Tag

inversión

Browsing

La Secretaría de Marina (Semar) dio a conocer un informe en el que asegura que aunque el gobierno de Enrique Peña Nieto gastó más de 800 millones de pesos para hacer frente al problema del sargazo en costas mexicanas, no se atendió la problemática ya no hubo resultados positivos.

De acuerdo con la dependencia, los recursos destinados por la pasada administración federal para este fin no representó una inversión, dado que en su momento no resolvieron el problema, no hubo lecciones aprendidas y tampoco dejaron vestigio de materiales o equipos para futuras contingencias.

La dependencia resaltó que si a la inversión del gobierno se agregan los gastos realizados por los «concesionarios», la cifra podría rebasar los mil millones de pesos.

La Semar detalló que en 2012 fueron destinados 55 millones de pesos del Fondo de Desastres Naturales (Fonden), que se suman a los 176 millones de pesos de esa misma partida ejercidos en 2013. Para 2015, el Fonden aportó 150 millones y el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) otros 30 millones, mientras que en 2017, los gobiernos federal y de Quintana Roo aportaron 57 millones de pesos para combatir el problema.

La Secretaría de Marina precisó que en 2018, la cifra se elevó hasta 333 millones de pesos, de los cuales 222.5 millones fueron entregados por el gobierno de Quintana Roo, 62.57 millones por el federal a través del Fonden, y 48 millones por los municipios afectados.

Sobre los esfuerzos que se realizan por parte de la nueva administración, indicó que se han identifican 10 municipios prioritarios en atender la problemática: Lázaro Cárdenas, Isla Mujeres, Benito Juárez, Puerto Morelos, Solidaridad, Tulum, Felipe Carrillo Puerto, Bacalar, Othón P. Blanco y Cozumel.

Indicó que se han recibido siete millones de pesos del Fonatur para la construcción de barcazas sargaceras, y 45 millones de pesos de la Secretaría de Hacienda para la adquisición de barredoras y barreras de retenón de sargazo, así como de otros materiales y equipo para el mismo fin.

Sobre las acciones que ya tienen consideradas, dijo que se tiene contemplada la recolección de sargazo mediante unidades operativas de Marina, cuatro buques, un avión patrulla y tres helicópteros, así como 137 elementos de la institución, además de apoyo a la iniciativa privada y municipios para esta tarea.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, negó que exista un conflicto con el sector empresarial por la cancelación de las rondas petroleras que se celebrarían en octubre.

En conferencia de prensa, López Obrador rechazó que haya un crecimiento de la plataforma de 75 mil barriles diarios como lo aseguró el dirigente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar.

El mandatario dijo que hay un problema de información, «que vamos a aclarar porque no hay ningún problema con Carlos ni con el sector empresarial, nada más les digo que de la reforma que se aprobó hace 4 años, se entregaron 107 contratos y el reporte que tengo es que cuando mucho, la producción de estos contratos es de alrededor de 20 mil barriles diarios”, dijo el jefe del Ejecutivo.

El mandatario señaló que en el reciente convenio que se firmó con el CCE para promover la inversión existe un acuerdo de no convocar a nuevas rondas hasta que no se tengan resultados de los contratos que se otorgaron.

«Hay una cláusula donde se habla de convocar a quienes tienen contratos en Pemex para que inviertan y se cumpla con esos compromisos», dijo López Obrador .

Y es que ayer martes, el CCE externó al jefe de la Oficina de la Presidencia de la República, Alfonso Romo, el asombro de este sector por la cancelación de las rondas petroleras, por lo que éste les ofreció dialogar con Andrés Manuel López Obrador sobre ese tema.

Salazar Lomelí indicó que la cancelación de las rondas o “farmouts”, coincidió con la firma del convenio entre el gobierno federal e inversionistas agrupados en el CCE para promover la inversión y el desarrollo sustentable.

Ese mismo día, el Consejo Mexicano de Negocios (CMN) anunció una inversión por 32 mil millones de dólares para este año, donde se añade la participación de los sectores agropecuario, industrial y de servicios, con lo que se busca alcanzar la meta de crecimiento de cuatro por ciento anual, proyectada por el gobierno federal.

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) dio a conocer que los gobiernos federales, estatales y locales de Estados Unidos y México planean un nuevo cruce fronterizo, el Otay Mesa II, cuyo costo se estima en 100 millones de dólares.

Así lo dio a conocer el Subsecretario de Infraestructura de la dependencia, Cedric Iván Escalante Sauri, quien indicó que dicho proyecto nace con el objetivo de aliviar la congestión existente y enfrentar el futuro crecimiento en la circulación de vehículos de pasajeros y de mercancías entre San Diego y Tijuana.

En el marco de la Conferencia Bilateral México-Estados Unidos para el Desarrollo de la Infraestructura, Escalante Sauri dijo que está en proceso de liberación el derecho de vía para la construcción de la conexión carretera hasta el nuevo cruce. Para ello se empleará el esquema de concesión vía licitación.

El subsecretario explicó que el plan consiste en la construcción de un nuevo cruce internacional y puerto fronterizo, en una superficie total de 314 mil 773 metros cuadrados, ubicado al este del actual cruce en Mesa Otay.

Destacó que en el norte del país se ubican 54 cruces fronterizos. La infraestructura usada para exportar bienes por tierra alcanzó, en 2017, un valor de 384 mil 734 millones de dólares a través de autotransporte y 79 mil 944 millones de dólares por tren; 56% fueron exportaciones de México hacia Estados Unidos y 44 % importaciones.

La zona Tijuana-San Diego es la más importante de toda la frontera, atiende al 30% de los pasos diarios de automóviles, al 38% de los autobuses y al 30% de peatones. La zona Nuevo Laredo-Laredo es la más utilizada por los camiones, con alrededor de 2.2 millones de cruces al año.

Las otras regiones son: Mexicali-Calexico, California; Nogales-Nogales, Arizona; Ciudad Juárez-El Paso, Piedras Negras-Eagle-Pass, Reynosa-McAllen y Matamoros-Brownsville.

Foto: Twitter

Marcelo Ebrard, titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), dijo que dentro de los acuerdos que se lograron durante su visita a los Estados Unidos, está el hecho de que el gobierno estadounidense invertirá 5,800 millones de dólares en Centroamérica y 2,000 millones más en el sur de México.

Durante su visita a Veracruz, el canciller mexicano explicó que parte de la solución de la migración hacia Estados Unidos es el generar empleos para reducir la pobreza en Centroamérica y el sur de México, por lo que si México se comprometió a regular la entrada de migrantes por la frontera sur, Estados Unidos invertirá en esa zona.

«Se hizo un plan para Centroamérica con la ONU, el presidente lo presentó en el Palacio Nacional, y estamos por iniciar las acciones de ese plan que es un plan inmediato de empleo. ¿Por qué migra la gente? Pues por la pobreza. ¿Qué le hemos dicho a los Estados Unidos? Pues ponte a invertir en Centroamérica y démosle empleo a la gente, igualmente que en el sur de México», señaló.

A su vez, dijo, el gobierno mexicano se comprometió a regular la entrada al país de todos los migrantes.

«El problema que se nos viene con Estados Unidos porque el flujo migratorio de centroamericanos que atraviesa el país creció mucho. ¿Qué tanto creció? Tres veces. ¿En qué tiempo? En menos de un año. Entonces, de esas personas que cruzan nuestro territorio, la mayor parte no sabemos ni siquiera cómo se llaman, entonces lo que el gobierno de México decidió hacer es empezar un proceso donde te tienes que registrar, tienes que decir a qué vienes, por qué vienes», aclaró.

Por otra parte, durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), Ebrard dio detalles sobre los avances del plan del gobierno mexicano para atender el fenómeno migratorio.

Informó que el despliegue de la Guardia Nacional en la frontera sur estará concluido el próximo martes, e indicó que este fin de semana se sumarán 825 nuevos elementos al Instituto Nacional de Migración (INM).

De visita por Veracruz, el canciller Marcelo Ebrard, informó que el gobierno de México decidió implementar un nuevo proceso de registro para los migrantes que lleguen a nuestro país.

Indicó que dicho proceso implicará que se les pregunte a los migrantes a qué vienen y por qué vienen, pues dijo que si lo que quieren es llegar a otros país, en este caso Estados Unidos, se les dirá que no.

«Si quieres cruzar nuestro territorio para llegar a otro país, pues probablemente lo que te vas a encontrar es que te vamos a decir no queremos que atravieses nuestro territorio si tu objetivo es llegar a otro país», sostuvo el funcionario.

Justificó dicha medida al decir que si se les permite atravesar México para llegar a EUA, lo único que se generará es un problema al país; además de que recordó, todos los países tienen derecho a ejercer dicha potestad y que en el caso de México, está contemplado en la ley mexicana de migración.

Ebrard insistió en que el flujo migratorio no puede seguir así.

En un breve encuentro con la prensa, el canciller ventiló que como parte del acuerdo que se logró con Estados Unidos la semana pasada, está el de que el gobierno estadounidense invertirá 5.8 billones de dólares en Centroamérica y 2 billones más en el sur de México.

El Gobierno de la Ciudad de México informó este jueves que se realizará una inversión de 300 millones de pesos para la sustitución de taxis que no se encuentren en condiciones de ofrecer un servicio óptimo a los capitalinos.

El anuncio fue realizado en el marco de una conferencia de prensa que encabezaron la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, y el Secretario de Movilidad, Andrés Lajous, en la que presentaron los avances en las acciones para brindar condiciones de igualdad entre los conductores de taxi y los operadores de vehículos solicitados a través de aplicaciones móviles.

La mandataria local detalló que entre las estrategias se contemplan cuatro principales ejes de acción para una competencia pareja: facilitar la revista y los pagos de manera electrónica para evitar que los taxistas recurran a gestores; agilizar la regularización de trámites; sustitución de taxis con más de diez años de antigüedad; y una aplicación móvil para los taxis de la Ciudad de México.

“El objetivo final es que no haya competencia desleal entre el taxista que tiene desde hace años su concesión y las aplicaciones telefónicas, y el usuario pueda acceder a cualquiera de estos esquemas garantizando la seguridad tanto del taxi y el buen servicio; tanto del taxi como de la aplicación telefónica”, resaltó.

Sheinbaum Pardo explicó que los recursos que son depositados en un fideicomiso privado por parte de las aplicaciones móviles, y que en los próximos días se darán a conocer, serán destinados a la sustitución de los taxis por vehículos híbridos y eléctricos.

Confirmó que la Agencia Digital de Innovación Pública (ADIP) trabaja en el desarrollo de una aplicación para taxis del Gobierno de la Ciudad de México, sin necesidad de que se contrate un software externo, para que puedan utilizarlo los taxistas de manera voluntaria.

La Jefa de Gobierno explicó que la aplicación permitirá a los usuarios contar con un taxi más seguro, ya que podrán conocer mayor información sobre la unidad, y el nombre del conductor. También, se plantea la posibilidad de que, quienes usen esta aplicación, lo hagan con la tarifa de radiotaxi en vez del banderazo normal.

Por su parte el Secretario de Movilidad, Andrés Lajous, enfatizó que el financiamiento para la sustitución de taxis que no se encuentren en condiciones de ofrecer un servicio óptimo a la ciudadanía, se utilizarán los recursos acumulados al momento en el “Fondo para el taxi, la movilidad y el peatón” que consta de 300 millones de pesos.

Detalló que en el apoyo para la sustitución de los taxis se plantea otorgar un bono de 50 mil pesos para vehículos de alto rendimiento y bajas emisiones, y un monto de 75 mil pesos para unidades híbridas.

Esta mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que hoy firmará un acuerdo con el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) para promover la inversión y el desarrollo sustentable en el país.

De acuerdo con el presidente López Obrador, la firma se llevará a cabo al medio día en Palacio Nacional y será ratificada en un evento oficial en el Club de Industriales.

«Tengo una reunión con el Consejo Coordinador Empresarial y se va a suscribir un documento para trabajar de manera conjunta el sector privado y el público», señaló en conferencia de prensa mañanera.

Luego de que la semana pasada las agencias Fitch Ratings y Moody’s, degradaron las calificaciones de Pemex y CFE, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) alertó que el gobierno federal no ha hecho lo necesario para garantizar estabilidad y confianza en materia económica.

«Las decisiones equivocadas del gobierno son las claras responsables de estos hechos. Ambas agencias justificaron sus decisiones de degradación en la desconfianza que les generan las estrategias del gobierno federal», subrayó la Confederación.

Hicieron un llamado a que se replantee de forma estratégica y responsable el manejo de las finanzas públicas de nuestro país, así como los grandes proyectos de inversión del sexenio.

Señaló que el gobierno debe actuar con inteligencia y responsabilidad, pues se debe procurar la sostenibilidad financiera del país gastando de forma eficiente, buscando en cada inversión los más altos retornos económicos y sociales.

Apuntó que los grandes proyectos de inversión necesitan estar apegados a los más altos estándares técnicos, ambientales y legales, así como contar con claridad en su ejecución y viabilidad financiera.

En ese sentido acusó que ni el Aeropuerto de Santa Lucía, ni la refinería de Dos Bocas, proyectos estrella de esta administración, están cumpliendo a cabalidad estos requisitos.

Recordó que en Santa Lucía se suspendieron as obras de su construcción hasta que no se cuenten con los estudios ambientales y arqueológicos pertinentes, mientras que en la refinería de Dos Bocas aún no se cuenta con la autorización de impacto ambiental correspondiente.

«En Coparmex, hacemos un llamado a la responsabilidad financiera en el gobierno. A conducirse con una visión de largo plazo que garantice la viabilidad económica, ambiental y social de nuestro país. Los anuncios de las agencias calificadoras son sólo uno de los primeros efectos de una economía que se desacelerará de seguir el rumbo actual», indicó.

Finalizó su llamado afirmando que México requiere proyectos de inversión estratégicos que cumplan con la ley y no sean producto de caprichos políticos.

Al ser cuestionado sobre si la perspectiva de crecimiento que ha sido revisada a la baja por diversas agencias y organismos, serían un llamado de atención para su gobierno, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) dijo que no, pues la economía va muy bien.

Insistió en que este año se crecerá al 2% y al 4% promedio durante el sexenio.

«Sí ya se pudo crecer al seis, y no sólo en el periodo del presidente López Mateos, sino durante casi 50 años, antes del periodo neoliberal, eso los técnicos deberían de ofrecer, los tecnócratas, una explicación, ofrecer disculpas y no lo hacen, entonces, si ya se creció al seis y en el periodo neoliberal al dos, nosotros estamos planteando el cuatro, ni siquiera el seis, el cuatro. Dicen que no se puede, nosotros estamos sosteniendo que se va a lograr, esa es la apuesta. Y este año el dos», sostuvo el mandatario.

Tal como lo ha expresado en otras ocasiones, insistió en que va bien la economía, ya que está creciendo la inversión, sobre todo la inversión extranjera; destacó que también se está apreciando el peso y no se tienen problemas de inflación. Resaltó que hay confianza, sobre todo de inversionistas extranjeros, que presumió, tienen buena información de lo que está sucediendo en el país.

Refirió que se están creando empleos, ha mejorado el salario, y además, ya no va a haber la variable, «como dirían los tecnócratas, de la corrupción, esto nos va a ayudar mucho».

AMLO dijo que sus detractores van a seguir insistiendo en que está mal la economía, lo cual dijo, no es cierto, «vamos bien».

«Pero bueno, así como sentimos que los que no nos quieren quisieran que nos fuera mal y por eso apuestan todos los días a que no va a haber crecimiento, a que va a fracasar nuestra política económica, así también nosotros no queremos echar las campanas al vuelo, tenemos que actuar con prudencia, pero lo cierto es que vamos bien», añadió.

Finalizó indicando que algo que le preocupa y ocupa al gobierno federal, es que le vaya bien a la economía popular, a la economía familiar, el que no haya gasolinazos, que se mantengan los precios de las gasolinas, del diésel, del gas, el que haya ingresos, el que haya empleos, el que se atienda a los jóvenes.

Esta mañana, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, le envió un mensaje a su homólogo estadounidense Donald Trump: «ya no queremos la Iniciativa Mérida», dijo.

“No queremos el Plan Mérida, no queremos helicópteros artillados, queremos que haya inversión porque eso es lo que nos va a ayudar a serenar al país”, dijo AMLO en su conferencia mañanera.

Cabe recordar que la intención de López Obrador es que los estadounidenses inviertan en su plan de Desarrollo Integral para Centroamérica y el Sureste de México.

Para impulsar el desarrollo se proponen medidas como la integración comercial, incentivar la inversión y cambiar el enfoque en temas de seguridad.

El presidente de Iberdrola, José Ignacio Sánchez Galán, se reunió con el Jefe de la Oficina de la Presidencia, Alfonso Romo, tras lo cual expuso los planes de la compañía para invertir hasta cinco mil millones de dólares en el país durante la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Tenemos la plena convicción de que el crecimiento de México se da a través de la cooperación entre la iniciativa privada y el sector público”, dijo Romo en un comunicado.

«Esta inversión que anuncian hoy refleja la confianza que tienen los inversionistas en nuestro país, lo que se traduce en mayor bienestar para los que menos tienen», añadió el funcionario.

En el encuentro celebrado en Palacio Nacional, el directivo de la empresa española resaltó el compromiso de Iberdrola con el país, donde lleva 20 años contribuyendo al desarrollo energético y económico, a través de un suministro energético fiable, competitivo y sostenible.

“Estamos firmemente comprometidos con el desarrollo energético y económico de México, el fortalecimiento de su sector industrial y la generación de empleo de calidad, siempre a través de las fuentes de energía más eficientes y limpias”, dijo.

La compañía invertirá hasta cinco mil millones de dólares en nuevas centrales de generación, tanto a gas como renovables, durante el periodo 2019-2024, lo que contribuirá a responder a la creciente demanda energética del país prevista para los próximos seis años.

El Gobierno de la Ciudad de México dio el banderazo este viernes a la primera etapa de obras de sustitución de la red hidráulica en el Centro Histórico, el cual dijeron, tiene el propósito de rescatar el espacio público y mejorar la calidad del agua potable e infraestructura del drenaje.

Durante una visita a la zona de obras en el Barrio de Zoquiapan, la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, informó que las obras iniciarán en la esquina de la calle Leona Vicario y calle Soledad, alcaldía Cuauhtémoc.

Al respecto dijo que se encuentran trabajando de la mano con el alcalde de la demarcación, Néstor Núñez, con temas referidos a infraestructura, seguridad, ordenamiento y otros para mejorar las condiciones de la principal zona turística de la capital.

Por su parte el titular del Sistema de Aguas de la Ciudad de México, Rafael Bernardo Carmona, explicó que con la intervención del sistema de drenaje y agua potable se beneficiarán a dos mil personas que transitan y viven en la calle Soledad, mientras que en la calle Leona Vicario se favorecerán a dos mil 100.

Explicaron que los trabajos iniciaron desde el pasado 29 de abril y se espera que concluyan el próximo 7 de julio de este mismo año, con la finalidad de que posteriormente la Secretaría de Obras y Servicios (SOBSE) realice los trabajos de rehabilitación.

Finalmente, el secretario de Obras y Servicios de la Ciudad de México, Jesús Antonio Esteva Medina, detalló que la inversión total para la rehabilitación del proyecto de rescate para el polígono del Centro Histórico será de 250 millones de pesos.

En la primera etapa, la inversión para los trabajos que se realizarán en el Barrio de Zoquiapan será de 53.1 millones de pesos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) habló este domingo sobre el proyecto del Tren Transístmico, que comunicará al Istmo de Tehuantepec con una vía férrea que transportará carga y pasajeros.

Indicó que además del tren se va crear una zona especial en el Istmo, una zona franca, en la que los inversionistas tengan facilidades e impuestos bajos para generar empleos.

Explicó que dicha zona libre beneficiará a 76 municipios de Oaxaca y Veracruz, pues tal como lo ha manifestado desde campaña, se va a trabajar en tener una «cortina de desarrollo» para que haya mayores oportunidades de trabajo y bienestar.

A respecto dijo que «para los que siempre nos ven con malos ojos y que quisieran que no hiciéramos nada y que nos fuera mal, se van a quedar con las ganas porque no somos iguales. A mí me pueden llamar ´Peje´, pero no soy lagarto».

Habló sobre los señalamientos que sus adversarios han hecho sobre que el proyecto del Istmo permitirá la entrada de inversión extranjera. «Les digo que no anden inventando que va a venir inversión extranjera y que vienen los extranjeros a apoderarse del Istmo. Mentira, todo lo vamos a hacer con inversión pública y si hay participación de inversión privada va a ser de mexicanos, no va a haber extranjeros. Para que quede claro».

En respuesta a otra de las críticas que se le han hecho, López Obrador enfatizó que no se va a afectar en nada el medio ambiente, pues se va a respetar la naturaleza. «Vamos siempre a ser respetuosos del medio ambiente y, que les quede claro, no va a haber maíz transgénico. No vamos de ninguna manera a afectar nuestras semillas criollas».

Afirmó que para cualquier proyecto que se implemente siempre se va consultar a las comunidades, a los pueblos, pues además van a participar en ellos.

«Nada de que ‘te compro la tierra y tú ya ve qué haces, te vas a ilusionar, porque vas a recibir tu dinero’, millones de pesos y te acabas con ese dinero rápido, porque compras camionetas y las trucas y te mareas y te echas a perder. No, así no, no es comprar; solamente lo barato se compra con el dinero. Es a ver: vas a participar, tú vas a ser socio también en esta empresa y vas a tener tus rendimientos. Vas a ser tomado en cuenta. A nadie se le va a despojar de sus bienes», sostuvo el mandatario.