Morena elegirá mediante una encuesta al candidato a suceder en 2024 al presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), según declaró Mario Delgado, dirigente nacional del partido, prometiendo que será «imparcial» en la contienda interna.

«Lo que está claro es que quien va a tener la última palabra es la gente. En Morena la gente manda, el pueblo manda y en su momento tendremos una encuesta que decidirá quién continúa los trabajos de este proyecto de transformación», aseguró Delgado en entrevista con la agencia EFE.

Las declaraciones de Delgado llegan luego de que ayer, el canciller Marcelo Ebrard confirmara su deseo de postularse como candidato de Morena en las elecciones de 2024, puesto para el que también suena con fuerza el nombre de la jefa de gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum.

Mario Delgado recordó que todavía «falta mucho», pues «estamos a mitad del gobierno», por lo que el sondeo será a finales de 2023 o inicios de 2024.

El dirigente del partido fundado por López Obrador explicó que podrá participar en la encuesta «quien esté interesado» y confió en que el ganador tendrá la «confianza de la gente».

«Mi labor es ser absolutamente imparcial y garantizar que haya equilibrio parejo para todos y que la gente decida», respondió el morenista sobre sus preferencias, al ser señalado como cercano al titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE)

Opinó que los que se postulen anticipadamente «estarán sujetos a un escrutinio mayor» y sostuvo que «difícilmente» algún aspirante pudiera siquiera hacerle un poco de sombra al presidente López Obrador.

Recordemos que el método de encuestas es el que utilizó el partido para elegir a su dirigente en 2020, cuando fue electo el propio Mario Delgado, y que causó diversas diferencias durante el proceso; además de que también se ocupó para definir a los y las candidatas de Morena en las elecciones a gobernador del pasado 6 de junio.

Dicho mecanismo ha sido criticado dentro del partido por quienes consideran que se trata de una metodología poco transparente y que favorece a los candidatos más afines a la dirigencia, aunque ha sido el «recomendado» por el AMLO.

López Obrador ha insistido en los ´últimos días que él no decidirá a su sucesor, tal y como ocurría en los gobiernos anteriores, con el famoso «dedazo» o «destape presidencial».

Sin embargo, la semana pasada señaló como posibles candidatos a Ebrard y a Sheinbaum, así como al embajador ante la ONU, Juan Ramón de la Fuente, al embajador en Estados Unidos, Esteban Moctezuma, y a las secretarias de Economía y Energía, Tatiana Clouthier y Rocío Nahle, respectivamente.

Tras conocerse las declaraciones de Delgado, Ricardo Monreal, quien ha expresado su deseo de contender por la candidatura presidencial, aseguró que dicho método está muy «desgastado».

«“Lo que sí puedo decirles es que está muy desgastado el método de encuestas y ha sido un ejercicio que ha sido cuestionado y que sería bueno buscar métodos distintos», señaló Monreal en un breve encuentro con los medios.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario