La nueva secretaria de prensa de La Casa Blanca, Stephanie Grisham, protagonizó este domingo un enfrentamiento con guardias del gobierno norcoreano, quienes no permitían el acceso de la prensa estadounidense al lugar donde se lleva a cabo la reunión entre Donald Trumo y Kim Jong-un.

De acuerdo a imágenes que compartieron diversos reporteros de la fuente, los oficiales de norcorea no permitían el acceso de la prensa estadounidense, por lo que al percatarse de la situación, Grisham decide intervenir.

Sin embargo, lejos de intentar dialogar con los oficiales, corrió a «moverlos», y ayudándose del barandal,  logró abrir un espacio para que prensa de su país pasara.

Los corresponsales que se encontraban en la Casa de la Libertad del gobierno de Corea del Sur, lugar donde se llevó a cabo el encuentro, dieron cuenta de los hechos a través de sus redes sociales.

«La nueva secretaria de prensa de WH (Casa Blanca), Stephanie Grisham, se peleó con los norcoreanos para mover a los miembros del grupo de la prensa de WH a la posición para cubrir a Trump y Kim», dijo Jim Acosta de la cadena CNN .

Algunos medios como USA Today reportan que la nueva funcionaria quedó con moretones luego de enfrentarse «cuerpo a cuerpo» con los guardias.  Incluso señalan que el forcejeo terminó cuando los agentes del Servicio Secreto de Estados Unidos intervinieron.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario