Tag

campaña

Browsing

El grupo de acción demócrata Priorities USA calificó de «caudillo» al presidente Donald Trump, en una campaña que lanzó este lunes y en la que lo equipara a los líderes Hugo Chávez, Augusto Pinochet y Fidel Castro.

Para esta iniciativa, Priorities USA, el mayor grupo de acción política («SuperPAC», como se conocen en EUA) de tendencia demócrata del país, contó con cuatro inmigrantes venezolanos y cubanos que critican las actitudes y comportamientos de Trump y, en algunos casos, los comparan con los exdirigentes de su países de origen.

Así, un joven llamado José y que dice haber sido asistente de Juan Guaidó, reconocido presidente encargado de Venezuela por medio centenar de países, y que se mudó a Florida tras recibir amenazas de muerte, asegura que ve con «preocupación» el camino por el que «transita» EUA de la mano de Trump, con el que, en su opinión, se ha «creado un mensaje de odio y de división».

Aseguró que esa «estrategia», que incluye desacreditar a los medios de comunicación, es la que utilizó Hugo Chávez tras llegar al poder en Venezuela.

La campaña se lanzó en internet coincidiendo con la celebración este lunes del Día de los Presidentes, con el mensaje «Trump no se comporta como un presidente, se comporta como un caudillo».

«Donald Trump vilipendia a la prensa. Amenaza a sus oponentes. Él dice que quiere postularse para un tercer mandato. Eso suena más como un dictador autoritario que un presidente de los Estados Unidos. Entonces hoy, debemos preguntarnos: ¿Es #PresidentsDay o #CaudilloDay?», dice Priorities USA.

Otro de los inmigrantes que participa en esta campaña de testimonios en primera persona es Virgil, que dejó su Cuba natal en los años 70 del siglo pasado bajo una amenaza que, dice, ver ahora repetida bajo la Presidencia de Trump, al que califica de «charlatán» y bajo el cual EUA se ha convertido en una «dictadura».

Priorities USA, cuyo papel fue clave en la campaña de reelección del entonces presidente Barack Obama, en 2012, utiliza además imágenes de archivo en las que se ve al exdictador chileno Augusto Pinochet y al italiano Benito Mussolini junto con otras del propio Trump.

La campaña en español está dirigida al votante latino de Florida, que en opinión de esta organización será «crítica» en las elecciones del 3 de noviembre, por lo que en julio de 2019 iniciaron una inversión millonaria para inclinar la balanza a favor de los demócratas.

Trump ganó las elecciones de 2016 en parte por su ajustado triunfo en Florida, al hacerse con el 49% del voto popular, por el 47.8 % del voto de su rival demócrata, Hillary Clinton.

Una quinta parte de los votantes de Florida son latinos, por lo que en cada ciclo electoral los hispanos de esta región del sudeste del país son claves en el resultado final de los comicios.

Hope Hicks, una de las colaboradoras más antiguas y de mayor confianza del presidente Donald Trump, regresa a La Casa Blanca justo cuando inicia la campaña, en la que el magnate busca su reelección.

Hicks será asesora presidencial junto con el yerno y colaborador del presidente, Jared Kushner, dijo a la agencia Associated Press (AP) una persona conocedora de la situación que habló bajo la condición de anonimato al anticiparse al anuncio público.

Ella no formará parte del departamento de comunicaciones de La Casa Blanca, donde anteriormente se había desempeñado, sino que colaborará con Kushner y el director político de la presidencia Brian Jack, confirmó el funcionario.

Hicks, que fue miembro del equipo original de campaña de Trump en 2016 y luego directora de comunicaciones de La Casa Blanca, renunció en 2018 para incorporarse a la cadena Fox Corporation como vicepresidenta ejecutiva y gerente de comunicaciones.

«He trabajado con Hope durante casi seis años y puedo decir que es una de las personas más talentosas e inteligentes que he conocido», dijo en un comunicado la secretaria de prensa de La Casa Blanca, Stephanie Grisham.

«Siempre me han impresionado su confianza serena, lealtad e idoneidad y me siento más que complacida al darle la bienvenida nuevamente a La Casa Blanca», añadió.

Por su parte Kushner indicó que nadie está más comprometido a aplicar la agenda del presidente Trump que Hope Hicks, por lo que indicó, le complace tenerla nuevamente en el equipo.

Conocida por su lealtad y su presencia discreta en público, Hicks formaba parte del círculo íntimo que recorría el país con Trump a bordo de su jet privado cuando libraba su insólita campaña por la candidatura republicana y luego por la presidencia en 2015-2016.

Es descrita como una persona excepcionalmente hábil para comprender el estado de ánimo del presidente y ayudar a otros a manejar sus instintos. Resalta que otro excolaborador personal de vieja data, John McEntee, también regresó a la Casa Blanca, de la que fue despedido en 2018.

El presidente Donald Trump presumió la noche de ayer sus promesas «cumplidas» en su discurso anual ante el Congreso, que tal como se esperaba, tuvo un con tono electoral.

Nueve meses antes de los comicios en que buscará la reelección, Trump resaltó una economía «rugiente» ante el pleno de los legisladores; prefirió no mencionar una sola palabra sobre su proceso de destitución, que se espera una absolución casi segura este miércoles en el Senado.

La polarización que se vive en la política estadounidense fue evidente: al llegar, Trump evitó darle la mano a Nancy Pelosi, la presidenta de la Cámara de Representantes y líder de la oposición demócrata, quien, en un gesto político que enloqueció las redes sociales, rompió en pedazos su copia del discurso sobre el Estado de la Unión apenas el mandatario terminó de hablar.

«A diferencia de muchos que vinieron antes que yo, cumplo mis promesas», afirmó Trump, interrumpido incesantemente por las ovaciones de pie y los cánticos de «USA, USA, USA» y «¡Cuatro años más!» de los republicanos, mientras que los miembros de la oposición demócrata permanecían sentados y sin expresión alguna.

En el mismo recinto donde la Cámara de Representantes lo acusó de abuso de poder y obstrucción al Congreso, Trump repasó todos los temas de la campaña: su «poderoso muro» contra la inmigración, su intención de prohibir el aborto tardío, y las acusaciones contra los candidatos demócratas que según él propician «una toma socialista de nuestro sistema de salud».

Pero sobre todo enfatizó «el gran éxito económico» de Estados Unidos. Afirmó que la estrategia que propuso para rescatar la economía de su país «funcionó».

Al defender su política exterior, Venezuela cobró protagonismo. «Maduro es un gobernante ilegítimo, un tirano que brutaliza a su pueblo. Pero el dominio de la tiranía de Maduro será aplastado y roto», dijo Trump al presentar a Guaidó, considerado presidente interino por Estados Unidos y unos 60 países, quien como invitado especial del presidente y su esposa Melania observaba desde la galería.

Trump pasó por alto su confrontación con Irán y su plan de paz israelo-palestino, antes de reafirmar su intención de «regresar a casa» a los soldados estadounidenses en Afganistán. «No es nuestra función ser la agencia de seguridad de otros países», dijo.

Los invitados decían mucho del ánimo electoral. Además de Guaidó, Trump invitó al exjefe policial venezolano Iván Simonovis, quien el año pasado huyó de su país tras pasar 15 años preso y fue acogido por Estados Unidos. Además, estaban presentes un alto oficial de la patrulla fronteriza y una mujer cuyo hermano fue asesinado por un inmigrante ilegal en 2018.

En un guiño a su base, Trump anunció que el locutor de radio conservador Rush Limbaugh, que acaba de revelar que sufre de cáncer de pulmón, recibiría la «Medalla de la Libertad», la cual le fue entregada en medio de aplausos por la primera dama.

En la réplica demócrata a Trump en español, la congresista por Texas Verónica Escobar acusó al mandatario de atizar el odio contra los latinos después de que el autor de la masacre de El Paso el año pasado dijera que su objetivo eran los mexicanos.

«Usó las mismas palabras de odio usadas por el presidente Trump para describir a los inmigrantes y latinos», dijo.

Si Trump hubiese imaginado un buen escenario para el arranque de las campañas en las que él busca reelegirse, no habría ideado lo que está ocurriendo. Es algo demasiado bueno como para creerlo cierto. Y es un regalazo que le están haciendo los demócratas.

Iowa, aun cuando es el primer estado en elegir delegados del partido demócrata, es realmente insignificante en términos numéricos para definir la candidatura. Sólo aporta 41 de los mil 991 delegados que se requiere para ser el o la candidat@ del partido. En el estado solo pueden votar 250 mil personas de los 250 millones de ciudadanos estadounidenses que pueden participar en la elección general. Sin embargo, los contendientes pasan meses antes del caucus invirtiendo tiempo y grandes sumas de dinero porque saben que Iowa significa momentum. Quien gana Iowa logra la tracción para seguir recabando fondos y simpatizantes.

Pete Buttigieg invirtió 10.5 millones de dólares en Iowa; Bernie Sanders 10.8 millones; Biden 4.2 millones; el millonario Tom Steyer, 16.3 millones; Elizabeth Warren 6.3. Esto sin contar el dineral de los Super Pacs, que se estima invirtieron más de 14 millones de dólares tan solo en anuncios.

Además está el tiempo invertido. A Iowa viajaron todos los candidatos para entrevistarse cara a cara con los ciudadanos en múltiples eventos, chicos y grandes, en los que se tomaron selfies y respondieron las preguntas de los ciudadanos del estado que se enorgullece de ser muy activo políticamente. Este dineral en anuncios y campañas; este tiempo invertido logró, por el caos del caucus, que el momentum se lo llevara ¡Trump!

¡Vaya regalazo para el presidente!

Un problema con una aplicación que se quiso estrenar en este caucus generó el relajo en el conteo de votos que culminó con Buttigieg y Sanders declarando victoria y Biden reclamando el mal manejo de los resultados. Por un momento durante la noche del lunes parecía que estabamos ante los resultados de una elección en una democracia bananera, no en Estados Unidos. Buttigieg y Sanders, ambos, se declararon ganadores. ¿Cuándo habíamos visto eso en una elección estadounidense?

Trump, evidentemente se fue a su cuenta de twitter para burlarse de los demócratas: “El caucus demócrata es un tremendo desastre. Al igual que su manejo del país, nada funciona. Recuerdan el sitio web de Obamacare que costó 5 mil millones de dólares cuando debería haber costado el 2% de esa cantidad. La única persona que puede reclamar una gran victoria en Iowa es «Trump». Así, en tercera persona.

Ya se sabe que el presidente de EUA se crece cuando hay caos. Y entre el juicio político que culminará hoy con su exoneración y el desastre de Iowa que terminó sin poder dar resultados claros para los demócratas, Trump sabe que va en caballo de hacienda rumbo a su reelección.

A ello hay que agregar la popularidad de Trump: de acuerdo con la más reciente encuesta de Gallup, es de 49 por ciento, el nivel más alto desde que llegó a La Casa Blanca. Y entre los republicanos su apoyo es del 94 por ciento. Casi total.

Así que, en las últimas horas, entre el desastre de Iowa y estos números de Trump, el presidente no ha dejado de presumir que el partido demócrata está dividido mientras el republicano está más unido que nunca.

 

Columna completa en El Universal

La campaña para las nuevas elecciones generales arranca este lunes en Bolivia, liderada en los sondeos por el partido de Evo Morales, quien aspira a conseguir un escaño en el Senado que le permita volver desde su exilio en Argentina.

Los partidos y alianzas tienen plazo hasta este lunes para inscribir a sus candidatos a presidente, vicepresidente, senadores (36) diputados (120) ante el Tribunal Supremo Electoral (TSE); seis han anunciado que competirán en los comicios del 3 de mayo.

A partir «de ese momento, el cierre del registro de postulantes, se abre la posibilidad de que los candidatos y alianzas políticas puedan comenzar a acercarse a la ciudadanía y ganar más adhesiones», afirmó el presidente del TSE, Salvador Romero.

El TSE tiene el desafío de organizar unos comicios transparentes luego de la anulación de la votación del pasado 20 octubre, en la que Morales había ganado un cuarto mandato consecutivo, pero fue anulada por denuncias de fraude.

Los siete magistrados del TSE que supervisaron esos comicios están detenidos, luego de un informe de auditoría de una misión de la OEA que encontró irregularidades en favor del entonces presidente izquierdista, lo que condujo a su renuncia el pasado 10 de noviembre.

Morales, quien gobernó casi 14 años, enfrenta una orden de detención bajo cargos de «sedición y terrorismo». De ganar un escaño conseguiría inmunidad, lo que le permitiría regresar a Bolivia desde Argentina, a donde llegó el 13 de diciembre después de asilarse en nuestro país.

El exmandatario indígena no puede postularse a la presidencia, por lo que su Movimiento al Socialismo (MAS) llevará de abanderado al exministro de Economía y artífice del despegue económico boliviano, Luis Arce, quien encabeza las encuestas de intención de voto con 26%.

También decidieron postularse la actual presidenta transitoria de derecha Jeanine Áñez; el exmandatario de centro Carlos Mesa, y el líder cívico de derecha de la rica región oriental de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, quien lideró las protestas que condujeron a la caída de Morales.

También anunciaron su decisión de postularse el pastor evangélico de origen coreano Chi Hyun Chung y el expresidente conservador Jorge Quiroga (2001-2002).

Al igual que en las elecciones anuladas, los adversarios de Morales no han sido capaces de unirse en torno a un candidato único, por lo que han sido blanco de fuertes críticas.

Los cinco rivales de Morales sostuvieron una reunión el sábado para intentar unirse y llevar un abanderado común, pero la cita terminó sin acuerdo para evitar la fragmentación de sus votos que favorece la aspiración del MAS de volver al poder.

Esos cinco candidatos pareciera que están en un «concurso de ególatras», dijo el activista y rector de la principal universidad de Bolivia, Waldo Albarracín.

Una encuesta de la firma Mercados y Muestras, difundida la semana pasada, coloca a Mesa y Camacho empatados en el segundo lugar con 17%. Les siguen Áñez con 12%, Chi con 6% y Quiroga con 3%.

Una previsible segunda vuelta está prevista para el 14 de junio y el nuevo gobierno y el nuevo Congreso deben asumir a fines de junio o en julio.

Desde Argentina, donde instaló su cuartel general, Morales conducirá al MAS a las primeras elecciones en 18 años en que él no es su candidato presidencial.

El exgobernante de 60 años anunció su decisión de postularse al Senado por su bastión de Cochabamba, la región central donde inició su carrera sindical y política, y ha denunciado que funcionarios del gobierno provisional intentan impedir que formalice su candidatura.

El equipo de campaña del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció este lunes que vetará a los periodistas de la agencia de noticias Bloomberg en todos sus actos en respuesta a la decisión de este medio de no investigar a su dueño, Michael Bloomberg, uno de los precandidatos demócratas a la Presidencia.

«Teniendo en cuenta que han declarado abiertamente su parcialidad, la campaña de Trump ya no dará  acreditaciones a Bloomberg News para mítines y otros eventos de campaña», dijo en un comunicado Brad Parscale, el jefe de la campaña de Trump para las elecciones de 2020.

No obstante, el equipo de campaña del mandatario afirmó que «determinará caso por caso si se relaciona con reporteros a título personal o responde a preguntas de Bloomberg News».

Ante esta decisión, el editor jefe de la agencia, John Micklethwait, respondió en otro comunicado que «la acusación de parcialidad no puede estar más lejos de la verdad».

La semana pasada, la agencia Bloomberg informó en una circular a sus empleados, a la que tuvo acceso el diario The Washington Post, de que no investigaría en profundidad ni al exalcalde de Nueva York ni a otros candidatos.

«Seguiremos con nuestra tradición de no investigar a Mike (ni a su familia ni fundación) y expandiremos la misma política a sus rivales en las primarias demócratas. No podemos tratar a los competidores demócratas de Mike de forma distinta», señalaba el texto, que, por otro lado, adelantaba que la agencia de noticias sí que investigaría a la Administración de Trump.

Y es que Mike Bloomberg anunció el pasado 24 de noviembre oficialmente su candidatura a las primarias demócratas de cara a las elecciones presidenciales estadounidenses del próximo noviembre con el objetivo de «derrotar a Donald Trump y reconstruir América (EUA)»

Bloomberh aseguró que los estadounidenses no pueden permitirse cuatro años más de acciones temerarias y poco éticas del presidente Trump.

Al respecto…

Por Alejandro Aguirre Guerrero

 

 

Dícese de aquellos mandatarios (de cualquier partido político) cuyas acciones distan, (groseramente), de aquello que prometieron durante su campaña para buscar el voto. Y aunque no hay gobernador que se salve, pues todos tienen “cola que les pisen”, existen algunos que se distinguen en esa categoría.

El de Veracruz afirmó que disminuirían los índices de inseguridad, pero bajo el reiterado argumento de haber recibido un estado “hecho pedazos”, pasan los meses y continúa punteando en las violentas comparativas nacionales.

Sin que exista ya un personaje “yunista” al que pueda culpar en automático por lo que no resuelve, el Gobernador Cuitláhuac García se ha quedado sin otra alternativa que buscar soluciones reales. El asunto es que no da “pie con bola”.

En Veracruz matan a muchas mujeres, tantas que el estado se encuentra en los primeros lugares nacionales; en Veracruz secuestran más que en cualquier otro punto del país, incluso por encima de Edomex; en Veracruz hay un grave problema de desaparición forzada, y no baja, por el contrario, sube.

Este fin de semana fue asesinado el diputado local Juan Carlos Molina, quien en mayo pasado solicitó en tribuna la comparecencia del Secretario de Seguridad, por los problemas que en el rubro vive Veracruz. Un grupo armado lo acribilló en las inmediaciones de su rancho.

En la zona centro de Veracruz se han registrado desapariciones forzadas consecutivas, mientras que en el sur, asesinan jovencitas, sin dejar de lado las masacres en Minatitlán, (donde murieron 13, incluyendo un menor de edad), y en Coatzacoalcos, en ese bar donde perecieron más de 30 personas por un incendio provocado.

En próximos días, el Gobernador García entregará su Primer Informe de Labores. ¿Arrancará, de nueva cuenta, meses después de haber tomado el poder, recordando que le entregaron un estado en pedazos?, ¿en qué momento lo que ocurre en Veracruz es su responsabilidad, para bien o para mal? Veremos.

 

alejandroaguirre77@gmail.com

Twitter: @aaguirre_g

www.alejandroaguirre.com.mx

El jefe saliente del gobierno español, Pedro Sánchez, lanzó este lunes su nueva campaña electoral del próximo 10 de noviembre con la promesa de traer «estabilidad» a un país muy fragmentado políticamente y que celebrará sus cuartas elecciones en cuatro años.

«Somos la única fuerza política que puede ofrecer estabilidad, sentido de Estado y una hoja de ruta clara», dijo el líder del PSOE en un acto en Madrid, arropado por su gobierno y otros dirigentes del partido.

«Somos la izquierda de gobierno», enfatizó Sánchez, lo que pareció un mensaje directo a la izquierda radical que representa Podemos.

Con el anuncio del lanzamiento de su campaña, se presentó el lema: «Ahora, Gobierno. Ahora, España».

Pese a sus promesas de estabilidad, el mismo Pedro Sánchez, vencedor sin mayoría absoluta de las legislativas del 28 de abril, fue incapaz de entenderse con otros partidos para articular una mayoría con la que continuar al frente del gobierno.

Especialmente fue incapaz de entenderse con Podemos, en teoría su «socio preferente», al que ofreció en una precipitada negociación un gobierno de coalición que los de Pablo Iglesias rechazaron por considerarla insuficiente.

«No hay tiempo que perder para lamentos ni para juegos de culpas», dijo a propósito el líder socialista, prometiendo entre otras cosas una ley de eutanasia.

La izquierda irá ahora más fragmentada a los comicios, ya que en las urnas estará también una escisión de Podemos, Más País, liderada por su ex número dos, Íñigo Errejón.

Enfrente tendrán a tres partidos de la derecha: el conservador Partido Popular, los liberales de Ciudadanos, y la extrema derecha de Vox. A los que se añaden al menos tres partidos separatistas catalanes, y dos partidos nacionalistas vascos.

Con la duda pendiente del desempeño que tendrá Más País, los sondeos anticipan un incremento de escaños al PSOE, que en las pasadas elecciones obtuvo 123 de los 350 asientos de la cámara baja. Pero en ningún caso se espera una mayoría absoluta, con lo que se planteará de nuevo la cuestión de con quién pactar.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) fue cuestionado esta mañana sobre el nuevo reportaje que vincula a Manuel Bartlett con 12 empresas que no están incluidas en sus declaraciones patrimoniales.

El mandatario consideró que el titular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) enfrenta una campaña en su contra por parte de los conservadores, y confió en que el funcionario aclarará todo lo que se ha difundido sobre su patrimonio.

López Obrador aseguró que no le tiene confianza a quienes hacen estas investigaciones “porque no son honestos, siempre hay un interés económico o político, y lo digo por como he padecido calumnias de ellos, es un periodismo al servicio de los conservadores”, sostuvo en su conferencia de prensa matutina.

AMLO dijo que los grupos opositores están en todo su derecho de cuestionar, sin embargo, el gobierno y los funcionarios también tienen derecho a dar su punto de vista.

Acusó que la prensa y los periodistas estaban acostumbrados a que nada mas ellos podían hacer cuestionamientos, por lo que se pronunció a favor de garantizar el derecho de réplica, siempre con una actitud de respeto.

«Es un hecho (…) están tratando de reagruparse y andan como desquiciados porque no es para presumir, pero el conservadurismo está moralmente derrotado, porque ellos fueron protagonistas de la política que se impuso en México en los últimos años, uno de los periodos de mayor corrupción en la historia de México”, sostuvo AMLO.

Y es que recordemos que en dos entregas, la periodista Arelí Quintero dio a conocer que Bartlett Díaz tiene presuntamente 23 casas valuadas en más de 800 millones de pesos, además de que en sus declaraciones patrimoniales y de intereses ocultó su relación con 12 empresas.

Al ser consultados sobre si el gobierno piensa hacer algo con casos de empresas que se amparan para no cubrir sus adeudos fiscales pese a hacer públicas acciones de compra, como ha sido el caso de Interjet, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) indicó que aun cuando se trate de un asunto que pueda significar una afectación a la hacienda pública, serán respetuosos de la ley.

«Tenemos que ajustarnos a esos procedimientos aunque no estemos de acuerdo siempre hay que respetar al Poder Judicial que es, en este caso, el encargado del otorgamiento o es el que concede el amparo», explicó AMLO.

Reconoció que hay muchos otros contribuyentes, hasta políticos, que tienen vigentes amparos para no cubrir sus adeudos, ante lo que no pueden hacer nada, pues no se van a violar los procedimientos legales.  Sin embargo dijo, aunque hay casos en donde se da una especie de sabotaje legal, dichas maniobras no dejan de ser legales.

Fue en ese punto donde dijo que como ejemplo de dichas maniobras, están los amparos en contra del aeropuerto de Santa Lucía, en donde de acuerdo con el colectivo #NoMásDerroches, hay en marcha 147 amparos promovidos.

López Obrador dijo que ese caso, «están ahí todos los abogados opositores, todos los abogados del conservadurismo»; incluso mencionó, el empresario Claudio X. González mediante una organización se encuentra detrás, pues es un personaje que siempre ha tenido diferencias con su proyecto.

«Desde el tiempo de Salinas, porque el señor Claudio X. González, con todo respeto, su papá fue asesor de Salinas y promotor de la política de privatizaciones. Entonces, le siguen, están inconformes, no quieren los cambios, no quieren la transformación; pero también están en su derecho, son conservadores», expuso el presidente.

Sostuvo que lo que quieren los conservadores es que no cumpla con sus compromisos, que quede mal y que no se haga el aeropuerto. Indicó que sus reclamos no son en defensa del medio ambienten y la defensa de los pobladores de la zona. Aseguró que hay ninguna razón, y que sólo es una motivación política.

Recordó que cuando su administración en la Ciudad de México decidió hacer los segundos pisos también «llovieron los amparos».

«Es el interés de detenernos, de hacernos quedar mal, no se dan cuenta que están afectando o intentan afectar el desarrollo del país, porque nosotros tenemos que resolver el problema de la saturación del actual aeropuerto y no lo íbamos a hacer, no vamos a seguir con la corrupción como ellos lo proponían, de hacer el aeropuerto en el lago de Texcoco para que se hundiera y costara miles de millones de pesos», dijo AMLO.

En ese sentido dijo que su gobierno no cederá ante campañas abiertas o encubiertas; dijo que perseverante y más cuando está convencido de la causa que se tiene que defender. Indicó que seguirán enfrentando los cuestionamientos sin recurrir a actos autoritarios, respetando al Poder Judicial y haciendo valer el Estado de derecho.

Al abordar el tema de educación media superior, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reconoció esta mañana que la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), de donde él es egresado, es de las mejores universidades del mundo.

“La UNAM es de las mejores universidades del mundo, se combinan las dos cosas, el acceso a todos y la calidad de la enseñanza”, dijo AMLO.

En ese sentido, lamentó la política que se siguió por años, pues dijo que en administraciones anteriores los jóvenes que no obtenían un lugar en las instituciones no era porque no pasaran el examen de colocación, sino que no había espacios suficientes, los cuales se generaban gracias al presupuesto que se le destinaba a la educación. Acusó que lo que buscaron los gobiernos era alentar la educación privada, “que estudiaran el que tuviera para pagar colegiatura”.

Al respecto, dijo que la matrícula de escuelas privadas creció en un porcentaje mayor que la matrícula de escuelas públicas, aunque también llegó un momento en que se estancó la matrícula de escuelas privadas porque la mayoría de los mexicanos no tiene para pagar colegiatura.

Insistió en que desde los organismos financieros internacionales dieron la orden a los gobiernos de México que, con las llamadas reformas estructurales, lo fundamental era la calidad de la enseñanza, la excelencia, y eso lo usaron de excusa para no invertir en la educación pública.

Indicó que esa política no la seguirá su gobierno, pues sí bien si les importa la calidad, lo más importante es la cobertura, el acceso, el que la educación sea un derecho, y no un privilegio.

Fue en ese punto donde recordó los movimientos estudiantiles que se produjeron en la UNAM durante el periodo neoliberal, en donde se condenó a quienes se oponían al cobro de cuotas y que defendían el pase automático. Señaló que gracias a  dichos movimientos, hoy la UNAM es de las universidades que tiene más alumnos de escasos recursos estudiando, lo cual es gracias al llamado pase automático.

“Por el pase automático, en la UNAM como el 60 por ciento de todos los estudiantes, alrededor de 300 mil, son de familias de escasos recursos y en el resto de las universidades no es así. Pero eso fue por la defensa que se hizo. Costó. Y todo un desprestigio del conservadurismo hacia la UNAM, bueno, al grado de que por eso el gobierno se llenó de profesionales de otras escuelas, porque hubo toda una embestida en contra de la educación pública”, denunció López Obrador.

Finalizó afirmando que toda la concepción sobre la educación pública y privada ya cambió.

La Fiscalía Especializada en Delitos Electorales determinó formalmente que no hay delito qué perseguir por el supuesto financiamiento de Odebrecht a la campaña Presidencial de Enrique Peña Nieto en 2012, ya que los ilícitos han prescrito.

De acuerdo con el periódico Reforma, la Fepade investigaba a Emilio Lozoya, por los supuestos hechos ocurridos en 2012. En ese entonces, Lozoya fungía como coordinador de Vinculación Internacional de la campaña de Peña, y a la actual senadora Nuvia Mayorga, extitular de la Comisión de Presupuesto y Fiscalización del Consejo Político Nacional del PRI.

“Se acuerda la prescripción de la acción penal respecto de las conductas señaladas como probablemente constitutivas de algún delito electoral, de los previstos y sancionados en los artículos 407 y 412 del Código Penal Federal, que pudieron haberse suscitado con motivo del proceso electoral 2011-2012”, dice el acuerdo suscrito el pasado 3 de junio por el fiscal Valdemar González Ramírez y entregado a la juez federal Luz María Ortega.

Derivado de una denuncia presentada por el PRD, el 15 de agosto de 2017, la Fiscalía inició una investigación del caso Odebrecht, a raíz de la difusión de los testimonios de exdirectivos de la firma brasileña que aseguraron haber sobornado a Lozoya por un total de 12 millones 856 mil 433 dólares, de los cuales 7 millones 856 mil 433 dólares se depositaron del 20 de abril al 27 de noviembre de 2012 y los restantes 5 millones de dólares, del 3 de diciembre de 2013 al 17 de marzo de 2014.

La primera parte se habría entregado precisamente para la campaña de Peña Nieto y el resto presumiblemente a cambio de los contratos de la Refinería de Petróleos Mexicanos (Pemex) en Tula, Hidalgo.

Desde Florida, el presidente Donald Trump lanzó esta tarde su campaña para la reelección de 2020, destacando que la economía de los Estados Unidos es la «envidia» del mundo.

Como ya se ha hecho costumbre, no dejó pasar la oportunidad de señalar que los demócratas quieren «destruir» al país; y llamó la atención que los acusó de estar «llevados por el odio, el prejuicio y la rabia», cuando a quien se le ha acusado de fomentar el odio entre los ciudadanos es a él.

Cerca de 20,000 seguidores, muchos con gorras rojas y carteles con el eslogan que lo llevó a La Casa Blanca: «Hagamos América grande de nuevo», lo ovacionaron cuando arribó al Amway Center de Orlando, Florida, estado que jugará un importante papel en las elecciones estadounidenses.

A pesar de que las primeras encuestas muestran que el magnate podría ser vencido por sus oponentes, Trump buscará su reelección con el estandarte de una economía fuerte, y con el apoyo de una leal base de seguidores de derecha.

Trump dijo a los presentes que, juntos, han formado un gran movimiento político que ha «intimidado al ‘establishment’ político corrupto». Sin embargo, el republicano insistió en el buen estado que la economía ha tenido  durante su gobierno.

«Nuestro país avanza, prospera y está en pleno crecimiento (…) nuestra economía es la envidia del mundo. Es quizás la mejor economía que hemos tenido en la historia de nuestro país», sostuvo el mandatario.

Quienes tampoco se escaparon de los ataques del republicano fueron los medios de comunicación, que según él publican «noticias falsas», afirmación que generó los abucheos de los asistentes.

Recordemos que Trump se enfrenta a poco más de 20 demócratas que han manifestado sus intenciones de conseguir la nominación de su partido para competir por La Casa Blanca. Entre los contrincantes que más han llamado la atención se encuentran el exvicepresidente Joe Biden y el excandidato presidencial, Bernie Sanders.

WordPress Lightbox Plugin