El nuevo gobierno de Estados Unidos analiza la forma de dar prioridad a las solicitudes de asilo de los migrantes más vulnerables que continúan varados en México como parte del polémico programa «Quédate en México» del expresidente Donald Trump, dijo este viernes la asesora fronteriza del presidente Joe Biden, Roberta Jacobson.

Biden anunció en su primer día de mandato, el 20 de enero pasado, la suspensión del programa denominado Protocolos de Protección a Migrantes (MPP) que ha obligado a miles de ellos, la mayoría de Centroamérica, a permanecer en el norte de nuestro país, mientras es analizado su caso.

«Sabemos que es muy difícil para muchas personas esperar (…) vamos a procesar esos casos y asegurar que las personas pueden entrar a Estados Unidos si califican para asilo (…) lo más rápido posible», afirmó la funcionaria federal.

La también exembajadora de Estados Unidos en México indicó que por ahora Washington no tiene planes para «transferir» a migrantes bajo acuerdos de «tercer país seguro» firmados con países centroamericanos.

Aclaró que entre las prioridades del nuevo gobierno de Estados Unidos está localizar y reunificar a miles de familias que fueron separadas con esas políticas migratorias, aunque reconoció que no tienen el universo total de casos.

Al respecto, se dijo que será el próximo martes cuando el presidente Joe Biden anuncie la conformación de un grupo que asumirá la reunificación de familias inmigrantes.

Jen Psaki, portavoz de La Casa Blanca, indicó durante su rueda de prensa diaria que el presidente «ahora planea lanzar un grupo de trabajo sobre la reunificación de familias y niños», que liderará el ahora nominado como secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas.

La portavoz subrayó que ese es un asunto con el que Biden «está personalmente comprometido», así como la primera dama, Jill Biden.

«Habíamos planeado hacerlo esta semana porque esperábamos que Ali Mayorkas fuera confirmado para finales de esta semana», añadió la funcionaria, quien dijo esperar que el candidato de Biden sea ratificado por el Senado el lunes por la noche y que el gobernante firme la orden al día siguiente.

«No hay duda de que reconocemos que esto será un desafío increíble, que habrá mucho trabajo por hacer», admitió.

Adicional, La Casa Blanca aclaró este viernes que Biden sí pidió a su homólogo ruso, Vladímir Putin, que liberara al líder opositor Alexéi Navalni, encarcelado recientemente, durante la conversación telefónica que ambos mantuvieron esta semana.

Psaki reveló que el mandatario reclamó a Putin la salida de prisión de Navalni, en línea con los comentarios que ha hecho Washington al respecto en los últimos días; pero, rechazó ofrecer detalles sobre la respuesta del gobernante ruso a esa petición.

En concreto, preguntada sobre si Biden pidió la liberación de Navalni, Psaki contestó: «Sí, tal y como nuestro equipo ha pedido durante las últimas semanas, pero no daré más detalles específicos sobre la conversación».

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario