Tag

Frontera

Browsing

Luego de la firma de un convenio de seguridad entre los estados de Nuevo León, Tamaulipas y Coahuila, los gobernadoresde estas entidades señalaron que tienen problemáticas diferentes respecto al tema migratorio, y aseguraron que a la fecha no cuentan con el apoyo de la Federación.

De acuerdo con los gobernadores Tamaulipas, Nuevo León y Coahuila no cuentan con los recursos financieros ni la infraestructura suficiente para atender la gran cantidad de migrantes que el Gobierno Federal pretende se reciban en dichas entidades, por lo que rechazaron recibir más caravanas de extranjeros.

El gobernador de Coahuila, Miguel Ángel Riquelme Solís aseguró que “Los números de los que habla el Gobierno federal son imposibles de atender por cualquier frontera”

Mientras que en el caso de Tamaulipas, Francisco García Cabeza de Vaca, señaló “Que la policía estatal pueda también coadyuvar con las autoridades federales y poner a disposición del INM a estos migrantes, evitando a toda costa que lleguen a la frontera norte, que es nuestra última línea para evitar mayores problemas a municipios como Nuevo Laredo, Reynosa y Matamoros”

Por otro lado el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez «El Bronco» indicó que la entidad se ha convertido en un estado atractivo, pero se requiere de un control de los migrantes que se han quedado a vivir.

El número de migrantes detenidos por agentes de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) en la frontera entre Estados Unidos y México se redujo el mes pasado en un 28%.

De acuerdo a un informó del Departamento de Seguridad Nacional del país vecino, hubo 104,344 detenidos durante junio, lo que representa un descenso respecto a los 144,278 del mes previo.

«A pesar de que vemos un cierto alivio en los números, aún nos gustaría recordar que existe una crisis humanitaria en la frontera y que estamos lidiando con ella», señaló un alto funcionario de la CBP en una conferencia telefónica con los periodistas.

El funcionario, que pidió permanecer en el anonimato, explicó que el cuerpo fronterizo tiene entre el 40 y el 60 % de sus agentes desplegados en esta «misión humanitaria» en la frontera, principalmente en los sectores de El Paso y el Valle del Río Grande, ambos situados en Texas.

Celebró la labor del Gobierno de México en su frontera con Guatemala para detener el flujo de migrantes centroamericanos hacia Estados Unidos. «Somos muy optimistas y esperamos que esto sea sostenido mientras México continúa enviando recursos a su frontera sur», detalló el funcionario.

El informe se da a conocer en el marco de la polémica por las condiciones que se han documentado de los centros de detención, así como por las medidas impuestas por  el gobierno de nuestro país, luego de alcanzar un acuerdo en materia de migración con el gobierno de Donald Trump.

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, anunció hoy que el próximo viernes visitará la zona fronteriza con México en McAllen, Texas, donde acudirá a un centro de detención de migrantes, en el marco de la polémica que han desatado las condiciones en que se encuentran las instalaciones.

«El viernes, la segunda dama (Karen Pence) y yo viajaremos a la frontera EE.UU./México en McAllen, Texas, con una delegación bipartidista de miembros del Comité Judicial del Senado», escribió Pence este lunes en su cuenta oficial de Twitter.

Indicó que, aunque el Senado ha aprobado una medida de alivio humanitario bipartidista, había que hacer “mucho más” para asegurar la frontera sur de su país, y acabar con la crisis que se vive.

Fuentes de la oficina de Pence aseguraron que, durante su viaje a McAllen, el vicepresidente visitará unas instalaciones donde se procesa la llegada de migrantes indocumentados y un centro de detención.

No sería la primera vez que Pence visita un centro de detención de migrantes, algo que ya hizo en abril pasado, en Nogales, Arizona.

Sin embargo, el viaje se producirá en un momento en el que se ha centrado la atención a esos centros, a raíz de informes del Gobierno y de medios de comunicación que han descrito condiciones de hacinamiento, falta de higiene y comida adecuada.

Pence reconoció hoy que «las instalaciones en la frontera están abarrotadas» de migrantes, pero atribuyó ese hacinamiento a que se han visto «sobrepasadas» por la llegada de indocumentados.

Cientos de efectivos de la Guardia Nacional (GN) reforzaron ayer el sellamiento de la frontera sur, en operativos encabezados por el general Vicente Antonio Hernández Sánchez, coordinador de esta nueva institución en la frontera.

En conferencia de prensa sobre el puente Rodolfo Robles, que cruza el río Suchiate, el general afirmó que sería irresponsable “si seguimos dejando que (migrantes) sigan a la aventura”.

El militar recordó que esta es la tercer etapa de un periodo que inició el pasado 17 de mayo en Chiapas, cuando la Guardia Nacional empezó a vigilar las rutas migratorias que parten del Suchiate, pasan por los municipios de la costa, como Tapachula, Mapastepec y Arriaga, y llegan a Ixtepec, donde se extienden a Oaxaca, Tabasco y Veracruz.

El general Hernández sostuvo que la segunda etapa fue a partir del 10 de junio, cuando se estableció “la estrategia de rescate (de migrantes) en la frontera con Guatemala y Belice”, que abarca más de 950 kilómetros, que parten de la frontera del Suchiate, hasta Campeche y Quintana Roo.

Ahora, aseguró el general, en este tercer momento, la vigilancia se incrementó en los cruces formales y en los pasos informales, 61 de ellos en Chiapas, donde se cruza a través de vehículos. También se desplegó en las rutas de internamiento hacia el centro del país. En estas acciones de la frontera sur participan 6 mil 500 integrantes de las Guardia Nacional.

El militar consideró que esta estrategia ha dado “buenos resultados, se han rescatado a 20 mil 400 personas del 17 de mayo a la fecha”, dijo.

Y sobre los operativos de contención, añadió que estos se están dando “siempre, por siempre y para siempre, en el absoluto e irrestricto respeto a los derechos humanos”.

El cuerpo de una mexicana fue hallado flotando este miércoles en un canal en Clint, Texas, cerca del río Bravo, de acuerdo con la Oficina del Alguacil del Condado de El Paso (EPCSO).

La mujer ha sido identificada por EPCSO como Natividad Quinto Crisostomo, de 19 años, proveniente de Paracho, Michoacán.

Por otro lado, el Gobierno de Guatemala confirmó que los cadáveres de tres niños y una mujer hallados en Texas cerca de la frontera con México son de nacionalidad guatemalteca. Los cuerpos fueron encontrados en las cercanías del río Bravo y de los Matorrales de Anzalduas, en Mission, Texas.

De acuerdo con la información oficial, la mujer que viajaba con los menores tenía unos 20 años de edad. Las víctimas intentaron cruzar el río a bordo de balsas improvisadas, pero fallecieron a causa de una posible deshidratación, expusieron las autoridades.

Estos casos se suman al reportado el pasado domingo, cuando un padre y su hija de cerca de dos años de origen salvadoreño, perdieron la vida al intentar cruzar el río Bravo cerca de Matamoros.

Tania Vanessa Ávalos, esposa y madre respectivamente de los fallecidos, que logró ser rescatada, dijo a las autoridades que el agua se llevó primero a la niña y fue su padre quien salió en su ayuda, pero ambos fueron llevados por la corriente del río y desaparecieron.

Adicional, a principios de mayo, el cuerpo de un bebé de 10 meses fue recuperado de las aguas del río Bravo por el Departamento de Bomberos de Eagle Pass, en Texas. Según los bomberos, la lancha inflable en la que viajaba un grupo de migrantes se volcó en medio del río, lanzando a todos los tripulantes al agua.

El 13 de junio, la Patrulla Fronteriza Sector Tucson, Arizona, descubrió en el desierto el cuerpo sin vida de una niña de 7 años de edad originaria de la India.

De acuerdo con cifras de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), en el año fiscal 2018 se reportó el fallecimiento de 283 inmigrantes indocumentados a lo largo de la frontera; de estos, 96 se registraron en el Sector del Valle del Río Grande, en Texas.

Boris Johnson, favorito para suceder a la primera ministra británica, Theresa May, reconoció la noche de ayer que necesita la «cooperación» de la Unión Europea (UE) para amortiguar los golpes en caso de una salida sin acuerdo.

En entrevista con la BBC, Johnson aseguró que si de aquí a julio se convierte en primer ministro, su gobierno no impondrá en ningún caso «ni controles ni fronteras duras en Irlanda del Norte».

Johnson aseguró que no habrá controles ni fronteras incluso en caso de Brexit duro, es decir, si el 31 de octubre Reino Unido sale de la UE sin un acuerdo, como advirtió en varias ocasiones el propio ex alcalde..

«Por supuesto no depende solo de nosotros», reconoció el también ex ministro de Relaciones Exteriores. «También depende del otro bando. Por supuesto, hay un elemento muy importante, el de la reciprocidad y la cooperación».

Johnson también hizo referencia a un «periodo de transición», una cláusula prevista ya en el acuerdo que alcanzaron Theresa May y sus socios europeos en noviembre, pero que él considera «muerto» tras el rechazo del Parlamento británico en tres ocasiones.

Insistió en que busca obtener un periodo de transición, por lo que prepara «seriamente y con determinación» una salida sin acuerdo o bajo los términos de la Organización Mundial del Comercio para demostrar a los europeos la seriedad de Reino Unido.

Entre otras cosas, habría que convencer a Bruselas para reanudar las negociaciones. En caso de que esta vía fracase, Boris Johnson prometió que Reino Unido saldrá de la UE el 31 de octubre, incluso aunque no haya un acuerdo.

Texas enviará otros mil efectivos de la Guardia Nacional a la frontera con México, anunció este viernes el gobernador Greg Abbott, quien acusó al Congreso de no tomar medidas para atender la crisis humanitaria.

El gobernador dijo en una conferencia de prensa vespertina que los soldados adicionales ayudarán en nuevas instalaciones de detención en el Valle del Río Grande y El Paso, así como en puertos de entrada.

Con el nuevo contingente, el total de miembros de la Guardia Nacional en la frontera de Texas será de más de 2 mil, dijo el vicegobernador Dan Patrick. También hay mil 400 soldados en activo que continúan en la frontera, de acuerdo con un portavoz del Ejército.

Los demócratas de Texas dijeron que el despliegue de más soldados es imprudente e innecesario, y dañará las relaciones con aliados en México y Centroamérica.

“Esta medida no ayudará a aliviar la crisis humanitaria en nuestra frontera sur”, dijo el líder demócrata en el Senado Jose Rodriguez, en un comunicado.

Luego de que diversos agentes de la Policía Federal asignados a retenes y operativos de migración en la frontera sur se quejaran de las malas condiciones de trabajo que tienen, el Instituto Nacional de Migración (INM) respondió.

El nuevo comisionado del INM, Francisco Garduño Yañez, negó que los elementos trabajen en malas condiciones, y afirmó que son las que existen en cualquier cuartel con disciplina.

Señaló que durante su visita a la frontera, personalmente recorrió uno de los cuarteles en Chiapas, en donde constató las condiciones, que si bien no tiene lujos, contaban con lo indispensable; dijo que de otro modo, representaría un gasto muy elevado para el gobierno.

Garduño dijo que «si hubiese habido una respuesta positiva de la Policía Federal cuando estaba integrada, no tuviéramos estos problemas», en referencia al flujo migratorio que ha afectado al país.

Sobre las denuncias que se han hecho acerca de que el personal tiene que trabajar desarmados, en vehículos descubiertos, sin impermeables e incluso durmiendo en casas de campaña o la intemperie sobre cartones, el titular del INM dijo que la molestia es porque eran «fifís».

«Este tipo de policías estaban acostumbrados a estar en el Holiday Inn y comer en buffet, entonces ya no, es otra condición, es una Cuarta Transformación (…) eran fifís y quieren seguir como fifís», expuso el comisionado.

El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón, anunció que mañana jueves iniciará la aplicación del Plan de Desarrollo Integral para Centroamérica con el programa “Sembrando Vida” el cual se dará a conocer por el presidente Andrés Manuel López Obrador en Tapachula, Chiapas, donde se reunirá con su homólogo de El Salvador, Nayib Bukele.

En conferencia de prensa desde la sede de las Naciones Unidas, Ebrard agregó que el financiamiento de millones de dólares por parte de México también se detallará mañana.

“De los países que han hecho público su respaldo al plan destacan: España y Alemania, y se espera que en los próximos días haya respaldo de otros países. México va a lanzar esta iniciativa de gran tamaño con sus recursos para demostrar la tesis de que las personas no tienen que migrar por causas forzadas como la pobreza o la inseguridad, demostrar que se puede hacer”, declaró tras reunirse con el secretario General de la ONU, Antonio Guterres.

En la declaración conjunta con Estados Unidos, ese país se comprometió a apoyar el plan para Centroamérica y liderar junto con México las acciones necesarias para llevarlo a cabo. “México está cumpliendo su parte, está haciendo lo que le corresponde y es un compromiso con los hermanos centroamericanos lo que ha motivado para hacer esta inversión”, agregó.

Ante la participación de 14 agencias de Naciones Unidas para la implementación del plan, Ebrard puntualizó que no se está pidiendo la presencia de la ONU en la frontera ya que el manejo fronterizo es responsabilidad de cualquier país, sino que bajo las 30 recomendaciones para el crecimiento económico de los países del Triángulo Norte se aborde la parte de empleo especialmente en zonas rurales.

El presidente nacional del PAN, Marko Cortés, manifestó su preocupación por el desdén del gobierno federal por atender la principal demanda de los mexicanos que es la seguridad, con tal de cumplir primero con las exigencias de Estados Unidos.

Indicó que además de ilegal e improvisado, el envío de los 6 mil elementos de la Guardia Nacional que se anunciaron para contener la migración en la frontera sur reducirá 28% la fuerza armada con mando civil, que el gobierno tiene previsto desplegar el 30 de junio en todo el país para mejorar la seguridad pública.

“Vemos con mucha preocupación cómo al presidente López Obrador le importa más quedar bien con Donald Trump, que dar seguridad a los mexicanos. El envío urgente de 6 mil efectivos de la Guardia Nacional para frenar a los migrantes es ilegal y reduce 28 por ciento la fuerza que se tiene prevista desplegar a finales de este mes en el país contra la inseguridad”, indicó el panista.

Y es que señaló que ante el nuevo panorama, la forma la Guardia Nacional iniciará sus operaciones con una fuerza significativamente menor a los 21 mil elementos originalmente contemplados para combatir a los grupos criminales y tratar de recuperar la tranquilidad que tanta falta le hace al país.

El presidente de Acción Nacional expuso que la estrategia de enviar a la Guardia Nacional a la frontera sur, es arbitraria porque no fue creada para objetivos migratorios, sino para tareas de seguridad pública.

Además, dijo, la coordinación de su despliegue en esa zona viola doblemente la ley, primero, porque está a cargo de la Secretaría de Relaciones Exteriores y no de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, y, segundo, porque el manto operativo recae en un mando militar en activo y no en uno civil”.

El despliegue de 6,000 elementos de la Guardia Nacional en la frontera sur de México para ayudar en tareas de reducción de flujos migratorios hacia México concluirá el próximo martes, informó hoy el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard.

«El despliegue de la Guardia Nacional estará concluido para el día martes de la semana que entra, se han hecho muchos esfuerzos para acelerar el paso (del operativo)», dijo.

El canciller agregó que además de los elementos de la policía federal, naval y militar, el despliegue también contará con personal de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y de la Secretaría de Marina (Semar).

El miércoles, Ebrard señaló que en Campeche, Chiapas, Oaxaca, Veracruz y Tabasco se instalarán 13 coordinaciones del cuerpo de seguridad.

Asimismo, el secretario de Relaciones Exteriores afirmó que 825 elementos se integrarán al Instituto Nacional de Migración (INM) para apoyar en los esfuerzos para reducir la migración, además, la Secretaría de Bienestar desplegará en Chiapas un equipo de trabajo de alrededor de 200 personas durante el fin de semana.

En cuanto a la atención a migrantes, que están a la espera de la resolución de su solicitud en Estados Unidos, el canciller dijo que este viernes se reunirá con autoridades para analizar algunos temas, entre los que se encuentran los puntos de entrada y el número de solicitantes de asilo que recibirá México.

El titular de la SRE afirmó que el Gobierno federal contará con el apoyo de varias agencias de Naciones Unidas, entre las que se encuentran ACNUR, Unicef y la Organización Internacional de las Migraciones.

También, dijo, se pedirá el apoyo de la ONU a través de una carta, que será enviada el próximo lunes, al secretario general del organismo, António Guterres.

La titular de la Secretaría de Gobernación (Segob), Olga Sánchez Cordero, descartó que la dependencia a su cargo haya sido desplazada en temas de migración, luego del acuerdo alcanzado con Estados Unidos.

En entrevista con Noticieros Televisa, la funcionaria indicó que la dependencia que encabeza es más que migración, “es la gobernabilidad y la gobernanza de este país, es la protección de los derechos humanos, es la participación ciudadana (…) Gobernación tiene muchas cosas”.

Muestra de no se le han arrebatado funciones a la Secretaría, por ley el Instituto Nacional de Migración (INM) está presente en las distintas instancias de gobierno de manera permanente.

Sobre las declaraciones que hizo la tarde de ayer, respecto a que le sorprendía la cifra de migrantes que informó el gobierno de Estados Unidos llegaron a su frontera durante el mes de mayo, la funcionaria expuso que seguramente los 144 mil migrantes ya estaban en México, pero esperaron ‘el momento adecuado’ para desplazarse a la frontera norte.

Y es que Sánchez Cordero indicó que no sabía por dónde habían pasado dichos migrantes, pues recordó que actualmente se llevan a cabo los operativos para impedir el ingreso sin registro de los migrantes. En ese sentido, reconoció que la frontera sur de nuestro país es muy “porosa”, cosa que se está cambiando.

Sobre si podría ponerse en duda la cifra de migrantes que dio a conocer EUA, la titular de Segob indicó que jamás dudaría de ellos, solo le «sorprenden”. “Claro que ellos traen sus cifras y saben perfectamente bien cuáles son las cifras de las personas que cruzaron del otro lado”.

Y aunque fue criticada la declaración y discurso que utilizó el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sobre que había una emergencia en la frontera con México, la funcionaria reconoció que dicho escenario es real.

“Es un tema en este momento de emergencia, por las cifras que se dispararon en el mes de mayo de los migrantes que cruzaron (a Estados Unidos)”.

En respuesta a las críticas que ha recibido el gobierno federal sobre el despliegue de la Guardia Nacional, Sánchez Cordero dijo que efectivamente tendrá presencia en todo el país lo que incluye la frontera sur, aunque enfatizó que sus elementos estarán capacitados en migración y en derechos humanos.

Adicional dijo que la Guardia Nacional tendrá el acompañamiento permanente de los agentes migratorios.

Esta manaña, el presidente Donald Trump respondió a lo publicado por el diario The New York Times, acerca de que el acuerdo migratorio alcanzado con Estados Unidos, contiene compromisos que ya habían sido pactados con anterioridad con México.

El rotativo señaló que el despliegue de la Guardia Nacional en la frontera sur fue un punto que ya se había acordado durante conversaciones que mantuvieron en marzo pasado por la entonces titular de Seguridad Nacional de EUA, Kirstjen Nielsen, y la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero.

Dicha información echaría por tierra que el republicano hubiera obtenido el triunfo que tanto ha presumido en los últimos días.

Al respecto, Trump dijo que la información era «falsa, y señaló que su gobierno llevaba «mucho tiempo tratando de conseguir estas medidas en la frontera, pero no había podido lograrlas, o no por completo, hasta el acuerdo firmado con México» el viernes pasado.

Como ya se ha hecho costumbre, Trump indicó que México no estaba cooperando en cuanto a lo que sucede en la frontera, sin embargo señaló que ahora tiene la certeza, especialmente después de hablar con el presidente Andrés Manuel López Obrador, que nuestro país colaborará arduamente y hará su trabajo de manera correcta.

Fue en ese punto donde amagó con revelar «cosas que no se anunciaron en el comunicado» del viernes, y que se incluyeron en el acuerdo alcanzado. Hizo énfasis en «una en particular», que aunque no dio más detalles de qué se trataba, por su tuit de ayer por la mañana podría dejar ver que se refiere a la compra de productos agrícolas.

Trump señaló que la totalidad del acuerdo se anunciará en el momento oportuno, aunque por ahora, va a haber una gran cooperación entre México y Estados Unidos, algo que no existía durante décadas.

El republicano finalizó indicando que si por alguna razón la cooperación entre ambos países no se desarrolla en beneficio de su país, «siempre podemos volver a nuestra medida anterior y muy rentable, la imposición de aranceles, aunque no creo que sea necesario».