado por error el 8 de enero por un misil iraní, poco después de haber despegado de Teherán, causando la muerte de sus 176 ocupantes.

Previamente, Teherán había negado durante al menos dos días la hipótesis de que el avión hubiese sido derribado por un misil.

Este martes, en una intervención en la televisión, el ministerio de Justicia anunció estas detenciones aunque sin precisar el número de personas implicadas. «Se ha llevado a cabo una exhaustiva investigación, y algunas personas han sido detenidas» anunció el martes el portavoz del ministerio de Justicia, Gholamhossein Esmaili.

Poco antes, el presidente iraní Hasan Rohani había dicho que se debe «castigar» a todos los responsables de la catástrofe del Boeing ucraniano. «Para nuestro pueblo es muy importante que cualquier persona que haya tenido culpa o haya sido negligente en este asunto» sea llevado ante la justicia, dijo Rohani en un discurso retransmitido por la televisión. «Todos los que deban ser castigados lo serán», insistió.

Irán está sometido a presión internacional para que se lleve a cabo una investigación exhaustiva y transparente sobre la tragedia aérea, que además ha desatado la molestia de los propios iraníes.

El avión ucraniano, que se dirigía a Kiev, fue derribado mientras las fuerzas iraníes se hallaban en alerta tras haber lanzado una serie de misiles contra bases en Irak que albergan a soldados estadounidenses. Irán lanzó estos misiles en represalia por el asesinato, pocos días antes, del general Qasem Soleimani, jefe de las operaciones exteriores de los Guardianes de la Revolución, abatido el 3 de enero en Bagdad por un dron norteamericano.

Al respecto, el presidente Rohani dijo que pese a que «la raíz de estos males procede de Estados Unidos (…) ello no puede ser una razón para que nosotros no revelemos todas las causas» que provocaron el desastre aéreo.

El presidente también pidió a los responsables de su país que expliquen por qué se tardó tanto tiempo en anunciar la verdadera causa de la tragedia del avión ucraniano.

Irán negó este lunes haber intentado «encubrir» su responsabilidad en la tragedia del avión de pasajeros ucraniano derribado por error el miércoles cerca de Teherán.

Las fuerzas armadas iraníes reconocieron el sábado su responsabilidad en la catástrofe del vuelo PS572 de Ukraine International Airlines, derribado el 8 de enero por un misil iraní muy poco después de haber despegado de Teherán.

Sin embargo, el jueves y el viernes, la Organización de la Aviación Civil iraní y el gobierno seguían negando la hipótesis de que el avión hubiese sido derribado por un misil, mencionada ya desde el miércoles a la noche por el gobierno de Canadá.

Las 176 personas a bordo del avión, iraníes y canadienses en su mayoría, murieron en el percance.

«En estos días de tristeza, hubo críticas a los responsables y las autoridades del país. Algunos responsables fueron acusados incluso de mentir y de intentar encubrir lo ocurrido, cuando, verdadera y honestamente, ese no fue el caso», dijo este lunes el vocero del gobierno iraní, Ali Rabii.

«La verdad es que no mentimos. Mentir es disfrazar la verdad de manera intencional y concienzuda. Mentir es encubrir informaciones. Mentir es conocer un hecho y no decirlo o deformar la realidad», agregó Rabii.

El portavoz indicó que lo que ellos dijeron el jueves pasado, estaba basado en las informaciones que habían sido presentadas al conjunto del gobierno y según las cuales no había ningún vínculo entre el accidente y un disparo de misil.

El anuncio de la responsabilidad de las fuerzas armadas provocó una ola de indignación en Irán.

El sábado por la noche, una ceremonia en homenaje a las víctimas en una universidad de Teherán se transformó en manifestación contra las autoridades al grito de «muerte a los mentirosos», antes de ser dispersada por la policía.

El domingo por la noche, movilizaciones de una amplitud difícil de evaluar tuvieron lugar en la capital iraní, según videos publicados en las redes sociales que no pudieron ser autentificados. El jefe de la policía de Teherán declaró este lunes que recibió órdenes de actuar con «moderación» frente a las manifestaciones contra las autoridades tras el derribo por error del avión civil ucraniano.

El gobierno alemán había exhortado este lunes a Irán a permitir que se produzcan «protestas de forma pacífica y libre».

El presidente iraní, Hasan Rohani, prometió una «exhaustiva investigación» sobre el desastre aéreo, durante una conversación el domingo por la noche con el primer ministro sueco Stefan Lofven, según indicó su oficina.

Irán negó firmemente este viernes la versión según la cual el avión ucraniano que se estrelló el miércoles pasado cerca de Teherán fue derribado por un misil, tal y como afirman varios países, entre ellos Canadá, que perdió a varios de sus ciudadanos.

El accidente, en el que murieron 176 personas, en su mayoría iranocanadienses pero también británicos, suecos y ucranianos, ocurrió de madrugada, poco después de que Irán disparara misiles contra bases militares en Irak donde hay soldados estadounidenses.

El ataque se produjo en respuesta al asesinato de un alto militar iraní, mediante disparos desde un dron estadounidense en Bagdad.

Canadá y Reino Unido aseguraron que el avión, un Boeing 737, fue derribado por un misil iraní, probablemente por error, y se publicaron varios vídeos en las redes sociales que apuntan hacia esa hipótesis.

«Una cosa es segura, este avión no fue alcanzado por un misil», declaró el presidente de la Organización de la Aviación Civil iraní (CAO), Ali Abedzadeh, en una rueda de prensa en Teherán.

El vuelo PS752 de la compañía Ukraine Airlines International (UAI) despegó de Teherán en dirección de Kiev y se estrelló dos minutos más tarde.

Un vídeo de unos veinte segundos muestra imágenes de un objeto luminoso que sube rápidamente hacia el cielo y toca lo que parece ser un avión.

«Hemos visto algunos vídeos», dijo Abedzadeh. «Confirmamos que el avión estuvo en llamas durante unos 60 o 70 segundos» aunque, según él, asegurar que «fue alcanzado por algo no es correcto desde el punto de vista científico».

«La información en las cajas negras es absolutamente crucial» para la investigación, dijo Abedzadeh. «Cualquier declaración antes de que se extraigan los datos no es una opinión de experto», subrayó.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, anunció este jueves que varias fuentes de inteligencia, incluidos los servicios canadienses, sugieren que el Boeing 737 que se estrelló cerca de Teherán el miércoles fue «derribado por un misil tierra-aire iraní».

«Tenemos información de múltiples fuentes, incluidos nuestros aliados y nuestros propios servicios», que «indica que el avión fue derribado por un misil tierra-aire iraní. Puede que no haya sido intencional», dijo en una conferencia de prensa.

En el maro de las declaraciones del primero ministro canadiense, se confirmó que el ministro de Relaciones Exteriores de dicho país, Francois-Philippe Champagne, conversó anoche por teléfono con su homólogo iraní, Mohammad Javad Zarif.

Los dos intercambiaron condolencias por las víctimas de ambos países en el accidente que sufrió el avión de Ukraine International Airlines.

En la conversación, Champagne enfatizó la necesidad de que se conceda a los funcionarios canadienses un rápido acceso a Irán para ofrecer servicios consulares, ayudar con la identificación de los fallecidos y participar en la investigación del accidente.

Recordemos que Canadá e Irán no han tenido relaciones diplomáticas formales desde que Canadá cerró su embajada en Irán en 2012. Diplomáticos iraníes fueron expulsados en ese entonces de Canadá.

El Boeing 737 de la compañía Ukraine International Airlines que se estrelló el miércoles en Teherán, causando la muerte de 176 personas, tuvo que dar media vuelta poco después de despegar debido a un «problema», según los primeros elementos de la investigación iraní.

En Ucrania, el presidente Volodimir Zelensky decretó este jueves una jornada de duelo nacional.

«La prioridad para Ucrania es establecer las causas de esta catástrofe», dijo el mandatario. Prometió que saldría la «verdad», después de enviar a 45 expertos ucranianos a Teherán para participar en la investigación.

El vuelo PS752 de UIA desapareció de los radares tras dos minutos de vuelo.

La Organización de la Aviación Civil (CAO) iraní indicó el jueves que el «el piloto no transmitió ningún mensaje de radio sobre circunstancias inusuales».

Sin embargo, el informe preliminar de la CAO afirma que de acuerdo a testigos presenciales «se observó un incendio en el avión que se hacía más intenso».

Tras el inicio de este fuego, cuyo origen todavía se desconoce, «el avión que se dirigía al principio hacia al oeste para salir de la zona del aeropuerto, giró hacia la derecha debido a un problema y estaba en el camino de regreso al aeropuerto cuando se estrelló» cerca de la localidad de Chahriar, al oeste de la capital iraní, según la CAO.

Esta organización dio a entender que los testigos serían personas que se encontraban en tierra y otras que estaban en un avión que volaba a mayor altitud que el Boeing en el momento del percance.

La CAO señaló asimismo que este jueves se llevó a cabo una primera reunión entre expertos iraníes y ucranianos.

Según Zelensky, los expertos de su país tienen que participar en el «descifrado de las cajas negras» y se encargarán de «identificar y repatriar» a las víctimas ucranianas.

Las autoridades de Kiev indicaron que se están barajando siete hipótesis, entre ellas la de un disparo de misil, la de un atentado y la un problema técnico.

Según la diplomacia ucraniana, a bordo del Boeing había 82 iraníes, 63 canadienses, 10 suecos, 4 afganos y 3 británicos. Otros 11 eran ucranianos, incluidos nueve tripulantes.

La CAO indicó que 146 pasajeros tenían pasaporte iraní, 10 un pasaporte afgano, cinco un pasaporte canadiense, cuatro un pasaporte sueco y 11 ucraniano.

La diferencia se explica por la presencia de numerosos binacionales (entre ellos 140 iraníes-canadienses), que sólo pueden entrar y salir de la República Islámica previa presentación de su pasaporte iraní.

Por su parte el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo este jueves tener «sospechas» sobre el accidente aéreo, al mismo tiempo que funcionarios estadounidenses informaron que Irán lo había derribado por error.

Funcionarios no identificados dijeron a medios locales que los sistemas de defensa aérea iraníes probablemente derribaron por error el Boeing 737 de la compañía Ukraine International Airlines, que se estrelló el miércoles matando a las 176 personas a bordo.

«Tengo mis sospechas», dijo el mandatario. «Estaba volando en un vecindario bastante duro y alguien podría haber cometido un error». «Algunas personas dicen que fue mecánico. Personalmente no creo que eso esté siquiera en cuestión», dijo Trump, agregando que «sucedió algo muy terrible».

Un avión comercial ucraniano con 176 personas a bordo, principalmente iraníes y canadienses, se estrelló este miércoles en Irán poco después de despegar de Teherán, sin dejar supervivientes.

El incidente se produjo en un momento de fuertes tensiones en Oriente Medio y sucedió poco después de que Teherán lanzara misiles contra tropas estadounidenses basadas en Irak.

Sin embargo, nada apuntaba que ambos acontecimientos estuvieran relacionados y el presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, exigió que se evite cualquier «especulación».

La televisión oficial iraní emitió imágenes del lugar del accidente en las que se ve a los socorristas de la Media Luna Roja iraní buscando en un terreno en el que hay restos materiales esparcidos.

El vuelo PS752 de Ukraine International Airlines (UIA) había despegado a las 06:10 hora local del aeropuerto Imán Jomeini de Teherán rumbo al aeropuerto Boryspyl de Kiev, pero desapareció de los radares minutos después.

El Boeing 737 se estrelló en unos terrenos agrícolas a unos 45 km al noroeste del aeropuerto, según medios estatales. Tanto responsables ucranianos como iraníes descartaron cualquier posibilidad de encontrar supervivientes.

La Autoridad de la aviación civil iraní anunció que se encontraron las dos cajas negras del aparato, pero descartó entregárselas a Estados Unidos. «No le daremos las cajas negras al constructor ni a los estadounidenses», señaló Ali Abedzadeh, director de la Organización de la Aviación Civil de Irán, citado por la agencia Mehr.

Según la diplomacia ucraniana, a bordo del avión iban 82 iraníes, 63 canadienses, 10 suecos, cuatro afganos, tres alemanes, tres británicos y once ucranianos, incluyendo a nueve miembros de la tripulación.

Citado por la agencia de información semioficial Isna, el vicegobernador de la provincia de Teherán, Mohamad Taghizadeh, precisó que había 15 niños en el avión. Otros trece pasajeros eran estudiantes de la universidad Sharif de Teherán, una de las más prestigiosas del país, según Isna.

La compañía UIA afirmó que el avión había sido sometido a una revisión técnica hace dos días.

El presidente ucraniano, que interrumpió sus vacaciones en Omán para volver a Ucrania, ordenó la apertura de una investigación y anunció que se inspeccionará «toda la flota aérea civil» ucraniana, independientemente de las causas del incidente.

Zelenski también advirtió contra posibles «especulaciones» sobre el accidente y pidió que no se difundan «versiones no verificadas de la catástrofe».

El presidente nacional del PAN, Marko Cortés, afirmó que el informe que presentaron esta mañana las autoridades federales sobre el accidente en que perdieron la vida la exgobernadora de Puebla, Martha Érika Alonso, y su esposo Rafael Moreno Valle, es “atole con el dedo, una burla y una falta de sensibilidad.

“No se ha informado nada; seguimos sin saber por qué cayó el helicóptero, por qué perdió la vida la exgobernadora y el coordinador de los panistas en el Senado, expresó el dirigente del PAN.

Aseguró que no han informado absolutamente nada, más que lo que ya se sabía: que el helicóptero, que el equipo, que las turbinas estaban en buenas condiciones; que los pilotos estaban acreditados y certificados de forma correcta, que el clima era el adecuado.

Cuestionó que si todo esto estaba bien, la pregunta sigue siendo qué fue lo que pasó y por qué tardan tanto tiempo cuando en casos como el de Juan Camilo Mouriño o el del secretario de Gobernación, Francisco Blake, se supo qué había pasado ni siquiera 15 días después de los hechos.

Y es que esta mañana, el secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espríu, informó que será el próximo 25 de octubre cuando esté listo un nuevo informe sobre la caída del helicóptero.

Estimó que en el mes de noviembre ya estaría la definición final de las causas que motivaron el accidente donde también fallecieron algunos de los colaboradores de la mandataria estatal y los pilotos.

A su vez, el subsecretario de Comunicaciones, Carlos Morán Moguel, indicó que la investigación en este caso “está siendo muy acuciosa» ya que es del interés de todos que se esclarezca lo que pasó.

Refirió que ambos motores de la aeronave estaban funcionando con la potencia adecuada, sin fallas y que los daños que sufrieron las turbinas fueron después del impacto el 24 de diciembre del año pasado.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reveló esta mañana que ya existe una empresa en proceso para comprar el avión presidencial, aunque no dio mayores detalles pues dijo, se están revisando trámites legales y protocolos.

El mandatario aclaró que se trata de un proceso legal de venta en el que se sigue una serie de protocolos, bajo la guía de la Organización de las Naciones Unidas (ONU). Por lo mismo, aclaró que no se puede dar a conocer todavía mayor información, en tanto no se concrete la compra de la unidad, la cual será vendida junto con 73 aeronaves más.

Recordó que la venta del avión presidencial es un proceso del que hasta los adversarios están al tanto porque quisieran que no se vendiera; en ese sentido aseguró que no es un asunto fácil ya que se requiere cumplir con una serie de procedimientos legales y con transparencia.

Recordó que tras ganar las elecciones como presidente de la República, fue que el presidente Felipe Calderón quien tomó la decisión de comprar el avión para manejarlo “como un regalo o como una ofrenda al presidente electo», Enrique Peña Nieto

En todo caso, advirtió que el presidente Enrique Peña Nieto debió cancelar la compra, pero no lo hizo “y se compró ese avión carísimo, lujosísimo», por lo que al resultar electo como presidente, él decidió venderlo porque era un insulto al pueblo de México.

Recordó que al tomar dicha decisión, se tuvo que llevar la aeronave a Estados Unidos e iniciar una serie de trámites y se le solicitó a la ONU acompañar el proceso de venta, además de que se hizo una licitación en la que intervinieron empresas.

Al final hay ya una empresa interesada en la adquisición y esto requirió de la elaboración de avalúos, a los que se suma un proceso de revisión del funcionamiento del avión, en tanto que la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) interviene en el arreglo del avión en todo lo que tiene que ver con el mantenimiento.

Advirtió que en el caso de que al final no se haga la operación de todas maneras va a seguir en venta, pero de momento la ONU aclaró que no se debe dar a conocer la información hasta en tanto no se llegue a un acuerdo.

En ese sentido, aprovechó para reprochar que en el sexenio pasado, además del avión presidencia, se compraron seis aviones, «jets modernos», cada uno que costó alrededor de mil millones de pesos, y “estamos hablando de aviones para el servicio de altos funcionarios públicos».

Además, dijo, se compraron seis nuevos helicópteros con un costo estimado en mil millones de pesos por aeronave, también para el servicio de funcionarios.

Una de las grandes promesas de la campaña de Andrés Manuel López Obrador fue que vendería el avión presidencial que “ni Obama tenía”. Así lo repitió en varias ocasiones durante su campaña y, apenas llegó a la Presidencia, se ha rehusado a volar en él. Muy rápido, la Secretaría de la Defensa contactó a Boeing, la empresa que le arrendó el TP-01 a Banobras, para mandarle el avión de regreso para estacionarlo en uno de sus hangares, en lo que se vende.

Recordemos que este avión no es propiedad del gobierno federal aún porque el contrato entre Boeing y Banobras se firmó en noviembre de 2012 a un costo de 2 mil 952 millones de pesos que se deberían pagar en 15 años. Así, la factura del avión presidencial aún no es del gobierno mexicano, es de Boeing.

Pero aún sin ser dueño del avión, el presidente ha dicho que lo venderá y que el dinero del TP-01 lo destinará al Plan de Desarrollo Integral de Centroamérica. En la Conferencia Mañanera del 12 de junio, el presidente dijo textual: “Acerca de cuánto nos va a costar este plan, decirles que tenemos presupuesto, lo dije ayer y lo repito, donde comen uno comen 10, 100 y un millón. Además, miren, ayer recibí el avalúo de la ONU sobre el avión presidencial, mínimo 150 millones de dólares y de ahí para arriba, me quedé con la duda de 130 o 150; pero este dinero saldría de lo que vamos a recibir del lujoso avión presidencial de nombre, como burla, José María Morelos y Pavón, el que buscaba que se acabara la opulencia, que se viviera en la justa medianía”.

Quizás valdría la pena que el presidente revise sus números… o, más bien, los números de los mexicanos, que somos quienes estamos financiando mediante nuestros impuestos el arrendamiento del hangar en el que está el avión presidencial y las mensualidades que se siguen pagando mientras el avión está estacionado en Victorville, California.

El contrato entre Boeing y la Sedena al que tuve acceso y que está firmado el 27 de diciembre del 2018 por el General de División Manuel de Jesús Hernández González, muestra que el primer año de tener el avión estacionado está costando $719 mil 321 dólares, solamente por el espacio y por la vigilancia del avión. Esto no incluye los daños que pueda sufrir el TP-01 que está estacionado a la intemperie y de cuyo deterioro no es responsable Boeing sino el gobierno mexicano.

¿Por qué se quiso enviar el avión a California a dejarlo estacionado a la intemperie en lugar de tenerlo igual, estacionado, en el hangar presidencial que se construyó específicamente para este TP-01? Quién sabe.

Pero este costo tampoco incluye arreglos extras ni partes que se le tengan que comprar al avión. Si se llega a requerir trabajos de alguna empresa o trabajador externo a Boeing, por ejemplo, el costo por día es de 2 mil 750 dólares más horas extras. Todo este costo le ha estado llegando al gobierno mexicano cada tres meses para que lo vaya liquidando puntualmente.

A este costo de tener estacionado el avión en California, que en el hangar presidencial de México sería cercano a cero, hay que sumarle los pagos mensuales que debe hacer Banobras que todavía debe liquidar poco más de 2 mil millones de pesos.

Así, entre los vuelos comerciales; las mensualidades de Banobras, y el costo de tener el avión estacionado, está saliendo bastante caro esto de vender el avión que ni Obama tuvo.

 

Columna completa en El Universal

Durante la conferencia de este lunes 15 de julio, ofrecida por el presidente Andrés Manuel López Obrador desde Palacio Nacional, se abordaron estos temas:

  • El presidente aseguró que en los primeros meses de su gobierno no ha habido aumento al precio de las gasolinas.
  • El Presidente anunció que se prevé la creación de un programa de apoyo a la vivienda ya que, dijo, “en los gobiernos pasados, se construyeron viviendas de mala calidad, huevitos, muy caras de modo que no se habitaron”.
  • Ante algunas inconformidades de trabajadores y ex trabajadores con la Agencia Mexicana de Noticias (Notimex), quienes demandan una liquidación al cien por ciento y reinstalación de algunos de ellos, el Presidente dijo que en esta semana la directora de ésta, Sanjuana Martínez, ofrecerá un mensaje al respecto.
  • López Obrador aseguró que «se ha ido normalizando la situación y hay una disminución del número de deportados o detenidos en Estados Unidos», cerca del 30 por ciento con relación a lo que sucedía antes del acuerdo con EUA.
  • «Es decir, no ha habido deportados se habla de que son mil 800 los mexicanos que están siendo juzgados en Estados Unidos, mil 800 y que ellos son los posibles migrantes que regresen a nuestro país y estamos pendientes apoyándolos y en caso de que se diera esa deportación estamos listos para darles oportunidades», detalló AMLO.
  • El Presidente anunció una subasta de alhajas cuyo dinero será destinado a comunidades vulnerables de la montaña de Guerrero.
  • Asimismo consideró una posible venta de casas de descanso de presidentes y «ver si también se venden y se usan para apoyar a los más pobres».
  • Sobre la fuga de 3 mil litros de ácido sulfúrico en aguas del Mar de Cortés, y el depósito de sulfato de cobre acidulado que se rompió y provocó el derrame de 40 mil metros cúbicos en los ríos Sonora y Bacabuchi, el Presidente dijo que verá la parte legal de ambas situaciones.
  • El Presidente comentó que de vivir en Palacio Nacional, vivirá en un departamento que existe desde el gobierno de Felipe Calderón.
  • López Obrador anunció que hoy se cierra el periodo de las propuestas económicas para la compra del avión presidencial TP-01 José María Morelos y Pavón. Detalló que fueron cinco los países los que participaron en las propuestas, proceso realizado en acompañamiento con la Organización de las Naciones Unidas (ONU).
  • Ante los amparos presentados por la construcción del aeropuerto en Santa Lucía, Estado de México, el Presidente dijo tener un plan «para enfrentar el sabotaje legal, la lluvia de amparos, la gente que quedó muy inconforme porque no pudo mantener sus privilegios y el negocio jugoso».

Luego de que días atrás se diera a conocer el uso de un avión privado por parte de la dirigente nacional de Morena, Yeidckol Polevnsky,  durante las campañas del año pasado, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) fue finalmente cuestionado.

Al recordarle que un aspecto que ha impulsado la 4T es evitar los vuelos privados, fue cuestionado sobre qué opinión le merecía el actuar de la dirigente del partido que él conformó.

“Es un asunto de partido, eso no tiene que ver con el gobierno”, respondió de manera escueta el presidente. Ante la insistencia de la prensa, AMLO volvió a contestar de manera breve diciendo es fue una decisión de partidos.

Señaló que en el gobierno está prohibido el uso de vuelos privados.

Al preguntarle si el uso del avión privado por parte de Polevnsky era congruente con la filosofía de la 4T, López Obrador dijo que no podría comentar, pues ahora él no está en actividades partidistas.

Pidió a la prensa no “cargarle todo” en referencia a lo que los miembros de Morena hacen. Indicó que él tiene suficiente con estar pendiente de los asuntos públicos, concernientes a su posición como Presidente de la República.

Recordemos que la presidenta nacional de Morena fue captada usando un avión privado como parte de una gira en mayo por el estado de Tamaulipas el 11 y 12 de mayo del año pasado.

El costo por el Beechjet 400 con matrícula XA-ETP propiedad de Aerolíneas Ejecutivas, habría sido de 23 mil 237 dólares.

WordPress Lightbox Plugin