Tag

RIFA

Browsing

La Dirección Nacional Extraordinaria (DNE) del PRD lamentó que el Presidente Andrés Manuel López Obrador  (AMLO) minimice la convocatoria del #UnDíaSinMujeres que se realizará el próximo 9 de marzo, al iniciar ese mismo día la venta de boletos de la ‘supuesta’ rifa del avión presidencial.

Los dirigentes del partido indicaron que una vez más el gobierno federal demuestra su indiferencia con las mujeres, pues en ningún momento se ha pronunciado y ha sido sensible ante el incremento de feminicidios, como los recientes asesinatos de Ingrid y Fátima que evidenciaron la vulnerabilidad en que se encuentra este sector.

En ese sentido, criticaron la falta de estrategias para erradicar la violencia, así como la incapacidad de las autoridades federales y locales para actuar con perspectiva de género; además, que en el discurso no reconozca las deficiencias de su gobierno en esta materia y ponga mayor importancia en la venta del avión.

El integrante de la DNE, Ángel Ávila, expresó que ni con la venta de “cachitos” se podrá frenar ni ocultar el paro nacional, por lo que confió en que ésto no será un distractor ni una cortina de humo para ocultar el descontento social que actualmente viven las mujeres.

“Una vez más el Gobierno Federal muestra su indiferencia a la protesta feminista, iniciando la distribución de los cachitos de la rifa no rifa del avión. No queremos más distractores, queremos acciones contundentes”, enfatizó.

Asimismo, exhortó a las mujeres a no dejarse intimidar por gobiernos que buscan ocultar la realidad de la violencia de género y promueven el machismo, incluso en los funcionarios de alto nivel, “con el paro feminista se demostrará al Presidente el eco que puede ocasionar un país sin mujeres”.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) compró el primer boleto para la rifa del avión presidencial, el cual pagó a Ernesto Prieto Ortega, director General de Lotería Nacional y Pronósticos para la Asistencia Pública (Lotenal).

Durante su conferencia de prensa matutina, el responsable de la Lotenal dio a conocer que a partir del 9 de marzo, a las 09:00 horas, comenzará la venta al público a nivel nacional.

Prieto Ortega explicó que la rifa prevista para el 15 de septiembre se llamará el ‘Gran Sorteo Especial número 235’, para el cual se distribuirán seis millones de cachitos.

Recordaron que cada cachito tendrán un valor de 500 pesos. La serie de números a sortear va del 0,000,000 al 5,999,999.

“Estamos informándoles que a partir de ayer se inició la distribución de los boletos en todo el territorio nacional», dijo Prieto Ortega.

Sobre el tema, el presidente afirmó que si se gana el premio de 20 millones (habrá 100 premios de 20 millones cada uno) lo destinará a becas a estudiantes.

López Obrador recordó que la mitad de los boletos se apartaron “de palabra” durante la cena con empresarios en Palacio Nacional el 12 de febrero.

“La palabra es ley, es más que suficiente. Desde la cena se hicieron compromisos por mil 500 millones de pesos. (…) Ellos (las y los empresarios) van a decidir si los distribuyen, los regalan o los utilizan para apoyar a sus trabajadores. Hay un empresario que compró un número considerable de boletos y nos está pidiendo que nosotros los entreguemos a comunidades pobres”, detalló.

Añadió que el gobierno los va a entregar a la sociedad de padres y madres de familia de comunidades pobres, mediante el programa «La Escuela es Nuestra».

El mandatario recordó las características del avión y sostuvo que, además de innecesario, era un símbolo de la prepotencia de los gobiernos neoliberales, por lo que los recursos recaudados servirán al mejoramiento del sector salud.

“¿Ustedes creen que hace falta esto? Pero nadie decía nada, solo aplaudían. (…) Vamos a organizar visitas (al avión) para que vaya la gente porque es una vacuna contra esta epidemia, una buena vacuna preventiva. A ver quién se va a atrever después a hacer algo así”, remató el presidente.

Esta mañana, durante su conferencia de prensa matutina, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) rechazó el dar a conocer la lista con los nombres de los empresarios que asistieron el pasado miércoles a Palacio Nacional, y que decidieron «apoyar» la rifa del avión presidencial.

«No, no. Nada más decir que fue muy buen encuentro, repetirlo, que se portaron muy bien, que les agradecemos por participar, por acudir a la convocatoria, porque no es un asunto obligatorio, ellos contribuyen, lo dije ayer, pagan sus impuestos y con eso el gobierno tiene el presupuesto para atender las demandas de los ciudadanos», respondió AMLO.

El presidente enfatizó que los empresarios voluntariamente decidieron ayudar, aunque los que no «nos quieren, a nuestros malquerientes no les gustó».

En ese sentido, dijo que los panistas acusaron que habían extorsionado a los empresarios. Incluso dijo que algunos de los empresarios que asistieron sean simpatizantes del PAN, por lo que les pidió preguntarles si hubo una insinuación para que fuese «a fotiori».

Incluso acusó que un periódico, también del conservadurismo, se refirió al encuentro como un acto de extorsión y moche.

«¿Se acuerdan cuando el pase de charola? Hubo una periodista que equiparó esto al pase de charola. El pase de charola fue decirles: ‘Aporten para la campaña de un partido’, bueno del PRI, porque ya dije del PAN».

Ante su insistencia en asegurar que no obligaron a nadie a apoyar, el presidente fue cuestionado sobre si dicho encuentro fue legal, ya que la ley establece que no se puede solicitar dádivas para beneficio propio o de terceros, a lo que él respondió que sí, «totalmente».

«Pero primero hay que ver qué es dádiva, si esto es una dádiva habría que ver los fines, porque no es para beneficio personal (…) es para beneficio público, beneficio social».

Al reiterarle la petición de transparentar la lista, para descartar que llegue el momento en que algunos empresarios se vean beneficiados con contratos gubernamentales.

«Es que nosotros no vamos a darle beneficio a nadie fuera de la ley. Aquí no hay preferencias, no hay influyentismo. Es que ese es el problema, nos confunden, yo no soy Salinas. Digo, sí calienta eso. O sea, no vamos nosotros… Ya parece, imagínense, tantos años de lucha de mantener en alto nuestros ideales, nuestros principios para caer en el influyentismo».

Incluso AMLO dijo que le preguntó a los empresarios si deseaban que se informaran los nombres o  si como en la  compra de los boletos de la Lotería, se quedara en el anónimo.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) indicó esta mañana que los empresarios con los que se reunió ayer en Palacio Nacional respaldaron la decisión de rifar el avión presidencial.

En ese sentido, informó, se lograron acuerdos o compromisos de compra por más de tres millones de boletos o «cachitos», es decir, 1,500 millones de pesos, de 75 empresarios.

“Ayer los empresarios, todos expresaron su apoyo sin que tomaran la palabra, hubo una manifestación de respaldo de rifar el avión presidencial, les tengo que reconocer mucho a los empresarios; primero porque asistieron, no hubo desaires», dijo AMLO en su conferencia de prensa matutina.

Señaló que a los integrantes de la iniciativa privada se les expuso el motivo de la rifa, que es comprar equipos médicos para hospitales, en lo que «ellos estuvieron totalmente de acuerdo», e indicó que en el encuentro se abordó el tema de la austeridad que se vive al interior del gobierno que él encabeza.

«Fuimos al fondo», agregó López Obrador, «sin querer insistir mucho en él porque se compró el avión, partiendo de que son otros tiempos, se habló de que los servidores públicos tenemos que vivir en la austeridad».

Añadió que en lo que se conversó durante la cena, fue que la rifa del avión presidencial «es un acto aleccionador» para que nunca más se vuelva a ofender de esa manera al pueblo de México, refiriéndose a compras abusivas.

AMLO reiteró que en la cena, a todos los empresarios se les dejó claro que su participación en la compra de boletos no era obligatoria, sino voluntaria, por lo que les agradeció su apoyo. En ese sentido, relató que «un empresario» comprará boletos y los donará a las comunidades más pobres de México.

A todos, se les entregarán los boletos a finales de febrero.

PABLO HIRIART

EL FINANCIERO

 

 

Llevamos meses con el cuento del avión presidencial, lo que ha servido de propaganda al gobierno para presumir rechazo a los lujos y preocupación por la falta de medicinas y equipo que hay en los hospitales públicos.

Detrás de esa pantomima se ocultan los graves problemas del país.

Se invitó a una cena en Palacio Nacional, esta noche, a un centenar de empresarios para que compren y promuevan la venta de cuatro millones de boletos de la rifa de un avión que no se va a rifar, y lo que se obtenga se destinará a comprar dos mil millones de pesos en medicinas y material para hospitales.

La pregunta es ¿qué hacen los empresarios de comparsa en un show que le perjudica al país y a ellos en particular?

Si faltan medicinas y equipo médico, ¿por qué no lo compran de inmediato con los dos mil millones de pesos que el lunes entregó el fiscal Gertz al Presidente López Obrador, en lugar de usar ese dinero en una rifa y gastarlo hasta septiembre, cuando se realice el sorteo?

No lo hacen porque no se trata de atender necesidades, sino de hacer propaganda.

Una tristeza que la propaganda se haga a costa de la salud de la gente.

Si hay urgencia de medicinas y equipo en los hospitales públicos, ¿por qué les recortaron el presupuesto a los hospitales de especialidades?

¿Por qué los padres de niños con cáncer y leucemia deben andar mendigando ayuda del gobierno, que tiene el dinero y la obligación de atenderlos?

¿Por qué los subejercicios en el sector Salud en 2019?

Nada importa, vengan los empresarios a Palacio, compren cuatro millones de boletos de una rifa que recaudará tres mil millones de pesos, y deberá pagar dos mil millones en premios y quedarían mil millones para medicinas.

Los otros datos del Presidente lo hacen pensar que va a poder usar de ahí dos mil 500 millones de pesos en medicamentos y equipo. Y de algún lado saldrán los mil 700 millones de pesos que se deben a Banobras del avión que ‘se va a rifar’.

No cuadra, pero tampoco importa. ¿Otro tamal de chipilín, ingeniero? ¿Más agua de chía, Mariasun? Y no dejen de probar, señores empresarios, este delicioso atole de chocolate traído desde Comalcalco. Con el dedo, si me hace usted el favor.

Detrás de ese ‘show’ está la crisis.

En lugar de jugar a la Lotería con dos mil millones de pesos que ya se tienen, habría que invertir en seguridad. En redes está el video que subieron los integrantes de un cártel en que interrogan a miembros de otro cártel, luego los arrodillan y fusilan con una lluvia de balas. En esas manos está buena parte de la población.

Guanajuato, corazón manufacturero del centro del país, se desangra por la lucha entre dos cárteles, que lo mismo secuestran, matan, roban gasolina y siembran el terror donde debería haber orden.

Fuerzas federales detuvieron en ese estado a cinco capos del cártel local, incluida la esposa del jefe de la mafia, que se ha hecho invisible e intocable para las autoridades. A los pocos días (5 de febrero), un juez federal los soltó por “errores” del Ministerio Público.

Culiacán, luego de la liberación del hijo del Chapo, los capos cerraron la catedral para una boda a todo lujo que siguió en un salón de fiestas con la anuencia de la autoridad municipal y el silencio de la Federación.

Tuvimos el año más violento de la historia contemporánea, con más feminicidios, asesinatos, secuestros, robos, extorsiones…

¿Necesitan seguridad los empresarios? Mejor hablemos de temas agradables. ¿Otro atolito, mi buen Toño?

El año pasado la economía tuvo un comportamiento bajo cero y la producción industrial (petróleo, minería, construcción, manufacturas) fue la peor desde la crisis global de hace una década, por falta de confianza en el rumbo del país para invertir y el cierre de áreas a la IP, como la energía.

No se las abren, a pesar de que con esa decisión se pierde dinero, empleos, desarrollo.

Y para “restaurar la confianza” en el gobierno, desde Palacio se lanza una ofensiva contra el INE, institución clave en la certeza electoral del país.

Vengan a la mesa. Gracias por comprar cachitos de ‘la rifa del avión’.

Así me gusta Don Carlos, saboree este pejelagarto con chile amashito, mucho más refinado que su trilladísima arrachera al carbón. Tenga su boleto.

Primero se iba a vender el avión presidencial. Como nadie lo quiso comprar al precio que pedía el gobierno mexicano, el presidente salió con la ingeniosa idea de rifarlo. Como esa ingeniosa idea se topó con la realidad, el presidente decidió una nueva maroma: se rifa dinero en efectivo y lo único que implica al avión presidencial es la foto en el billete de la lotería.

Igual podría decir el presidente que va a rifar las Pirámides de Teotihuacán o incluso la Torre Eiffel. Lo único que tiene que hacer es poner la imagen de cualquiera de estas maravillas en el billete y ofrecer los mismos millones en efectivo. Es más, bajo la misma lógica podría rifar la Gran Muralla China; los (desaparecidos) Jardines Colgantes de Babilonia o la (también desaparecida) Biblioteca de Alejandría.

Por quinientos pesos que cuesta el cachito, los cien ganadores se pueden llevar 20 millones de pesos cada uno. Nada mal, dirían algunos. Aunque al venderse 6 millones de ‘cachitos’, la probabilidad de ser uno de los cien ganadores se diluye al grado que es mejor entrarle al Melate, que cuesta 15 pesos por boleto.

Ahora, si hasta este momento las maromas de la rifa del avión son absurdas, aún hay más. El presidente recibió el lunes en ese show matutino que da en Palacio Nacional un cheque del Fiscal General de la República por 2 mil millones de pesos de dinero que dicen fue decomisado a delincuentes de cuello blanco que desviaron dinero del INFONAVIT. Con esos 2 mil millones de pesos dice el presidente que se van a pagar los cien premios de 20 millones de pesos de la rifa del ‘avión’ que será sorteado el 15 de septiembre. ¿Por qué se mezcla el dinero que recuperó la Fiscalía con el de la rifa del billete que tiene una foto del avión presidencial pero en el que se rifará dinero en efectivo? Es una maroma. Una maroma que no toma en cuenta que al tratarse de dinero que proviene de prestaciones laborales, son inembargables y por lo tanto no aplica la Ley de Exrinción de dominio. Es ilegal que cualquier institución que no sea el INFONAVIT disponga de esos recursos. Pero aún así el presidente ya los comprometió para pagar los premios de su rifa.

Y aún hay más. A pesar de que ningún sorteo de la Lotería Nacional logra vender ni 500 mil boletos, el presidente anticipa que se van a vender los 6 millones de cachitos y que con ello va a recibir 3 mil millones de pesos. Parte de este dinero será para pagar equipo médico. ¿Por qué no utiliza el dinero de la FGR que recibió el lunes para, de una vez y no hasta la lotería de septiembre, comprar el equipo médico? Es una respuesta que solo conoce el presidente López Obrador.

Para sumarle a todas estas maromas, el presidente quiere acudir a los bolsillos salvadores de la clase empresarial. Cien empresarios están convocados el día de hoy a cenar a las 7pm en Palacio Nacional para que el presidente les de 40 mil cachitos de la rifa a cada uno para que ellos los coloquen entre sus empleados o se los queden como una acción solidaria para resolver las necesidades médicas y la rifa del avión presidencial.

Columna completa en El Universal

La dirigencia nacional del PAN acusó que mientras el Presidente busca distractores como la rifa del avión que anunció esta mañana en su conferencia de prensa, en el país prevalece la falta de empleos, bajas remuneraciones y alimentos encarecidos, todo a consecuencia del mal rumbo del gobierno federal.

Lamentó que en apenas poco más de un año, el gobierno morenista ha deteriorado la economía familiar al no generar empleos bien remunerados, ni promover las condiciones en la economía que les permita a las empresas ofrecer más empleos y como consecuencia, provocar un alza de precios en alimentos que los mexicanos ya están resintiendo.

“La triste realidad mexicana es que cada vez más desaparecen los empleos bien remunerados, lo cual no le permite a ningún padre o madre de familia cubrir con los principales gastos de un hogar, y mucho menos cuando el precio de los alimentos se ha encarecido a raíz de la inflación, todo esto mientras el Presidente busca distractores como la venta del avión”, dijo el dirigente del PAN, Marko Cortés Mendoza.

Señaló que otro dato alarmante es que del total de personas que consiguieron una ocupación laboral en 2019, el 66% se emplean en trabajos donde ganan en promedio dos salarios mínimos, de acuerdo con datos del INEGI y el Coneval.

Cortés Mendonza planteó que se sigue viendo precariedad en el salario, aunado al nulo crecimiento y las políticas de austeridad del gobierno, que lo único que está provocando es que los trabajadores no puedan cubrir sus gastos, pese al incremento del salario mínimo de 19% en 2019.

En el caso de la inflación, el dirigente panista alertó que 24 de los 38 productos de la canasta básica aumentaron su precio por encima de la inflación, como es el caso del kilo de tortilla que en 2018 fue de 15 pesos y en 2019 subió a 16.4, es decir un incremento promedio del 9.2% si se le resta el 3.6% de inflación promedio de 2019, el incremento real es de 5.6%.

Luego de días de análisis, el avión presidencial que se adquirió en el sexenio del expresidente Felipe Calderón, sí será rifado, confirmó este viernes el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO)

“Después de análisis, reflexiones, ya se tomó la decisión de rifar el avión (…) se va a utilizar el dinero para una causa humanitaria”, afirmó el mandatario en su conferencia de prensa matutina.

Explicó que no se entregará el avión, sino premios en efectivo por 20 millones de pesos a cada uno de los 100 cachitos ganadores (una serie la componen 100 cachitos). Resaltó que quien compre un boleto de 500 pesos “se puede sacar 20 millones”.

En total se van a vender seis millones de «cachitos» por lo que se recuperarán 3 mil millones de los cuales 2 mil se van a entregar en premios. El sorteo se realizará el próximo martes 15 de septiembre a las 20:00 hrs.

“El avión sigue en venta pero al mismo tiempo se resuelve el problema porque se pagan los premios lo que se obtenga de la rifa es para los hospitales y el avión tiene 2 años de mantenimiento hasta que se venda pero al mismo tiempo que se mantiene, mientras se vende se va a poder rentar y hay un contrato de renta de un año”, explicó.

Al ser cuestionado por la prensa, López Obrador detalló que se está ajustando todo el marco legal para no violar ninguna ley con la rifa; en ese sentido, indicó que se presentó una iniciativa en la Cámara de Diputados para que se autorice que el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado pueda llevar a cabo rifas de los bienes del gobierno.

Aseguró que hay mucho interés de la ciudadanía de participar en la rifa, por lo que descartó que no se vayan a vender los 6 millones de cachitos. «Hasta podrían faltar».

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) anunció que mañana viernes dará a conocer las alternativas para la venta del avión presidencial, ya sea mediante una venta directa o la polémica rifa.

Al señalar que es el primer llamado para disponer de ese bien que se traduzca en la compra de equipos médicos para los hospitales y unidades médicas del país, el mandatario expuso que “mañana primera llamada, estamos muy avanzados todavía en la posibilidad de venderlo porque hay ofertas y también ya tenemos preparado lo de la rifa, hemos resuelto algunos asuntos que nos preocupaban”.

Planteó que en la rifa venderían los boletos como serie, para que sean 100 personas las que puedan ganarse la aeronave, con lo cual se elimina la creación de un fideicomiso que ayudaría a la administración de los recursos, si hubiera un solo ganador.

“En vez de uno, sean 100 los premiados y entonces se distribuye el costo del avión, se echan a perder, es mucha la tentación; 100 con 25 millones de pesos a cada uno, esto es mejor, manejable, no habría necesidad del fideicomiso, administrarles el dinero, se entrega el monto”, explicó el mandatario.

Añadió que otra alternativa será expuesta a los empresarios con quienes se reunirá la semana entrante para que colaboren en la rifa.

“Tenemos eso bastante avanzado, y ya tenemos una convocatoria para empresarios que van a recibir información, les vamos a dar toda la información con el propósito que nos ayuden a comprar una cantidad para sus trabajadores, para lo que ellos consideren conveniente, esta reunión sería la semana próxima, hay mucho interés en participar sería resolver un problema, el dinero que se obtenga será para equipos en los hospitales”, añadió.

López Obrador indicó que “si se rifa, en lo que se vende, se les podría pagar, podría mantenerse un año en la Fuerza Aérea, ya se han hecho las cuentas, incluido gasto de mantenimiento, combustible, estacionamiento, ya hay quien quiera rentarlo un año y es un estimado de 200 millones de pesos”, finalizó.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) informó que esta semana se definirá qué mecanismo de venta se utilizará en cuanto al avión presidencial, y afirmó que es muy probable que se proceda a la rifa.

Durante su conferencia matutina, y previo a la interpretación de piezas oaxaqueñas por parte de los músicos que recibirán instrumentos, el Presidente señaló que se siguen analizando las opciones.

Señaló que los recursos que se obtengan serán destinados a equipar centros de salud a lo largo del territorio nacional.

Ante las críticas que han surgido, López Obrador dijo que quien se lo saque no debe de preocuparse por dónde lo va a estacionar, porque “ahí van a estar los aeropuertos de la Fuerza Aérea Mexicana”.

Recordemos que la semana pasada, indicó que el ganador tendrá derecho a un año de servicio, además de que podrá estacionar la aeronave en Santa Lucía o en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México.

Serán 6 millones de cachitos los que se venderán para la rifa del avión, de los cuales, 4 millones se planean vender entre diferentes empresas, y solo 2 millones se pondrán a la venta a través de la Lotería Nacional.

Cada cachito tendrá un costo de 500 pesos, por lo que se podrían obtener 3 mil millones de pesos, 500 millones por encima del avalúo.

El coordinador de los diputados de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, adelantó que invitará a cada uno de los integrantes de su bancada a que, de manera voluntaria, le puedan «entrar» a la compra de una serie completa de la Lotería Nacional en caso de que avance la rifa del avión presidencial.

Esto, luego de que el Presidente en su conferencia matutina de hoy presentara el diseño del boleto para la rifa de la aeronave, que tentativamente sería para el 5 de mayo.

“Yo le voy a pedir a cada a diputado que le entre con una serie, son 20 cachitos la serie , entonces que cada diputado le entre con una serie ¡a ver quién dice yo!», subrayó.

Delgado Carrillo afirmó que apoyan al presidente López Obrador y sostuvo que también pedirá a los legisladores morenistas ayuden en sus estados y distritos a vender y promover la venta de los boletos.

Resaltó que el propio Jefe del Ejecutivo ya explicó que en que se va a utilizar esos recursos: equipamiento médico y fortalecer los servicios de salud, temas prioritarios en el país.

El dirigente de la bancada morenista señaló que los diputados no serán obligados a comprar la serie, que será voluntario y confío en que se cumpla la meta.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) indicó esta mañana que además del gobierno de Estados Unidos, el avión presidencial también se le ofreció al primer ministro de Canadá, Justin Trudeau.

Durante su conferencia de prensa matutina, el mandatario reconoció que se está complicando la venta del avión presidencial, aunque dijo que no se puede «malbaratar, ni lo podemos entregar a un precio por debajo del avalúo».

Añadió que para el día 15 de febrero se tendrá que definir lo que pasará con la aeronave, que también fue ofrecida al gobierno de Canadá, debido a que se dañó el avión que transporta al primer ministro de ese país.

Sobre el tema de la venta, López Obrador presentó el diseño de los cachitos para la rifa de la aeronave, y justificó que se contempla dicha alternativa de venta pues la gente quiere ayudar.

Incluso dijo que para que se pudiera llevar a cabo la rifa se tendría que modificar el marco legal de la Lotería Nacional, que hoy en día especifica que los sorteos que realiza son para la entrega de dinero en efectivo, no en especie.

“Se tendría que hacer todo un ajuste al marco legal para proceder, resolver el pago de los impuestos, qué se hace con determinada empresa que compra determinado número de boletos. Hay muchos, no diría obstáculos, sino procedimientos legales que se tienen que resolver», comentó el mandatario.

López Obrador refirió que ayer se reunió con varios servidores públicos, entre ellos de Hacienda, el director de Banobras, el general de la Fuerza Aérea, los encargados de otras secretarías, Consejero Jurídico, quienes dijo serán los encargados de resolverán el tema.

López Obrador expuso que se tiene contemplado el 5 de mayo para que el avión presidencial sea devuelto a México, una vez que la empresa Boeing termine la certificación del mismo.

Explicó que de llevarse a cabo la rifa, a quien resulte ganador se le daría un año de mantenimiento para el avión y el estacionamiento sería en la Base Aérea Militar de Santa Lucía o en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México «Benito Juárez».

Asimismo, se crearía un esquema de fideicomiso para que quien gane la rifa decida qué hará con el dinero que obtenga de vender la aeronave.

Y aunque se tiene contemplado que la venta de 6 millones de cachitos, AMLO indicó que 4 millones de boletos se podrían vender a empresas y solo 2 millones se pondrían a la venta a través de la Lotería Nacional, reiterando que cada uno tendrá un costo de 500 pesos.

En ese sentido, recordó que con la venta de los cachitos se obtendrían 3 mil mdp, 500 mdp por encima del avalúo.

El presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado (Jucopo), Ricardo Monreal, abordó el tema de la venta y la posible rifa del avión presidencial.

El legislador se dijo sorprendido por las reacciones desproporcionadas ante esta situación, contrarias a las que hubo cuando se compró. “Ojalá hubiese habido una reacción de la misma magnitud cuando compraron y cuando se excedieron desmedidamente de ese avión, con tanta pobreza en el país”, sentenció.

Señaló que nadie hubiera comprado ese “monstruo” en su sano juicio frente a la pobreza del país, y ahora que el presidente busca fórmulas de deshacerse de él, surgen inusitadas críticas, memes y descalificaciones.

Consideró las reacciones como totalmente injustificadas, y aplaudió a López Obrador por buscar deshacerse de ese “gasto superfluo”, al cual calificó como una ofensa al pueblo de México. “La manera de cómo se deshaga, pues hay que buscar fórmulas imaginativas”, apuntó.

El legislador aprovechó para comentar que no se apresurará la dictaminación sobre la regulación del cannabis, sin embargo, confió en que se aprobará la reforma antes de abril, cuando se cumple el plazo otorgado por la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Monreal señaló que el dictamen sobre la regulación del cannabis está por comenzar su trámite legislativo; además, señaló, la Comisión de Justicia deberá buscar el consenso con todos los Grupos Parlamentarios para su aprobación.

Informó que el dictamen se empezará a discutir en los próximos días, una vez que inicie el periodo de sesiones, sin embargo, indicó, aún no hay nada seguro. “No adelanto vísperas porque es una legislación muy importante y no quiero aventurarme a emitir una opinión que luego resulte fallida”.

Reveló que aunque ya hubo un ejercicio de Parlamento Abierto, el Senado sigue atendiendo las opiniones de la sociedad civil. “Hay quienes no están en favor incluso de la legislación en esta materia, entonces todo eso tenemos que recogerlo y plasmarlo en la voluntad que se exprese sobre el dictamen”, indicó.

WordPress Lightbox Plugin