El Pentágono señaló este viernes que finalmente concluyó que hubo una única explosión fuera del aeropuerto Kabul, y no dos como informó ayer, o varias como algunas agencias internacionales reportaron tras escuchar estallidos a lo largo del día.

El subdirector de Logística del Estado Mayor de Estados Unidos, el general Hank Taylor, dijo en una rueda de prensa que finalmente no creen que hubiera otras explosiones «en o cerca» del Hotel Baron, próximo al aeropuerto.

«Por tanto, solo hubo un único suicida con una bomba», indicó Taylor, quien agregó que todavía no están seguros de cómo se cometió este error de información, pero que posiblemente se produjo en medio de «la confusión durante unos eventos dinámicos».

La información del Pentágono surge cuando los vuelos de evacuación desde Afganistán se reanudaron este viernes con mayor urgencia después de los ataques suicidas.

Aunque funcionarios locales dijeron que los afganos muertos suman 169, aclarando que el recuento final tomaría tiempo debido a la confusión y los cuerpos mutilados o aún no identificados; otras fuentes como el Ministerio de Salud aseguran que el número de fallecidos es de 95, además de los 13 soldados estadounidenses que perdieron la vida.

Mientras los llamados a la oración del viernes se mezclaban con el rugido de los aviones que partían, las multitudes desesperadas en el perímetro del aeropuerto parecían tan grandes como siempre, a pesar del peligro.

Y es que el Talibán, que recuperó el control del país dos décadas después de ser derrocado en una invasión liderada por Estados Unidos tras los ataques terroristas del 11 de septiembre de 20001, insiste en los plazos fijados.

La administración de Joe Biden dijo que más de 100,000 personas habían salido ya de Kabul. El general Frank McKenzie, quien está a cargo del operativo, dijo que unas 5,000 personas permanecen a la espera de un vuelo en el aeropuerto.

Al respecto, el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas expresó este viernes su condena de los atentados suicidas que se produjeron ayer.

«Los miembros del Consejo de Seguridad condenan en los términos más enérgicos los deplorables ataques cerca del aeropuerto internacional Hamid Karzai en Kabul, ocurridos el 26 de agosto de 2021 (…) Los miembros del Consejo de Seguridad reafirman que el terrorismo en todas sus formas y manifestaciones constituye una de las amenazas más graves contra la paz y la seguridad internacionales. Atacar deliberadamente a civiles y al personal que ayuda en la evacuación de civiles es especialmente aborrecible y debe ser condenado», dijo a través de un comunicado.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario