Pedro Castillo, candidato del partido Perú Libre, mantiene una ventaja de cerca de 70 mil votos sobre su rival Keiko Fujimori, del derechista Fuerza Popular, en los comicios por la presidencia de Perú, cuando ya se ha contabilizado el 98.41% de los votos de la segunda vuelta del pasado domingo.

El último reporte de la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) señaló este miércoles que Castillo ha recibido el 50.19% del sufragio (8,739,757 votos), mientras que Fujimori obtuvo el 49.80% (8,670,776 votos).

A la espera de que culmine el conteo, durante la madrugada de este miércoles un grupo de partidarios de Pedro Castillo permaneció en vigilia frente a la sede del Jurado Nacional de Elecciones (JNE) con la intención de ser «vigilantes ante el voto popular».

«No nos pueden robar nuestros sueños. Soy sindicalista, como el maestro (Castillo), que acaba de ganar las elecciones. Voto a voto, él ya ganó», declaró a la emisora RPP una mujer que afirmó haber llegado desde la ciudad amazónica de Iquitos.

Por su parte, la congresista electa por Perú Libre Betsy Chávez remarcó que el proceso ya ha culminado y su partido solo está a la espera de que las autoridades electorales proclamen el resultado final para empezar a «tender puentes» con otros grupos políticos.

Chávez agregó en RPP que espera que el partido Fuerza Popular no mantenga una posición de cuestionamiento a los resultados de los comicios, como hizo en 2016, cuando demoró semanas en reconocer el triunfo del economista Pedro Pablo Kuczynski, que en esa ocasión derrotó a Fujimori por poco más de 40,000 votos de diferencia.

En ese sentido, Castillo pidió a los organismos del sistema electoral peruano que sean «respetuosos con la voluntad del pueblo» y anunció que ya ha se ha reunido con representantes del empresariado, que le mostraron su respaldo, y a quienes les aseguró que tendrá «un gobierno con estabilidad financiera y económica».

Castillo también dijo, sin dar mayores precisiones, que ya ha recibido el saludo de «algunas embajadas y gobiernos de América Latina» por el resultado favorable en las elecciones.

Fujimori, por su parte, permanece en silencio tras haber denunciado el lunes pasado un «fraude sistemático», por supuestas irregularidades para favorecer a Castillo, pero esta versión fue desestimada por los órganos electorales, que recibieron el respaldo de las misiones internacionales de observación electoral que supervisaron el sufragio.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario