Tag

cambios

Browsing

Aunque prefirió no hacer comentarios respecto a las declaraciones que Carlos Urzúa hizo a una revista, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) afirmó que su salida de la Secretaría de Hacienda se debió a una decisión que tomó de manera libre.

Sobre qué mensaje la renuncia envía, AMLO pidió no preocuparse y mejor ocuparse. Reiteró que su gobierno va muy bien, así como el manejo de la economía.

Respecto a si fue un error haber incorporado a Carlos Urzúa a su gabinete, López Obrador dijo que no, y que todo lo que está sucediendo en el país, es parte del proceso de transformación.

“Yo hablé aquí de que en 14 años el presidente Juárez cambió, creo, 30 veces de secretario de Hacienda porque era una transformación. De esos 14 años, él pudo gobernar con relativa tranquilidad pues cinco, que todo lo demás fue luchar contra los conservadores y contra los invasores extranjeros. Pero casi 30, nosotros llevamos uno”, expuso el mandatario.

Fue en ese punto donde lamentó que los adversarios de su gobierno han estado agarrando diversos temas en su contra. Entre los temas que dijo son utilizados para criticarlo enlistó: Carlos Lomelí; Carlos Urzúa; la recesión económica; el aeropuerto de Texcoco, y la inseguridad.

“Quieren que nos enganchemos en eso. No, estamos buscando la transformación del país y estamos muy conscientes que hay una oposición, una prensa fifí”, acusó AMLO.

Sin embargo, indicó que, ante el uso de la prensa para atacarlos a través de columnistas, existen las redes sociales.

En ese sentido dijo que todos son libres de expresar su postura y criticar con lo que no estén de acuerdo, siempre y cuando se le falte el respeto a la gente, pues en pleno 2019 se sigue pensando que el pueblo es tonto.

“Tonto es el que piensa que el pueblo es tonto. La gente está muy consciente, muy despierta, yo me quedo con los ojos cuadrados con el grado de argumentación de la gente. Tenemos un pueblo muy politizado, muy consciente”, remató.

Luego de que se supiera sobre la renuncia de Carlos Urzúa a la Secretaría de Hacienda, el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) y la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) emitieron un posicionamiento.

El CCE indicó que las decisiones de política pública deben tomarse siempre con rigor técnico y económico, por lo que era de vital importancia que se atiendan y solucionen los problemas que señaló Urzúa en su carta de renuncia.

«Los retos de México son amplios y sólo podremos atenderlos en unidad y trabajando en equipo», señalaron los empresarios.

El Consejo hizo un llamado a que se mantenga la estabilidad de las variables macroeconómicas de México, y a conservar las condiciones que permitirán el crecimiento de la economía y desarrollo del país.

Aprovecharon para reconocer el trabajo de Urzúa al frente de la SHCP, y saludaron la designación de Arturo Herrera como nuevo titular de la dependencia.

Reiteraron que seguirán colaborando con Herrera y con el gobierno federal para lograr los objetivos de crecimiento y desarrollo que el país demanda.

Al igual que el CCE, la Coparmex dijo que la estabilidad macroeconómica es una condición indispensable para lograr el desarrollo con bienestar en el país.

Lamentaron la renuncia de Urzúa, pues indicaron que lo consideraban un funcionario «competente y comprometido con el equilibrio de las finanzas públicas, y la estabilidad económica del país».

«Recibimos con preocupación su denuncia sobre las notorias discrepancias que ahora sabemos han existido al interior del Gobierno Federal para la toma de decisiones en materia macroeconómica, y sobre todo, su denuncia sobre la adopción de las mismas, sin método ni sustento que las justifiquen. Nos preocupa también la revelación sobre una visión extremista en la gestión pública, y la incapacidad para procesar al interior del Gobierno decisiones informadas y responsables basadas en la evidencia», denunció la Confederación.

En ese sentido, exigieron que se investiguen los casos de conflicto de interés, así como de imposición de funcionarios, los cuales ventiló Urzúa en su renuncia. Pidieron que sin importar los protagonistas, se identifique, investigue, y en su caso, persiga conforme a Derecho, cualquier acto de corrupción o que se haya perpetrado en los meses de gestión de la actual administración.

En la parte final del mensaje que ofreció esta tarde desde el Zócalo capitalino con motivo del primer aniversario de su triunfo electoral, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró que apenas se inicia con la transformación del país.

Indicó que se ha trabajado con intensidad, lo que permite se siga avanzando. Resaltó que ha cumplido con 78 de los 100 compromisos que realizó cuando rindió protesta como presidente de México.

Enfatizó que nunca antes, ningún otro gobierno, había hecho tanto en tan poco tiempo.

Y aunque dijo que hay progreso, reconoció que aún hay pendientes: mejorar el sistema de salud, crecer más la economía y se bajar los niveles de violencia, que dijo, se heredó del antiguo régimen.

Adelantó que a siete meses de haber iniciado el gobierno, se siente «optimista» y piensa que este mismo año se terminará de arrancar de raíz al régimen corrupto y quedarán construidas las bases para la transformación política de México.

«Mi loca pasión tiene un fundamento racional, aunque no lo piensen así mis adversarios, considero que entre más rápido consumamos la obra de transformación, más tiempo tendremos para consolidarla y convertirla en hábito democrático, en forma de vida y en forma de gobierno», expresó AMLO.

Señaló que se debe trabajar de prisa, ya que si por algún motivo lograra regresar al poder el «conservadurismo faccioso y corrupto», no les sea fácil dar marcha atrás a lo logrado en beneficio del pueblo.

Dijo que no se dará ni un paso atrás y se actuará sin titubeos. Agradeció a los millones de mexicanos que lo han apoyado, y también a quienes no comparten sus ideales, pues dijo que el amor por México está por encima de cualquier interés de grupo o individual.

Finalmente, hizo un llamado a actuar unidos todos los mexicanos, pues solo así se podrá hacer frente a cualquier amenaza, y se convertirá a México en una potencia mundial.

Luego de varios días de señalamientos al gobierno de la Ciudad de México, en el que se acusa de estar siendo rebasado por la inseguridad y violencia, la Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum anunció movimientos en su  gabinete de seguridad.

A través de su cuenta de Twitter, la mandataria local dio a conocer que Omar García Harfuch se integraba como nuevo Jefe de la Policía de Investigación y coordinador de Inteligencia del Gabinete, cargo que ocupaba hasta ahora Bernando Gómez del Campo.

El nuevo colaborador del gobierno local estuvo asignado a la División de Gendarmería, y fue titular de la División de Investigación de la Policía Federal y de la Agencia de Investigación Criminal de la entonces Procuraduría General de la República (PGR).

Por su parte, Gómez del Campo pasará a la subsecretaría de Desarrollo Institucional de la Secretaría de Seguridad Ciudadana, donde tendrá la encomienda de reforzará las labores de capacitación y formación policial.

Los cambios llegan luego de los asesinatos de dos jóvenes estudiantes que conmocionaron a la ciudadanía. Norberto Ronquillo que fue secuestrado y Leonardo Avendaño Chávez , ambos finalmente encontrados sin vida.

Al respecto, Sheinbaum Pardo había declarado que en la capital del país no se vive una «crisis» de seguridad, como se ha señalado. «Hay un tema en el que es evidente que tenemos que reforzar áreas de seguridad en la ciudad (…) no es un tema de crisis sino de llamado de atención a la Jefa de Gobierno y a las autoridades».

El titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Esteban Moctezuma, encabezó este lunes la presentación del nuevo calendario escolar correspondiente al periodo 2019-2020.

El funcionario destacó que a diferencia de lo que ocurrió en la pasada administración, donde había tres calendarios por los cuales podían optar los centros educativos, ahora habrá un solo calendario de 190 días de clases, que enfatizó, serán efectivos.

Según el calendario, las clases iniciarán el 26 de agosto de 2019 y terminarán el 6 de julio de 2020 y aplicará para todas las escuelas públicas y privadas a nacional nacional, incorporadas al Sistema Educativo Nacional (SEN).

«El calendario (…) tiene un enfoque centrado en los niños, en las demandas que recogimos en los foros de consulta de padres de familia y las necesidades expresadas por los maestros», señaló Moctezuma Barragán.

Respecto a los llamados consejos técnicos, acusó que se habían venido definiendo de manera «arbitraria» el último viernes de cada mes, ahora, por lo que ahora se encuentran agendados en días que «favorezcan» la convivencia familiar y que evitan se vea afectada la continuidad de semanas completas. Habrá 13 en total durante todo el ciclo.

De igual manera se contemplan cinco «puentes»; cuatro coincidirán con los días de consejo técnico para que así, sean más días los de asueto y se propicie la convivencia familiar.

Puentes:

16 de septiembre
20 de noviembre (inicia el viernes 15 reanudando clases el martes 19)
3 de febrero
21 de marzo (inicia el viernes 13 reanudando clases el 17)
Mayo (inicia el viernes 1 reanudando clases el 6)

 

Luego de que anunciara que Víctor Manuel Toledo será el nuevo titular de la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) adelantó posibles cambios en su gabinete.

Al ser cuestionado sobre si ahora que Josefa González Blanco Ortíz Mena salió del gabinete no le preocupaba que ya no fuera paritario su equipo, el presidente indicó que era algo que podría «solucionarse».

«En cuanto a que si se produce un desequilibrio porque eran ocho mujeres, ocho hombres, ya lo vamos a resolver, porque a lo mejor va a haber otros cambios y ahí ya se equilibra», reveló AMLO.

Con dicha idea, abrió la puerta a especulaciones sobre quién o quiénes serán los próximos secretarios que abandonen su cargo o sean removidos de él; que por lo expuesto, podría ser algún hombre.

López Obrador abundó sobre qué fue lo que lo llevó a aceptar la renuncia de González Blanco Ortíz Mena; dijo que ni él ni ninguno de sus colaboradores deben actuar con prepotencia o influyentismo, pues son quienes deben dar el ejemplo, y no actuar como lo hacían los servidores públicos de gobiernos anteriores.

«Eso no podemos. Cero corrupción, cero impunidad y no permitir prepotencia, influyentismo, nepotismo, amiguismo, ninguna de esas lacras de la política. Entonces, ese fue el criterio», expuso.

Añadió que todo exceso en el gobierno o en el actuar los funcionarios se tienen que terminar, si no, no hay cambio.

Subrayó que el funcionario que quiera hacer dinero, que se dedique a los negocios privados, algo que es legal; pero el que trabaja en el gobierno tiene que ser «siervo de la nación», por lo que el único jefe que tiene será es el pueblo. Reconoció que ningún funcionario es indispensable, incluido él.

«Tenemos que portarnos bien todos y dar el ejemplo los servidores públicos, somos los más obligados a actuar con rectitud, y no sabemos qué nos depare el destino en esta situación, hay que esperar, pero no vamos a echar raíces, no vamos a ser eternos, este es un proceso, claro que hay que aprovechar el tiempo para transformar, para seguir adelante», remató el presidente.

El presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), Ricardo Monreal, aclaró que en las leyes reglamentarias de la Guardia Nacional se garantiza que el mando del cuerpo de seguridad es de carácter civil.

“La Guardia Nacional será civil. No hay forma de que mantenga o se piense en la militarización. No hay ninguna duda de eso. Se profundiza el carácter civil, se profundiza la disciplina judicial y se garantiza el mando civil sobre todos los integrantes de la Guardia”, afirmó.

El Senador detalló que sigue “encorchetada” la Ley Orgánica de la Guardia Nacional, no obstante cuenta con un avance del 98%.

Por el contrario, la Ley del Uso de la Fuerza; del Registro de Detenciones; y del Sistema Nacional de Seguridad Pública, están superadas por consenso en un 96 por ciento. “Estamos a un paso”, señaló el legislador. “Nos reuniremos antes de la sesión para la firma de las iniciativas, de todos los Grupos Parlamentarios. Algo inédito, que sean firmadas por todos los senadores presentes”, subrayó.

El senador resaltó que fueron integradas las recomendaciones de la Organización de las Naciones Unidas; Comisión Interamericana de Derechos Humanos; Amnistía Internacional y colectivos en defensa de derechos humanos, en estos ordenamientos.

Al respecto, señaló que la Ley Orgánica presentada por el secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, se ha modificado en un 70%, pues siempre se buscó considerar los planteamientos de los grupos parlamentarios y no hacer uso de los votos, con los que Morena puede dar respaldo, por requerir únicamente mayoría simple.

LIÉBANO SÁENZ

MILENIO

El mayor desafío de ahora es entenderse y asumirse en los nuevos tiempos. Es mucho lo que cambia de forma vertiginosa y es natural, ante lo desconocido y la incertidumbre, optar por resistirse al cambio. Suscribir la nueva realidad es imprescindible para todos. Esto no significa desentenderse de lo bueno del pasado ni transitar en una contemplación negativa hacia todo lo que sucede. El país está inmerso en una nueva realidad. Hay signos de preocupación, pero más que ello, compromisos por identificar y asimilar.

Es preciso diferenciar las causas de los efectos, y también efectos que se vuelven causa. En términos políticos, el amplio descontento social de años pasados dio origen a un proyecto que contó con el aval de la mayoría de la población. Para bien se abre la puerta a un gobierno decidido a cambiar, con objetivos irrefutables, pero para mal, con métodos y estrategias dudosas y que resultan contraproducentes para el mismo proyecto en curso, y también para el país. La secuela del enojo social y el deseo de cambio echó abajo los contrapesos que habían caracterizado el régimen político desde que el gobierno dividido se instauró en 1997. Esta es nuestra nueva realidad. Hay que asumirla y actuar en consecuencia. Hoy, a lo social le corresponde hacer más, porque la política no está dando para los contrapesos.

Aunque los signos del cambio despierten incertidumbre y preocupación, lo importante es ser proactivos y positivos en el espacio que a cada quien corresponde. El país es mucho más que un proyecto político en particular, éste, por más pretensiones y respaldo que tenga, se inscribe en la circunstancia de nuestros tiempos. De hecho, lo político es más precario en su continuidad que lo económico, lo social o lo cultural. Por ello es preciso observar la realidad actual con perspectiva, con un sentido de lo importante y de lo que debe trascender y permanecer.

Asumirse positivo no es una forma de someterse, como tampoco lo negativo es por sí mismo resistencia. Cuidar lo importante obliga a la mesura y también a la paciencia. La persistencia ha probado ser una actitud válida, pero ésta debe tener propósito. Además, debe inscribirse en los mejores valores de la cultura liberal como es la tolerancia, el respeto a la dignidad de las personas, y el cuidado a las instituciones que dan vigor y vigencia a las libertades y a la contención al abuso del poder.

Es posible que conforme pasa el tiempo se acentúe en algún sector el sentimiento de que lo nuevo no muestra consistencia entre lo que se hace y lo que pretende, entre lo que se predica y lo que resulta, entre los compromisos y los hechos. El futuro no es fatalmente promisorio ni desastroso, es lo que cada quien, desde su propio espacio va construyendo y defendiendo. Si vale para lo individual, mucho más para lo colectivo.

La realidad de hoy día demanda un esfuerzo de adaptación. No es la primera vez que el cambio se impone. En otros momentos ha ocurrido a partir de la crisis con todas sus expresiones dramáticas y elevados costos sociales. Afortunadamente, ahora vivimos un cambio no accidentado y que obliga a una participación con entusiasmo, pero, sobre todo, con claridad de lo que se pretende. No es asunto de supervivencia, sino hacer que lo nuevo sea consecuente con lo mejor del ayer, que no es poco. A pesar de que los nuevos tiempos deslumbren e impidan ver con claridad lo mucho que hay por preservar y cuidar, al margen de la nostalgia o de cualquier interés particular, es necesario reflexionar que el futuro del país nunca se ha construido destruyendo el pasado, sino usando lo mejor de aquellos tiempos como piso firme para fincar hacia adelante.

La causa del cambio está en lo social y en lo económico. Se entreverán para transformar a las personas en sus ideas, valores y pretensiones. La realidad política de ahora convoca a la inclusión y a revisar mucho de lo que se daba por válido en el paradigma del pasado. Es muy positivo que los actuales tiempos convoquen a la equidad, a ampliar el bienestar y mejorar las condiciones de vida no solo de las mayorías, sino también de los por mucho tiempo olvidados. Eso es bueno, pero el reto está en lograr lo que se quiere; no es la pretensión ni la intención lo que convalida, sino los resultados, y es allí donde más dudas despierta lo que ahora desde el poder se instaura como método, causa y razón.

La voluntad cuenta y mucho, pero también el orden, la claridad y los medios para alcanzar lo que se pretende.En los mexicanos hay consenso en lo que hay que hacer, pero no así en la manera de lograrlo. No hay coartadas fáciles para cambiar lo que no nos gusta de la realidad. Además, no se debe desentender de los instrumentos ni siquiera a partir de lo elevado del propósito. La justicia no puede someter a la ley; tampoco la ley puede quedar a merced del calculado interés político.

Los nuevos tiempos convocan hoy más que nunca a la claridad de visión, al compromiso y a la persistencia con perspectiva del largo horizonte de nuestra historia.

@liebano

En conferencia de prensa, los coordinadores parlamentarios del PRI, PES, PT, MC, PVEM y PRD en la Cámara de Diputados, afirmaron que fueron capaces de superar las diferencias y aprobar una reforma que mejorará la educación del país.

“A las fracciones parlamentarias nos une el interés superior de la niñez; mantener y respetar los derechos laborales de los maestros; tener una reforma educativa que deje clara la rectoría del Estado; y que se tengan alcances históricos como la obligatoriedad de la educación superior e inicial”, dijo Mario Delgado, coordinador de Morena.

Afirmó que la aprobación de la minuta que se devolvió por segunda vez el Senado de la República fue gracias a un acuerdo de “gran visión” que garantiza el interés superior de la niñez y respetar derechos laborales de los maestros.

Dijo que en la reforma educativa que se aprobó es muestra de que “volvimos a reafirmar el acuerdo que tuvimos en la primera votación”.

El coordinador del PRI, René Juárez Cisneros, indicó que su bancada aprobó la minuta “por convicción y en un acto de congruencia política”, al coincidir con los avances que logrará dicha reforma.

“Todos coincidimos que es mucho mejor lo que aprobamos ahora a lo que se presentó en diciembre pasado. No es reforma ideal, es la reforma posible; si hay avances sustanciales en relación a lo que teníamos en un principio como iniciativa”.

A nombre del PES, la diputada Olga Elizondo Guerra, apuntó que la reforma define la estrategia nacional, la inclusión educativa, la cual establece acciones claras en una etapa de cumplimiento de forma progresiva”.

El coordinador del PT, Reginaldo Sandoval Flores, comentó que la reforma “es un avance importante en la ruta de la cuarta transformación”; sin embargo enfatizó que “no es la reforma educativa que quisiéramos”.

Tonatiuh Bravo Padilla, coordinador de MC, recordó que esta reforma fue construida a lo largo de cuatro y medio meses de debate público, de Parlamento Abierto, con participación de expertos y todos los actores involucrados en el ámbito educativo.

La coordinadora del PRD, Verónica Juárez Piña, sostuvo que en la realización de las leyes secundarias de la reforma educativa su bancada impulsará un capítulo que tenga que ver con prevenir, combatir y evitar cualquier tipo de corrupción relacionada a las plazas de los maestros.

Finalmente, Arturo Escobar y Vega, coordinador del PVEM, coincidió en que el trabajo más relevante será la elaboración de las leyes secundarias, para “darle un marco legal a nuestro país, que nos permita aspirar a tener una buena educación, dejando ya el debate del magisterio; concentrarnos en lo importante que es el futuro de nuestras niñas y niños”.

El coordinador de los diputados del PAN, Juan Carlos Romero Hicks, afirmó que con la aprobación de la reforma laboral, el gobierno federal ya no tiene pretextos para implementar los cambios necesarios, para atender “las sombrías señales que se ciernen sobre la economía” del país.

Indicó que entre los aspectos relevantes de la legislación se destaca la refundación del sistema de justicia laboral y la desaparición de las Juntas Federales y Locales de Conciliación y Arbitraje. Manifestó que los diputados del PAN votaron a favor de dichos cambios, pues también se atiende la refundación del sistema de justicia y la democratización de las organizaciones sindicales.

Señaló que con la legislación su cumple con lo acordado en el Tratado México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), en el anexo laboral 23-A y de paso se responde a la advertencia de Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos de Norteamérica: “a menos que México apruebe una legislación acorde con el T-MEC ni siquiera podremos considerar podremos considerar su ratificación”.

Recordó que con esta reforma se modificaron cinco leyes y más de 100 artículos relacionados con la justicia laboral, libertad sindical y negociación colectiva.

Advirtió que corresponderá al gobierno federal implementar con éxito la legislación para que concretar la creación de empleos e inversiones.

“El grupo parlamentario del PAN ya puso su parte para que el gobierno federal no ponga pretextos para implementar los cambios derivados de esta reforma, pero exigimos una atención más puntual para atender las sombrías señales que se ciernen sobre la economía”, precisó.

La Cámara de Diputados aprobó en lo general el dictamen que contempla diversos cambios a la reforma laboral, entre los que se encuentra la libertad y la democracia sindical de los trabajadores.

Luego de someterlo a votación ante el Pleno, el dictamen fue avalado por 417 diputados, mientras que una legisladora del PAN votó en contra, y se registraron 29 abstenciones.

Las leyes que se reforman son: Federal del Trabajo, Orgánica del Poder Judicial de la Federación, Federal de Defensoría Pública, del Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) y del Seguro Social (IMSS).

Tras su aprobación en lo general, la Mesa Directiva informó que se presentaron 104 reservas para discutirse en lo particular.

El PAN, quien fue uno de los grupos parlamentarios que más se opuso al dictamen, acusó que se estaba de «rodillas» ante el gobierno de los Estados Unidos, pues dijeron hubo presión por parte del país vecino para que se aprobara, todo relacionado con la ratificación del T-MEC.

Lamentaron que ante las presiones, faltó tiempo para el análisis y discusión de la reforma, la cual calificaron como «avanzada», misma que ahora «queda corta».

El tema que causó división entre la bancada de Morena, y que fue apoyado por la bancada del PT, fue del outsourcing. Solicitaban que el outsourcing y la subcontratación desaparecieran del proyecto. “No al outsourcing», “No a la subcontratación», “basta de sindicatos charros», reclamaron con pancartas.

Desde la Unidad Deportiva de la Universidad de Sonora, en Hermosillo, donde encabezó el segundo acto de este sábado, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) insistió en que la Cuarta Transformación también es la reconciliación.

En ese sentido, cuestionó que «para qué pelearnos», esto en referencia a abucheos que recibió la gobernadora de la entidad, Claudia Pavlovich, quien acompañó al mandatario en el evento.

«Tenemos ya que unirnos todos los mexicanos. Ya pasó la campaña. Una cosa son los partidos y otra cosa es el gobierno. Si nos gustan los partidos yo les propongo que todos juntos militemos en el mejor partido: México. El pueblo de México», sostuvo López Obrador.

Reconoció que hay muchos problemas en el país: grandes y graves, pues dijo que el gobierno no estaba hecho para beneficiar al pueblo. Afirmó que el gobierno estaba convertido en un facilitador para el saqueo, para el robo de unos cuantos.

AMLO adelantó que se van a atender todas las demandas del país, solo que pidió la comprensión de los ciudadanos, pues dijo que no es algo que se pueda hacer de la noche a la mañana debido al rezago que hay. «Que tengan confianza porque vamos a enfrentar todos los problemas y si no es en un año, en el sexenio van a cambiar radicalmente las cosas».

Afirmó que no va a ser más de lo mismo, «no va a ser maquillaje» y como ejemplo dijo que en los tres meses que lleva al frente del gobierno, las cosas han comenzado a cambiar. Señaló que aún no se ha terminado de limpiar todo el gobierno, e insistió en que todavía hay algunos «malandrines» que piensan que se van a quedar ahí enquistados y van a seguir haciendo sus travesuras, pero eso «ya se acabó».

«Y les digo que no les voy a fallar, no voy a traicionar al pueblo», remató.

Durante el mensaje que ofreció esta tarde en Chihuahua, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró que se va a tener dinero sin aumentar impuestos.

Reiteró que va cumplir su promesa de no aumentar los impuestos ni de crear impuestos nuevos. En ese sentido dijo que se van a mantener los precios de las gasolinas, del gas, del diésel y de la luz sin aumento en términos reales.

Sin embargo reconoció que «ahora hay un poco de desajuste porque estamos llegando, todavía hay del viejo gobierno», quien dijo conspira para «ponernos mal».

AMLO insistió en que no hará falta endeudar al país, y aprovechó para mandarles un mensaje a los financieros: que estén tranquilos porque no va a haber déficit. «No vamos a gastar más de lo que ingrese a la hacienda pública. Va a haber disciplina financiera, disciplina administrativa y nos va a alcanzar el presupuesto para atender las demandas del pueblo».

Adelantó que todos los problemas del país se atenderán aunque afirmó que no es algo que se pueda hacer de la noche a la mañana.