Tag

Lozoya

Browsing

El titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Marcelo Ebrard, informó este martes que el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya, detenido en España y acusado por diversos delitos, entre ellos operación con recursos de procedencia ilícita y asociación delictuosa, no solicitó asistencia consular de México.

Al salir de una reunión con el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), el canciller afirmó que la solicitud de extradición la integra la Fiscalía General de la República (FGR).

“La está integrando la Fiscalía, pero va a estar a tiempo, no se preocupen (…) Él no pidió ayuda consular», refirió Ebrard Casaubon.

El responsable de la política exterior de México aseguró que se cumplirán los plazos establecidos para que se haga la solicitud para traer al también excoordinador de la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto en 2012.

“La solicitud de extradición la está integrando la Fiscalía General de la República, hay un plazo y dentro de ese plazo se va a cumplir, pero se empezó a integrar de inmediato», detalló el funcionario federal.

Recordemos que Lozoya Austin fue aprehendido por elementos de la policía de Málaga, España, especializados en la búsqueda de fugitivos, que atienden los requerimientos de Interpol. Era buscado por autoridades judiciales debido a que proporcionó información falsa en su declaración de situación patrimonial, al omitir, en más de una ocasión, una cuenta bancaria con saldos de cientos de miles de pesos.

Estaba prófugo desde mayo de 2019, tras ser acusado de recibir sobornos de la firma brasileña Odebrecht y de participar en la compraventa irregular de una planta de fertilizantes.

El pasado 5 de febrero, la Sala Superior del Tribunal Federal de Justicia Administrativa (TFJA) confirmó la inhabilitación de 10 años para ocupar cargos públicos del exfuncionario, luego de que la Secretaría de la Función Pública (SFP) interpusiera dicha sanción.

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto, desmintió que alguna de las investigaciones que se le siguen al exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, apunten al expresidente Enrique Peña Nieto, tal como lo aseguró el diario estadounidense The Wall Street Journal (WSJ).

Nieto Castillo confirmó que hay cuatro investigaciones de las que ya se dio parte a la Fiscalía General de la República  (FGR), además de que hay dos más que se prepara, una de ella, la relacionada con la compra de un astillero en España.

Desde el Senado, se le cuestionó si se investiga a Peña Nieto por temas de corrupción, a lo que el titular de la UIF indicó que «en este momento la investigación ha llevado solo al señor Lozoya y a sus cercanos”, añadiendo que hasta el momento el nombre del exmandatario no ha salido a la luz.

Santiago Nieto recordó que se mantienen congeladas 14 cuentas del exfuncionario en el sexenio anterior, así como de familiares y de excolaboradores.

En temas relacionados a Lozoya, se informó que extitular de Pemex analiza el historial de varios bufetes locales para elegir al que lo defenderá.

«Solo será él quien decida» a los abogados que lo defenderán en este país, dijo su abogado Javier Coello, quien se encuentra en España para entrevistarse con su cliente y ayudar con la búsqueda del despacho que lo defenderá. En ese sentido, precisó que está por definirse si su cliente regresa a México o «pelea aquí la extradición».

Coello Trejo insistió en que Lozoya «fue un instrumento, pero en su momento y ante los jueces lo tendremos que aclarar». Añadió que «ningún funcionario en México se manda solo si no es por orden del presidente de la República; hace 50 años y ahora».

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto Castillo, informó que la dependencia a su cargo ha congelado 14 cuentas de personas físicas y morales vinculadas con el caso del exdirector general de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, quien se encuentra preso en España, por presuntos actos de corrupción.

“Hemos congelado del caso Lozoya a 14 personas físicas y morales relacionadas con él, por las transferencias ilícitas que recibió tanto en Odebrecht como en Altos Hornos de México (Ahmsa)”, indicó en conferencia de prensa.

Nieto Castillo agregó que se han presentado cuatro denuncias en contra de Lozoya Austin; además, dijo, hay dos investigaciones pendientes, que tienen que ver con la adquisición de un Astillero, en España.

Respecto de la extradición de Lozoya Austin, comentó que es un trámite que realizan la Fiscalía General de la República (FGR) y la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE); señaló que están en desarrollo los protocolos, para efecto de poder conseguirla.

“Tienen un proceso en España y debe haber un planteamiento por parte del inculpado para efecto de si se allana o no a la solicitud de extradición que haga el Estado mexicano”, indicó Nieto Castillo al participar en un evento de la Cámara de Diputados.

Explicó que la UIF trabaja de manera coordinada con la FGR en casos de corrupción relevantes de la administración anterior. “La instrucción del Presidente, Andrés Manuel López Obrador es muy clara: debemos de mantener una política de cero tolerancia a la corrupción, cero tolerancia a la impunidad”.

Sostuvo que lo que el presidente le ha dicho es que deben actuar, no buscando venganza sino justicia y en un Estado de derecho las personas que presuntamente hayan cometido una conducta delictiva por muy poderosas que sean.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) dijo esta mañana desconocer si hay una investigación en contra del exmandatario Enrique Peña Nieto, luego de la detención del exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya.

Y es que ayer, el diario estadounidense The Wall Street Journal dio a conocer que un alto funcionario reveló que el gobierno federal supuestamente está indagando a Peña Nieto por corrupción.

“No tengo elementos para sostenerlo, lo que existe es la investigación, el proceso contra el exdirector de Pemex, no hay una investigación que yo sepa contra el expresidente Peña», comentó AMLO, aunque reafirmó que la Fiscalía General de la República (FGR) tiene la facultad de abrir la investigación ya que es autónoma y no tiene que reportarle nada a él.

Al preguntarle si a partir de la judicialización del caso Lozoya, su gobierno acusaría al exmandatario priísta, López Obrador dijo que sólo se haría si el pueblo lo pide, “nosotros hemos dicho que solo presentaríamos denuncia contra expresidentes si los ciudadanos no los piden porque pensamos que debemos de pensar hacia adelante».

López Obrador criticó que la Constitución establezca que los presidentes solo pueden ser juzgados por el delito de traición a la patria, lo que acusó, les da impunidad constitucional.

En ese sentido, informó que envió una iniciativa a los legisladores para que los presientes puedan ser juzgados por cualquier delito como un ciudadano común.

En la actualidad «no se puede juzgar a los presidentes de México más que por los delitos de traición a la patria, no se les puede juzgar por corrupción; en este caso los presientes tienen impunidad constitucional».

El gobierno de México está investigando al expresidente Enrique Peña Nieto como parte de un caso de corrupción del más alto perfil en los últimos años, según reveló al The Wall Street Journal (WSJ) un alto funcionario judicial de México.

La investigación formaría parte de un amplio caso contra Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, quien fue arrestado en España la semana pasada y está esperando una audiencia sobre la solicitud de México para su extradición.

La Fsicalía lo acusa de recibir millones de dólares en sobornos de la constructora brasileña Odebrecht y de Altos Hornos de México.

«La oficina del fiscal general tiene evidencia de que la corrupción de Lozoya llega al más alto nivel», dijo al WSJ el alto
funcionario refiriéndose a Peña Nieto. «La extradición y (cualquier posible) confesión de Lozoya son elementos que, junto con las investigaciones en curso, decidirán si el expresidente será acusado en el futuro».

La investigación de México sobre las acusaciones de Odebrecht se abrió a principios de 2017, pero no dio lugar a ningún cargo hasta después de que terminó el mandato de Peña Nieto en 2018.

Si Peña Nieto finalmente es procesado, sería la primera vez que un presidente mexicano moderno enfrenta cargos de corrupción en los tribunales. En cualquier caso, los cargos no son probables a corto plazo, ya que la extradición de Lozoya por sí sola podría llevar varios meses.

Antes de convertirse en fugitivo en mayo, Lozoya dijo que era inocente. Después de su arresto en España, su abogado,  Javier Coello Trejo, dijo que su cliente «no actuó por su cuenta», lo que implica que estaba siguiendo las órdenes de sus superiores. Como jefe de Pemex, Lozoya habría reportado directamente a Peña Nieto.

Odebrecht admitió haber sobornado a gobiernos de América Latina y otros lugares a cambio de contratos como parte de un acuerdo con las autoridades estadounidenses en 2016.

El escándalo ha llevado a la cárcel a muchos ex altos funcionarios de toda América Latina, incluidos los expresidentes de Perú, Panamá y Brasil.

El abogado Javier Coello visitó hoy al ex director general de Pemex, Emilio Lozoya, en la prisión de Alhaurín de la Torre en Málaga, España.

Coello se entrevistó con su cliente este martes sin embargo declinó hacer declaraciones sobre la estrategia que seguirá.

De forma breve indicó que encontró al exfuncionario mexicano en buenas condiciones.

«Tenemos que contar con un abogado en España», dijo en referencia a los abogados que enfrentarán la demanda mexicana de extradición de Lozoya para que responda por los cargos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, delincuencia organizada y cohecho.

Lozoya se encuentra en una celda con capacidad para dos reclusos aunque por ahora está solo. Carece de medidas extraordinarias de vigilancia por ser la primera vez que está recluido.

Los recursos ilícitos que habría malversado sumaron 10 millones de dólares provenientes de la constructora brasileña Odebrecht, en uno más de sus casos de corrupción en diversos países latinoamericanos.

En Alhaurín de la Torre, Lozoya espera su traslado a una cárcel cercana a Madrid, donde un juez de la Audiencia Nacional celebrará la segunda audiencia de su caso, luego de la primera la semana pasada en que se ordenó su reclusión ante el riesgo de fuga que representa.

Este miércoles, el extitular de Pemex y antes responsable de asuntos Internacionales en la campaña del expresidente Enrique Peña Nieto, cumplió una semana de haber sido detenido en un fraccionamiento de lujo en Málaga, en atención a una solicitud de detención emitida por el gobierno mexicano.

Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, será trasladado de la cárcel del sur de Málaga en donde se encuentra actualmente, a otra en Madrid, debido a cuestiones administrativas.

Las decisión fue tomada por la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias a fin de que esté cerca de la Audiencia Nacional, encargada de su proceso de extradición solicitada por las autoridades mexicanas.

La fecha del traslado aún no se ha determinado, pero trascendió que podría ser en pocos días, y todo apunta que lo más probable es que sea a la prisión de Soto del Real, un centro de referencia de la Audiencia Nacional.

Lozoya fue detenido en Málaga el pasado miércoles 12 de febrero gracias a una orden internacional de detención librada por las autoridades mexicanas, a fin de que enfrente en nuestro país un proceso por el delito de operaciones con recursos ilícitos.

En España tal delito equivale al de blanqueo de capitales y se castiga con una pena máxima de 15 años de prisión.

Los recursos ilícitos sumaron 10 millones de dólares provenientes de la constructora brasileña Odebrecht, en uno más de sus casos de corrupción en diversos países latinoamericanos.

En dado caso de que se concrete su extradición a México, también deberá enfrentar los cargos de delincuencia organizada y cohecho.

El exfuncionario ya desahogó su primera diligencia judicial, lo cual ocurrió el pasado jueves 13, para lo cual se usó el procedimiento de videoconferencia, tras la cual el juez Ismael Moreno ordenó su ingreso provisional en prisión incondicional pues estimó que existe riesgo de fuga.

Recordemos que se encuentra internado actualmente en el módulo cinco de la prision de Alhaurín de la Torre, destinado a quienes ingresan por primera vez a un centro de este tipo.

Las autoridades del centro carcelario han decidido aplicar las normas habituales de seguridad, y le destinaron una celda para el solo. Cada celda del tipo en que se encuentra Lozoya es de unos nueve metros cuadrados, y podría albergar a otra persona; sus instalaciones son de hormigón y cuenta con una litera, además de un lavabo, un inodoro y una mesita.

En Alhaurín de la Torre la rutina cotidiana empieza a las 8:30 horas con el desayuno e inicio de actividades que son optativas. A las 13:30 se les cita para la comida y la cena a las 19:30 horas, para una hora después regresar a las celdas.

El presidente Andrés Manuel López Obrador confió en que Emilio Lozoya será extraditado a México luego de su detención en España, al estar acusado en nuestro país por diversos delitos, entre ellos desvío de fondos.

El mandatario aseguró que la Fiscalía General de la República (FGR) está haciendo bien su trabajo.

“Ya informó el Fiscal General (Alejandro Gertz Manero) con amplitud sobre este tema y yo solo me sumo a lo que él expresó, es una investigación que está en curso, es una acusación con pruebas, por eso esta detención en España».

AMLO indicó que los pormenores se conocen, los delitos por los que se les acusa, lo que tiene que ver con el caso de Odebrecht y también lo de la compra de unas plantas de fertilizantes; señaló que eso s lo que se está investigando y es lo que llevó a la detención del exdirector de Pemex.

Durante la conferencia de prensa matutina de este jueves, López Obrador expresó que no cederán al enfrentar el problema de la corrupción, ya que ha sido un factor para detonar la inseguridad y la violencia.

Indicó que confía en el trabajo que realiza la Fiscalía General de la República para regresar al país a quien también fuera parte de la campaña presidencial del entonces candidato Enrique Peña Nieto en 2012.

«La Fiscalía está haciendo su trabajo muy bien. Les recuerdo que se trata de una institución autónoma no hay consigna específica. Sí hablamos de consigna, lo que queremos es que se destierre la corrupción de México y esto se está llevando a cabo en el marco de la legalidad, expresó.

Un juez español dictó este jueves prisión provisional a Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, quien fue detenido ayer en Málaga, ciudad al sur de España.

El juez Ismael Moreno de la Audiencia Nacional, alta jurisdicción a cargo de las extradiciones, «ha acordado la prisión provisional incondicional y comunicada del exdirector de la compañía Pemex», indicó la corte en un comunicado.

Sobre Lozoya, un muy cercano colaborador del expresidente Enrique Peña Nieto, pesa una solicitud de «extradición cursada por las autoridades de nuestro país por delito de operaciones con recursos de procedencia ilícita, que en España se corresponde con blanqueo de capitales.

El tribunal dio 45 días a México para presentar formalmente «la solicitud de extradición por vía diplomática», durante los cuales Lozaya permanecerá detenido.

El de Lozoya es el primer arresto de un funcionario mexicano de alto nivel en torno al caso del grupo brasileño Odebrecht, un amplio esquema de corrupción que salpicó a varios países latinoamericanos, entre ellos Perú, donde tres expresidentes están bajo investigación y otro, Alan García, se suicidó en abril al ser detenido.

Una orden de captura pesaba sobre Lozoya y tres de sus familiares desde julio de 2019 y se presumía que permanecía prófugo en Alemania.
Es señalado por haber recibido sobornos millonarios de Odebrecht, que habrían sido destinados a la campaña presidencial de Peña Nieto, donde se desempeñaba como encargado de asuntos internacionales.

También se le acusa de haber autorizado, cuando ya era director de Pemex, la compra de una planta de fertilizantes con sobreprecio.

Por este último caso fue detenido en mayo de 2019 en Palma de Mallorca (este) el empresario mexicano Alonso Ancira Elizondo, por presuntamente estar involucrado con la venta de la planta de fertilizantes en desuso por casi 500 millones de dólares.

Lozoya, quien renunció en 2016 a Pemex presionado por las crecientes denuncias en su contra, ha rechazado todas las acusaciones.

Cuestionado sobre la detención del exfuncionario, el presidente López Obrador dijo que «no se debe de dar tregua a la corrupción».

Tras la detención de Emilio Lozoya, exdirector general de Pemex, la dirigencia nacional de PRI advirtió que las conductas personales no son atribuibles a ninguna institución.

Sostuvo que quienes faltan a la ley son las personas que sirven a aquellas y «a quienes, una vez agotadas las investigaciones, se les debe aplicar todo el peso de la ley».

En un comunicado, el PRI exigió la estricta aplicación de la ley y agotar puntualmente el proceso judicial, en el marco del Estado de derecho. Reiteró que el partido está en favor de la legalidad y el respeto a las instituciones.

Por su parte, los diputados del tricolor indicaron que la detención de Lozoya Austin debe ser muestra de que este gobierno quiere aplicar la ley, y que no busca distractores a los graves problemas del país.

«Estamos frente a una conducta personal, al amparo de un cargo público, por lo que sería lamentable que se utilice como instrumento de propaganda política», indicaron los legisladores.

Recordemos que Lozoya era buscado por autoridades mexicanas para que enfrente cargos por operaciones con recursos de procedencia ilícita, ejercicio indebido del servicio público y cohecho.

Por su parte, el dirigente nacional del PAN, Marko Cortés, indicó que su partido fue el primero en denunciar los presuntos actos de corrupción de Lozoya. Señaló que en 2016, en Cámara de Diputados, presentamos una denuncia contra el ex Director General de PEMEX. «El tiempo nos da la razón», dijo Cortés Mendonza.

Quien también comentó sobre el tema, fue el miembro de la dirección extraordinaria del PRD, Fernando Belanunzarán. Dijo que los sobornos de Odebrecht a Emilio Lozoya empiezaron, según acusaciones en Brasil, cuando era parte del equipo del entonces candidato Enrique Peña Nieto, por lo que indicó que si la FGR no investiga si ese dinero se usó en la campaña de EPN se confirmaría el pacto de impunidad entre el priísta y el presidente López Obrador.

Tras confirmarse la detención del exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, en Málaga, España, funcionarios del gobierno federal reaccionaron y aplaudieron la operación que permitió la aprehensión del exfuncionario.

Y aunque la labor corrió a cargo de autoridades españolas, las felicitaciones fueron para el titular de la Fiscalía General de la República (FGR), Alejandro Gertz Manero.

El titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda, Santiago Nieto, felicitó a Gertz Manero por el cumplimiento de la orden de aprehensión contra Lozoya. Indicó que su detención contribuye a lograr el objetivo del presidente López Obrador de «cero tolerancia a la corrupción y la impunidad».

En mayo pasado, la UIF congeló las cuentas de Lozoya pues dijo, se identificaron operaciones financieras con recursos de actividades presuntamente ilegales derivados de actos de corrupción.

Recordemos que hay un enfrentamiento entre Nieto y Lozoya desde años atrás. En octubre de 2017, Nieto en su calidad de titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade), acató una orden de un juez federal de resolver una investigación contra Lozoya por el presunto financiamiento ilícito de la campaña de Enrique Peña Nieto en 2012, con supuestos sobornos de Odebrecht.

En ese momento, Nieto acusó que fue amenazado por Lozoya a través de una carta que recibió por parte el exdirector de Pemex. Lozoya y sus abogados respondieron indicaron que fue un documento que, estrictamente, lo que pedía es que se le citara para conocer si había una investigación en su contra.

«Y dice, como cualquier escrito legal, quién soy, dónde vivo, en donde trabajo, quienes son mis padres, y todo eso
yo no sé cómo ha sido interpretado como una petición de impunidad, como una amenaza, o como una petición
de que se disculpe alguna autoridad conmigo”, indicaron.

A raíz de eso, la entonces Procuraduría General de la República (PGR), cesó a Nieto por haber “transgredió lo dispuesto en el Código de Conducta”.

En un evento esta mañana, Nieto fue cuestionado sobre la detención del exdirector de Pemex, a lo que respondió: «muy contento porque parece que detuvieron a Lozoya».

Quien también reaccionó a la detención, fue la titular de la Secretaría de la Función Pública (SFP), Irma Eréndira Sandoval. A través de su cuenta de Twitter, se sumó a las felicitaciones al Fiscal, por su «infatigable e impecable lucha» para lograr la detención del excolaborador de Peña Nieto.

Señaló a Lozoya de ser el «representante y operador de la peor corrupción estructural del neoliberalismo»

La vicecoordinadora del grupo parlamentario de Morena en la Cámara de Diputados, Tatiana Clouthier, también comentó al respecto. Dijo que la detención de Lozoya es muestra de que se va caminando a hacer justicia contra la corrupción y sobre todo muestra que «las cosas si van caminando y cambiando».

Otros actores de la vida política del país también se han pronunciado. Uno de ellos fue Manuel Clouthier, quien dijo que la detención de Lozoya debe ser el hilo que permita esclarecer y llevar a la justicia a los corruptos implicados en el caso Odebrecht en nuestro país.

El extitular del Coneval, Gonzalo Hernández Licona también se refirió al tema. Dijo que gracias a Lozoya, el servicio público está desprestigiado. «Que pases en el bote mucho tiempo y que regreses… lo robado».

El legislador de Movimiento Ciudadano, Samuel García exigió que Lozoya sea llevado ante la justicia en México, pues acusó, está ligado a varios casos de corrupción. «Es hora de que pague».

El abogado del exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, dijo no tener mayor información sobre la detención de su cliente esta mañana en Málaga en España, sin embargo, dijo que se trasladarán hasta ese punto para conocer los detalles y comenzar con la defensa.

Javier Coello Trejo indicó que se enteró por la confirmación del Fiscal Alejandro Gertz Manero, de quien dijo, no puede no creerle, pues es una persona recta y honorable.

En entrevista con FOROtv, el abogado dijo que llevan tiempo preparando la que será la defensa del exfuncionario, pues reconoció que algún día tenía que ser detenido su cliente. «Estamos listos».

Coello dijo que hay muchas cosas que no se han aclarado en torno a su cliente y a los delitos que se le imputan; insistió en que «no se mandaba solo».

Reconoció que el proceso que se seguirá dependerá de lo que Lozoya decida: quedarse en España y ser ahí donde se le juzgue, o bien, aceptar su extradición a México. «Es complicado, es costosísimo».

El defensor aseguró que tienen «pruebas contundentes» que podrán ayudar a demostrar la inocencia de su cliente; además señaló, los delitos que se le imputan no ameritan prisión preventiva oficiosa.

Finalmente, el abogado dijo desconocer que Lozoya se encontraba en España, «sabía que estaba en alguna parte del continente europeo, solo tenía contacto telefónico con él».

Pasadas las 09:00 horas, medios nacionales reportaron la detención del exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya en Málaga, España.

Minutos más tarde, el titular de la Fiscalía General de la República (FGR), Alejandro Gertz Manero, confirmó la detención del exfuncionario.

Lozoya Austin tiene diversas investigaciones abiertas por su presunta relación en los delitos de cohecho y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

De acuerdo a lo que informó el Fiscal, el gobierno mexicano iniciará los trámites de extradición para que sea juzgado en nuestro país.

El exfuncionario está prófugo desde el año pasado, cuando la FGR lo acusó de haber recibido sobornos de la firma brasileña Odebrecht y de haber participado en la compraventa irregular de un planta de fertilizantes.

Aunque se reportaba que Lozoya se encontraba en Alemania, su captura se logró al sur de España gracias a la orden de captura que había en su contra.

Recordemos que la Secretaría de la Función Pública (SFP) inhabilitó a Lozoya por 10 años para ocupar un cargo público por «dar información falsa en su declaración patrimonial y omitir en dos ocasiones una cuenta bancaria de cientos de miles de pesos».

En noviembre pasado, Gilda Margarita Austin y Solís, madre de quien fue responsable del área de Asuntos Internacionales en la campaña del expresidente Enrique Peña Nieto (2012-2018), fue acusada por lavado de dinero y asociación delictuosa.

WordPress Lightbox Plugin