Tag

crecimiento

Browsing

El Banco de México (Banxico) presentó este viernes los resultados de la encuesta correspondiente a diciembre sobre las expectativas de los especialistas en economía del sector privado, en la que recortan su expectativa de crecimiento para 2019, pasando de 0.04% a 0.03%

Sin embargo, los analistas consultados aumentaron a un 1.10% su pronóstico de crecimiento para la economía mexicana para el 2020, dato mayor al 1.08% estimado en la encuesta de noviembre.

Entre los resultados destaca que las expectativas de inflación general para los cierres de 2019 y 2020 se mantuvieron en niveles similares a los de la encuesta de noviembre. Prevén que la inflación se sitúe en 2.92% para 2019, mientras que para 2020 será de 3.44%.

Las expectativas sobre el nivel del tipo de cambio del peso frente al dólar estadounidense permanecieron en niveles cercanos a los del mes previo. Estimaron un tipo de cambio de 19.55 para el cierre de 2019 y de 20.10 pesos por dólar al cierre del año próximo.

Según los los analistas consultados por el Banco de México, los factores que podrían obstaculizar el crecimiento económico de México en los próximos seis meses son,  a nivel general se asocian con la gobernanza (46%) y las condiciones económicas internas (29%).

A nivel particular, los principales factores son: los problemas de inseguridad pública (21%); la incertidumbre sobre la
situación económica interna (16%); la incertidumbre política interna (13%); la política de gasto público (9%); la plataforma de producción petrolera (6%) ; y la debilidad en el mercado interno (6%).

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (AMLO) celebró el consenso logrado finalmente con el tratado comercial de México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), un convenio de «grandes dimensiones» que detonará la economía en Norteamérica.

«Estamos hablando de un acuerdo económico, comercial, de grandes dimensiones. Es un acuerdo que nos ayuda a impulsar el crecimiento económico de nuestras naciones», dijo López Obrador desde Palacio Nacional tras la firma del T-MEC que incluye las modificaciones acordadas entre La Casa Blanca y los legisladores estadounidenses del Partido Demócrata.

El presidente calificó como este martes un día «importante» para las tres naciones, tras lo que dijo, fueron difíciles negociaciones.

AMLO valoró positivamente el T-MEC porque «sin duda significa mayor inversión para Canadá, Estados Unidos y México, y se trata de atraer más inversión para América del Norte, para esta región del mundo».

Aseguró que cuando hay inversión, hay crecimiento y ello lleva al bienestar y, en última instancia, a la «paz y la tranquilidad».

Sobre el acuerdo, dijo que mejorará las condiciones laborales de los trabajadores de los tres países, y resaltó que si bien es un acuerdo económico, comercial, al mismo tiempo es respetuoso de las soberanías de los tres países.

Aseveró que gracias al acuerdo también se fortalece la cooperación para el desarrollo y permite enfrentar «mejor» problemas como el fenómeno migratorio. «Tenemos este acuerdo de América del Norte sin dar la espalda a nuestra América. Y esto es muy importante, es un asunto de relaciones económicas y comerciales, pero también de geopolítica , de fortalecer nuestro continente americano», dijo.

Agradeció a quienes han hecho posible que las negociaciones lleguen a buen puerto.  Tuvo especialmente buenas palabras para Jesús Seade, jefe negociador y subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), de quien dijo tener gran «confianza» para llevar esta «difícil» negociación.

Sobre Robert Lighthizer, el mandatario mexicano señaló que que es un profesional en las negociación de este tipo de acuerdos y de tratados. También agradeció a Chrystia Freeland, viceprimera ministra de Canadá, por su confianza para lograr este acuerdo.

AMLO agradeció también al primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, con quien dijo ha mantenido una relación cordial, de cooperación, respetuosa. Aprovechó para reconocer el trato respetuoso que recibimos del presidente Donald Trump.

«Algunos pensaban que iba a ser imposible llegar a este acuerdo, no sólo a este acuerdo, que no nos íbamos a entender en nada, que nos íbamos a pelear, que nos íbamos a confrontar y miren lo que son las cosas. Hemos podido entendernos, y muy bien, porque hay respeto mutuo; y en ambos casos consideramos que lo mejor de todo es el diálogo, la negociación, el acuerdo, la política, que se inventó precisamente para evitar la guerra y evitar la confrontación», finalizó López Obrador.

Al cumplirse el primer año del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), indicó que es muy preocupante que, en el discurso presidencial, siga predominando una visión maniqueísta del país, que ya ha dividido a la sociedad en dos.

La Confederación indicó que sin sorpresas, ayer desde el Zócalo capitalino, AMLO habló sobre el combate a la corrupción, la pobreza y la desigualdad que persigue su administración, en el que aseguró que ya cumplió 89 de los 100 compromisos asumidos hace 12 meses.

Sin embargo, lamentaron que el presidente haya pedido una prórroga en el plazo, de un año más, para que los efectos de su transformación puedan percibirse por los mexicanos.

«En Coparmex, lamentamos la falta de un análisis profundo y crítico de los grandes pendientes que enfrentamos como sociedad, desde hace varias décadas. Es cierto, México sigue siendo un país de leyes y en lo general, nuestro sistema económico no ha sido afectado. Pero también hay que decirlo: hoy en el país hay graves problemas –omitidos en el discurso de ayer– que requieren de la máxima seriedad y atención, por parte de nuestros gobernantes», dijo el organismo.

Recordó el estancamiento de la economía; la cancelación del aeropuerto en Texcoco imposibilitó las condiciones de confianza y certidumbre que requieren los inversionistas para apostar por México; el atropello a los sueldos que perciben funcionarios de los poderes distintos al Ejecutivo; el memorándum emitido por el Gobierno de México para abrogar la reforma educativa quebrantan el Estado de Derecho y ponen en riesgo las atribuciones de cada poder; los golpes a los organismos autónomos, entre otros problemas que se han presentado en el último año

La Coparmex aseguró que sin duda, se trata de un balance negativo en lo que va del año, que no beneficia a nadie. Por ello, enlistó  los retos prioritarios que tiene el Gobierno de México para el próximo año, y en lo que resta del sexenio.

  • Frenar los índices de violencia y delincuencia que predominan en casi todo el territorio
  • Combatir frontalmente la corrupción en todos los niveles y en todas las esferas de la vida pública y privada.
  • Reestablecer las condiciones de confianza y certidumbre en la economía, para detonar el crecimiento y generar los empleos formales que hacen falta.
  • Seguir fortaleciendo la democracia, con autoridades que garanticen el cumplimiento del Estado de Derecho, las libertades, así como con condiciones de tolerancia y respeto.
  • Frenar la destrucción institucional de los últimos meses, donde diversas instituciones han desaparecido, a otras se les ha mermado en su capacidad por la vía del presupuesto, mientras que algunas más se han supeditado a los intereses de otros poderes.

Especialistas del sector privado revisaron a la baja las expectativas de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) de México para 2019 desde 0.26% en su pronóstico de octubre a 0.04% en noviembre, según una encuesta realizada por el Banco de México (Banxico).

Para el año próximo, fijaron la previsión de crecimiento en 1.08%, frente al 1.21% del sondeo previo del banco central.

De acuerdo con la encuesta, efectuada del 22 al 28 de noviembre entre 39 grupos de análisis y consultoría económica del sector privado nacional y extranjero, las expectativas de inflación general para los cierres de 2019 y 2020 disminuyeron en relación a la encuesta de octubre.

Para el cierre de este año se espera que la inflación general se ubique en 2.93%, frente al 2.96% estimado hace un mes. Y para 2020 la expectativa pasó de 3.43% a 3.45%.

Las expectativas sobre el nivel del tipo de cambio del peso frente al dólar estadounidense para el cierre de 2019 permanecieron en niveles cercanos a los de octubre, al pasar de 19.72 a 19.59 pesos.

Para el cierre de 2020, las perspectivas sobre dicho indicador también se mantuvieron en niveles similares a los de la encuesta anterior, pasando de 20,17 a 20,09 pesos. Para 2019 y 2020 las expectativas del déficit comercial se revisaron a la baja con respecto al mes anterior.

Los especialistas consideran que, a nivel general, los principales factores que obstaculizan el crecimiento son la gobernanza (49%) y las condiciones económicas internas (27%). En su pronóstico más reciente, Banco de México recortó el pronóstico de crecimiento para la economía nacional a un rango de 0.2 a -0.2%, por lo que el país podría tener un decrecimiento.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) informó este jueves que la pobreza aumentará hasta el 30.8% de la población en América Latina para el año 2019.

Así lo indicó el organismo en su publicación ‘Panorama Social de América Latina 2019’, en el que además señaló que se proyecta un incremento hasta el 11.5% en cuanto a la pobreza extrema.

«De confirmarse estas estimaciones, en 2019 habría 27 millones más de personas pobres que en 2014; peor aún, de ellas 26 millones se encontrarían en situación de pobreza extrema», señaló la Cepal al respecto.

Las cifras del informe muestran una tendencia alcista en la región que se registra de forma continuada desde el año 2014, cuando la pobreza y la pobreza extrema llegaron a su mínimo en la última década (27.8% y 7.8%, respectivamente).

Ese crecimiento de la situación se traduce en la región en 191 millones de personas en situación de pobreza y 72 millones en situación de pobreza extrema.

La Cepal advirtió que pese a los avances logrados durante la primera década y media del siglo XXI, desde 2015 se ha
registrado un retroceso. «Esto es muy preocupante y enciende fuertes señales de alerta».

Actualmente, América Latina registra un índice de 0.465 con países como Argentina, Uruguay y El Salvador con menores desigualdades y Brasil y Colombia con la mayor brecha, por encima de la media regional.

Durante la presentación del informe, la secretaria ejecutiva de la Cepal, Alicia Bárcena, aprovechó para indicar que pese al bajo pronóstico de crecimiento económico para 2019 de 0.2%, México no está en recesión, sino que es resultado del cambio de modelo de gobierno, entre otras causas.

“No creemos que México esté en recesión. Dijimos que nuestra proyección es de 0.2%, con este entorno incierto relacionado con la inversión y esperamos que en 2020 haya una recuperación importante del crecimiento, porque habrá sin duda mayores inversiones en infraestructura y consumo de los hogares más pobres”, indicó Bárcena.

El pasado lunes, el INEGI presentó la revisión del crecimiento del PIB para el tercer trimestre de 2019, ajustando a la baja, para situar la cifra en 0%. Es decir, que se confirma el nulo crecimiento de la economía mexicana, en términos reales, durante los primeros 9 meses del año.

Al respecto, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) indicó que más allá de los debates entre los especialistas, sobre sí la economía mexicana ya se encuentra en recesión técnica o no, lo relevante es que México no está creciendo.

«Las consecuencias de una economía en franco estancamiento, son catastróficas» pues no crecer limita el desarrollo de un país, frenando la generación de riqueza, empleos y oportunidades para el bienestar futuro de la población.

Este escenario adverso toma mayor relevancia, si observamos el desempeño contrastante de las economías de México y Estados Unidos. Mientras que nosotros registramos un 0%, encontramos que la tasa anual de crecimiento del PIB de nuestro país vecino al tercer trimestre de 2019 fue de 1.9%. Con esto, dijo la Confederación, se confirma que las principales razones del estancamiento económico en México se atribuyen a factores internos.

«En Coparmex, manifestamos una vez más nuestra profunda preocupación por el débil desempeño de nuestra economía. Por ello, hacemos un llamado enérgico para que el Gobierno de México dé un viraje en su política económica y con ello se pueda recuperar la confianza y la certidumbre perdidas en los últimos meses».

En ese sentido, se señaló que los inversionistas nacionales y extranjeros deben ver nuevamente en México, tierra fértil para el desarrollo de proyectos productivos que impulsen la generación de empleos y detonen el crecimiento nacional.

Añadió que el Acuerdo Nacional de Inversión en Infraestructura del sector privado que, el día de ayer, firmaron el Gobierno de México y los representantes empresariales es una noticia positiva, pero insuficiente. Hizo un llamado a que el 2020 no sea otro año perdido para la economía mexicana.

El INEGI presentó los resultados del Producto Interno Bruto (PIB), los cuales indican que no reportó variación en  términos reales durante el tercer trimestre de 2019 respecto al precedente, con cifras ajustadas por estacionalidad.

Es decir, el dato de 0.1% de crecimiento dado a conocer a finales de octubre fue ajustado a la baja.

Con los datos publicados esta mañana por el INEGI, se revisaron a la baja las tasas de crecimiento del PIB para 3 de los últimos 4 trimestres.

  • 4T18: -0.1%
  • 1T19: -0.1%
  • 2T19: -0.1%
  • 3T19: 0.0%

Con dicha corrección, se registraron tres trimestres consecutivos de retrocesos, por lo que la economía nacional habría caído en recesión técnica, tal como lo señalaron diversos economistas, pese a que el gobierno negó que eso hubiera ocurrido.

Por componentes, el PIB de las Actividades Primarias aumentó 3.3% y el de las Terciarias en 0.1%, en tanto que el de las Secundarias disminuyó 0.1% en el trimestre julio-septiembre de este año frente al trimestre previo.

En su comparación anual, el Producto Interno Bruto tuvo un descenso real de (‑)0.2% en el tercer trimestre del año actual con relación al mismo lapso de 2018.

Por grandes grupos de actividades económicas, el PIB de las Actividades Primarias creció 5.4% y el de las Terciarias 0.1%, mientras que el de las Secundarias retrocedió 1.5% en igual periodo.

La OCDE revisó este jueves a la baja sus previsiones de crecimiento mundial para 2020, e informa que no se espera una mejora para 2021, debido a la amenaza persistente de las tensiones comerciales.

Igual que este año, en 2020 el crecimiento mundial podría situarse en 2.9%, por debajo del 3% que había proyectado en septiembre pasado. En 2020 el crecimiento estaría en 3%.

«Estas tasas de crecimiento son las más bajas desde la crisis financiera» apunta la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), que advierte que la economía mundial seguirá viéndose afectada por «una fuerte incertidumbre política así como por la debilidad de las inversiones y los intercambios».

La institución destacó la acción de los bancos centrales para apoyar la economía, pero advierte del «desequilibrio» entre las políticas monetarias y presupuestarias. Pidió políticas fiscales más «incitativas» para estimular las inversiones a largo plazo.

La OCDE expresó también su preocupación por el deterioro de las perspectivas económicas y apuntó a que los Estados no tomaron en cuenta cambios estructurales como la digitalización, el cambio climático o los cambios geopolíticos ocurridos desde finales de los años 1990.

«Sería un error político considerar estos cambios como factores temporales que podrían ser tratados por la política monetaria o fiscal, son estructurales», afirmó la institución.

Según sus previsiones, la ralentización económica se acentuará en Estados Unidos, con un crecimiento del 2.3% este año (0.1 punto menos en relación a las previsiones de septiembre). Para 2020 y 2021 será de 2.0%. China debería crecerá un poco más de lo esperado este año, un 6.2%, mientras que en 2020 será de 5.7% y de 5.5% en 2021.

Para México, la proyección de crecimiento de este año es de 0.2%. Para 2020, su estimado es de 1.2% y de 1.4% para 2021.

Esta mañana, durante su conferencia de prensa, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) volvió a hablar sobre el tema económico, en el que confió va a haber un crecimiento.

«El pronóstico de nuestros adversarios era que íbamos a caer en recesión, se frotaban las manos de que iba a haber recesión. Eso es lo único que podían argumentar, el que no se estaba creciendo. Yo sigo sosteniendo que no es la panacea el crecimiento, no es el único indicador o parámetro para medir el bienestar de un pueblo, el que se pueda vivir en una sociedad mejor», dijo el mandatario.

López Obrador insistió en que crecer es hacer dinero, pero no necesariamente distribuir el dinero, aunque reconoció que es un elemento importante.

Fue en ese punto donde reconoció que ahora es poco el crecimiento que se tiene en el país; sin embargo argumentó que es mejor la distribución que se registra.

Al indicar que hay otros elementos que demuestran que se va avanzando en materia económica, como la generación de empleos, AMLO destacó que se han acumulado 600 mil empleos nuevos; y proyectó que se va a llegar a una cifra de 800 mil nuevas plazas a finales de año.

También recordó, ha aumentado el salario; ha mejorado el consumo de los sectores populares; ha crecido la inversión extranjera; y destacó que va muy bien la posibilidad o se vislumbra que se va a aprobar el tratado comercial con Estados Unidos y Canadá, el T-MEC.

«Todo eso va a ayudar hacia adelante. Entonces, vamos a ir creciendo y vamos a crecer a distribuir el ingreso. Yo espero que se vaya mejorando la economía cada vez más», indicó el presidente.

La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) revisó a la baja las proyecciones de crecimiento de la actividad económica de la región para 2019, año en que se espera una expansión promedio de 0,1% en América Latina y el Caribe.

El organismo estimó que en 2020 se continuará con un camino de bajo crecimiento, con una expansión proyectada del PIB de 1.4%, lo que conducirá a la región a cumplir siete años de permanecer con bajo avance.

Ello, dijo, se ha traducido en un deterioro de los niveles de ingreso per cápita promedio, el cual estaría reducido en 4.0% entre 2014 y 2019 y, por tanto, implica una caída promedio anual de 0.8%.

La CEPAL indicó que la desaceleración del ritmo de crecimiento se extiende para la mayoría de las economías de América Latina; para las economías de América del Sur, caerían un 0.2%, la primera caída desde 2016. En 2020 se espera que el crecimiento en esta subregión sea de 1.3% en promedio.

Para las economías de Centroamérica y México, se prevé una tasa de expansión de 0.7% para 2019 y de 1.6% para 2020, valores que implican una reducción respecto de la tasa media de crecimiento observada desde 2014 en esta subregión.

México, específicamente, crecerá 0.2% en 2019, mientras que en 2020 su crecimiento será de 1.3%

Para el Caribe de habla inglesa u holandesa se estima un crecimiento promedio de 1.5% para 2019, y la tasa esperada para 2020 es de 5.7%.

La Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) propuso cinco medidas para evitar el estancamiento en 2020, pues estimó que el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) en 2019 será de alrededor de 0.20%.

El organismo patronal planteó por ello medidas como la estabilidad macroeconómica; generar mayor gasto público; robustecer la actividad industrial; diversificar el comercio exterior; y fortalecer el Estado de derecho.

El organismo empresarial precisó en un comunicado que a nivel internacional hay un panorama de desaceleración económica, pero en el caso de México considera que “el bajo desempeño» de la economía se atribuye más a un mal año para el consumo interno, inversiones públicas y privadas, así como el comercio exterior.

Consideró necesario ajustar al interior de la economía mexicana, cuando Estados Unidos, principal socio comercial del país, crece a un ritmo cercano al 2.0%.

La Coparmex dijo que México no puede esperar más, e hizo un llamado a que se recuperen las condiciones de confianza y certidumbre para atraer nuevas inversiones, generar empleos y detonar el potencial de la economía.

En cuanto a la primera medida, subrayó que se debe procurar la estabilidad macroeconómica, con finanzas públicas sanas, una política monetaria autónoma y un sistema financiero robusto.

El Paquete Económico de 2020 mantiene un superávit primario en las finanzas públicas. Sin embargo, para aumentar la recaudación tributaria y lograr un equilibrio fiscal, más que perseguir y criminalizar a quienes sí cumplen con el pago de impuestos se tiene que ampliar la base de contribuyentes, simplificando el sistema de las obligaciones fiscales.

En cuanto a generar mayor gasto público, aseguró que es necesario abrir la llave del gasto público de forma eficiente; la tercera propuesta, es robustecer la actividad industrial, aprovechando las capacidades productivas de los estados, para que las empresas mexicanas, en especial las pequeña y mediana empresa (Pymes), se inserten en las cadenas productivas nacionales, regionales y globales.

Una cuarta medida, indicó, es ampliar la presencia de México en el mundo, aprovechando la red comercial de 12 tratados que conectan con 46 países y un mercado superior a mil millones de consumidores potenciales.

Finalmente, afirmó que la quinta tarea va más allá de lo económico, pues se trata avanzar en el fortalecimiento de las instituciones para combatir la inseguridad, mitigar la corrupción y hacer valer el Estado de derecho.

El Banco de México (Banxico) presentó los resultados de la encuesta sobre las Expectativas de los Especialistas en Economía del Sector Privado: Octubre de 2019, en la cual los analistas consultados ajustaron a la baja su pronóstico de crecimiento de la economía mexicana pasando de 0.43% a 0.26% para este año.

En la encuesta, los analistas indican que las expectativas de inflación general para los cierres de 2019 y 2020 disminuyeron en relación a la encuesta de septiembre. Esperan que este año, la inflación llegue a un nivel de 2.96%, cifra menor al 3.08% que habían proyectado en el mes previo. Para 2020, esperan que la inflación llegue a 3.43%.

Las expectativas sobre el nivel del tipo de cambio del peso frente al dólar estadounidense para los cierres de 2019 y 2020 disminuyeron en relación a septiembre. Los analistas prevén cierre el año en 19.72 pesos por dólar; para 2020 esperan que cierre en 20.17 unidades.

Entre los factores que afectan el crecimiento económico, los especialistas consideran que, a nivel general, están aquellos que se asocian con la gobernanza (48%) y las condiciones económicas internas (29%).

A nivel particular, los principales factores son: los problemas de inseguridad pública (19% de las respuestas); incertidumbre política interna (16% de las respuestas); la incertidumbre sobre la situación económica interna (14% de las respuestas); la debilidad del mercado externo y la economía mundial (9% de las respuestas); la debilidad en el mercado interno (6% de las respuestas); otros problemas de falta de estado de derecho (6% de las respuestas); y la política de gasto público (6% de las respuestas).

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) sostuvo esta mañana en materia económica el país va bien, y negó que haya recesión como apuntas sus opositores.

Y es que tras conocerse que la economía avanzó ligeramente en el tercer trimestre, cifra que no fue suficiente para superar el estancamiento por el que atraviesa, diversos analistas apuntan a que México está próximo a entrar en recesión.

Según el INEGI, el Producto Interno Bruto (PIB) aumentó un 0.1% entre julio y septiembre, una leve mejora comparado con el nulo crecimiento registrado en el segundo trimestre.

«En materia económica, de acuerdo a mis datos, vamos muy bien, muy bien, habría que ver todos los indicadores, no solo el del crecimiento», dijo López Obrador.

«No hay técnicamente recesión, no hay recesión, se están creando empleos, el salario ha aumentado como nunca, la economía popular anda bien», agregó.

El mandatario resaltó que existen finanzas publicas «fuertes y sanas» y que su gobierno no gasta por gastar como lo hicieron anteriores gobiernos.

AMLO había proyectado a inicios de su administración que el crecimiento económico llegaría a un 2% en 2019; sin embargo, en las últimas semanas ha dicho que es más importante el desarrollo económico y la distribución de la riqueza antes que las cifras del PIB.

López Obrador dijo que no hay recesión y argumentó que el avance escaso “es porque estamos poniendo orden; ya no es gastar por gastar, no es otorgar contratos a diestra y siniestra».

WordPress Lightbox Plugin