Tag

16 de septiembre

Browsing

Nunca había sonado tan bien que alguien dijera que va a hablar sobre la paz mundial. Pero eso fue lo que dijo que hará el presidente Andrés Manuel López Obrador en su discurso del 16 de septiembre. Y que siempre ya no hablará sobre lo que él considera es la soberanía amenazada por Estados Unidos con el llamado a consultas en el marco del TMEC por la política energética del gobierno mexicano.

Finalmente vemos una transformación positiva en el presidente que autodenomina su gobierno como el de la Cuarta Transformación.

La expectativa sobre lo que diría el presidente el 16 de septiembre era que apelaría a el segmento de su base electoral que aplaude todo lo que signifique ser anti-Yankee para encender los ánimos nacionalistas. Lo haría sin tomar en cuenta que esto pondría en peligro uno de los pilares que ha sostenido a la economía mexicana por casi tres décadas: el TLCAN, hoy TMEC, la gran herramienta de desarrollo económico de México.

Estados Unidos es la palanca que ha permitido a México desarrollarse y es la apuesta correcta para pensar en el desarrollo futuro del país. Si esto era cierto en 1994, cuando se firmó el TLCAN – antecesor del TMEC – lo es más cierto ahora que la lógica con la que se mueve el mundo ha dado un giro de 180 grados.

Hasta antes de la invasión Rusa a Ucrania, la lógica del mundo sobreponía la economía sobre la rivalidad geopolítica. La pregunta que se hacían los países en su toma de decisiones era ¿en dónde es más barato y eficiente producir? Poco importaba si esas inversiones se iban a países en los que se violaban los derechos humanos o no se respetaban las libertades. Por ello dinero estadounidense se fue a China, por ejemplo. Ahora la lógica ha cambiado. La geopolítica se antepone a la economía. Las nuevas preguntas que se hacen los gobiernos son ¿en dónde es más seguro producir o comprar? ¿Debemos comerciar con países que consideramos una amenaza?

Por ello el Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg, declaró que hoy la libertad es más importante que el libre comercio. Y es la razón por la cual estamos viendo a Europa desvincularse de los energéticos rusos a pesar del dolor de cabeza económico que implica. Vaya, hasta se ha decidido que en aras de generar conciencia sobre la importancia de ahorrar luz, Paris – La Ciudad de la Luces -, apague la Torre Eiffel una hora antes cada noche.

Los conceptos de ‘friendshoring’ y ‘nearshoring’ son la gran oportunidad para nuestro país. Si antes era claro que la apuesta de México debía ser con Estados Unidos, ahora esto es aún más importante. Pretender incendiar los ánimos nacionalistas de algunos segmentos de la población mexicana era la apuesta más absurda y riesgosa que podría haber tomado el presidente López Obrador.

Las ganancias políticas habrían sido una victoria pírrica ante un México que, desvinculado de la economía estadounidense estaría en peores condiciones de las que estamos ahora. Si bien nos va, si nos ponemos las pilas y nos vinculamos a la economía estadounidense, tendremos un sexenio de crecimiento cero.

Qué bueno que imperó la sensatez. Hemos visto una buena transformación en el presidente López Obrador.

Columna completa en El Universal

Para conmemorar el 211 aniversario de la Independencia de México, esta mañana inicia el tradicional Desfile Militar en el primer cuadro de la Ciudad de México.

En un inicio, el Desfile estuvo programado para dar inicio a las 11 horas, sin embargo, de última hora el gobierno federal informó que se adelantaría una hora.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), como comandante en Jefe de las Fuerzas Armadas, encabeza la ceremonia. Se espera que además de miembros de su gabinete y de las propias fuerzas armadas, el presidente esté acompañado de su homólogo de Cuba, Miguel Díaz-Canel.

Se prevé que en el desfile participen más de 15 mil elementos del Ejército Mexicano, la Armada de México, la Fuerza Aérea y la Guardia Nacional, así como de delegaciones de países invitados.

Iniciará en la Plaza de la Constitución, para después recorrer 5 de mayo, Juárez y Paseo de la Reforma, ruta que llevará a los contingentes al campo deportivo militar Marte al poniente de la capital.

Los elementos de las fuerzas armadas que desfilarán, además de mostrar su capacidad de defensa y fuego, en esta ocasión planean mostrar su capacidad para hacer frente a desastres naturales así como a la logística para la distribución de vacunas contra el COVID-19.

Además de los elementos que marcharán por el primer cuadro de la Ciudad de México, se tiene contemplada la participación de 598 vehículos, más de 200 caballos, 60 charros, 205 perros adiestrados y cerca de 100  aeronaves que despegarán desde la Base Militar 1 en Santa Lucía, donde se construye el aeropuerto internacional Felipe Ángeles.

Como cada año, las operaciones del aeropuerto internacional de la Ciudad de México se verán interrumpidas de las nueve a las 14 horas, para no interferir con las maniobras aéreas del desfile militar. Llama la atención que esta medida continúe, pues según el presidente, las operaciones entre el AICM y Santa Lucía son perfectamente compatibles.

La escritora y periodista mexicana, Beatriz Gutiérrez Müller, no pudo contener el llanto durante la celebración del primer desfile del 16 de septiembre encabezado por su esposo Andrés Manuel López Obrador, en la Plaza de la Constitución.

Fue en la entonación del Himno Nacional cuando la también investigadora casi deja brotar las lágrimas mientras mira en el cielo la bandera de México, se estruja los ojos y se toca el pecho. Las fotos del conmovedor momento fueron difundidas ampliamente en Twitter, generando sensaciones similares.

«Me representa», «Beatriz llora de emoción y es la imagen del pueblo mexicano» y «Un primer desfile de triunfo y esperanza», son algunos de los comentarios más destacados en la red social, luego de un grito de Independencia histórico donde estuvieron presentes alrededor de 130 mil personas.