Este domingo 2 de junio, Morena hizo historia otra vez al ganar las gubernaturas de los estados de Puebla y Baja California, entidades que habían sido gobernados por el Partido Acción Nacional (PAN) desde 2011 y 1989, respectivamente.

De acuerdo con los conteos rápidos del Instituto Electoral del estado de Puebla, el morenista Miguel Barbosa logró entre 42.6% y el 45.4% de los votos, mientras que Jaime Bonilla arrasó con un porcentaje de entre el 50.7% y el 53.2% en Baja California.

En Puebla, quien había logrado la alternancia fue Rafael Moreno Valle en el 2011. Antes de él, Puebla fue dirigida por priistas, el último de ellos el controvertido ‘gober precioso’, Mario Marín.

Hoy, tras dos sexenios panistas y el breve periodo que gobernó Martha Érika Alonso, quien murió junto con Moreno Valle el 24 de diciembre de 2018 solo 10 días después de que asumiera el cargo de gobernadora, llega un gobernador proveniente de Morena.

Mientras que en 1989, Baja California hizo historia cuando ganó el panista Ernesto Ruffo la elección, convirtiéndose en el primer gobernador de oposición en la historia del país.

Ahora, después de 30 años de gobiernos del PAN, la alternancia vuelve a llegar a Baja California de la mano de Jaime Bonilla de Morena, PT, PVEM y Transformemos.

«La gente quiere un gobierno comprometido con los más necesitados y también con grupos empresariales. Todos tienen cabida en el proyecto de Morena en coalición», dijo Bonilla tras conocerse los primeros resultados de las encuestas de salida.

Posteriormente, el Instituto Electoral de Baja California informó que Bonilla tiene un rango de votación de entre 50.7% y 53.2%, mientras que su competidor más cercano, el panista José Óscar Vega Marín, tiene un porcentaje de entre 20.5% y 22.9%.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario