Tag

TRUMP

Browsing

El vicepresidente Mike Pence llamó este martes a los latinos estadounidenses a que apoyen la reelección de Donald Trump; les prometió que Estados Unidos nunca será un país socialista como Cuba, Venezuela o Nicaragua.

«Los latinoamericanos saben lo que es la libertad… saben que no es socialismo», expresó Pence en un evento repleto de cubanos, venezolanos y nicaragüenses. Al afirmar que Estados Unidos nunca será un país socialista, los presentes estallaron en ovaciones y gritos de «Four more years, four more years» («Cuatro años más, cuatro años más»).

Pence llegó este martes a Miami para lanzar la coalición «Latinos por Trump», un grupo de líderes empresariales, activistas y políticos de todo el país que asesorará a la campaña del presidente Trump sobre temas de interés para la comunidad hispana de Estados Unidos.

Su arribo tuvo lugar una semana después de que Trump lanzara su campaña de reelección en la ciudad de Orlando, en el centro de Florida, y antes de que 20 precandidatos demócratas realicen el miércoles y jueves en Miami su primer debate presidencial con miras a las elecciones del año próximo.

Florida podría ser un estado clave en la elección el magnate. En 2016 el estrecho triunfo de Trump por poco más de un punto porcentual en Florida sobre Hillary Clinton fue decisivo para asegurarle la presidencia.

Los analistas aseguran que si el mandatario quiere un segundo mandato necesita repetir el buen desempeño en este estado. Un pequeño número de votos podría marcar la diferencia y es por eso que el voto hispano es decisivo.

Adicional, esta mañana, el vicepresidente cuestionó de nuevo la actitud de la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes en materia migratoria, y resaltó la que sigue México al enviar a 15 mil soldados a la frontera.

«México mantiene su promesa y envió 15 mil soldados a la frontera para ayudar con la crisis», escribió el vicepresidente en su cuenta de Twitter, mensaje que en pocos minutos reenvió en su propia cuenta el presidente Donald Trump.

Añadió que «mientras tanto los demócratas no financiarán camas para niños migrantes (…) México sigue haciendo más que los demócratas del Congreso para asegurar nuestra frontera y es tiempo de que den un paso adelante».

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó en una entrevista emitida este fin de semana que sus posibilidades de permanecer en la Casa Blanca por un segundo período serán mayores si los demócratas inician un proceso de destitución en su contra, el llamado impeachment.

Durante una entrevista en el programa Meet the Press de la cadena NBC, Trump fue consultado sobre el proceso de impeachment que impulsan algunos congresistas demócratas.

“Creo que ganaría la elección con más facilidad”, respondió el presidente, quien comenzó el martes pasado su campaña por la reelección.

Trump volvió a utilizar su repetido alegato de defensa, diciendo que la investigación de contrainteligencia que el FBI realizó sobre su campaña de 2016 fue ilegal. “Me espiaron. Lo que me hicieron fue ilegal. Fue una ilegalidad del otro bando. Yo no hice nada mal”, argumentó.

“Por eso el impeachment es una cosa muy injusta, porque nada de lo que hice estuvo mal. Y si miran el informe Mueller, no hubo colusión”, aseguró.

Los demócratas se han dividido ante la posibilidad de someter al mandatario republicano a juicio político, luego de la publicación del informe del fiscal especial Robert Mueller sobre la supuesta intervención rusa en la campaña electoral de 2016.

Si bien el informe no determinó si Trump había incurrido en delitos, varios demócratas dicen que expuso numerosas irregularidades por parte del presidente, suficientes para poner de relieve su falta de aptitud para el cargo.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, envió al líder norcoreano Kim Jong-un una carta «excelente», informó este domingo la agencia de noticias estatal de Corea del Norte KCNA.

La agencia citó a Kim diciendo que «analizaría seriamente» el contenido.

«Kim dijo con satisfacción que (la carta) tiene un contenido excelente», publicó la KCNA de Pyongyang.

«Reconociendo la capacidad de valoración política y el extraordinario valor del presidente Trump, Kim Jong-un informó que consideraría seriamente el interesante contenido», agregó, sin ofrecer más detalles.

La secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, confirmó que Trump envió una carta y que «la correspondencia entre los dos líderes ha estado en curso».

Las conversaciones formales entre Estados Unidos y Corea del Norte fracasaron tras la cumbre que Kim y Trump sostuvieron en febrero en Vietnam.

No obstante, a principios de junio Trump dijo a la prensa estadounidense que recibió una «bella» carta de Kim, sin revelar su contenido.

El presidente Donald Trump anunció la suspensión de las redadas contra migrantes en Estados Unidos por dos semanas.

«A petición de los demócratas, he decidido retrasar el Proceso de Remoción de Inmigración ilegal (deportación) por dos semanas para ver si los demócratas y republicanos acuerdan una solución para los problemas de asilo en la frontera sur», publicó en su cuenta de Twitter.

Trump subrayó que «las deportaciones empezarán» si las pláticas fallan en lograr ese objetivo.

Las redadas que el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas de EU (ICE, por sus siglas en inglés) iniciaría este domingo apuntaban a alrededor de 2 mil migrantes en 10 ciudades del país, que incluyen a Miami, Los Ángeles, Chicago y Baltimore, según medios de comunicación.

Previamente, el presidente estadounidense afirmó, en su cuenta de Twitter, que el Gobierno tenía motivos para implementar las redadas.

«A las personas que serán detenidas por ICE ya se les ha ordenado ser deportadas. Eso significa que han escapado de la ley y de las cortes. Se supone que esta gente debería de estar de regreso en sus países de origen. Ellos violaron la ley al venir a nuestro país y ahora al permanecer aquí», tuiteó.

Esta mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que hay una posibilidad de sostener una reunión con su homólogo estadounidense Donald Trump en el mes de septiembre, en Estados Unidos (EUA). No obstante, dijo, «yo no marco la agenda del presidente Trump».

Durante su conferencia matutina, AMLO expresó: “Vamos a tener este encuentro más adelante, queremos evaluar el resultado del acuerdo, eso podríamos hacerlo de manera conjunta, hay un tiempo son tres meses, ya llevamos 15 días, nos faltan dos meses y medio, así que sí podría darse este encuentro”.

Esto, luego de que Trump señalara que le gusta «el estilo del presidente López Obrador».

AMLO respondió que tal vez sería el único viaje que haría al extranjero en este primer tramo de su gobierno.

“En esta etapa inicial es probable que no salga al extranjero, solo a este tipo de encuentros que se puedan presentar, a pesar de las dificultades, ha habido de parte del presidente Trump voluntades, eso lo tengo que reconocer”, afirmó.

El Presidente estadounidense, Donald Trump, negó que México esté haciendo el trabajo sucio de Estados Unidos al controlar de manera más enérgica la inmigración no autorizada proveniente desde América Central.

«No es el trabajo sucio de EUA, es el trabajo de México», dijo el mandatario al ser cuestionado en Telemundo durante su primera entrevista con una cadena en español desde que llegó a la Casa Blanca.

«México está haciendo un gran trabajo para México y para Estados Unidos», señaló Trump.

Trump expresó satisfacción por los esfuerzos de su homólogo mexicano Andrés López Obrador para reducir el flujo migratorio desde América Central desde que ambos gobiernos alcanzaran un acuerdo hace semana y media.

«Planea reunirse con el Presidente López Obrador», le preguntó el periodista José Díaz.

«Sí, lo haría. Me cae bien», dijo Trump.

Trump había amenazado con imponer a México un arancel del 5%, pero desistió una vez que se alcanzó el acuerdo.

«Hasta ahora, lo han hecho muy bien. Y por eso no estoy imponiendo aranceles. De lo contrario, impondría aranceles. Y no quiero imponer aranceles a México», indicó, de acuerdo a una transcripción compartida con antelación por la televisora.

«Pero sería tremendamente costoso para México. Ni siquiera sé si pueden soportarlo», señaló.

El mandatario rechazó que el acuerdo beneficie únicamente a su vecino del sur.

«La gente no debería poder caminar a través de México hasta nuestro país», dijo durante una entrevista de aproximadamente 15 minutos. «Tampoco tienen permiso para estar en México», insistió Trump.

El presidente estadounidense, Donald Trump, aprobó un ataque militar contra Irán en respuesta al derribo de un dron, pero repentinamente lo canceló, señala un informe de The New York Times.

El New York Times informó que, hasta las 19:00 horas, los oficiales militares y diplomáticos estaban esperando el ataque militar antes del amanecer del viernes en una serie de objetivos que incluían radares y baterías de misiles.

El ataque fue suspendido, pero el Times informó que no estaba claro si Trump había cambiado de opinión o si la administración había cambiado su estrategia con Irán.

El ataque se aprobó luego de que Irán derribara un avión no tripulado de la Armada de Estados Unidos sobre el Estrecho de Ormuz.

De acuerdo con el Times, el secretario de Estado, Mike Pompeo, el asesor de Seguridad Nacional, John Bolton, y la directora de la CIA, Gina Haspel, estaban a favor de la respuesta militar. No obstante, funcionarios del Pentágono advirtieron que hacerlo podría suponer un riesgo para las fuerzas estadounidenses en la región.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, agradeció hoy al mandatario mexicano Andrés Manuel López Obrador por el trabajo que el Gobierno ha realizado en la frontera sur de México y reconoció que el flujo de migrantes ha disminuido.

El pasado 7 de junio, ambos países llegaron a un acuerdo para frenar la imposición de aranceles, los cuales habrían iniciado el 10 de este mismo mes según la amenaza de Trump.

El presidente de EUA aseguró que pondría un arancel gradual, que iniciaría en 5 por ciento, a todos los productos mexicanos bajo el argumento de que el país no hacía lo suficiente para impedir el acceso de migrantes centroamericanos y de otros países a través de la frontera sur de México.

Entre las medidas adoptadas en el acuerdo están la aceleración del despliegue de la Guardia Nacional para reducir la migración irregular, dándole prioridad a 11 municipios de la frontera sur; además, se estableció que los solicitantes de asilo a EUA permanecerán en territorio mexicano mientras su caso es resuelto.

Los representantes de México y EUA acordaron un plazo de 45 días para volver a las negociaciones en caso de que las acciones tomadas por el Gobierno mexicano no cumplan con su objetivo, que es disminuir el flujo. En ese caso, en 90 días se implementarían otras medidas.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, felicitó esta tarde a su homólogo mexicano por la ratificación del acuerdo comercial firmado junto a Canadá, el T-MEC.

«Felicitaciones al presidente (Andrés Manuel) López Obrador – México voto para ratificar el USMCA (T-MEC) por un gran margen», dijo el republicano.

Aprovechó su mensaje para indicar que era momento en que el Congreso de su país hiciera lo mismo, en referencia al proceso de ratificación.

Y es que los demócratas se han opuesto a dar luz verde al acuerdo comercial, acusando que es necesaria la aplicación de estándares laborales y oponiéndose a una medida que protege a las empresas farmacéuticas de la competencia.

Al respecto, la American Chamber Mexico (AmCham) celebró la ratificación del acuerdo, pues indicaron que era un gran avance, resultado del compromiso que gobierno y sector privado han hecho a favor de la competitividad de México y de Norteamérica.

«Reconocemos la importante labor del sector privado, de ambos lados de la frontera, así como del Gobierno Federal mexicano para llegar a este acuerdo, en particular de la Secretaría de Economía, la Secretaría de Relaciones Exteriores y el Senado de la República» señaló.

El dirigente nacional de Acción Nacional, Marko Cortés, señaló que Donald Trump ya le tomó la medida al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), con la medida de poner aranceles y así concederle todo lo que pide.

Cortés puntualizó que López Obrador sobre reaccionó, se equivocó y hoy estamos sujetos a que en 45 día se vuelva a revisar la política migratoria, donde parte de las cláusulas que no se habían informado, destacan que México podría ser país huésped de todos aquellos migrantes que sean deportados.

“Es inaceptable que México, su gobierno, haya aceptado estas condiciones, porque vulneran la soberanía de nuestro país. Y lamentablemente Donald Trump ya le tomó la medida a nuestro presidente López Obrador”, dijo.

Con respecto a la renuncia del titular del Instituto Nacional de Migración, Tonatiuh Guillén, Marko Cortés lamentó que no haya una estrategia ni una buena coordinación.

“Es muy preocupante ver que simplemente muchos funcionarios del gobierno federal están como floreros, no tomados en cuenta, no considerados, en esto no vemos tampoco a la secretaria Olga Sánchez Cordero”.

Además, destacó, todas las funciones del gobierno federal lamentablemente las está llevando el presidente López Obrador, sin hacer equipo, sin coordinarse, sin delegar. Advirtió que México se encuentra ante el peor intento de regresión, de concentración de poder y con un presidente que mira al pasado.

El Dirigente panista expresó que Acción Nacional está a favor de que se respeten los derechos humanos de todas las personas, independientemente de su condición legal. Sin embargo, el gobierno de México debió tomar medidas preventivas en materia migratoria.

Marko Cortés dijo que la próxima semana se va a buscar aprobar la revocación de mandato en la que López Obrador pretende ir en la boleta en 2021 para jalar la marca y mantener en diputados esa mayoría que evita el debate.

Finalizó indicando que el reto que se tiene, es que en 2021 regrese la pluralidad y el debate en la Cámara de Diputados, para que el presupuesto no se asigne a capricho y el recurso se debata en la pluralidad y no esté sometido el Poder Legislativo al Poder Ejecutivo.

El presidente nacional del PAN, Marko Cortés, manifestó su preocupación por el desdén del gobierno federal por atender la principal demanda de los mexicanos que es la seguridad, con tal de cumplir primero con las exigencias de Estados Unidos.

Indicó que además de ilegal e improvisado, el envío de los 6 mil elementos de la Guardia Nacional que se anunciaron para contener la migración en la frontera sur reducirá 28% la fuerza armada con mando civil, que el gobierno tiene previsto desplegar el 30 de junio en todo el país para mejorar la seguridad pública.

“Vemos con mucha preocupación cómo al presidente López Obrador le importa más quedar bien con Donald Trump, que dar seguridad a los mexicanos. El envío urgente de 6 mil efectivos de la Guardia Nacional para frenar a los migrantes es ilegal y reduce 28 por ciento la fuerza que se tiene prevista desplegar a finales de este mes en el país contra la inseguridad”, indicó el panista.

Y es que señaló que ante el nuevo panorama, la forma la Guardia Nacional iniciará sus operaciones con una fuerza significativamente menor a los 21 mil elementos originalmente contemplados para combatir a los grupos criminales y tratar de recuperar la tranquilidad que tanta falta le hace al país.

El presidente de Acción Nacional expuso que la estrategia de enviar a la Guardia Nacional a la frontera sur, es arbitraria porque no fue creada para objetivos migratorios, sino para tareas de seguridad pública.

Además, dijo, la coordinación de su despliegue en esa zona viola doblemente la ley, primero, porque está a cargo de la Secretaría de Relaciones Exteriores y no de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, y, segundo, porque el manto operativo recae en un mando militar en activo y no en uno civil”.

Marcelo Ebrard, titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), dijo que dentro de los acuerdos que se lograron durante su visita a los Estados Unidos, está el hecho de que el gobierno estadounidense invertirá 5,800 millones de dólares en Centroamérica y 2,000 millones más en el sur de México.

Durante su visita a Veracruz, el canciller mexicano explicó que parte de la solución de la migración hacia Estados Unidos es el generar empleos para reducir la pobreza en Centroamérica y el sur de México, por lo que si México se comprometió a regular la entrada de migrantes por la frontera sur, Estados Unidos invertirá en esa zona.

«Se hizo un plan para Centroamérica con la ONU, el presidente lo presentó en el Palacio Nacional, y estamos por iniciar las acciones de ese plan que es un plan inmediato de empleo. ¿Por qué migra la gente? Pues por la pobreza. ¿Qué le hemos dicho a los Estados Unidos? Pues ponte a invertir en Centroamérica y démosle empleo a la gente, igualmente que en el sur de México», señaló.

A su vez, dijo, el gobierno mexicano se comprometió a regular la entrada al país de todos los migrantes.

«El problema que se nos viene con Estados Unidos porque el flujo migratorio de centroamericanos que atraviesa el país creció mucho. ¿Qué tanto creció? Tres veces. ¿En qué tiempo? En menos de un año. Entonces, de esas personas que cruzan nuestro territorio, la mayor parte no sabemos ni siquiera cómo se llaman, entonces lo que el gobierno de México decidió hacer es empezar un proceso donde te tienes que registrar, tienes que decir a qué vienes, por qué vienes», aclaró.

Por otra parte, durante la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), Ebrard dio detalles sobre los avances del plan del gobierno mexicano para atender el fenómeno migratorio.

Informó que el despliegue de la Guardia Nacional en la frontera sur estará concluido el próximo martes, e indicó que este fin de semana se sumarán 825 nuevos elementos al Instituto Nacional de Migración (INM).

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, afirmó que el acuerdo migratorio alcanzado con México incluye un plan de tercer país seguro si otros esfuerzos para contener la crisis en la frontera entre las dos naciones fracasan.

«Es totalmente correcto y eso es lo que va a suceder», dijo en una entrevista con Fox News sobre si el plan incluye esa opción en caso de que México no pueda contener el flujo de inmigrantes centroamericanos que se dirigen a Estados Unidos.

Washington había manifestado previamente que quería que México se declarara un tercer país seguro, en el que los solicitantes de asilo podrían estar en lugar de Estados Unidos, una demanda que México ha rechazado durante mucho tiempo.

La figura del tercer país seguro supone que las personas que solicitan asilo en un país, puedan recibir el mismo tipo de protección en otra nación, considerada segura, para aliviar los flujos migratorios del primero.

El secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, dijo en días pasados que de no lograr reducir el flujo migratorio a Estados Unidos, no sería un hecho que México se convierta en tercer país seguro, sino que iniciaría una nueva negociación al respecto.