Tag

datos

Browsing

Pese a los indicadores económicos negativos, como el de la confianza del consumidor que da a conocer el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) insistió esta mañana en que la economía del país está «sana».

De acuerdo con el Inegi, el mes pasado el índice de confianza del consumidor registró su segundo mes a la baja al perder 0.37 puntos y quedar en 43.53 puntos.

Sin embargo, el mandatario defendió los resultados que ha habido en su gobierno, y dijo que el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) registró 600 mil empleos, sin contar los casi un millón creados a través de programas sociales como Sembrando Vida y Jóvenes Construyendo el Futuro.

Además, dijo, el salario mínimo ha aumentado de manera significativa desde hace 36 años. De igual forma, resaltó que el país, a través de las remesas, ha recabado 30 mil millones de dólares y se estima que para fin de año puede llegar a 36 mil millones de dólares.

Señaló que el país tiene una de las inflaciones más bajas de la historia y abundó que el peso se ha fortalecido en cuatro por ciento desde que inició su administración.

“El bienestar está llegando, recursos como nunca a la gente humilde. De todos los hogares de México, en la mitad está llegando un programa de bienestar», celebró el presidente de la República.

López Obrador lamentó que pese a los logros, aún existan personajes «nostálgicos» con la época neoliberal, que critican los apoyos que lleva el gobierno a los más necesitados. “Los que no están de acuerdo con nuestra política, los expertos que se quedaron con el otro modelo siempre van a estar cuestionando y tienen todo el derecho de hacerlo, pero vamos muy bien», añadió.

En otro tema, el presidente habló sobre la venta de su libro, y del modelo de venta que se emplea para la distribuirlo.

Se le cuestionó el hecho de que su libro “Hacia una economía moral», se vende en algunos mítines, como el del domingo pasado en el Zócalo, y en los lugares por donde realiza giras de trabajo.

López Obrador agradeció la labor de las personas que desde hace años venden sus libros, revistas y diversos artículos, dado que hacen un gran esfuerzo para desplazarse a sitios apartados.

“Desde hace mucho tiempo hay un grupo de personas… y los admiro porque van hasta los pueblos más apartados, es importante porque a los pueblos más marginados pues no llegan ventas de libros de otros y artículos que llegan cuando vamos de gira. Son vendedores muy humildes que hace un gran esfuerzo, sus carritos ya muy viejos pero ahí van y llevan sus cajas, …yo los admiro mucho y los quiero, ya llevamos años así, visitando los pueblos», reconoció AMLO.

Sobre cómo van las ventas, indicó que le corresponde a la editorial dar un informe sobre la venta del mismo.

Estamos en un punto de inflexión en la violencia, declaró el flamante Secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo. Lo dijo mostrando una gráfica durante la conferencia mañanera que transcurría en Palacio Nacional, en la CDMX. Y al mismo tiempo en La Aguililla, Michoacán, gritaban policías estatales desesperados: “¡K-8! ¡K-8! ¡Nos atacan!

El saldo de la mañanera de Palacio Nacional fue de complacencia. El de Michoacán de 13 policías muertos y nueve heridos en la emboscada. Además quedaron unidades policiacas calcinadas y en los parabrisas se podía leer “A todos los policías que apoyen a los lacras se los cargará la ve…Att. CJNG”.

En Palacio Nacional se escucha un día sí y el otro también al presidente decir que para combatir la inseguridad su gobierno dará abrazos, no balazos. En Michoacán y en gran parte del país la respuesta a esta ‘estrategia’ es la inversa: balazos, no abrazos.

Y es que el país que describe el presidente y sus invitados en las mañaneras de Palacio Nacional es muy distinto al México que vivimos el resto de los mortales.

Otro día más en Palacio Nacional. Ahora se reúne la primera plana de los empresarios gaseros. Sentados, un poco incómodos, aplauden al presidente López Obrador que habla de que la corrupción se está barriendo como las escaleras, de arriba para abajo, y que en su gobierno ya no hay tolerancia a la corrupción. Entre los sentados a lado de los empresarios está el Director de la Comisión Federal de Electricidad, Manuel Bartlett.

Terminada la conferencia matutina Manuel Bartlett regresa a su despacho. Pasan las semanas y los señalamientos de corrupción y enriquecimiento ilícito en su contra siguen brillando por su ausencia.

Por su parte los empresarios que aplaudieron y prometieron que van a invertir, siguen ideando estrategias para que su dinero esté a salvo. No quieren ni hablar en fuerte, ni escuchar en público sobre el panorama que vive el país. Quizás la idea es que si no se habla de los errores del gobierno, éstos no tendrán efecto. Una estrategia parecida a la que implementó el gobierno de Peña Nieto para ‘combatir’ la inseguridad: no hablemos del tema y así la seguridad quedará resuelta.

Estamos ante una emergencia en materia de seguridad que sin duda heredó el presidente López Obrador. A esa emergencia se le suma un panorama muy negativo en materia económica. Este cuadro no augura más que un círculo vicioso: si la economía empeora, la seguridad lo hará también.

Pero en Palacio Nacional dirán que, a pesar de la terrible herencia del pasado, todo mejora. Es la Cuarta Transformación.

Apostilla: Hoy Javier Bonilla ofrecerá una conferencia de prensa a las 11:45 de la mañana. Ayer el presidente López Obrador le envió un mensaje muy claro en su conferencia mañanera: que la Ley Bonilla con la que pretende ampliar su mandato de 2 a 5 años es una pena y que el expediente perdido para poder publicar el cambio debe de ser hallado. El documento apareció ¡oh sorpresa! unas horas después.

 

Columna completa en EL UNIVERSAL

CARLOS ELIZONDO MAYER-SERRA

EXCELSIOR

 

 

Los políticos mienten. Imposible ganar una elección sin hacerlo. Tampoco es fácil gobernar con la verdad. En casi toda decisión hay perdedores. Lo más que puede hacer un político es evitar los temas en los que la verdad es demasiado incómoda.

Los políticos conocen lo complicado de su tarea. Pocos se atreven a decir que no mienten. AMLO es uno de ellos. “Yo jamás le voy a mentir al pueblo mexicano”.

AMLO ha logrado construir una impresionante imagen de honestidad y sinceridad. Sin embargo, su comportamiento es inusualmente flexible con la realidad. Cuando ésta no se somete a sus deseos, tiene una respuesta perfecta: “yo tengo otros datos”.

Hay temas en los cuales los datos podrían ser debatibles. Cuando el 7 de junio Bank of America dijo por primera vez que la economía mexicana crecería este año menos de uno por ciento, AMLO replicó “‘a ver, uno por ciento’, yo digo ‘más de dos’, o sea, digo el doble, y está grabado”. En ese entonces podía haber alegado que “sabía” de otros datos; podría, por ejemplo, haber decidido ya la reanudación del aeropuerto de Texcoco, con lo cual la inversión pública se reanimaría, la confianza empresarial regresaría y con ello la inversión privada se reactivaría.

Sin embargo, cuando la semana pasada varias instituciones financieras estimaron un crecimiento cercano a cero para el primer semestre del 2019, como ya lo vimos con el dato publicado ayer, sólo ligeramente mejor a lo esperado, y Bank of America proyectó un crecimiento de 0.5 por ciento para todo el año, AMLO volvió a decir que creceríamos al 2 por ciento. No hay forma que en el segundo semestre crezcamos al 4 por ciento como para compensar el raquítico 0.3 del crecimiento del primero y al promediar lograr el dos prometido por AMLO. En el ínterin descalificó cualquier proyección. En sus palabras: “Es que antes de que se tengan datos se pronostica”, bueno… de eso se trata un pronóstico.

También le pidió al FMI, que igual ajustó sus pronósticos a la baja, que pidiera disculpas por haber causado “un grave daño a los mexicanos” con su defensa del neoliberalismo. Ésta es la estrategia típica de un político. Si no le gusta un dato, mejor hablar de otra cosa.

Cuando AMLO afirma nuevamente que alcanzaremos un crecimiento de 2 por ciento este año, ¿está mal informado o sabe que es una mentira? Lo primero hablaría de un Presidente cercado en un mundo de aduladores, donde saliendo de la mañanera le aplauden para reforzarle la idea de que sí alcanzaremos el crecimiento prometido. Lo segundo, si sabiendo, miente sin recato alguno, hace de sus promesas en otros temas frases sin credibilidad.

AMLO hace con frecuencia afirmaciones fáciles de refutar. Acusó al recién cesado director del Coneval, Gonzalo Hernández Licona, de ganar 220 mil pesos mensuales. Éste le contestó mostrando su recibo de nómina. Su ingreso neto era de 92 mil pesos. Supongo que Hernández Licona no falsificó su recibo. ¿A AMLO le dieron ese dato sobre el supuesto salario de Hernández Licona o simplemente afirmó lo que le dio la gana?

Hoy en día, el problema para un político que va contradiciéndose por la vida es el registro digital de todo lo dicho. Como dice AMLO: “está grabado”. La semana pasada circuló un tuit con un video (http://bit.ly/2KdaTM8) en el que primero se veían sus promesas como Presidente electo de crecer al 4 por ciento, luego, su justificación de que lo que importa no es tanto el crecimiento, sino el desarrollo, para rematar diciendo que “si se tratara de crecer por crecer, podríamos decir, ‘vamos a seguir con las rondas petroleras, porque lo que nos importa es crecer, crecer’, entonces, pues podríamos crecer al 6 por ciento anual, pero, destruimos el territorio, y qué les dejamos a las nuevas generaciones.”

¿Podríamos crecer más, pero no quiere afectar el medio ambiente? Es el mismo Presidente que pretende hacer una refinería en Dos Bocas, un tren en la selva y cancelar las rondas de energía eléctrica sustentable. Difícil de creer. Pero con qué seguridad lo dice.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), a través de su Segunda Sala, determinó que el derecho de réplica no tiene la finalidad de resolver si el ciudadano tiene la razón o no sobre si la información difundida es falsa o inexacta, sino lo que busca es un balance entre los medios de comunicación y las personas referidas.

Al resolver el amparo en revisión 1173/2017, la Suprema Corte resolvió que el derecho de réplica permite a través del mismo medio en que fue divulgada la información, que la persona aludida pueda presentar una versión propia de los hechos, y así los receptores tengan mayores elementos para formarse una opinión al respecto.

El Alto tribunal estableció que la ley que regula el derecho de réplica, exija que el nombre, domicilio, correo electrónico y teléfono del responsable de recibir y resolver las solicitudes de réplica estén publicados en el portal electrónico de los sujetos obligados: medios de comunicación, agencias de noticias y productores independientes, entre otros.

Señaló que la publicación de los datos del responsable, no vulnera el derecho a la vida e integridad de las personas dedicadas al periodismo o al proceso informativo, toda vez que puede publicarse la dirección de la persona moral o en caso de una persona física, basta con la publicación del correo electrónico.

En su editorial de este miércoles y que ha sido ampliamente difundida este jueves, el diario británico Financial Times (FT) exhortó al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) a aceptar la realidad económica del país, esto luego de la renuncia de Carlos Urzúa a la Secretaría de Hacienda.

Indicó que luego de su triunfo, muchos de los inversionistas confiaron en que una vez que asumiera como presidente, modificaría su retórica respecto a los temas económicos. Sin embargo, dijo que, con la renuncia de Carlos Urzúa, a quien describió como “la voz más fuerte de prudencia fiscal dentro de la administración”, quedó claro que las esperanzas de los inversionistas no tenían razón de ser.

Señaló que, al darse a conocer la carta de renuncia de Urzúa, los mercados reaccionaron a la baja y el peso perdió terreno frente al dólar; sin embargo, AMLO prefirió reiterar su compromiso de «cambiar la política económica que se ha impuesto durante 36 años».

Al respecto, el FT indica que no ha quedado claro que AMLO pueda cambiar la política económica que rechaza, por algo “mejor”.

Recordó que López Obrador ha dado malas señales a los inversionistas y empresarios al cancelar el aeropuerto de Texcoco que la administración de Peña Nieto comenzó a construir; además de insistir en la construcción de la nueva refinería en Dos Bocas, Tabasco, para la que han destinado 8 mil millones de dólares.

El FT señala que la salida de Urzúa del gobierno federal “llegó en el peor momento”, pues México enfrenta las amenazas de una guerra comercial por parte de Donald Trump, quien busca presionar a México para detener la migración que llega a su Estados Unidos, además de que la inversión está estancada.

En ese sentido, reconoció que la designación de Arturo Herrera, una figura incondicional a López Obrador, ha logrado contener algunos daños.

Sin embargo, señaló que “el presidente debe demostrar que escuchará los consejos de Herrera y le dará espacio para restablecer la credibilidad en los mercados. También debe aceptar noticias desagradables, no seguir confiando en sus propios datos”, que dijo, son diferentes a la realidad.

El Financial Times añade que la incomodidad de Herrera al darse a conocer su nombramiento como titular de Hacienda era “visible” en el video que compartió AMLO,  lo que no dejó muy tranquilos a los inversionistas.

“El plan de negocios de Pemex se anunciará en los próximos días. El borrador del presupuesto 2020 debe presentarse a mediados de septiembre. Los mercados no perdonarán si estos documentos señalan más desviaciones de la realidad económica. El presidente mexicano aún puede cambiar las percepciones de los inversores, pero el tiempo se está acabando”, concluye el diario.

De acuerdo al secretario de Estudios y Análisis Estratégico del CEN del PAN, Fernando Rodríguez Doval, en siete meses de gobierno, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) ha hecho 2 mil 900 afirmaciones no verdaderas.

Dichas afirmaciones las ha hecho durante sus 145 conferencias mañaneras; detalló que ha hecho 20 afirmaciones en promedio por encuentro.

El panista indicó que es preocupante observar cómo el presidente de la República engaña a los mexicanos, pues además de abusar con los medios públicos para las transmisiones ininterrumpidas de sus conferencias, a las preguntas que no le satisfacen solo responde con descalificaciones, promesas, cifras inexactas o falsedades.

“Las conferencias mañaneras están muy lejos de ser la vía para informar con veracidad a los mexicanos. Más bien, se han convertido en foros de propaganda política del Presidente, donde además de engañar y manipular a la gente, desconoce datos de su propio gobierno en temas de inseguridad, violencia, empleo y salud”, indicó.

Afirmó que las apariciones mañaneras de AMLO se convirtieron en instrumentos de manipulación social, y no en mecanismos para una auténtica rendición de cuentas.

Rodríguez Doval destacó que entre las recientes mentiras de López Obrador destaca el envío de elementos de la Guardia Nacionales para contener a los migrantes centroamericanos. Primero dijo que se enviarían 6 mil a la frontera Sur, pero al final fueron 26 mil los asignados a esa labor: 11 mil en la frontera Sur y 15 mil en la Norte.

“Abundan las mentiras de López Obrador. Dijo que la economía crecería en promedio 4 por ciento, pero en 2019 solo llegaremos al 1 por ciento. Prometió bajar el precio de las gasolinas, sin embargo, esto van en aumento. Dijo que hay más empleos de los que reportó el IMSS, nada más falso”, acusó el panista.

El presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que a diferencia de los gobiernos anteriores gobiernos, quienes dieron la espalda y abandonaron a los migrantes, su gobierno tiene con qué enfrentar el fenómeno migratorio y demostrar al mundo que si hay una solución viable.

Indicó que lo primero y más importante que tienen es el apoyo del pueblo de México. El respaldo de los mexicanos.

En un segundo punto dijo, hay unidad en el gobierno que supervisa y garantiza que se tenga una economía fuerte y finanzas públicas sanas.

Fue en ese punto donde dijo que si se necesitaran recursos para el plan migratorio, “tenemos en caja sin utilizar fondos con otros propósitos del presupuesto actual tenemos una disponibilidad de 100 mil millones de pesos”.

Indicó que dicha «caja» se ha logrado pues no hay déficit y es más lo que se ha recaudado que lo gastado. Adicional resaltó que no se han aumentado impuestos, no ha habido gasolinazos y no ha habido solicitudes de deuda.

Afirmó que, aunque no quiere revelar sus datos todavía, México no tiene problemas económicos.

“No quiero todavía dar a conocer mis datos, porque estoy esperando para el día 1 de julio, porque les voy a contestar a los expertos, le voy a contestar al conservadurismo, porque hay datos que se esconden, ya no hablemos del bienestar, datos económicos que no aparecen en los periódicos”, dijo.

Insistió en que esperará al 1 de julio, fecha en que se cumple un año de su victoria, para dar a conocer que está “muy bien la economía y lo voy a probar”; dijo que lo probará con datos, oficiales y de fuentes que tienen credibilidad.

Luego de que se supiera que de las gasolineras que se incluyeron en el reporte “Quién es quién en los precios de los combustibles”, algunas ya no funcionan desde hace varios años, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) repartió culpas.

“En efecto, esta información es de la CRE (…) tienen su portal. Lo que se procuró es que la fuente fuese una entidad autónoma y sí puede ser que haya habido problemas de actualización. Se va a corregir”, dijo AMLO al ser cuestionado sobre el tema.

Tras repartir culpas, y decir que su gobierno será quien corrija la información, AMLO justificó que fue la primera exposición que se hacía con dichos datos y sobre ese tema. Adelantó que “se va a mejorar”, pues se seguirá presentando el informe todos los lunes.

Precisó que incluso la información de que Shell, como corporativo, estaba vendiendo más cara la gasolina, es dato de la Comisión Reguladora de Energía.

“Vamos a cuidar que se ajuste completamente a la realidad, vamos a cruzar esa información con datos de la Procuraduría del Consumidor para ser más precisos”, añadió AMLO.

Reiteró que, en algunos casos, en gasolineras que están muy alejadas de las grandes ciudades, sí aplica el incremento por el costo del transporte, por lo que tal como lo afirmó ayer, se debía diferenciar esas estaciones.

Luego de que este miércoles, la firma de ciberseguridad UpGuard revelara que la plataforma Cultura Colectiva habría guardado 540 millones de registros de usuarios de Facebook, exponiendo datos como números de identificación, comentarios, reacciones y nombres de cuentas, fue la empresa mexicana quien emitió una respuesta.

A través de un comunicado en sus redes sociales, Cultura Colectiva indicó que es un medio digital de comunicación comprometido con su audiencia y que atiende la privacidad y seguridad de la información de sus usuarios.

Señaló que la información que los usuarios comparten con ellos, corresponde a información pública y no sensible.

Sin embargo aceptó que «algunas» de sus bases de datos estuvieron expuestas, aunque éstas contenían información pública, descartando así se incluyeran datos como correos electrónicos o contraseñas.

Enfatizó que no tienen acceso a ese tipo de datos (privados o confidenciales), y únicamente acceden a interacciones como likes, comentarios y reacciones.

«Estamos conscientes de los usos que pueden tener los datos actualmente, así que hemos reforzado nuestras medidas de seguridad para proteger los datos y la privacidad de los usuarios de nuestras fanpages en Facebook».

 

Foto: Twitter

El Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) instruyó a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) para que dé a conocer costos, beneficios, estudios y planeación del Tren Maya.

El comisionado Joel Salas señaló que los estudios ambientales y sociales son medidas para prevenir violaciones a los derechos humanos.

“Conviene impulsar un ejercicio de transparencia proactiva que garantice la divulgación de información pública pertinente sobre el costo-beneficio del proyecto Tren Maya y el resto de los proyectos nacionales de infraestructura, así como de las acciones para mitigar sus impactos ambientales”, dijo en un comunicado.

En respuesta a un particular que solicitó la información, la SCT a través de la Subsecretaría de Transporte y la Dirección General de Desarrollo Ferroviario y Multimodal y del Sistema de Control Interno aseguró que no cuentan con ninguno de estos requerimientos.

Después de dicha revisión, el INAI concluyó que la SCT omitió realizar la búsqueda de la información requerida en la Oficina del Secretario y en los Centros SCT en Tabasco, Chiapas, Campeche, Yucatán y Quintana Roo, por lo que no cumplió con la Ley Federal de Transparencia.

El INAI instruye a la Secretaría a «realizar una búsqueda exhaustiva de la información relativa al proyecto del Tren Maya, es decir, de todas las documentales que den soporte de los costos, beneficios, estudios y planeación ejecutiva del proyecto de inversión, incluyendo todas las expresiones que generan fichas técnicas”, señaló en un comunicado.

El FBI desarrolló un plan para proteger la evidencia de la investigación sobre la interferencia electoral rusa poco después del despido del director James Comey en caso de que otros altos funcionarios fuesen despedidos también, de acuerdo con una persona familiarizada con las discusiones.

El plan fue preparado tras el despido de Comey, cuando el FBI comenzó a investigar si el presidente Donald Trump obstruyó la justicia y si pudiera, conscientemente o no, haber concertado con los rusos.

El objetivo fue asegurarse de que la información colectada en las investigaciones, que incluían pesquisas de asociados del mandatario y posible coordinación entre Rusia y la campaña de Trump, sobreviviese los despidos o reasignaciones de altos funcionarios del orden. Entre esos funcionarios estaba el fiscal especial Robert Mueller, que fue nombrado ocho días después de que Trump despidió a Comey en mayo del 2017.

Andrew McCabe, que se volvió director interino tras la salida de Comey, les pidió a los investigadores que desarrollaran un plan para garantizar que la evidencia quedara protegida, dijo la persona, que no estaba autorizada a hablar públicamente sobre esas discusiones y habló con The Associated Press a condición de preservar el anonimato.

Una segunda persona familiarizada con el proceso, que también habló a condición de anonimato, dijo también que el FBI discutió preservar evidencia para que sobreviviera a cualquier despido o intento de obstaculizar la pesquisa.

SALOMÓN CHERTORIVSKY

REFORMA

Es una anécdota clásica de la época: una vez que el maremágnum financiero dislocó la economía europea, después de sumir a la norteamericana y luego planetaria, la Reina de Inglaterra preguntó: ¿dónde estaban los economistas, como es que nadie lo vio venir?

Las fuentes de información, las evidencias contables, las instituciones encargadas de evaluar la trayectoria del capital bancario miraron hacia otro lado y la catástrofe sobrevino: la peor crisis económica de la historia desde la Gran Depresión (1929), el ejemplo más dramático de ignorar las evidencias.

Así finalizó (o por lo menos debió reformarse) el modelo económico que muchos creían único y que por varias décadas desde Thatcher y Reagan prevaleció en las democracias desarrolladas y en muchos países en desarrollo, como el nuestro.

De esta crisis, el mundo no se ha recuperado; vivimos el momento de mayor desigualdad, los ingresos laborales previos a la crisis en gran parte del orbe, incluido México, no se han recuperado, y si a ello le sumamos las olas migratorias de la última década (África, Siria, Centroamérica y Venezuela) y la falta de respuesta eficaz de los gobiernos, lo que resultó no sólo fue una crisis económica sino que adquirió nuevas expresiones en lo social, en lo político y, muy especialmente, en la moral (la emoción) de millones. En otras palabras: modificó el espíritu de la época, y lo hizo más pesimista, lúgubre y lleno de ansiedades.

Como lo escribió Ricardo Becerra: «La crisis financiera incubó, a escala mundial, un huevo de resentimiento en el que todos los que se ven ajenos, excluidos o ninguneados de la presuntuosa etapa ‘cosmopolita’, cobran venganza del status quo indiferente, y votan en su contra».

Esto generando elecciones de una nueva generación de gobernantes que, como dice la ex-secretaria de Estado norteamericana Albright, no son populistas sino que se acercan a una suerte de neofascismo y, entre otras cosas, desprecian deliberadamente el conocimiento para la toma de decisiones, desdeñan la buena política públicos, de los técnicos, y lo sustituyen por intuiciones o prejuicios.

Escribía José Woldenberg hace unas semanas: «Trump en Estados Unidos, Duterte en Filipinas, Bolsonaro en Brasil. Países marcadamente diferentes pero liderazgos que se emparentan… capaces de construir y expandir ‘verdades alternativas’, es decir, flagrantes mentiras, y además impregnados de un potente sentimiento anti-científico».

En México, con preocupación, estamos viendo decisiones importantes que ha tomado el nuevo gobierno, incluso antes de tomar posesión, que no cuentan con un soporte basado en evidencia. Por el contrario, la cancelación del aeropuerto y la ampliación de Santa Lucía son opuestos a los estudios, al conocimiento aeronáutico local y mundial. La reducción al programa de estancias infantiles no se soportó en las rigurosas evaluaciones del Coneval. La anulación del Progresa-Oportunidades-Prospera contradice lo que los estudios demuestran; la construcción de una refinería en Dos Bocas está encontrada con toda racionalidad ambiental, y otras decisiones institucionales que parecerían simples actos de reducción burocrática, como desaparecer ProMéxico y el Consejo de Promoción Turística, la fusión de Diconsa con Liconsa o de Bancomext con Nafinsa, decisiones todas que nacen de prejuicios, malos diagnósticos o simplemente intuiciones.

Si se desprecia el conocimiento, me temo que no hay forma de mejorar las condiciones de existencia y de millones de manera sostenible y duradera.

Qué duda cabe que nuestro país no marcha bien, que la impunidad y la corrupción, la inseguridad y la lacerante desigualdad han maltratado nuestro presente, pero también qué duda cabe que siempre se puede estar peor. Acompañemos al nuevo gobierno en su intención de mejorar, pero exijamos que las propuestas, que los cambios, estén sustentados en datos, estudios y la ciencia. ¿Es demasiado pedir?

 

Durante la entrega del Libramiento Ciudad Obregón, en Sonora, el presidente Enrique Peña Nieto pidió a los mexicanos que más allá de las percepciones que se puedan tener, evalúen su gestión a partir de datos e información objetiva.

En la que será su última gira nacional, Peña enfatizó que en los seis años  de su administración tuvo la oportunidad de “dejar su huella» y contribuir a generar una mejor nación.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Enrique Peña Nieto (@epn) el

«Creo que más allá de percepciones, lo que verdaderamente cuenta para poder valorar y evaluar una gestión son los datos y es la información objetiva”, indicó el mandatario en el discurso que ofreció.

Al hacer un breve balance de sus acciones de gobierno, esto a tres días de que finalice su administración, destacó los 200 mil millones de dólares de inversión comprometidos en materia energética; la regulación en telecomunicaciones que permitió mayor competencia, bajar los precios de la telefonía móvil e internet, así como eliminar el cobro de las llamadas de larga distancia.

Al respecto, subrayó que la dependencia que tuvo a su cargo el mayor número de los compromisos que firmó durante su campaña, fue la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, con 103 de los 266 establecidos ante notario público.

Peña Nieto abundó en el tema de la reforma educativa; dijo que “hoy posibilita o sienta las bases para que la niñez y juventud de nuestro país reciba una educación de mayor calidad”.

 

WordPress Lightbox Plugin