Autoridades informaron esta tarde que fueron localizados los cuerpos de los dos sacerdotes jesuitas y un guía de turistas que fueron asesinados el lunes en la comunidad de Cerocahui, en Urique, Chihuahua.

«Hemos logrado localizar y recuperar los cuerpos de los sacerdotes Javier Campos, Joaquín Mora y del guía de turistas Pedro Palma», informó la gobernadora de Chihuahua, María Eugenia Campos, a través de un breve mensaje publicado en sus redes sociales.

Sin ofrecer mayores detalles, la gobernadora indicó que habrá información más adelante, aunque destacó el «esfuerzo extraordinario» que la fiscalía estatal realizó para poder ubicar y recuperar los cuerpos. Dijo que fue corroborada la identidad de los cuerpos gracias a trabajos de medicina forense.

Previo al anuncio de la mandataria estatal, la fiscalía de Chihuahua informó que identificó a José Portillo «El Chueco» como sospechoso de los asesinatos. Ofreció una recompensa de 5 millones de pesos a quien proporcione información que lleve a su captura.

Las autoridades dijeron que Portillo estaría involucrado además en el tráfico de drogas en la región y otros delitos.

Hasta ahora no se ha informado sobre el paradero de otras cuatro personas que habrían sido secuestradas el mismo día de los hechos, incluida la esposa del guía de turistas asesinado.

Recordemos que por la mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reconoció que el atacante ya estaba identificado y que tenía una orden de captura desde 2018, nunca ejecutada, por el homicidio de un turista estadounidense.

Sobre el anuncio de la gobernadora, la compañía de Jesús informó que el padre Luis Gerardo Moro Madrid fue informado sobre el hallazgo de tres cuerpos.

Indicaron que se trasladarán al lugar donde se encuentran los cuerpos para su reconocimiento.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario