La Organización Mundial de la Salud (OMS) anunció el viernes que ha aprobado una vacuna contra el COVID-19 de la farmacéutica estatal china Sinopharm para uso de emergencia.

La vacuna, una de las dos principales inyecciones chinas que ya se han administrado a cientos de millones de personas en China y en el extranjero, se convierte así en la primera contra el COVID-19 desarrollada por un país no occidental en lograr el respaldo de la OMS.

También es la primera vez que la OMS aprueba el uso de emergencia de una vacuna china para una enfermedad infecciosa.

La aprobación de emergencia de la OMS es un referente para los reguladores nacionales sobre la seguridad y eficacia de un producto, y permitiría que la inyección se incluyera en COVAX, el programa global para proporcionar vacunas principalmente para países pobres, el cual ha tenido problemas de suministro.

«Esto amplía la lista de vacunas COVID-19 que COVAX puede comprar y entregar a los países confianza para acelerar su propia aprobación regulatoria y para importar y administrar una vacuna», dijo el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en una sesión informativa.

Recordemos que la OMS ya ha dado una aprobación de emergencia a las vacunas contra el COVID-19 desarrolladas por Pfizer-BioNTech, AstraZeneca, Johnson & Johnson y la semana pasada a Moderna.

La decisión de aprobar la vacuna de Sinopharm fue tomada por el grupo asesor técnico de la OMS, que comenzó a reunirse el 26 de abril para revisar los datos clínicos más recientes y las prácticas de fabricación de Sinopharm.

Un grupo separado de expertos de la OMS, el Grupo de Expertos Asesores Estratégicos (SAGE), expresó su preocupación esta semana por los datos proporcionados por Sinopharm sobre el riesgo de efectos secundarios graves en algunos pacientes, pero dijo que confiaba en la capacidad de la vacuna para prevenir enfermedades.

Tedros dijo que, luego de la aprobación, SAGE recomendó que los adultos mayores de 18 años recibieran dos dosis de la vacuna Sinopharm.

SAGE encontró una eficacia del 78.1% después de dos dosis en ensayos clínicos de fase III en varios países, según el documento. El desarrollador de la vacuna, el Instituto de Productos Biológicos de Pekín, una unidad de China National Biotec Group, subsidiaria de Sinopharm, había anunciado una eficacia del 79.34%

La OMS ha dicho que podría tomar una decisión sobre la otra vacuna importante para el COVID-19 de China, fabricada por Sinovac Biotech, la próxima semana. Los expertos técnicos la revisaron el miércoles.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario