Tag

países

Browsing

Los principales aliados ideológicos de Evo Morales en Latinoamérica, Cuba, Venezuela, Nicaragua y México calificaron de de «golpe de Estado» los acontecimientos vividos este fin de semana en Bolivia, que desembocaron en la renuncia del mandatario.

A ellos se sumaron el presidente electo argentino, Alberto Fernández, y el expresidente brasileño Luiz Inacio Lula da Silva.

«Condenamos categóricamente el golpe de Estado consumado contra el hermano presidente @evoespueblo», escribió en Twitter el presidente de Venezuela, Nicolás Maduro.

Paralelamente, países como Colombia o Perú también pidieron una transición pacífica y nuevas elecciones.

Por su parte el gobierno ruso, también aliado de Morales, dijo que las acciones violentas de la oposición forzaron la salida de Morales, mientras que la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini y el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, llamaron a la «moderación» a la «responsabilidad» y a nuevas elecciones.

El ministerio de Exteriores español, que había celebrado el anuncio de unas nuevas elecciones formulado horas antes por el ya expresidente, condenó que este proceso «se haya visto distorsionado por la intervención de las fuerzas armadas y de la policía sugiriendo a Evo Morales que presentara su renuncia».

Nuestro país, confirmó esta mañana el canciller Marcelo Ebrard, ya le ofreció asilo a Morales. Según Ebrard, que indicó que «20 personalidades del ejecutivo y legislativo de Bolivia» se habían refugiado en la embajada mexicana de La Paz.

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, aseguró que con la renuncia de Evo Morales se quebró la legalidad, por lo que llamó a que vele por la integridad física de Evo, otros líderes y pueblo boliviano.

Sobre las muestras de apoyo que ha recibido, Morales ocupó su cuenta de Twitter para agradecer las «sugerencias, recomendaciones y expresiones de reconocimiento» que ha recibido.

Morales dijo que todas las comunicaciones que ha recibido le llenan de aliento, fortaleza y energía. «Nunca me abandonaron; nunca los abandonaré».

 

El Partido Acción Nacional envió una carta dirigida a las representaciones diplomáticas acreditadas en México, es decir a las embajadas, para alertarles sobre lo que consideran, hechos de preocupación para la democracia mexicana.

“Estamos enviando una misiva a los Embajadores que residen en México sobre el proceso de concentración de poder en el Presidente y el desconocimiento de la independencia de los órganos autónomos que implica el debilitamiento de los contrapesos al interior del Estado mexicano”, afirmó Mariana Gómez del Campo, Secretaria de Asuntos Internacionales del blanquiazul.

El documento resalta las descalificaciones del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, así como la aprobación de la llamada Ley Bonilla que aseguran implica un desconocimiento de la voluntad popular y un acto inconstitucional.

Gómez del Campo afirmó que no se trata de ningún tipo de intervención extranjera en territorio nacional, sino alertar a las Embajadas de los socios de México sobre los pésimos resultados del gobierno federal y sus repercusiones en el sistema democrático nacional.

La panista recordó que la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, suscrita por nuestro país, señala que las misiones diplomáticas tienen como atribución enterarse de las condiciones y la evolución de los acontecimientos en el Estado residente e informarlo a su gobierno.

Durante la conferencia de prensa matutina, el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Marcelo Ebrard, informó que el Plan de Desarrollo Integral para Centroamérica presentado por México, suma el apoyo de al menos 35 países.

Además de los países que se han sumado,  se tiene el respaldo de cinco agencias de cooperación y ocho organismos internacionales.

Ebrard indicó que en el continente americano se tiene el apoyo de: Argentina, Bolivia, Brasil, Canadá, Chile, Costa Rica, Estados Unidos, Canadá, Guatemala, Perú y Uruguay.

En Europa, Alemania, Austria, Bulgaria, Eslovaquia, España, Finlandia, Francia, Hungría, Irlanda, Italia, Letonia, Países Bajos, Portugal, Polonia, Reino Unido, Rusia, Rumanía, Suiza y la Unión Europea.

En Asia y Oceanía se tiene la asistencia de Australia, China, Corea, Japón y Nueva Zelanda.

«Son en total 35 países denominados cooperantes internacionales o que potencialmente serán donantes o ya lo son en este momento en favor del Plan de Desarrollo Integral presentado por México», señaló el canciller.

En ese sentido, dijo, se pidió la participación de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), porque al ser una experiencia inédita, se tienen que cumplir las normatividades existentes, y además trabajar junto con la ASF desde este momento, para resolver todo el diseño administrativo de las acciones que involucre el Plan de Desarrollo Integral.

El presidente Donald Trump amenazó este jueves al gobierno mexicano con «descertificar» a México por incumplir sus compromisos internacionales contra el narcotráfico e incluir así a ese país en una lista en la que aparecen países como Venezuela y Bolivia.

En un memorándum enviado al secretario de Estado, Mike Pompeo, Trump identificó a 22 países, en su mayoría latinoamericanos y caribeños, como grandes productores o plataformas para el tráfico de drogas.

Esa lista de países, que «no refleja necesariamente los esfuerzos antidrogas de sus gobiernos o el nivel de cooperación con Estados Unidos», la integran Afganistán, Bahamas, Belice, Birmania, Bolivia, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, India, Jamaica, Laos, México, Nicaragua,
Pakistán, Panamá, Perú y Venezuela.

Hace dos años, Trump amenazó con incluir a Colombia en la lista por «el extraordinario incremento de los cultivos de coca y la producción de cocaína»; esta vez el mandatario ha lanzado el aviso a nuestro país.

«Necesitamos que el Gobierno de México intensifique sus esfuerzos para aumentar la erradicación de la amapola, las incautaciones, los procesos judiciales y la confiscación de bienes», dijo Trump, que también le exigió una «estrategia integral de control de drogas».

En concreto, el republicano indicó que la plena cooperación de México es esencial para reducir la producción de heroína y combatir la producción ilegal de fentanilo y todas las formas de narcotráfico, incluido a través de los puertos de entrada de Estados Unidos.

«Sin mayor progreso en el próximo año, consideraré determinar que México ha fracasado de forma demostrable en cumplir sus compromisos internacionales antidrogas», advirtió el mandatario.

Trump ordenó a Pompeo que entregue este memorándum al Congreso para que los legisladores lo tengan en cuenta para asignar sus programas de cooperación internacional, aunque en el caso de Venezuela recordó que los programas de ayuda al líder opositor Juan Guaidó son «fundamentales para los intereses de Estados Unidos».

En el caso de Colombia, lejos de la amenaza que Trump lanzó en 2017 contra el entonces Gobierno de Juan Manuel Santos, el mandatario ahora elogió a su homólogo, Iván Duque, por el «rápido progreso en la reducción de los niveles récord de cultivo de coca y producción de cocaína heredados de su predecesor».

Como parte del plan para atender al flujo migratorio que el gobierno está echando a andar, con el propósito de evitar la confrontación con el gobierno de Estados Unidos, el canciller Marcelo Ebrard hizo un llamado a la comunidad internacional a no dejar solo a México en la lucha que se está empezando.

Informó que el próximo martes se iniciarán las pláticas con la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y diversas agencias internacionales, a quienes se les invitará a participar el sistema de gestión migratoria que México está impulsando.

Señaló que algunas de las organizaciones invitadas son: Acnur, Unicef, Organización Internacional de las Migraciones y la Cepal; adicional dijo que se va a invitar al secretariado por parte de la Secretaría General de la ONU para que puedan participar en este proceso.

“¿Qué estamos pidiendo? Que participe Naciones Unidas. No es un tema nada más de México, no es un tema nada más de El Salvador, de Guatemala, de Honduras, es uno de los flujos migratorios más grandes del mundo”, sostuvo el canciller.

Enfatizó que, al aspirar a tener una política migratoria distinta en el mundo, se tiene que hacer “causa común”. Al respecto dijo que México “extrañó muchas voces” de apoyo en los días que se sostuvieron las negociaciones con el gobierno de Estados Unidos para evitar la imposición de los aranceles.

“Ojalá que no estén ausentes en las semanas que vienen, ahora que vamos a implementar este plan de acción inmediata”, pidió Ebrard.

El titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Marcelo Ebrard, informó esta mañana que ayer se inició la comunicación con los países del Triángulo del Norte (Guatemala, Honduras y El Salvador), respecto al tema migratorio.

“Ya se instaló la mesa de trabajo con los tres países y desde luego estaremos trabajando con ellos los temas propiamente migratorios, pero también lo que tiene que ver con la acción inmediata del Plan de Desarrollo Integral para Centroamérica”, señaló el canciller.

Adelantó que será este miércoles cuando hable personalmente con los mandatarios, pues las agendas de los tres permitieron que las conversaciones fueran hasta hoy.

Detalló que hasta ahora la comunicación había sido con los embajadores de dichos países, con quienes mantenían una sesión cada semana, lo cual ahora será una mesa permanente para atender lo que llamó la “emergencia” de la migración.

Ebrard apuntó que lo que se ha hablado con los países tiene que ver principalmente con el tema de protección a los migrantes y con la gestión fronteriza.

“Tenemos que ver muchos detalles y trabajar de la mano con ellos, y hemos encontrado una buena recepción”, dijo el titular de Relaciones Exteriores.

Y es que recordemos que la tarde de ayer, el vicepresidente de El Salvador, Félix Ulloa, criticó a México por establecer un pacto migratorio con Estados Unidos sin la participación de los países del Triángulo Norte.

Lamentó que México haya negociado de manera bilateral asegurando que los países de Centroamérica estaban de acuerdo, cuando “prácticamente” han sido tomados como una moneda de cambio en las negociaciones.

El vicepresidente de El Salvador, Félix Ulloa, criticó este martes a México por establecer un pacto migratorio con Estados Unidos sin la participación de los países del Triángulo Norte, integrado por El Salvador, Guatemala y Honduras.

Ulloa expuso que el acuerdo «va a tener consecuencias, no solo de carácter humanitario, sino a nivel de política regional».

Señaló que las consecuencias de carácter político serán «responsabilidad de nuestros Estados, porque hasta el momento los Gobiernos de Guatemala, Honduras y El Salvador no hemos fijado una posición con relación a las pláticas y las negociaciones entre México y Estados Unidos».

Lamentó que México haya negociado de manera bilateral; además de que denunció que nuestro país ha planteado que Centroamérica está de acuerdo, cuando «prácticamente» son una moneda de cambio en estas negociaciones.

El vicepresidente apuntó que, tras el acuerdo, las autoridades de EUA «solo nos van a venir a contar lo que ya acordaron y nos van a venir a explicar cuáles son esas medidas a implementar».

Ulloa dijo que México, como nación soberana, tiene todo el derecho de establecer sus propias políticas en el tema, porque también es un país expulsor de migrantes, aunque ahora se le cuestiona, condiciona y se le presiona como un país de tránsito debido a que la expulsión de migrantes «viene de nuestros países», remató el funcionario.

Durante la conferencia de prensa matutina del Presidente de la República, el canciller Marcelo Ebrard indicó que ya se trabaja en una iniciativa de sistema de gestión migratoria regional.

Explicó que dicha iniciativa busca que todos los países de Centroamérica que están involucrados en el fenómeno migratorio tomen una responsabilidad, pues dijo que a México llegan ciudadanos de muchos países y nuestro país no puede tomar todas las responsabilidades.

Adicional indicó que se estaría planteando un intercambio de bases de datos, hacer un solo sistema de información entre todos los países, para que los registros de quienes tengan antecedentes penales o tengan la famosa “ficha roja” en materia migratoria se puedan ubicar desde el primer momento.

Señaló que dicha propuesta ayudará a que, si esas personas cruzan a territorio mexicano, no se les permita quedarse.

Fue en ese punto en que enfatizó que uno de los puntos en que se concentrará la comisión que atenderá el problema migratorio es reforzar, actualizar y modernizar la infraestructura en la frontera sur.

“Yo sé que es difícil organizarlo, porque México durante muchos años no consideró que la frontera sur fuese una prioridad en muchos sentidos, en desarrollo social pero también como frontera, pues, nada más hay que ir a ver”, dijo Ebrard.

Detalló que las instalaciones de la frontera sur están muy por debajo de los estándares necesarios. Lamentó que la modernización de fronteras se llevó a cabo en el norte, en puntos como el CBX, San Diego, plazas de Tijuana, entre otras.

“Vamos a equilibrar el sur con el norte en la medida de lo posible, incluyendo también la frontera, las instalaciones migratorias y todo aquello que nos permita proteger la seguridad de los ciudadanos de México, que, por cierto, es una nuestra obligación número uno como país”, añadió el canciller.

Sobre cómo será financiado el plan que se está proponiendo para cumplir con los compromisos con Estados Unidos, indicó que será con recursos propios, descartando así que Estados Unidos vaya a destinar recursos para dichas acciones.

“Nosotros no le pedimos recursos a Estados Unidos para estas acciones que se están incluyendo en el plan, no lo hicimos así. México tiene los recursos suficientes para hacerlo por sí mismo”, remató.

En el marco de la sesión extraordinaria del Consejo Político Estatal, en la que se renovó la directiva del tricolor en Yucatán, la presidenta del CEN del PRI, Claudia Ruiz Massieu, demandó al gobierno federal aclarar los alcances de los acuerdos en materia migratoria que alcanzó con el gobierno de Estados Unidos.

La dirigente del tricolor afirmó que México no debe ser un país dispuesto a criminalizar a los migrantes.

Ruiz Massieu sostuvo que el fenómeno migratorio debe abordarse desde una óptica de integralidad, de responsabilidad compartida, trabajando en conjunto con los gobiernos de los países de Centroamérica y también de Estados Unidos, sumando los esfuerzos de la sociedad civil, e impulsando la atención de las causas que dan origen a la migración.

«Vamos a exigir que, al interior de nuestro país, se fortalezcan las instituciones, los protocolos y las capacidades del Estado mexicano para atender los flujos migratorios de manera integral y coherente con nuestros principios, con una visión humana, con el respeto de los derechos humanos y coherente con la convicción de que las comunidades migrantes contribuyen enormemente al desarrollo de los países”, enfatizó.

Exigió al gobierno federal no redefinir su política migratoria para atender intereses y principios de otros países; subrayó que los únicos principios e intereses que debe promover y tutelar nuestra política exterior, son los de los mexicanos, que dijo,

Finalizó indicando que algo que los gobiernos del PRI «siempre hicimos», fue defender y honrar a los migrantes y defender los intereses de los mexicanos.

La disputa comercial que libran Estados Unidos y China, y que implica aranceles en los intercambios entre ambas potencias, podría “salpicar” a países que no están involucrados directamente.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) advierte que los grandes perdedores de dicha guerra comercial serían sus propios protagonistas, pues los intercambios entre Estados Unidos podrían caer un 30% a corto plazo si se elevara un 25% los aranceles a todos sus bienes. Incluso alerta que el desplome podría ser del 70% si las medidas se prolongan.

El FMI indica que el producto interno bruto de EUA podría perder hasta seis décimas porcentuales, mientras el de China sufriría un impacto de 1.5 puntos. “El efecto es mayor para los chinos porque sus exportaciones representan una parte mayor de su economía”, explica un informe del organismo.

Sin embargo, de materializarse dicho escenario, la desaceleración económica “será mala para todos”. Al hablar de los efectos que tendría en los países que se ven en medio de la guerra comercial, el FMI indica que “la consecuencia inmediata es una redistribución de los flujos comerciales. Sus exportaciones hacia EUA se incrementarían a expensas de China. Al mismo tiempo, importarían más bienes intermedios chinos».

Al respecto explica que el efecto sería por lo general positivo para México y Canadá, dada su proximidad y sus lazos.

En cuanto al impacto en el crecimiento, el organismo señala que las variaciones serían modestas, incluso al inicio serían positivas para sus socios de la zona de librecambio norteamericana porque se produciría una expansión de la producción.

En caso de una contracción, ésta se notaría especialmente en los productos electrónicos y otros sectores manufactureros en China, mientras que para Estados Unidos, los sectores más golpeados serían el agrícola y el equipamiento para transporte. El FMI Adelanta que dichas repercusiones podrían significar una pérdida de empleo que en el caso estadounidense equivaldría al 1% de la mano de obra en dichos sectores.

A quienes pretenden seguir el camino del proteccionismo, el organismo les advierte que los obstáculos al comercio no solo distorsionan el sistema internacional de intercambios, sino que afectan al empleo o la productividad. El FMI considera que los políticos se equivocan cuando afirman que los déficits son resultado de la distorsión que generan los aranceles bilaterales.

 

Texto original publicado en El País por Sandro Pozzi

El canal de noticias Fox News abordó esta mañana el tema del recorte de ayuda que el presidente Donald Trump aplicará a países de centroamérica debido a la nula ayuda que asegura recibe en el tema migratorio. Sin embargo, en uno de los gráficos que salieron al aire hablaba de los “tres países mexicanos”.

Fue durante el programa Fox & Friends, que al referirse a El Salvador, Honduras y Guatemala, en la pantalla aparecía un gráfico que decía: “Trump corta la ayuda de EUA a 3 países mexicanos”.

Todo indica que ni los conductores ni la producción notaron el error del gráfico en ese momento, pues permaneció al aire por más de 30 segundos. El momento rápidamente se hizo viral en las redes sociales, lo que llevó a que las críticas comenzaran a llegar.

En un segmento posterior, Ed Henry, uno de los titulares del programa habló sobre el incidente. “Tuvimos un gráfico inexacto en pantalla mientras abordábamos esta historia. Solo queremos ser claros, la financiación se está cortando a los tres países centroamericanos. Nos disculpamos por el error, nunca debería haber ocurrido”.

Sin embargo, la disculpa no evitó que las burlas se apoderaran de las redes sociales.

 

Luego de que se supiera que el Pentágono estaría destinando hasta mil millones de dólares para apoyar la construcción del muro fronterizo propuesto por el presidente Donald Trump,  Andrés Manuel López Obrador (AMLO) afirmó que, aunque no es alternativa, respeta las decisiones del país vecino.

“Acerca del acuerdo o la aprobación del Congreso de Estados Unidos, yo soy partidario de atender el fenómeno migratorio con desarrollo, con empleo, con bienestar y no voy a quitar el dedo del renglón, voy a seguir insistiendo en lo mismo”, respondió AMLO al ser cuestionado.

Señaló que “no es opción, no es alternativa el uso de la fuerza o de otras medidas” para solucionar el problema de la migración, esto en referencia al muro fronterizo. Dijo que siempre ha pensado que la gente se va a buscar trabajo a Estados Unidos por necesidad y no por gusto.

Indicó que, en la medida que haya crecimiento económico, que haya empleo en México y en Centroamérica, va a aminorar mucho el flujo migratorio.

“Respeto las decisiones que toma el gobierno de Estados Unidos, no quiero polemizar sobre este tema”, dijo AMLO ante la insistencia de la prensa.

Adelantó que su gobierno está haciendo una labor de convencimiento para que haya inversión de Estados Unidos en México y en Centroamérica para proyectos productivos y crear empleos.

Remató indicando que México debe cuidar la relación con el gobierno estadounidense, pues señaló que lo mejor es que siempre sea una relación de amistad y de respeto mutuo.

 

Luego de que revelara que anoche se reunió con el yerno y asesor del presidente Donald Trump, Jared Kushner, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) fue cuestionado sobre si viajaría a Estados Unidos a reunirse con su homólogo.

El presidente dijo que hasta que se pongan de acuerdo los equipos de ambos países, que son los que están trabajando en los proyectos específicos, y cuando haya las condiciones necesarias, es que decidiría viajar, aunque dijo que su gobierno no quiere nada “espectacular”.

“Si hay ya un acuerdo específico, con proyectos de inversión, con empleo, entonces sí viajamos. Yo he dicho que voy a salir del país si se trata de firmar acuerdos para que se logren inversiones para México”, dijo AMLO.

Enfatizó que no estará viajando sin sentido, “no voy a hacer turismo político, tengo muchas cosas que hacer en el país”, añadió.

No descartó que este mismo año decida hacer su primer viaje al extranjero, siempre y cuando exista un avance en los proyectos y el viaje sea para cerrarlos.

En ese sentido se le preguntó si tiene planeado asistir a las Cumbres de la Organización de las Naciones Unidas que se hacen en Nueva York. “Sí, me están invitando, pero vamos a ver” respondió López Obrador.

 


WordPress Lightbox Plugin