Tag

hospitalizaciones

Browsing

Esta mañana, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, informó sobre el curso de la epidemia de COVID-19 en el país, en el cual insistió, hay una tendencia clara de que los contagios van a la baja, esto como parte de la llamada quinta ola.

Al presentar el informe el Pulso de la Salud, el funcionario  dijo que estima que esta tendencia llegue a niveles mínimos en las próximas semanas.

«Ya tenemos esta tendencia muy claramente establecida a la reducción de la epidemia. La reducción quiere decir: hay menos casos en una semana comparado con la semana previa, hay menos casos en un día comparado con el día previo. Y esta tendencia lo que se espera, como comentamos la semana pasada, es que se mantenga hasta que lleguemos a niveles mínimos de esta quinta ola», sostuvo López-Gatell al intervenir en la conferencia matutina.

El responsable del manejo de la pandemia en México expresó que la ocupación hospitalaria por COVID-19 también era muestra de una «buena noticia»; explicó que se redujo un 2%, pasando de 18% a un 16% actual, mientras que la ocupación de las camas con ventilador en hospitales, reservadas para los casos más severos, se mantiene estable en un 5%.

López-Gatell dijo que la campaña nacional de vacunación, que inició a finales de diciembre de 2020, ha reducido de manera significativa el riesgo de hospitalizaciones y decesos por COVID.

Detalló que se tiene un «avance acelerado» en la aplicación de vacunas en el último grupo poblacional que se abrió, los menores de entre 5 y 11 años. Indicó que se tiene un avance del 31% de la cobertura programada. En personas de 18 años y más el avance es del 91%; en personas de 12 a 17 años es del 62%. Hay un avance del 80% en todas las edades.

Por último, López-Gatell informó que Corea del Sur donó 804 mil dosis de vacuna para niñas y niños contra el COVID-19, que llegarán al país mediante 5 embarques; dos esta semana y tres la siguiente.

México reportó ayer 16,133 nuevos casos de COVID-19, la cifra diaria más alta desde finales de febrero, según datos de la Secretaría de Salud.

El incremento en los contagios refuerza lo dicho por especialistas, sobre que el país está enfrentando la quinta ola de contagios de la pandemia, misma que se está propagando rápidamente por el país.

«Lo que hemos ido identificando durante las más recientes nueve semanas es un incremento progresivo en la frecuencia de los casos», dijo apenas el martes pasado el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

Durante los últimos siete días, se han registrado un promedio de 24 muertes diarias, de acuerdo con las cifras. Hasta hace una semana, el promedio de fallecimientos relacionados con COVID-19 era de apenas cinco.

En la semana epidemiológica número 24, que comprende del 12 al 18 de junio, se contagiaron ocho mil 155 personas en promedio por día, 50% de lo que ahora se está reportando.

Y aunque los contagios se encuentran al alza, según las autoridades, un 4% de las camas de los hospitales para pacientes menos graves con COVID-19 estaban ocupadas, mientras que hay una ocupación de 1% en camas con ventilador para pacientes de cuidados intensivos.

Esto reforzaría lo dicho por López-Gatell acerca de que los contagios no se han traducido en hospitalizaciones, en gran medida, gracias a la protección que brindan las vacunas, sobre todo en el hecho de que no se desarrolla una enfermedad grave.

Recordemos que actualmente se encuentra abierto el registro para vacunación universal contra COVID-19 a niñas y niños de entre 5 y 11 años, que es el último grupo población a considerar en la estrategia nacional de vacunación.

En ese sentido, la Secretaría de Salud informó que para este viernes arribaron un millón 200 mil biológicos, que sumados a los poco más de 800 mil que se recibieron ayer, suman 2 millones de vacunas pediátricas para comenzar la inmunización el próximo lunes.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, aseguró este martes que pandemia en México ha comenzando a ceder y la cuarta ola de COVID-19 se encuentra en fase de descenso.

El funcionario detalló que la quinta semana del año inició con una reducción del 31% en los casos estimados; escenario que dijo, es consistente con la reducción en la ocupación hospitalaria, de las incapacidades laborales temporales y el porcentaje de positividad.

“Son varias señales que nos muestran que ya llegamos al punto acmé y hemos pasado al punto máximo de esta cuarta ola de COVID-19 en México, dominada por la variante Ómicron, y ya nos encontramos en la fase de descenso”, sostuvo López-Gatell.

El subsecretario agregó que se espera que se mantenga esta tendencia en las siguientes semanas con una velocidad semejante a la que se registró en el ascenso, debido a que Ómicron consta de periodos de enfermedad más breves.

“Estaremos como siempre monitoreando cualquier cambio en la tendencia para informarlo oportunamente si fuera el caso, pero es definitivamente una señal muy positiva”, expresó.

Sobre la reducción en la ocupación hospitalaria, expuso que esta se registra en 25 de 32 entidades federativas, es decir, en más de la mitad del país. Aseguró que durante las próximas semanas habrá menos personas internadas en las unidades COVID, tanto en camas generales como de terapia intensiva.

«Lo mismo vemos en la hospitalización, ya empieza a configurarse una tendencia de reducción en la mayoría de las entidades federativas, en 25 de las 32, y esto va a empezar a repercutir, en que en las próximas semanas o semana y media se empezarán a desocupar las unidades COVID en la medida que haya mas personas que egresan que las que ingresan», añadió.

Reiteró que esta fase de la epidemia, en la que se propagó el virus a una mayor velocidad por la presencia de la variante Ómicron, afectó en su forma grave a personas no vacunadas o que no tenían el esquema completo, por lo que llamó a las personas que todavía no se vacunan o completan su esquema, a que lo hagan a la brevedad.

Fue en ese punto donde reconoció que la mortalidad sigue en una  tendencia a la alza. «Esta ha sido una fase de la epidemia caracterizada por los no vacunados quien llega y pierde la vida, es una persona que no se vacunó o no se puso esquema completo».

El subsecretario también insistió en que el regreso a clases presenciales no significó una propagación rápida de la enfermedad. Dijo que fue en el periodo vacacional en el que empezó la cuarta ola y desde la mitad de enero se redujeron los casos en la población infantil y adolescente, por lo que no han significado un factor de repunte.

Eduardo Clark, director general de Gobierno Digital de la Agencia Digital de Innovación Pública de la Ciudad de México, pidió que la población que «por una razón u otra» no se vacunó, acuda a hacerlo tan pronto como pueda, esto ante el incremento «importante» en el número de contagios de COVID-19 que se están registrando en la capital.

Según los datos presentados, aunque el número de contagios se encuentra al alza, las hospitalizaciones se mantienen en niveles mínimos; en esta nueva ola, dijo el funcionario, solamente hay un ingreso por cada 81 casos positivos, mientras que en la segunda era uno de cada nueve y en la tercera uno de cada 14.

Detalló que ayer jueves se detectaron 5,800 positivos en los kioscos establecidos por el gobierno para la realización de pruebas, cifra que se aproxima a los máximos de las anteriores dos olas. Sin embargo, hay 622 personas hospitalizadas y de ellas solamente 124 necesitan de intubación.

El aumento de contagios se da debido a la llegada de la variante Ómicron, que fue detectada en México el pasado 3 de diciembre por primera vez y que ya desplazó a la variante Delta. Según se detalló en la conferencia, Ómicron es más contagiosa pero suele implicar menos riesgos, ya que tiende a quedarse en las vías respiratorias superiores.

Los bajos niveles de hospitalización se dan «por la variantes y sus características y porque estamos vacunados», sentenció Sheinbaum, que recordó que el 96 % de la población de la capital de más de 18 años ya está inoculada con las dos dosis.

Con esto, animó a la población a continuar tomando medidas e indicó que ante la presencia de síntomas no es siquiera necesario hacerse una prueba pero sí confinarse, ya que el aislamiento es lo que puede cortar la cadena de contagios.

Así, enfatizó que la Ciudad de México se mantendrá una semana más en semáforo verde, es decir, un nivel de riesgo epidemiológico bajo.

Aunque se reconoció el aumento en el número de contagios, las autoridades indicaron que no habrá cierre de actividades.

«No vamos a cerrar actividades porque no es necesario. (…) por el momento nada más (tenemos que) cuidarnos y seguir la información oficial», dijo la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, en la conferencia de prensa.

Sheinbaum insistió en que «a diferencia de otros momentos, pueden ser muchos los positivos pero las hospitalizaciones son muy bajas».

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reconoció este lunes el aumento de contagios de COVID-19 en el país, debido principalmente a la variante Ómicron, aunque resaltó que esta es menos dañina y menos mortal que otras.

«Sí, están incrementándose los contagios por esta nueva variante, pero afortunadamente no hay incremento en las hospitalizaciones y, lo más importante, no hay fallecimientos», dijo el mandatario durante su conferencia de prensa matutina.

Destacó que se espera que aumenten los contagios, aunque insistió en que Ómicron «no tiene la gravedad que la otra (Delta), que nos afectó mucho», precisó.

No obstante, el mandatario llamó a la población a cuidarse y destacó que las afectaciones no serán las mismas que con otras variantes.

Señaló que pese a que aumentan los contagios no han crecido las hospitalizaciones; señaló que por ejemplo, el 2 de enero se registró una ocupación en camas generales de 14% y de 12% en camas con ventilador para terapia intensiva.

Adelantó que hoy tendrá una reunión para abordar el tema de la evolución de la pandemia con todos los sectores involucrados, y será mañana cuando se informe sobre la situación que está viviendo el país en relación a la contingencia sanitaria.

Recordemos que se detectó a la primera persona contagiada con Ómicron el 3 de diciembre y desde entonces suman más de 40 casos confirmados por los gobiernos de la Ciudad de México, Estado de México, Nuevo León y Sinaloa.

Las declaraciones de AMLO se producen mientras México se acerca a los 4 millones de contagios y a las 300 mil muertes oficiales por COVID-19, con lo que se sitúa como el quinto país con más muertes debido al coronavirus.

Y es que en los últimos días, el país ha registrado un alza sustancial en el número de contagios, aunque las cifras diarias de muertos se mantienen todavía relativamente bajas.

El gobierno federal ha destacado la vacunación como una herramienta para reducir la mortalidad del virus; recordó que hasta ahora ha aplicado 148.9 millones de dosis de las vacunas, cubriendo al 88% de la población adulta al menos con una dosis.

Ayer, la Secretaría de Salud (SSA) informó que el país registró 116 nuevas muertes por COVID-19 para llegar a 299,544 decesos totales y 10,864 nuevos contagios para un total de 3 millones 990 mil 587; cabe destacar que esta cifra corresponde al 1 y 2 de enero, ya que las autoridades no publicaron las cifras de decesos y contagios el pasado sábado.

En menos de una semana, México duplico el número de contagios por COVID-19 ya que pasado el miércoles registró 5,290 casos y el viernes la cifra fue 10,037 mientras que este domingo se acercó a los 11,000 casos confirmados.

El gobierno federal afirmó que la tercera ola de COVID-19 suma ocho semanas de reducción, mientras que el 70% de la población adulta ha recibido al menos una dosis de la vacuna.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, informó que la semana que inicia abre con una reducción semanal del 25% de los contagios, mientras que la hospitalización ya es 63% menor al del máximo nivel alcanzado.

«Continuamos viendo esta tendencia de desocupación de los hospitales COVID en la medida en que llegan menos personas de las que se dan de alta y esto también se mantiene en una tendencia sostenida en todo el territorio nacional», sostuvo al intervenir en la conferencia matutina del presidente López Obrador.

Recordemos que nuestro país enfrenta la tercera ola de COVID-19 des de hace ya tres meses, siendo agosto el mes en que se rompió récords de contagios diarios de toda la pandemia.

Y aunque el gobierno ha apostado por la vacunación para frenar los contagios, y al día de hoy se han aplicado  95 millones de dosis, solo 42.2 millones de personas han recibido el esquema completo, de los más de 126 millones de habitantes.

“Vamos avanzando en el plan de vacunación y seguimos con el compromiso de terminar de vacunar a mayores de 18 años a finales del mes próximo de octubre, aun con una dosis”, reiteró este martes el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Se indicó que hasta ahora, el país ha recibido 109.4 millones de dosis de diversas farmacéuticas, como las estadounidenses Pfizer, Moderna y Johnson & Johnson, las chinas CanSino y Sinovac, la británica AstraZeneca y la rusa Sputnik V.

Pese a la reducción de la pandemia, López-Gatell reconoció que México ha identificado «casi todas las letras» de las variantes de preocupación, Alpha, Beta, Gamma y Delta, y también admitió la presencia de las variantes de interés Eta, Iota, Kappa, Landa y Mu, que ha acaparado la mayor atención mediática.

«Hasta el momento no está clasificada como variante de preocupación, solamente variante de interés, por lo tanto no existe evidencia que sea ni más transmisible, ni más virulenta, ni que la inmunidad causada por las vacunas escape esta inmunidad», aseveró el subsecretario.

El gobierno federal indicó este martes que la transmisión del COVID-19 se reduce en todo el país a tres meses del inicio de la tercera ola de contagios, que ha traído los mayores contagios diarios de toda la pandemia.

“Continúa la reducción de la epidemia a nivel nacional y son ya las 32 entidades federativas las que tienen una clara tendencia de reducción de los casos», aseguró el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell.

Y es que nuestro país superó este fin de semana los 3.5 millones de casos y acumula casi 268,000 muertes, la cuarta cifra más alta del mundo, con registros diarios superiores a los 15,000 contagios en las últimas semanas.

Sin embargo, López-Gatell aseguró que el 95% de los casos son leves al apuntar que la hospitalización por COVID-19 muestra una reducción de 59% respecto al punto máximo.

“Continúa a la baja ya por seis semanas consecutivas, se están empezando ya a desocupar los hospitales COVID en la medida en que hay más personas que se dan de alta con recuperación que personas que ingresan”, dijo el subsecretario.

El funcionario también defendió que el regreso a clases presenciales, desde hace dos semanas, no ha provocado un repunte de contagios.

Se indicó que hasta ahora han reabierto 138,000 escuelas a las que han regresado 1.26 millones de maestros y 13.2 millones de estudiantes, de un total de más de 30 millones que había inscritos antes de la pandemia, según presentó la Secretaría de Educación Pública (SEP) en la conferencia.

“No se muestra que haya incremento en los casos de menores de edad, a pesar de que llevamos ya dos semanas desde que se abrieron las escuelas, el 20 de agosto, no ha repuntado la epidemia en personas menores de edad, en general va a la baja», sostuvo López-Gatell.

El subsecretario indicó que la estrategia esencial ha sido la vacunación, de la que México ha aplicado más de 92 millones de dosis en total.

Aseguró que el gobierno aplica en promedio más de 500,000 dosis diarias, además de que tan solo esta semana, llegarán mas de 5.6 millones de dosis a nuestro país.

“Seguimos en buen camino para lograr que el 31 de octubre toda la población adulta esté vacunada con al menos una dosis”, manifestó López-Gatell.

Las personas que no están vacunadas contra el COVID-19 tienen 11 veces más probabilidades que los que sí lo están de morir por la enfermedad, según un nuevo estudio de los Centros de Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC).

El estudio estuvo basado en el análisis de más de 600,000 casos de COVID-19 en Estados Unidos entre abril y mediados de julio, anunció la directora de los CDC, Rochelle Walensky, durante una rueda de prensa del equipo contra la pandemia de La Casa Blanca.

«Los que no estaban vacunados tenían unas cuatro veces y media más probabilidades de contraer el COVID-19, más de diez veces más probabilidades de ser hospitalizados y once veces más probabilidades de morir por la enfermedad», explicó Walensky.

El estudio revisó los contagios, hospitalizaciones y fallecimientos en trece estados del país en un periodo en el que la variante Delta, que ahora supone el 99% de todos los casos de COVID-19 en Estados Unidos, ya «era la variante predominante que circulaba en el país».

Walensky consideró que la investigación ofrece todavía más pruebas del poder de la vacunación contra el COVID-19, en un momento en el que alrededor del 25% de la población estadounidense que cumple los requisitos para vacunarse se resiste todavía a hacerlo.

También se presentó un segundo estudio que indica que la vacuna de Moderna es ligeramente más eficaz a la hora de prevenir las hospitalizaciones que las otras dos autorizadas en Estados Unidos: la de Pfizer-BioNTech y la de Johnson & Johnson (Janssen).

En cuanto a este estudio, que se basó en el análisis de unos 32,000 pacientes atendidos en hospitales, clínicas y departamentos de urgencias del país en nueve estados de Estados Unidos, entre junio y principios de agosto, se refiere que los pacientes que habían recibido el esquema completo de la vacuna de Moderna resultaron estar protegidos en un 95% contra la hospitalización por COVID-19, mientras que en el caso de los vacunados con Pfizer ese porcentaje era del 80%, y en el de Johnson & Johnson, del 60%.

Suman cuatro semanas consecutivas con una reducción acelerada de casos positivos estimados de COVID-19, informó esta mañana el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

«Por cuarta semana consecutiva se mantiene y acelera la reducción de casos en el país», dijo el funcionario al intervenir en la conferencia de prensa matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

López-Gatell detalló que la semana epidemiológica número 34 abrió con una reducción del 26% de positivos con respecto a la semana anterior y confió en que esta baja se mantenga esta semana.

Además, el subsecretario informó que el país avanza en la vacunación contra el COVID-19, apuntando que 66% de la población adulta, es decir, mayores de 18 años, ha sido vacunada con al menos con una dosis.

Asimismo, aseguró que continúa la vacunación con un promedio diario de más de 500,000 dosis aplicadas y reiteró que para el 31 de octubre se cumplirá con la meta de vacunar a toda la población de 18 años, con por lo menos una dosis.

Hasta ahora, dijo, 61% de la población mayor de 18 años ha recibido el esquema completo, mientras que el 39% solo tiene la primera dosis.

Además, señaló que la hospitalización se ha ido reduciendo, y tiene una tendencia clara de reducción; destacó que se empiezan a desocupar los hospitales e ingresan menos personas de las que se dan de alta.

Por su parte, el secretario de relaciones exteriores, Marcelo Ebrard, informó que México ha recibido más de 100 millones de dosis de la vacuna contra la COVID-19.

De ese total, 73% fueron importadas ya envasadas, desde países como Estados Unidos, Rusia, Argentina e Inglaterra, y el 27% restante fueron envasadas en el país. «Vamos en tiempo respecto a lo programado», aseguró el secretario.

Informó que esta semana se enviarán 300,000 dosis de vacunas a Honduras y Bolivia y «más adelante» se enviarán a otros países como Jamaica, Paraguay, Belice y Nicaragua.

Ebrard estimó que a finales de octubre se habrán recibido más de 120 millones de dosis y 150 millones para antes de que termine el año.

Adicional, recordó que este jueves se tendrá en Washington el Diálogo Económico de Alto Nivel (DEAN) entre México y Estados Unidos donde se abordarán diversos temas, entre ellos, la cooperación de vacunas. «Se buscará tener coordinación entre industrias críticas» para evitar que falten vacunas y mejorar la disponibilidad de insumos y equipos médicos durante la emergencia sanitaria, apuntó.

Las autoridades de la Ciudad de México informó este viernes que la capital del país avanzará a semáforo epidemiológico amarillo a partir del próximo lunes, que se extenderá por las próximas dos semanas, derivado de una reducción sostenida en los indicadores de la pandemia, como contagios, casos activos y hospitalizaciones.

«Tenemos hoy la buena noticia que, de acuerdo a la última notificación de riesgo que recibimos por parte del Gobierno de México, la Ciudad de México está, a partir del próximo lunes en Semáforo Amarillo (…) derivado de una reducción importante en todos los indicadores que ellos miden, que ya nos pasa al rango del Amarillo esta semana», dijo Eduardo Clark, director general de Gobierno Digital de la Agencia Digital de Innovación Pública (ADIP).

El funcionario detalló que en los últimos siete días en el Valle de México se ha visto una reducción de 492 personas hospitalizadas, comparado con los 4 mil 296 hospitalizados que se tenían el viernes pasado; indicó que hoy la cifra es de 3 mil 804; de este total, 2 mil 777 personas están en zonas de atención general, mientras que mil 027 hospitalizados requieren uso de ventilador.

En el caso de la Ciudad de México también se registró una mejoría, al haber una reducción de 236 personas en el número de personas hospitalizadas, pasando de 2 mil 864, el viernes pasado, a 2 mil 628 el día de hoy. Eduardo Clark señaló que suman tres semanas consecutivas de mejorías constantes en la ocupación hospitalaria.

En cuanto a casos activos de COVID-19 se señaló que también hay una mejoría, por lo que confirmó que el punto más alto de contagios de esta tercera ola ocurrió los primeros días de agosto; en estas últimas cuatro semanas se ha pasado de 64 mil casos activos en la capital a cerca de 45 mil.

También destacó el número de casos positivos identificados diario en los Macro Quioscos, Centros de Salud y centros comerciales, que se han reducido prácticamente a la mitad en las últimas cuatro semanas.

Derivado de las mejoras que se han registrado, el gobierno capitalino dio a conocer que a partir del próximo lunes, que entra en vigor el Semáforo Amarillo, los establecimientos mercantiles o actividades cuyo giro principal sea la venta de bebidas alcohólicas y salones de fiesta, es decir: bares, cantinas, antros, discotecas o parecidos, podrán operar con un aforo máximo de 50% conforme al horario permitido en su aviso o permiso de funcionamiento.

El resto de actividades económicas de la ciudad podrán operar con el aforo, horario y disposiciones aplicables a su aviso o permiso de funcionamiento vigente.

Sobre el avance de la vacunación en la Ciudad de México, se indicó que el 90% de los adultos de la capital ya cuenta con al menos una dosis y, el 50% tiene esquema completo; estos porcentajes equivalen a que 6.4 millones de personas tienen por lo menos una dosis y 3.5 millones esquema completo. El total de dosis aplicadas en la Ciudad de México es de 9.6 millones.

Se informó que a partir del próximo martes arranca la Fase 27 del Programa Nacional de Vacunación en la Ciudad de México, en donde se espera vacunar a 523 mil 570 personas de 40 a 49 años, que fueron vacunados en Azcapotzalco, Iztapalapa, Benito Juárez, Gustavo A. Madero, Venustiano Carranza e Iztacalco. Se busca aplicar 104 mil 714 vacunas en promedio por día.

La tercera ola de contagios registra «una tendencia sostenida» a la baja y el regreso a clases presenciales no supone un «riesgo», afirmó este martes el subsecretario de Salu, Hugo López-Gatell.

«Tenemos señales claras de que estamos ante un proceso de reducción y anticipamos que va a continuar a lo largo de las siguientes semanas», aseguró el funcionario al participar en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Con 3.3 millones de casos y 258,000 muertes confirmadas, nuestro país atraviesa por la tercera ola de COVID-19 desde mayo pasado, en la que se ha batido el récord de 28,000 contagios diarios, aunque se ha registrado una menor mortalidad gracias a la vacunación.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud aseguró que esta semana cerrará con una caída del 10% de los contagios.

«Hay una tendencia sostenida a la reducción, 30 entidades federativas de las 32 tienen una curva epidémica en descenso», lo mismo que ocurre con los ingresos hospitalarios, apuntó.

Sobre el avance la estrategia nacional de vacunación, refirió que un total de 33 millones 922 mil 392 de personas han completado el esquema de vacunación, mientras que 23 millones 876 mil 575 personas cuentan con una dosis. Ayer 30 de agosto se aplicaron únicamente 397 mil 361 dosis.

Se indicó que el total de dosis aplicadas es de 84 millones 946 mil 443, que equivale, según cifras del gobierno, al 65% de la población mayor de 18 años.

También se detalló que se han recibido 98,054,855 dosis de vacunas contra el COVID-19, y para esta semana, que comprende del 29 de agosto al 4 de septiembre, se esperan recibir 5 millones 885 mil 310 dosis extras.

El gobierno de la Ciudad de México confirmó que tal como se dijo la semana pasada, la próxima semana la capital continuará en semáforo epidemiológico naranja, con una tendencia a la baja en los indicadores de hospitalizaciones, tasa de cambio de la ocupación hospitalaria, ingresos hospitalarios, casos activos, así como en positivos detectados.

Sobre las hospitalizaciones, dijo que en el Valle de México hay 4 mil 296 personas internadas por COVID o sospecha del mismo, en hospitales públicos y privados. Señalaron que esta cifra representa una reducción de 566 personas respecto a la semana pasada, cuando había 4 mil 858. Destacaron que es la semana de mayor reducción en los últimos tres meses.

De los 4 mil 296 pacientes hospitalizados, 3 mil 180 están en camas generales y mil 116 requieren una cama con ventilador respiratorio.

En el caso de la Ciudad de México, se dijo que hay 2 mil 864 personas hospitalizadas, lo que significa una reducción de 343 espacios; 2 mil 024 se encuentran en camas de atención general y 840 en camas con ventilador.

De igual forma, señalaron que en la última semana ha habido mil 761 ingresos hospitalarios en la Ciudad de México, tanto en hospitales públicos y privados, una reducción del 13% respecto a los ingresos de la semana pasada.

Añadieron que la positividad sigue una tendencia a la baja, en la cual se pasó de una positividad máxima cercana al 19.5% durante todo julio y los primeros días de agosto, al 14.4% que es una la positividad de los últimos siete días en Centros Comerciales, Macro Quioscos y Centros de Salud.

Sobre el avance del Plan Nacional de Vacunación, que dijeron las autoridades capitalinas, es «la columna vertebral de las reducciones que hemos experimentado en la ocupación hospitalaria», se tiene una cobertura de vacunación del 89% en personas mayores de 18 años en la ciudad, con cerca de 6.4 millones de personas con primera dosis; y, del 49% de los adultos, con segunda dosis.

Con este dato, se tienen cerca de 3.5 millones de personas que tienen su esquema completo en la Ciudad de México, de un total de 7.1 millones de adultos. Se han aplicado 9 millones 563 mil 615 dosis en total.

Al señalar que a la gran mayoría de las personas recibieron la vacuna AstraZeneca y Sputnik V, que su intervalo a la segunda dosis llega hasta las 12 semanas, dijeron que los tiempos se van a empezar a cumplir durante septiembre y las primeras semanas de octubre.

El gobierno de la Ciudad de México informó esta tarde que la capital de país permanecerá una semana más en semáforo epidemiológico color naranja, destacando una estabilización en el número de contagios y hospitalizados por COVID-19.

«Continuamos en Semáforo Naranja el resto de la semana; recuerden, es cada dos semanas la posibilidad de cambio», dijo Eduardo Clark, director general de Gobierno Digital de la Agencia Digital de Innovación Pública (ADIP),

El funcionario detalló que en el caso de las hospitalizaciones en la Ciudad, se registró un incremento de 133 personas; la semana había 3 mil 221 personas, mientras hoy el número es de 3 mil 354. Aún así dijo, «pueden ver, más o menos, esta estabilidad».

En el caso de la Zona Metropolitana del Valle de México, indicó que hay 4 mil 996 hospitalizaciones, lo que equivale a un incremento de 325 respecto a lo registrado la semana pasada. De estos 4 mil 996, 3 mil 825 hospitalizados general y mil 171 hospitalizados con ventilador.

Respecto al avance del Plan Nacional de Vacunación en la capital, señaló que al día de hoy, el 86% de los habitantes han recibido, por lo menos una dosis de la vacuna contra el COVID-19, mientras que el 46% ha recibido el esquema completo.

Detalló que la cobertura que se tiene del 94% en adultos mayores de 60 años; de 96% en población de 50 a 59 años; del 85% de 40 a 49 años; 82% de 30 a 39 años y, 44% en los más jóvenes, de 18 a 29 años. Indicó que esperan mañana estar cercamos al 48% de la cobertura para este grupo de edad.

Clark García dijo que, pese a los máximos de contagios registrados estos días en el país, la ciudad está en una «senda de estabilidad y mejoría» porque en las pruebas rápidas de COVID que se llevan a cabo en los módulos y kioscos que el gobierno habilitó, se ve «una tendencia a la baja en el número de identificados positivos».

El Gobierno de Ciudad de México informó este viernes que la capital permanecerá en semáforo epidemiológico naranja, pese a mantenerse el aumento en las hospitalizaciones relacionadas a COVID-19.

La Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, reconoció que «han seguido subiendo las hospitalizaciones en la ciudad», aunque dijo que «ocurren a menor velocidad», tras reportar que han pasado de un promedio de 95 ingresos diarios a solo 37.

“Hay una reducción en la velocidad de crecimiento, en la aceleración, y eso es muy importante porque lo que muestra pues es que están teniendo efecto las vacunas”, insistió la mandataria local.

Según datos del gobierno federal, la ocupación hospitalaria en la Ciudad de México, es de casi 73% en espacios de atención general, mientras que en camas de terapia intensiva se encuentra en 74%. Sin embargo, el gobierno capitalino indicó que debido a la reconversión hospitalaria que se lleva a cabo, la ocupación es del 62%.

Eduardo Clark, director de Gobierno Digital en Agencia Digital de Innovación Pública, detalló que la ocupación hospitalaria en la Ciudad de México es de 3 mil 221 hospitalizados, lo que equivale a un aumento de 225 personas hospitalizadas, comparado con la semana previa; en el caso del Valle de México, es de casi 4 mil 671 personas hospitalizadas, de las cuales, mil 159 requieren ventilación mecánica.

Y aunque dijo que el hecho de permanecer en semáforo naranja es de acuerdo a proyecciones propios, Sheinbaum Pardo resaltó que no han recibido comunicación oficial por parte del gobierno federal. «Aún no nos llega la información, pero nosotros consideramos que estamos en naranja por estas consideraciones que hemos dado, se amplía capacidad hospitalaria y hay una estabilización de los casos».

Durante la conferencia, se indicó que el 83% de la población adulta ha recibido al menos una dosis de las vacunas contra el COVID-19, aunque solo 43% del total de adultos han recibido el esquema completo de vacunación.

Se anunció que la próxima semana se vacunará con la primera dosis a más de 275,000 jóvenes de entre 18 y 29 años que residan en las alcaldías de Milpa Alta, Magdalena Contreras, Venustiano Carranza y Cuauhtémoc. A esta población le será administrada la vacuna de AstraZeneca.

Sobre si se contempla aplicar restricciones a las actividades económicas debido al aumento de contagios y hospitalizaciones, tal como ha sucedido en estados como Jalisco y Nuevo León, la Jefa de Gobierno insistió en que en la capital el país no se ve esto como una opción.

«Nosotros no creemos que debamos cerrar actividades económicas, sino más bien, acelerar el proceso de vacunación y promover el cuidado personal de cada uno de nosotros», remató.

El gobierno de la Ciudad de México informó este viernes que se ha registrado un ligero incremento en los casos de COVID-19, particularmente en personas menores de 50 años, por lo que llamaron a la población a seguir atendiendo las medidas de prevención y sanidad y ante cualquier síntoma, acudir a realizarse una prueba para evitar cadenas de contagios.

«Derivado de este incremento de casos, que sí estamos viendo, lo mejor que podemos hacer todos, como ciudadanos, de cualquier grupo de edad, es hacernos una prueba al menor síntoma que tengamos, si tenemos la más mínima sospecha de haber estado en contacto con alguien que salió COVID positivo, de tener un síntoma que sea compatible», indicaron las autoridades.

Se informó que al día de hoy hay 716 personas hospitalizadas en la Ciudad de México, tanto en hospitales públicos como privados, contra las 641 personas hospitalizadas la semana pasada, por lo que el aumento es de 75 personas hospitalizadas más, muchas de las cuales se dieron en un solo día de la semana: ayer.

En el Valle de México se tiene a 943 personas hospitalizadas, un incremento de 127 personas en la última semana.

En términos de casos confirmados COVID, se señaló que el indicador ha subido en los 15 últimos, al pasar de 240 a 631, y aunque «seguimos encontrando en niveles muy, muy bajos, pero sí se aprecia una tendencia al alza».

Fue en ese punto donde se indicó que el incremento de casos confirmados se está viendo reflejado principalmente en los grupos de edad de 18 a 29 años y 30 a 39 años. Reconocieron que también hay un incremento, aunque más moderado, en el grupo de 40 a 49. En los grupos de mayor vulnerabilidad, que son los adultos de 50 y más años, se tiene una estabilidad en los casos.

«Es importante que, entonces, pues sigamos cuidándonos todos y, aunque el riesgo sea menor para estos grupos de 20 a 39 años, pues sí entender que nos tenemos que cuidar para cuidar a todos los demás», indicó Eduardo Clark, director de Gobierno Digital en Agencia Digital de Innovación Pública (ADIP).

Sobre el avance del Programa Nacional de Vacunación en la Ciudad de México, se informó que a partir del próximo lunes 28 de junio y hasta el viernes 2 de julio, iniciará la fase 18, con la que se pretende poner 344 mil segundas dosis a adultos de 50 a 59 años residentes de las Alcaldías Venustiano Carranza, Miguel Hidalgo, Benito Juárez, Coyoacán, Tlalpan y Azcapotzalco. Se estima aplicar cerca de 69 mil vacunas diarias en promedio de lunes a viernes. La vacuna que se utilizará es la Pfizer-BioNTech.

Al cierre de la jornada de ayer, el 50% de las personas mayores de 18 años de la Ciudad de México ya cuentan con por lo menos una dosis de la vacuna, mientras que el 27%, equivalente a 1.9 millones de habitantes, ya con su esquema completo. Las autoridades capitalinas detallaron que al día de hoy se han aplicado 5.2 millones de vacunas.

Finalmente, la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, aseguró que el objetivo que se tiene es seguir Reactivando Sin Arriesgar y la par que la ciudadanía se vacune en el momento que les corresponda. «Necesitamos seguir reactivando la actividad económica, seguir reactivando los empleos, pero al mismo tiempo, que toda la ciudadanía, como lo hemos hecho hasta ahora, sigamos cuidándonos».

La Ciudad de México continuará en semáforo epidemiológico rojo una semana más, debido al incremento de hospitalizaciones que se sigue registrando a causa de la pandemia de Covid-19 informó esta tarde la Jefa de Gobierno de la capital, Claudia Sheinbaum.

En su conferencia de prensa diaria, Sheinbaum Pardo exhortó a la población a no hacer fiestas ni reuniones y permanecer en casa el mayor tiempo posible, pues es la forma en que se podrán reducir los contagios. Si es necesario salir, pidió respetar las medidas de sana distancia y el uso de cubrebocas.

Y aunque la Ciudad permanecerá en semáforo rojo, se anunció la reapertura, a partir del próximo lunes, de algunas actividades que se consideran de menor riesgo de contagio.

«Estamos en semáforo rojo en la Ciudad de México, creciendo las hospitalizaciones, pero también somos sensibles a lo que está ocurriendo; por eso llamamos a ‘Reactivar sin Arriesgar’, con algunas actividades», enfatizó la mandataria local.

El informe que se presentó esta tarde indica que la ocupación hospitalaria en la capital es del 87.44%, es decor, se tienen 7 mil 112 hospitalizados en los centros sanitarios públicos y privados de la Ciudad de México; de estos, 5 mil 324 están en camas generales y mil 788 requieren intubación.

En el caso de la Zona Metropolitana del Valle de México, las hospitalizaciones son 9 mil 677 personas, de las cuales 7 mil 376 en camas generales y 2 mil 301 en camas con ventilador.

Detalló que al día de hoy, sólo se tienen 981 camas disponibles para personas que lleguen a requerir atención a causa del Covid-19.

Fue el director general de Gobierno Digital de la Agencia Digital de Innovación Pública, Eduardo Clark, quien detalló que en la última semana hubo un incremento en los ingresos hospitalarios, de 4,464, que atribuyó a las actividades de las pasadas fiestas decembrina.

El funcionario presentó el plan denominado «Reactivar sin Arriesgar», que contempla reabrir los servicios de restaurantes al aire libre, mientras que los supermercados podrán operar las 24 horas. Los comercios esenciales en el Centro Histórico funcionarán bajo la modalidad para recoger y atención en ventanilla, mientras que las clases deportivas y los gimnasios al aire libre operarán hasta las 18:00 hrs.

Sobre la medida por la que podrán optar los supermercados, de operar las 24 horas del día los siete días de la semana, señalaron que tiene como objetivo el evitar aglomeraciones en horas pico, y educir el riesgo de contagio.

«Lo más importante es reactivar sin arriesgar en Semáforo Rojo, el llamado a la población a no realizar fiestas, reuniones familiares (…) Así que es la protección de nuestra vida, de la vida de nuestros familiares, de nuestros amigos es muy importante que todos y todas cumplamos con esta medida; y seguimos en Semáforo Rojo cuidándonos, Sana Distancia, cubrebocas y hacer las actividades indispensables», remató la Jefa de Gobierno.