Después de Europa, América Latina es la región que menos crecerá en todo el mundo en 2023, de acuerdo con las nuevas previsiones del Banco Mundial (BM).

En su más reciente informe «Perspectivas económicas mundiales» difundido este martes, el BM prevé que la economía mundial crecerá un 1.7% este año y un 2.7% en 2024. Sin embargo, para Latinoamérica estima que el crecimiento se desacelere marcadamente a un 1.3% en 2023, menos de la mitad del 3.6% de 2022, para recuperarse al 2.4% el año próximo.

«La crisis que enfrenta el desarrollo se está intensificando a medida que las perspectivas de crecimiento mundial se deterioran», dijo David Malpass, presidente del Grupo Banco Mundial. «Los países emergentes y en desarrollo se enfrentarán a varios años de crecimiento lento», manifestó en un comunicado de prensa.

El Banco Mundial indicó que el crecimiento en Europa en 2023 y 2024 se verá lastrado por una contracción de la economía rusa y la importante recesión que ha sufrido Ucrania este año como consecuencia de la invasión.

Excluyendo a Rusia y a Ucrania, la región crecerá un 2.1%, según las nuevas perspectivas de crecimiento del banco.

Según los analistas, Rusia se contraerá un 3.3% en 2023, aunque volverá a crecer ligeramente en 2024, un 1.6%. En el caso de Ucrania, el organismo dijo que de mantenerse las cosas como hasta ahora, el país crecería un 3.3% este año.

Las previsiones se revelaron en momentos en que existe una elevada inflación, aumento de las tasas de interés, reducción de inversiones y un impacto por la invasión rusa en Ucrania.

En 2020, por el impacto de la pandemia de coronavirus, la economía latinoamericana retrocedió a niveles no vistos en más de un siglo, con una contracción de -6.2%. Para 2021, se recuperó y alcanzó un crecimiento de 6.8% que se redujo casi a la mitad en 2022.

En Oriente Medio y Norte de África el crecimiento retrocedería a 3.5% este año; en África subsahariana se desaceleraría a 3.6% en 2023; en Asia Oriental y el Pacífico caería a 4.3% y en Asia meridional a 5.5%.

El Banco Mundial espera que Brasil crezca un 0.8% en 2023, Argentina un 2%, Colombia un 1.3% y Perú un 2.6%. La economía de Chile, en tanto, se contraería un -0.9%. En el caso de México, el organismo vislumbra un crecimiento de 0.9%.

En América Central, por otra parte, se prevé que el crecimiento caerá a 3.2% en 2023 por el impacto de la desaceleración de la economía de Estados Unidos en las exportaciones y el ingreso de remesas.

La inflación ha impactado al mundo y aumentó de manera significativa en muchos países de la región en 2022, alcanzando niveles no vistos en décadas. El BM indicó que si bien parece haber llegado a su punto máximo en gran parte de los países, sigue siendo superior a las metas de los bancos centrales.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario