Tag

carta

Browsing

El Partido Acción Nacional envió una carta dirigida a las representaciones diplomáticas acreditadas en México, es decir a las embajadas, para alertarles sobre lo que consideran, hechos de preocupación para la democracia mexicana.

“Estamos enviando una misiva a los Embajadores que residen en México sobre el proceso de concentración de poder en el Presidente y el desconocimiento de la independencia de los órganos autónomos que implica el debilitamiento de los contrapesos al interior del Estado mexicano”, afirmó Mariana Gómez del Campo, Secretaria de Asuntos Internacionales del blanquiazul.

El documento resalta las descalificaciones del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, así como la aprobación de la llamada Ley Bonilla que aseguran implica un desconocimiento de la voluntad popular y un acto inconstitucional.

Gómez del Campo afirmó que no se trata de ningún tipo de intervención extranjera en territorio nacional, sino alertar a las Embajadas de los socios de México sobre los pésimos resultados del gobierno federal y sus repercusiones en el sistema democrático nacional.

La panista recordó que la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, suscrita por nuestro país, señala que las misiones diplomáticas tienen como atribución enterarse de las condiciones y la evolución de los acontecimientos en el Estado residente e informarlo a su gobierno.

El canciller Marcelo Ebrard dio a conocer la carta que el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) envió a los líderes que asistieron a la cumbre del G20 que se realizó en Osaka, Japón.

La carta fue dirigida al primer ministro de Japón, Shinzō Abe, ya que al ser su país la sede del evento, fue quien extendió las invitaciones.

Indicó que la razón por la cual no atendió el evento es debido a que en México son muchos los «retos urgentes» que debe atender y que le requieren permanecer en el país.

AMLO reiteró que  la política exterior de México se rige por los principios de la autodeterminación de los pueblos; la no intervención; la solución pacífica de controversias; la proscripción de la amenaza o el uso de la fuera en las relaciones internacionales; la igualdad jurídica de los Estados, entre otras cuestiones.

Resaltó el tema del fenómeno migratorio, que dijo, es uno de los asuntos globales con mayor relevancia en la actualidad. Expuso que México opta por la cooperación para el desarrollo, rechazando cerrar las fronteras o recurrir al uso de la fuerza.

Al respecto, Marcelo Ebrard, quien representó a AMLO en la cumbre del G20, aseguró que el presidente Donald Trump le manifestó su reconocimiento sobre los resultados «positivos» que ya se comienzan a ver respecto al acuerdo que México y Estados Unidos alcanzaron a inicios de mes en materia migratoria.

Por su parte, Trump declaró a la prensa que «me reuní con México, con sus representantes, que han hecho un trabajo increíble. Lo aprecio y quiero darles las gracias por ello. Tienen 6 mil tropas en su frontera sur, es muy difícil entrar ahora», con lo que confirmaría lo expuesto por el canciller mexicano.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, envió al líder norcoreano Kim Jong-un una carta «excelente», informó este domingo la agencia de noticias estatal de Corea del Norte KCNA.

La agencia citó a Kim diciendo que «analizaría seriamente» el contenido.

«Kim dijo con satisfacción que (la carta) tiene un contenido excelente», publicó la KCNA de Pyongyang.

«Reconociendo la capacidad de valoración política y el extraordinario valor del presidente Trump, Kim Jong-un informó que consideraría seriamente el interesante contenido», agregó, sin ofrecer más detalles.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, confirmó que Trump envió una carta y que «la correspondencia entre los dos líderes ha estado en curso».

Las conversaciones formales entre Estados Unidos y Corea del Norte fracasaron tras la cumbre que Kim y Trump sostuvieron en febrero en Vietnam.

No obstante, a principios de junio Trump dijo a la prensa estadounidense que recibió una «bella» carta de Kim, sin revelar su contenido.

El acuerdo migratorio entre Estados Unidos y México alcanzado la semana pasada en Washington incluye un plan regional de asilo y el compromiso de México de revisar y posiblemente cambiar sus leyes.

Según una copia que el presidente Donald Trump enseñó a periodistas esta tarde, fue que se pudo conocer esta parte del acuerdo.

El documento establece «las partes tienen además la intención (ilegible) un enfoque regional para compartir la carga en relación con el procesamiento de las solicitudes de estatus de refugiado de los migrantes».

Adicional, señala que México se compromete a modificar sus leyes y regulaciones, con la intención de que se pueda cumplir e implementar el acuerdo.

Un tercer párrafo menciona que “Si Estados Unidos determina a su discreción y después de consultar con México, después de 45 días naturales desde la fecha de emisión de la Declaración Conjunta, que las medidas adoptadas por el gobierno de México correspondientes a la Declaración Conjunta no han logrado los resultados suficientes en la atención del flujo de migrantes a la frontera sur de Estados Unidos, el Gobierno de México tomará todos los pasos necesarios bajo su ley, para hacer que el acuerdo se cumpla, con la perspectiva de asegurar que el acuerdo entre en vigor en 45 días”.

En la parte final del documento, se aprecian dos firmas, una en tinta azul que sería de algún funcionario de Estados Unidos, y otra en tinta negra que se deduce es de Alejandro Celorio Alcántara, Consejero Jurídico Adjunto de SRE.

Hasta ahora las autoridades mexicanas no han confirmado o desmentido si el documento que mostró Trump, y que permitió conocer algunos detalles del acuerdo, es fidedigno o no.

Sin embargo, el canciller Marcelo Ebrard indicó a través de sus redes sociales que esta tarde presentará el informe detallado sobre lo que se discutió y acordó con funcionarios de Estados Unidos.

Por temor a ser detenido, Emilio Lozoya Austin dijo que no acudirá a la comparecencia que tiene ante un juez de control del Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Norte por las acusaciones de lavado de dinero en su contra.

En una carta dirigida a la opinión pública, el ex director de Petróleos Mexicanos expuso que no existen las condiciones legales ni las garantías jurídicas para conservar su libertad.

“Es claro que si me presento ante el juez de control me van a vincular a proceso y van a pretender dictar prisión preventiva justificada, no obstante que el delito que se me imputa no lo amerita y nunca me sustraje de la acción de la justicia, en consecuencia, tengo todo el derecho de cuidar mi libertad, ya que todas estas acciones son definitivamente una persecución política orquestada en mi contra”, señaló en la carta.

Lozoya amenazó con decir toda la verdad e informarle a la Fiscalía General de la República quiénes son los funcionarios que participaron en los presuntos actos de corrupción, sin importar su nivel o jerarquía.

La única condición que Lozoya Austin le puso al fiscal General de la República, Alejandro Gertz Manero, es que le garantice el debido proceso y la presunción de inocencia a que todo mexicano tiene derecho.

“Quiero manifestar que en el momento que la Fiscalía General de la Nación me dé las garantías a las que tengo derecho, de inmediato estoy dispuesto a colaborar y manifestar la verdad histórica y jurídica de todos los hechos suscitados, en el periodo en que me desempeñé como Director General de Petróleos Mexicanos, en donde aclararé qué funcionarios, del nivel que sea, intervinieron en lo que hoy se investiga”. dijo.

Hace apenas una semana, la juez federal Luz María Ortega Tlapa, ordenó a Lozoya presentarse a una audiencia para enfrentar la denuncia en su contra. Le dio un plazo de 3 días hábiles y le advirtió que de no hacerlo, retiraría la suspensión que le otorgó para impedir ser detenido por las autoridades.

Asimismo, en la carta, Emilio Lozoya se presumió como víctima de una campaña mediática en su contra, en la que ha sido acusado, juzgado y condenado, violando así sus derechos fundamentales.

LUIS RUBIO

REFORMA

 

 

La carta que envió el presidente López Obrador al presidente Trump puede tener muchas lecturas, pero una gran certeza: es un documento concebido desde y para fines de la política interna y, en esos términos, ha sido un gran éxito. En adición al apoyo popular que, desde el comienzo, ha sido masivo, ahora puede jactarse de contar con la simpatía, si no es que con el reconocimiento, de buena parte de la sociedad -empresarios, comentaristas y críticos- que no estaban con él. El éxito es notable. Captando la nueva tónica, un comentarista afirmó que “Trump logró convertir a AMLO de líder en Jefe de Estado”. El apoyo es innegable; la pregunta es si eso resuelve el problema.

El contexto es fundamental: en los de facto diez meses en que AMLO ha gobernado, la característica central ha sido de confrontación en un país sumamente dividido. La estrategia de ataque que ha empleado el presidente le ha rendido frutos, pero ha sido sostenible sólo porque los mercados financieros internacionales, en contraste con otras eras de la política y economía del país, han sido indiferentes a las discusiones internas. Mientras las exportaciones fluyan, el diferencial de tasas de interés se mantenga y las calificadoras ignoren sus propias admoniciones respecto a la refinería de Dos Bocas y el Tren Maya, los inversionistas de portafolio no verán razón alguna para cambiar su estrategia, muy rentable hasta la fecha. La reciente acción por parte de Trump podría cambiar esa ecuación, como ilustró el cambio de calificación.

En “Cien años de soledad”, Gabriel García Márquez crea personajes que habitan mundos paralelos que, aunque se ven, nunca se acercan. El famoso realismo mágico que describe el escritor colombiano no parece muy distante de los
sucesos de los últimos días. Trump -otro personaje de un realismo igualmente hechicero- logró combinar dos obsesiones de una manera catastrófica para México. Su prejuicio de que los déficits comerciales son malos y dañinos para la economía es bien conocido, pero ahora lo combinó con el asunto de los flujos migratorios, quizá el elemento más trascendente en su estrategia electoral de 2016. Es evidente que, para Trump, el más reciente amago constituye el cimiento perfecto para lanzar su campaña para la reelección. Cada lado con su propio realismo mágico.

Cualquiera que sea el devenir de largo plazo del asunto arancelario o de la campaña, el impacto sobre México puede
ser descomunal. La verdadera asimetría en la relación no radica en el poder de cada uno de los gobiernos, sino en el desproporcionado impacto que cualquier medida de allá tiene sobre México: mientras que una decisión del gobierno mexicano no es más que un pequeño murmuro para los estadounidenses, casi cualquier acción del gobierno estadounidense entraña consecuencias desmedidas sobre nuestro país. La pura amenaza de los aranceles provocó una devaluación de más de 3%, patrón que ha sido no sólo histórico, sino especialmente característico del actuar de Trump desde su campaña presidencial hace tres años.

El problema de la más reciente táctica de Trump para México es que ataca, de un golpe, los tres elementos clave de la estabilidad del país. Primero, con su amenaza de imponer aranceles crecientes, se ponen en entredicho las exportaciones; segundo, la inestabilidad cambiaria que la misma medida ha generado reduce el atractivo que el diferencial de tasas ofrecía hasta ahora; y, tercero, la presión sobre las agencias calificadoras seguirá aumentando, toda vez que dos de los vectores clave en sus consideraciones -los proyectos de infraestructura que consideran imposibles de financiarse y las exportaciones que garantizan el flujo de dólares ahora juegan en sentido contrario. Y lo peor es que no hay mucho que el gobierno mexicano pueda hacer para cambiar la realidad migratoria en el corto plazo.

Al mismo tiempo, todos los mexicanos sabemos que el gobierno mexicano lleva décadas prometiendo acciones y respuestas a los flujos migratorios y no ha hecho nada al respecto. Como nunca hubo consecuencias a la inacción, en México siempre se pretendió que esto no era más que un juego de espejos, situación que cambió desde la campaña del hoy presidente de EUA. El extremo ha sido el otorgamiento de visas de trabajo y tránsito del gobierno actual, creando un incentivo que contribuyó a desatar el súbito y enorme crecimiento en esos flujos. En el peor momento: con Trump.

El momento es propicio para un reencauzamiento de la política interna. El presidente ha logrado generar, en buena
medida gracias a Trump, una tregua en política interna, lo que confirma su propio dicho, así sea a la inversa, de que la mejor política interior es una buena política exterior, recurso frecuente en décadas pasadas. La oportunidad está en sus manos: el presidente tiene el sartén por el mango y podría emplearlo para empecinarse en una estrategia divisiva y cierta de provocar a las calificadoras, o para sumar a toda la población y convertirse en el factor transformador que el país necesita y con el que él ha soñado. La oportunidad es única y extraordinaria y, con suerte, podría contribuir a evitar que se consumen las peores consecuencias de la conflagración que entraña el actuar de Trump y la estrategia del gobierno de AMLO a la fecha.

@lrubiof

Durante la conferencia matutina de este martes 4 de junio, ofrecida por el presidente Andrés Manuel López Obrador desde Palacio Nacional se abordaron estos temas:

  • El presidente informó que presentará la lista de viajes al exterior solicitados por funcionarios públicos «sin nombres» y advirtió que ya se acabó el «turismo político a costillas del erario público».
  • AMLO confió en que habrá un acuerdo con Estados Unidos antes del 10 de junio para que no se apliquen aranceles a productos mexicanos, tal como lo anunció su homólogo Donald Trump, pues aseguró que hay indicios de que al país vecino le importa alcanzar una negociación.
  • Luego de que un juzgado suspendiera los trabajos en el aeropuerto de Santa Lucía hasta que el gobierno federal cuente con los estudios de impacto ambiental, el Presidente dijo que “no hay obras todavía” y respetará la decisión del juez.
  • Dijo que casos similares aplican con la construcción de la refinería en Dos Bocas, Tabasco, o el Tren Maya, que correrá en el sur sureste del país, «lo mismo con la refinería, que si no hay estudio de impacto, que no se va a terminar en tres años, que si va a costar el doble, los expertos opinan eso; el Tren Maya lo mismo, que se van a afectar los bosques, las selvas tropicales (…) no se afecta ningún bosque, ninguna selva, ninguna reserva» comentó el mandatario.
  • López Obrador evitó opinar sobre los «uniformes neutros» presentados ayer por la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, pues consideró que es un tema muy polémico y que él debe guardar respeto.
  • AMLO no asistirá a Cumbre del G-20, enviará en su representación a Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores, y a Carlos Urzúa, secretario de Hacienda, con quienes enviará una carta a los líderes mundiales.

Este martes, el presidente Andrés Manuel López Obrador hizo pública la carta que Felipe Calderón le envió para solicitar seguridad del Estado, alegando que su familia está “desprotegida y vulnerable” y no tiene solvencia económica para contratar seguridad privada.

Con fecha del 11 de enero de 2019, Calderón señala en la misiva que «contrario a lo que se piensa», no cuenta con el dinero necesario para contratar guardias privados pues sus percepciones son «variables e inciertas».

«Es posible que algunos expresidentes estén en una solvencia económica que no tengan ningún problema para hacerlo (contratar seguridad privada). No es mi caso. Contrario a lo que pudiera decirse, nunca robé ni me enriquecí en el desempeño del cargo, y mis ingresos actuales, que son variables e inciertos, no me permiten pagar los servicios de seguridad», escribió el exmandatario.

El expanista expresó que como presidente se toman “decisiones extremadamente complejas”, entre ellas, la seguridad de los mexicanos, por lo que al combatir a la delincuencia organizada su familia y él recibieron diversas amenazas.

«Como consecuencia de ello, en diversas ocasiones fui objeto de distintas amenazas, algunas públicas, otras directas, y tuve conocimiento a través de labores de inteligencia del Estado de acciones que se encaminaban a atentar contra la vida o la libertad de algún miembro de la familia», señaló Calderón.

Calderón Hinojosa mencionó al actual mandatario que como él, tiene un hijo menor de edad, y que es injusto que su familia sufra las consecuencias de políticas ajenas a su voluntad.

Luego de que Vicente Fox asegurara, sin pruebas, que un comando armado intentó entrar a su rancho en Guanajuato, López Obrador solicitó el 6 de abril de 2019 enviarle también escoltas del Estado.

La carta que Felipe Calderón envió al presidente se hizo pública a poco más de un mes de que se conociera su existencia y a poco más de 4 meses de que fuera enviada.

 

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) fue cuestionado sobre la carta enviada al rey de España, así como la carta que éste recibió por parte del expresidente Felipe Calderón Hinojosa, pues no se encuentra en el organismo de transparencia.

Al respecto, el mandatario federal señaló que la carta que envió a España, la cual pedía una disculpa por los agravios cometidos en la época de la Conquista, se hará pública luego de que pasen las elecciones en aquel país, pues se debe ser respetuoso.

“Vamos a dar a conocerla. Yo hago el compromiso de dar a conocer la carta en junio. Es una cuestión de respeto y diplomacia. Nosotros dimos a conocer las cartas y luego las filtraron”, indicó el presidente.

Sobre la carta que AMLO recibió por parte del expresidente panista Felipe Calderón Hinojosa (FCH) en la que le pedía medidas de protección, pues supuestamente por su lucha contra el narcotráfico su vida está en peligro, el líder nacional aseguró que se dará a conocer el próximo lunes.

Indígenas hidalguenses del Consejo Supremo Hñahñu solicitaron al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reconocer los errores que se han cometido en su administración, pues dijeron, están a muy buen tiempo de corregirlos por el bien del país y del propio Gobierno Federal.

En una carta abierta enviada hoy al mandatario en el marco de su gira por Hidalgo, los indígenas reclamaron algunas de las decisiones que el gobierno ha tomado, entre ellas le pidieron regresar el Programa de Estancias Infantiles, pues afirmaron, las madres trabajadoras lo necesitan. Le dijeron que «el cariño a los niños no lo suple el dinero en efectivo».

En cuanto al Seguro Popular, indicaron que, si bien tenía diversas limitaciones, el programa garantizaba atención médica, educación y alimentación, algo que hoy no sucede.

Reclamaron que los apoyos al campo se han cerrado y los precios de garantía que anunció el gobierno federal para el maíz, frijol y leche no se cumplen.

Otros de los temas que expusieron al presidente, fue la cancelación de presupuestos para atender a pacientes de cáncer, VIH, refugios para mujeres violentadas, comedores comunitarios, apoyos a emprendedores, la desaparición del Consejo de Promoción Turística, entre otros.

“No estamos contentos con el ambiente de división que se fomenta el país”, por ello lo exhortaron a ser “factor y fuente de unidad y no de ruptura”.

Demandaron al gobierno federal «su solidaridad y eficiencia en las políticas para alcanzar el bienestar de los indígenas», porque «es urgente corregir acciones que complican la subsistencia y provocan incertidumbre”.

La población Hñahñu en Hidalgo está conformada por más de 300 mil indígenas que se encuentran en 24 municipios, todos de alta marginación.

Luego de que el pasado miércoles se diera a conocer el fallecimiento del ex presidente de Perú, Alan Garcia, quien se disparó tras la llegada de agentes de la fiscalía a su domicilio para arrestarlo en relación a una investigación que se le seguía por el caso de corrupción de Odebrecht, este viernes se dio a conocer la carta que dejó.

Luciana García Nores, hija del ex mandatario, leyó en público la carta que dejó su padre, en la que denuncia la estrategia que siguieron sus opositores para criminalizarlo por más de 30 años.

En su carta, García reiteró que nunca recibió sobornos de ningún tipo, afirmando que nunca podría haber precio suficiente para quebrantar su orgullo. «Otros se venden, yo no».

Esta es la carta integra que dejó:

Cumplí la misión de conducir el aprismo al poder en dos ocasiones e impulsamos otra vez su fuerza social. Creo que esa fue la misión de mi existencia, teniendo raíces en la sangre de ese movimiento.

Por eso, y por los contratiempos del poder, nuestros adversarios optaron por la estrategia de criminalizarme durante más de 30 años. Pero jamás encontraron nada, y los derroté nuevamente, porque nunca encontrarán más que sus especulaciones y frustraciones.

En este tiempo de rumores y odios repetidos, que las mayorías creen verdad, he visto cómo se utilizan los procedimientos para humillar o vejar, y no para encontrar verdades.

Por muchos años me situé por sobre los insultos. Me defendí, y el homenaje de mis enemigos fue argumentar que Alan García era suficientemente inteligente como para que ellos no pudieran probar sus calumnias.

No hubo ni habrá cuentas ni sobornos ni riqueza, la historia tiene más valor que cualquier riqueza familiar. Nunca podría haber precio suficiente para quebrar mi orgullo de aprista y de peruano. Por eso repetí, otros se venden, yo no.

Cumplido mi deber en la política y en las obras hechas en favor del pueblo, alcanzadas las metas que otros países o gobiernos no han logrado, no tengo por qué aceptar vejámenes. He visto a otros desfilar esposados, guardando su miserable existencia, pero Alan García no tiene por qué sufrir esas injusticias y circos.

Por eso, le dejo a mis hijos la dignidad de mis decisiones. A mis compañeros, una señal de orgullo; y mi cadáver, como una muestra de mi desprecio hacia mis adversarios, porque ya cumplí la misión que me impuse.

Que Dios, al que voy con dignidad, proteja a los de buen corazón y a los más humildes

El exgobernador de Chihuahua, César Duarte, solicitó al PRI por medio de una carta no ser expulsado de sus filas, por presunción de inocencia, pues no ha sido sentenciado por corrupción.

Dicho escrito fue entregado por Ricardo Sánchez Reyes Retana, representante legal de Duarte, luego de que el exmandatario estatal no llegará a la audiencia con la Comisión de Justicia Partidaria del PRI.

En la carta, César Duarte afirma que el principio de presunción de inocencia debe ser tomado en cuenta para no expulsarlo del la filas del tricolor.

Cabe recordar que la Comisión de Justicia Partidaria del PRI reabrió el caso de la expulsión por orden del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

Duarte está acusado de peculado y, sin embargo, Sánchez Reyes afirmó que el exgobernador no tiene los recursos que aseguran desvío del erario.

En entrevista con Grupo Fórmula, el abogado afirmó que no sabe dónde se encuentra César Duarte, pero que ha mantenido comunicación con él para su defensa.

«No sé dónde está Cesar Duarte, lo único que sé, es que está peleando para comprobar su inocencia, pero no sé en donde esta”, dijo el abogado.

Esta mañana, el periodista Jorge Ramos cuestionó al presidente Andrés Manuel López Obrador y señaló que los periodistas no dan a conocer sus fuentes como lo pidió el mandatario al periódico Reforma cuando dio a conocer el borrador de la carta enviada al Rey de España.

AMLO llamo a «no hacer lo que se hacía anteriormente cuando el Reforma protegía a gobiernos del periodo neoliberal».

Y agregó: “Incluso tengo pruebas de que ayudó a legitimar el fraude electoral del 2006 y apoyo mi desafuero, porque es un periódico conservador”.

“Pero independientemente de esa postura conservadora, cuyo distintivo es la hipocresía, siempre se les va a garantizar el derecho a manifestarse. Nunca vamos a atentar en contra del periodismo”, dijo AMLO.

“Ni Reforma ni ninguno de nosotros va a revelar las fuentes de información”, dijo Jorge Ramos al presidente. «Incluso hay periodistas que van a la cárcel antes de revelar sus fuentes», añadió Ramos.

“No es obligatorio que revelen las fuentes. Lo dije porque quiero ejercer mi derecho a la réplica y que haya diálogo circular», respondió el mandatario.

«¿Por qué ellos si pueden plantear que haya transparencia y yo no puedo pedir que haya transparencia? En este caso se trata de una carta que se envió a un gobierno extranjero y que de repente aparece en un periódico. Si no quieren revelar la fuente está bien, pero yo tengo mi derecho a manifestarme”, aseguró el presidente.


WordPress Lightbox Plugin