Tag

LÓPEZ-GATELL

Browsing

El gobierno federal sigue dando más atribuciones al subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, quien ha recibido diversas críticas principalmente por el manejo de la pandemia de COVID-19.

Este miércoles se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) un acuerdo por el que el titular de la Secretaría de Salud, Jorge Alcocer, otorgó a López-Gatell las facultades de presidir el Comité Consultivo Nacional de Normalización de Innovación, Desarrollo, Tecnologías e Información en Salud.

Además, López-Gatell podrá a partir de mañana,  emitir y coordinar la expedición de normas oficiales mexicanas en las materias competencia de la Subsecretaría de Integración y Desarrollo del Sector Salud.

El acuerdo señala que la persona Titular de la Subsecretaría de Prevención y Promoción de la Salud, en este caso López-Gatell, mantendrá permanentemente informada al secretario Jorge Alcocer sobre el ejercicio de las facultades que se le delegaron, además de que precisa que pese a las nuevas funciones, no se excluye la posibilidad de su ejercicio directo por el titular de la dependencia.

Recordemos que entre las críticas que se le han hecho a López-Gatell también está la estrategia nacional de vacunación, que diversos grupos acusan, ha sido lenta e ineficiente, ya que el gobierno ha acaparado la posibilidad de inmunizar.

No es la primera vez en esta administración que se le dan mayores atribuciones a López-Gatell. En agosto de 2020 se ordenó que 13 unidades administrativas y órganos desconcentrados, entre ellos la Cofepris y la Comisión Nacional Contra las Adicciones (Conadic), pasaran a reportar a la subsecretaría que el funcionario encabeza.

La nueva instrucción llega a reafirmar que López-Gatell se ha convertido en el llamado ‘zar de la salud’ como se ha dicho.

México muestra indicios de desaceleración de la quinta ola de la pandemia de COVID-19, informó esta mañana el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell.

Al presentar el informe «Pulso de la salud», el funcionario dijo que los indicadores muestran una tendencia a la baja, específicamente los que se refieren a la ocurrencia de nuevos casos, a las hospitalizaciones e incluso a los decesos.

«El aumento que se presenta día con día o semana con semana es ya menor al que se estaba presentando en las 14 semanas anteriores», indicó el subsecretario al intervenir en la conferencia matutina de Palacio Nacional.

López-Gatell explicó que la ocupación hospitalaria en camas sin ventilador es actualmente del 18% y de un 5% en las que sí cuentan con ventilador.

También dijo que el avance logrado con el Plan Nacional de Vacunación, que inició a finales de 2020, explica en buena medida que el COVID-19 no derive en situaciones graves.

Apuntó que el promedio de muertes por día es en la actualidad de 33, lejos de los 1,900 episodios diarios registrados en el pico de la enfermedad a comienzos de 2021. Y enfatizó que el 70%, es decir, siete de cada diez personas que fallecen a causa del COVID durante la quinta ola, son personas que no se habían vacunado.

Reiteró el llamado a la población a protegerse de la enfermedad con las vacunas disponibles en el país, las cuales aclaró se aplican de manera gratuita.

“Vacunar reduce la probabilidad, el riesgo, el peligro de que usted termine en el hospital con COVID. Aunque la variante ómicron que circula hoy de manera principal en el mundo, es menos agresiva, de todos modos, en las personas con enfermedad crónica pueden complicarse las cosas y, si se vacuna, tiene menos posibilidad de que eso pase”, sostuvo.

Sobre la vacunación, López-Gatell dijo que al día de hoy se registra un avance del 77% en personas de todas las edades; del 91% en personas de 18 años en adelante y del 60% en población de 12 a 17 años. La inmunización de niñas y niños de 5 a 11 años continúa, y a la fecha es del 20%.

Al respecto, el subsecretario dio a conocer que mañana llegarán al país un millón dosis pediátricas mas de la vacuna Pfizer-BioNTech con las que se inmuniza a los menores de entre 5 y 11 años.

México registró su primer caso de la COVID-19 a finales de febrero de 2020 y hasta el pasado 18 de julio acumuló 6.454.263 registros positivos a la enfermedad y 326.523 defunciones, después de cuatro olas de propagación.

En caso de ocurrir, México está preparado para enfrentar una nueva ola de COVID-19, aseguró el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, tras su participación en la 75ª Asamblea Mundial de la Salud.

Desde la sede de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en Ginebra, Suiza, el subsecretario indicó que la vacunación a más de 90% de la población, así como la aplicación de dosis de refuerzos, el Operativo Abril y la infraestructura hospitalaria, permiten garantizar la capacidad de nuestro país para enfrentar una siguiente ola.

Además, el funcionario dijo que México cuenta con una reserva federal de 10.5 millones de vacunas contra COVID-19 vigentes, con las cuales se inmuniza a las personas que habitan en comunidades apartadas. Asimismo, expresó su confianza en que antes de que concluya 2022, inicie la vacunación a niñas y niños de 5 a 11 años.

López-Gatell Ramírez reiteró que no se ha declarado que la epidemia esté terminada, y por el contrario, apuntó que las características biológicas, epidémicas y ecológicas del virus SARS-CoV-2 sugieren que seguirá presente como muchos virus respiratorios; entre ellos, el de influenza.

Sin embargo, señaló que la comunidad global de ciencia y salud pública considera que el virus empezará a tener ciclos más predecibles con incrementos en la temporada de frío, de octubre a marzo, y disminución en la de calor, de abril a septiembre.

“Hasta este momento no ha entrado en este ciclo. México ha tenido un período largo de receso de la epidemia de COVID-19, pero no sería sorprendente que empezáramos a experimentar un repunte, debido a que en otros países está resurgiendo la enfermedad. De presentarse ese escenario, se informará oportunamente como se ha hecho.”

Anunció que el gobierno federal está en negociaciones con la farmacéutica Pfizer-BioNTech, para la adquisición de vacunas contra COVID-19 que se aplicarán a niñas y niños de cinco a 11 años, para quienes se requiere una dosis menor a la de personas adultas.

Respecto a la vacuna Abdala, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud aclaró que, aunque no cuenta con registro sanitario en México, los gobiernos de nuestro país y de Cuba trabajan de forma coordinada para completar el proceso de verificación sanitaria y garantizar que cumplan los requisitos de calidad, seguridad y eficacia, y con ello dar paso a la contratación de dosis pediátricas.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell actualizó este martes sobre el estado de la pandemia en el país, que dijo, sigue reportando una tendencia a la baja, aunque con algunas «pequeñas variaciones» en las últimas semanas, aunque resaltó que la disminución de casos de mantiene desde hace cuatro meses.

Indicó que los indicadores que se reportan a la baja son los casos estimados de COVID-19, la ocupación hospitalaria y las defunciones, apuntando que se ha registrado menos de una defunción en promedio diaria en las últimas semanas.

«Tenemos 31 de las 32 entidades federativas que han tenido ya al menos un día sin defunciones; algunas, como el caso de Chiapas, 56 días consecutivos sin una sola defunción por COVID-19 y algunas ya tienen también varios días de no tener ni siquiera hospitalizaciones relacionadas con COVID (…) en el caso de la Ciudad de México ya cuatro días consecutivos de no tener defunción alguna relacionada con COVID», apuntó el funcionario.

Sobre la vacunación contra el COVID, informó que se han aplicado 207.6 millones de dosis a 87.3 millones de personas, tanto con esquemas primarios como con dosis de refuerzos.

Ahora que inició la vacunación a jóvenes de 12 años en adelante, la cobertura global es de 85%, dos puntos porcentuales menos que lo que se reportara antes de que este nuevo grupo poblacional se considerara. Sin embargo, se detalló que hay una cobertura del 91% en adultos y del 47% en personas de 12 a 17 años. En el nuevo grupo, hay una cobertura del 47% en los jóvenes de 14 a 17 años y del 26% en los de 12 a 13 años.

Sobre la vacunación a menores de 12 años, López-Gatell dijo que tal como se ha hecho a lo largo de toda la estrategia de vacunación, las etapas de inmunización se establecen de acuerdo al riesgo que los grupos poblacionales presentan.

«Vamos de la persona con mayor riesgo, que es la persona más añosa, a la persona con el menor riesgo, intercalando personas que tienen enfermedades crónicas, que les hacen susceptibles de tener complicaciones; y las personas más jóvenes, los chiquitines y las chiquitinas son quienes tienen el menor riesgo, afortunadamente», insistió el subsecretario.

Indicó que así como se inició con los mayores de 12 años, el siguiente bloque es el que corresponde a aquellos de 5 a 11 años, a quienes se espera aplicar la vacuna Abdala y Pfizer.

«De acuerdo a los distintos análisis que haya y las publicaciones científicas que muestren las propiedades de las vacunas, en el grupo más pequeño evaluaremos, por un lado, si es conveniente utilizarlas, y, por el otro lado, si es necesario utilizarlas en cuanto a la necesidad de proteger a poblaciones que ya tienen riesgos mínimos», añadió López-Gatell.

Puntualizó se está en el proceso de procuración y adquisición de las vacunas, a la par que Cofepris sigue con el análisis de las distintas vacunas.

En Broojula, analizamos, de la mano con una experta en el tema, la viabilidad de que el gobierno federal compre y aplique la vacuna desarrollada en Cuba en los menores de edad.

En otro tema, Hugo López-Gatell apuntó que la hepatitis infantil aguda de origen desconocida en México no se ha convertido en una enfermedad de “rápida propagación” aunque se están estudiando al menos 21 casos en el país.

“El elemento positivo es que el análisis de los datos, tanto de México como del mundo, sugiere que no se trata de una enfermedad de rápida propagación”, afirmó el funcionario durante la conferencia de prensa matutina en Palacio Nacional.

Señaló que a la fecha se están estudiando 17 casos en el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE), además de que se analizarán otros cuatro que se informaron el lunes que fueron detectados en los estados San Luis Potosí, Sinaloa y Durango.

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), el padecimiento ha sorprendido porque no se ha encontrado un agente causal relacionado con las hepatitis A,B, C, D o E. De hecho, el organismo emitió una alerta sobre casos de hepatitis aguda infantil detectados en primera instancia en Reino Unido.

López-Gatell recordó que hasta el momento “ni en México ni en el mundo existe evidencia para confirmar o para descartar cuál es la causa de esta hepatitis, no se puede asegurar que sea infecciosa y no se puede descartar que sea infecciosa».

Indicó que por ello se estarán revisando los casos que se estén reportando, pero insistió en que “una cosa es casos que van surgiendo y que pudieran ser en número inusual, (pero) no es el caso, y casos que los vamos identificando porque estamos en protocolo de estudio precisamente para contribuir a entender cual es la causa».

Autoridades federales señalaron que México acumuló tres meses con indicadores mínimos en cuanto a la pandemia de COVID-19, lo que representa una reducción «muy marcada».

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, indicó que el descenso de la pandemia se refleja en el número de casos, las hospitalizaciones y las defunciones.

«Esta reducción (…) es ya muy marcada, ya tenemos cifras mínimas de actividad epidémica», explicó López-Gatell al intervenir en la conferencia de Palacio Nacional.

López-Gatell precisó que la ocupación hospitalaria es del 4%, mientras que las defunciones por la pandemia son de cuatro diarias, en promedio, en todo el país. «Hay entidades federativas (…) que han tenido días subsecuentes sin una sola defunción por COVID-19. Estamos ya en niveles mínimos», remarcó.

Al respecto, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) señaló que la reducción sostenida durante tres meses de la epidemia permitirá retomar el plan para consolidar el sistema de salud gratuito, de calidad y universal.

El objetivo, dijo, es crear un sistema de salud federalizado de primer orden con instalaciones de calidad, abasto de medicamentos, personal médico y especialistas todos los días a las 24 horas del día. Reiteró que las y los trabajadores del sector serán regularizados en sus condiciones laborales y no se reducirán salarios.

El mandatario aprovechó para exhortar a quienes no se han vacunado a que lo hagan en el Operativo ABRIL que comenzó la semana pasada en todo el país.

“Todavía es tiempo; a los que les falta una vacuna, a los que les faltan los refuerzos. Estamos en una campaña intensa de vacunación que queremos terminar a finales de este mes porque posteriormente ya vamos a tener las vacunas en centros de salud, en hospitales; ya no va a vacunarse a las personas visitándolas en sus casas, ni van a haber centros de vacunación especiales. (…) Se termina el Plan Nacional de Vacunación”, explicó.

El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez, aclaró que México no contempla aplicar cuarta dosis de manera generalizada como parte de la política de vacunación, es decir, un segundo refuerzo del esquema primario, salvo en casos específicos como el personal de salud por su exposición al virus SARS-CoV-2 y en personas a la que se instruya mediante prescripción médica reforzar el esquema.

Fue en ese punto donde el funcionario planteó que la vacunación a niñas y niños de 5 a 11 años se realizará con la vacuna Pfizer diseñada para esas edades y, reveló que también se exploran vacunas disponibles como la cubana Abdala, para inmunizar a los menores.

“No solo es Pfizer, Cuba tiene una vacuna muy buena, la vacuna Abdala que ya la usa en su territorio, Cuba ha alcanzado cobertura arriba de 96% de toda su población, ellos incluyen niños desde los dos años de vida y podría ser una excelente opción”, dijo el subsecretario de Salud.

Sobre si el mecanismo COVAX entregará estas vacunas, dijo que no se ha puesto en oferta la vacuna específica que se necesita para 5 a 11 años, Explicó que es una vacuna de Pfizer, pero en otra formulación que la que se utiliza para los adultos, ya que es otro tipo de envasado.

Precisó que Pfizer informó al gobierno federal que podría entregar las vacunas para menores en el segundo trimestre del 2022, «obviamente después de la negociación de un contrato», añadió

Los contagios de COVID-19 han llegado a «niveles mínimos» en el país, tras haber enfrentado la cuarta ola de infecciones, afirmó este martes el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

“Hoy por hoy tenemos una tendencia claramente a la reducción y hemos llegado a niveles mínimos de lo que caracterizamos como periodo interepidémico o periodo entre las distintas olas», declaró el funcionario al intervenir en la conferencia de Palacio Nacional.

México, que acumula más de 5.5 millones de casos y casi 320,000 muertes por coronavirus, enfrentó la cuarta olaen diciembre pasado por la variante Ómicron, que dejó récords de contagios en enero.

López-Gatell comentó que esta semana se inicia con una reducción de 41% en los casos, de los que hay menos de 26,000 activos, por lo que el país hila «seis semanas consecutivas de reducción epidémica».

«Las 32 entidades federativas tienen curvas epidémicas prácticamente en el mínimo en los tres indicadores fundamentales: tanto los casos nuevos ocurridos, como la hospitalización, como las defunciones», añadió el subsecretario.

Resaltó que la ocupación de camas generales por COVID-19 es apenas del 13%, mientras que en el punto más álgido de la cuarta ola superaba el 40%.

Aunque México ha afrontado cuatro olas de contagios, el subsecretario confió en que es posible que en esta ocasión sea más sostenido el periodo interepidémico porque México tiene «una muy amplia cobertura de vacunación y también la inmunidad acumulada”.

En ese sentido, informó que nuestro país ha accedido a 220.5 millones de vacunas contra el COVID-19, y ha aplicado casi 184 millones de dosis a 85.3 millones de personas, de las que 79.15 millones tienen el esquema completo. En total, 87% de las personas de 14 años y más han obtenido al menos una vacuna.

Sobre le informe, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) destacó que México es el décimo país del mundo que más dosis ha aplicado en números absolutos, e indicó que ocupamos el lugar 25 en muertes per cápita en el mundo, por debajo de países como Perú, Brasil, Argentina, Estados Unidos, Colombia y Paraguay.

“Es muy favorable el reporte porque está disminuyendo el contagio y son menos los hospitalizados. Y lo más importante, son menos los fallecimientos», expresó.

El COVID-19 suma cuatro semanas de “reducciones de la intensidad epidémica” en México, además de que hay avances “muy sustanciales” en la cobertura de vacunación, dijo este martes el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

“Las noticias han sido muy positivas. Durante un mes consecutivo con reducciones de la intensidad epidémica y con avances muy sustanciales en la cobertura de vacunación particularmente los refuerzos, donde estamos teniendo una gran velocidad de aplicación”, afirmó el funcionario durante la conferencia de prensa en Palacio Nacional.

Nuestro país, con más de 5.4 millones de contagios y más de 315 mil muertes, la quinta cifra más alta del mundo, vive desde diciembre pasado la cuarta ola, la más alta en contagios, impulsada por la variante Ómicron.

Sin embargo, López-Gatell destacó que actualmente en los 32 estados del país hay “una reducción drástica” de la epidemia y están “prácticamente de salida” en todos los casos y con reducción también muy significativa de las defunciones.

Afirmó que, aunque ha habido una gran cantidad de casos, son de “poca intensidad” en términos de enfermedad grave.

Recordó que, a diferencia de las tres primeras olas de la pandemia, en el momento actual hay un 76% menos de mortalidad que en el punto máximo de la segunda ola, alcanzado en la tercera semana del 2021, y con dos semanas consecutivas de reducción de la mortalidad, manifestó.

Asimismo, señaló que existe una reducción de 82% en la ocupación hospitalaria respecto al punto máximo de la pandemia y en esta cuarta ola “nunca se superó el 50% la ocupación hospitalaria”, en gran medida, afirmó, porque se tenían suficientes camas y una gran cantidad de personas ya estaban vacunadas.

López-Gatell señaló que en México suman ya más de 85 millones de personas vacunadas con una sola dosis y 78.7 millones con el esquema completo de vacunación. Anunció que esta semana se abrió el registro para la dosis de refuerzo para jóvenes de 12 a 14 años con comorbilidades, así como en adolescentes de 15 a 17 años de todo el país.

Sobre el avance en la vacunación, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró que se tienen garantizadas todas las vacunas contra el COVID-19 para lo que resta de 2022.

“Podemos decirles que están garantizadas las vacunas para todo el año, las vacunas de refuerzo; tenemos adquiridos los lotes que nos harían falta para el refuerzo, y pagado además por adelantado. No tenemos problema”, dijo.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) aseguró esta mañana que su administración defenderá jurídica y políticamente el trabajo que ha realizado Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, encargado de la gestión de la pandemia en México.

“Sí, se le va dar todo el apoyo jurídico, y se van a presentar todos los argumentos, pero también todo el apoyo político y moral. No es nada mas que ahí el doctor Hugo… no, es la defensa de un compañero, de un responsable de la política contra el COVID y ahí están los resultados”, respondió.

El presidente se refirió a la denuncia colectiva que presentó el abogado Javier Coello, quien representa a familias de fallecidos por el coronavirus, ante la Fiscalía General de la República (FGR) en contra el funcionario o de quien resulte responsable, por la negligencia en que ha incurrido en la gestión de la emergencia sanitaria.

El mandatario consideró que López-Gatell es víctima de una campaña de odio frente a lo que consideró un trabajo excepcional que ha realizado para contener la pandemia en el país.

“No sólo es una injusticia sino es una actuación de mala fe, diría de odio, no se toma en cuenta que los servicios prestados a la sociedad por el doctor Hugo López-Gatell han sido excepcionales», apuntó.

AMLO sostuvo que López-Gatell es un profesional de primer orden, serio, e incluso dijo que “es una dicha” el que México cuente con un funcionario como él, pues es uno de los “mejores especialistas en pandemia del mundo”.

Acusó a quienes hacían grandes negocios en gobiernos anteriores de echar a andar una campaña de desprestigio en contra del gobierno y de López-Gatell. Descalificó la denuncia que se presentó.

“Desde luego producto (denuncia) del rencor, del odio, y de la politiquería, con todo respeto, me consta de que el doctor Hugo Lopez-Gatell  es un profesional responsable. Empezamos desde que comenzó la pandemia a atender a todos, imagínense lo que fue levantar un sistema de salud, que estaba en los suelos, caracterizado por la corrupción, porque se han dedicado a saquear se robaban hasta el dinero de las medicinas, las adulteraban», añadió.

López Obrador aprovechó para informar que el país tiene reservas de 30 millones de vacunas contra el COVID-19 para este 2022.

«Decirles que tenemos una reserva en México de alrededor de 30 millones de dosis, tenemos ya fábricas para envase de vacunas», señaló el mandatario al recordar que México fue el primer país en América Latina en recibir vacunas. Reiteró que «tenemos reservas para todo este año y para todos, de manera democrática, sin distinción».

López Obrador defendió la estrategia de vacunación la cual, dijo, ha ayudado a disminuir las muertes debido al COVID-19.

«Está demostrado que el que está vacunado una, dos veces, si tiene vacuna de refuerzo no se hospitaliza. Está demostrado, quienes se están hospitalizando, quienes desgraciadamente fallecen, (son) quienes no están vacunados», apuntó.

Recalcó que su gobierno se ha enfocado en vacunar y conseguir vacunas «y hablar con los gobiernos del mundo», además de disponer de 40,000 millones de pesos para entregar anticipos y lograr tener dosis del biológico para inocular a la población.

Un juez federal ordenó esta tarde a la Fiscalía General de la República (FGR) investigar al encargado de la estrategia contra el COVID-19 en el país, el subsecretario Hugo López-Gatell, por posibles delitos de omisión en el manejo de la pandemia, informó este jueves el abogado que lleva el caso.

«El día de ayer (miércoles) el juez (…) determina que la Fiscalía General de la República tiene que investigar a fondo este asunto», dijo Javier Coello, el abogado que representa a los denunciantes en entrevista con Radio Fórmula.

El abogado detalló que la denuncia contra López-Gatell tiene su origen en el fallecimiento de familiares de dos de los trabajadores de su despacho legal, quienes perdieron la vida a consecuencia del COVID-19.

Parte del argumento legal es que el funcionario «tenía la obligación, el deber de cuidar, de prevenir todo esto que desde enero de 2020 se conoció y no lo hizo», explicó Coello, quien agregó que en la denuncia se narran lo que llamó «negligencias» de López-Gatell, entre ellas la prohibición a los hospitales privados de hacer pruebas para detectar COVID.

Recordemos que López-Gatell fue nombrado por el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) como responsable y vocero de la estrategia del gobierno federal para hacer frente a la pandemia. Durante su encargo, el funcionario se ha visto envuelto en varias polémicas que involucraron el uso de mascarillas, la necesidad de hacer pruebas masivas para detectar la enfermedad o el número real de muertos por la emergencia sanitaria.

México afronta en las últimas semanas un aumento alarmante en el número de contagios. En total, suman 4.4 millones de contagios y 302,112 fallecimientos.

El subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, pidió este martes a las personas que han estado en contacto con un positivo en COVID-19 que no se hagan una prueba para confirmar contagio, y se limiten a aislarse.

“Hacerse la prueba no va a modificar nuestra decisión de aislarnos para proteger a otras personas de contagiarse, en lugar de correr al Kiosco para hacerse una prueba lo que hay que hacer es quedarse en casa”, dijo el funcionario.

Sin embargo, la propia Organización Mundial de la Salud (OMS) sigue recomendando a los contactos cercanos con positivos que se realicen una prueba y mantengan una cuarentena.

“Si todas las personas que tienen tos, que tienen dolor de garganta se aceleran a ir a una prueba COVID lo que va a ocurrir es que se van a angustiar porque van a estar en una fila en un laboratorio público o privado”, criticó el subsecretario.

López-Gatell insistió en que en países como Estados Unidos ya no es necesario que una persona que ha estado con un contagiado se haga una prueba. Sin embargo, dicha afirmación no es cierta. Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) señalan: “Incluso si no presenta síntomas, hágase una prueba de detección al menos 5 días después de su último contacto cercano con una persona con COVID-19”.

Y es que en los últimos días, en todo el país se han observado largas filas de personas que buscan realizarse una prueba para confirmar o descartar contagios.

México atraviesa una cuarta ola de contagios, debido principalmente a la variante Ómicron; el sábado rompió el récord diario de contagios de toda la pandemia con 30,671 casos, superior a los 28,953 registrados el 18 de agosto de 2021.

Las declaraciones de López-Gatell llegan luego de que el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) diera positivo por segunda vez a COVID-19; ayer en la conferencia matutina, se dejó ver agripado, ronco y sin mascarilla, esto a pesar de que admitió que días antes se había reunido con la secretaria de Economía, Tatiana Clouthier, quien confirmó su contagio esa mañana.

En ese momento, el mandatario se negó a aislarse e incluso a hacerse una prueba, porque, no tenía síntomas.

En el marco del informe semanal El Pulso de la Salud, las autoridades sanitarias federales reconocieron que existe una «tendencia al alza» en contagios de COVID-19 en estados del norte del país, aunque argumentó que en el resto del país se mantiene a la baja.

«En algunas entidades federativas que pasaron a semáforo amarillo hay cierta tendencia a la alza, particularmente en el norte del país, pero el resto del país se mantiene todavía con tendencias a la baja”, declaró López-Gatell.

Los estados afectados son Baja California, Sonora, Chihuahua, Durango y Aguascalientes, ahora en semáforo amarillo por nivel medio de riesgo epidémico, dijo el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

A pesar de que el país confirmó la llegada de la variante Ómicron el pasado 3 de diciembre, se mantiene un descenso en los contagios desde el pico de la tercera ola que se alcanzó entre julio y agosto. El funcionario dijo que se está en una fase de estabilidad de la transmisión.

El subsecretario afirmó que el Gobierno ha recuperado «un ritmo acelerado de vacunación» con más de 500,000 dosis aplicadas al día, luego de que ayer se aplicaran 548 mil 220 dosis; sin embargo, apenas el domingo pasado solo se aplicaron 187 mil 521 dosis.

Se detalló que se han aplicado 137.9 millones de dosis a 80 millones de personas. El gobierno dijo que el 87% de la población adulta cuenta con al menos una dosis, mientras que 66 millones de personas ya tienen el esquema completo.

Sobre las vacunas que se han recibido, el canciller Marcelo Ebrard dijo que hasta ahora se han recibido cerca de 185 millones de dosis de Pfizer, Johnson & Johnson y Moderna, AstraZeneca, Sputnik V y CanSino y Sinovac. Adelantó lo que se espera recibir en los próximos días.

«Vamos a tener cerca de 200 millones en este año, que es la meta que se nos había puesto, tenemos más de 80 millones de personas ya protegidas, 37% de las vacunas han sido envasadas en México y somos el séptimo país con más vacunas aplicadas», destacó el canciller Marcelo Ebrard en la misma conferencia de prensa.

Aunque ya lo adelantaba el presidente esta mañana en su conferencia de prensa, fue la Secretaría de Salud quien confirmó el primer caso de Ómicron en el país.

A través de sus redes sociales, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, confirmó el primer caso positivo de la nueva variante en México.

Refirió que se trata de una persona de 51 años de origen sudafricano que arribó a nuestro país el 21 de noviembre y, seis días después, presentó sintomatología característica de COVID-19 leve.  Recibió atención médica en un hospital privado de la Ciudad de México el 29 de noviembre. La prueba de antígeno y RT-PCR resultaron positivo, detalló la dependencia..

«Su pronóstico de recuperación es favorable», indicó el funcionario, y se indicó que durante su evaluación en urgencias se encuentra estable con saturación del 95%.

Se trata de una persona de 51 años, . ; durante su evaluación en urgencias se encontraba estable con saturación del 95 por ciento. Se encuentra en aislamiento preventivo voluntario.

López-Gatell refirió que desde el pasado 26 de noviembre se estableció un protocolo de vigilancia virológica que identifica tempranamente casos de COVID-19 en personas que llegan de cualquier país, e insistió en que cerrar fronteras y bloquear personas o bienes, «no son medidas útiles para contener las variantes».

En ese sentido, añadió que la misma Organización Mundial de la Salud refiere que la vacunación sigue siendo fundamental para reducir riesgos de hospitalización y muerte.

«Llamamos a conservar la calma y seguir aplicando medidas para evitar contagios: sana distancia, uso de cubrebocas, estornudo de etiqueta y lavado frecuente de manos», remató López-Gatell.

Sobre este caso de Ómicron que se confirmó en la Ciudad de México, por la mañana la Jefa de Gobierno indicó que el gobierno capitalino estaba en coordinación con la Secretaría de Salud federal y con el INMEGEN, que son quienes analizan las características de las variantes del COVID, aunque dijo que por el momento no había nada que indicara una alarma.«Seguimos teniendo la misma vigilancia epidemiológica, desde el primer día de la pandemia, que ha ido mejorando, la coordinación con todas las Instituciones de Salud, la revisión diaria de los indicadores y, si hay algún indicador que en algún momento nos alarme, pues entonces incrementaríamos el número de Quioscos, pero hasta el momento, no hay ninguno», respondió al ser cuestionada sobre el caso.

Al arranque de la pandemia el presidente López Obrador nos recomendó a los mexicanos que carguemos un amuleto para prevenir que nos enfermemos de COVID19. También dijo que si no mentimos; no robamos y no hacemos trampa, prevenimos contagiarnos. Esas declaraciones no las escribió en Twitter o Facebook lo que le evitó la vergüenza que le sucedió esta semana a Jair Bolsonaro cuando Facebook e Instagram le suspendieron su programa EnVivo por asegurar que quienes han recibido el esquema completo de vacunación están desarrollando Sida.

Pero fuera de esa diferencia entre un AMLO que dice barbaridades y un Bolsonaro que además las publica en redes sociales, hay mucho que asemeja al presidente de Brasil con el mexicano. Los dos han hecho un manejo criminal de la pandemia. Han minimizado sus riesgos, han insistido en continuar con eventos políticos masivos como si el virus no estuviera circulando, han menospreciado estudios científicos sobre la enfermedad y sus tratamientos y han mantenido a cargo a incondicionales a pesar de que se ha demostrado su falta de oficio para el monumental reto. Este manejo criminal de la pandemia ha significado muertes en exceso que eran evitables.

En Brasil la situación de salud es igual de lamentable como en México. Pero allá el Senado brasileño piensa que el presidente Jair Bolsonaro y 60 de sus colaboradores, incluyendo al ministro de salud, pueden ser acusado de crímenes de lesa humanidad, entre otros ocho señalamientos, por su manejo de la pandemia. Así lo presentó una panel especial sobre el manejo de la pandemia del senado en un documento de más de mil páginas.

El panel concluyó que un mejor manejo de la pandemia habría reducido la transmisión del coronavirus en un 40 por ciento y esto podría haber salvado un estimado de 120 mil vidas con tan solo haber impuesto medidas de prevención como el uso de cubrebocas; la vacunación y distanciamiento social.

A partir de la publicación de este informe la popularidad de Bolsonaro se ha ido en picada, de 33% está ahora en 22%, según Datafolha. Esto debe tener a Bolsonaro muy preocupado de cara a las elecciones del año próximo en donde esta burla de presidente tendrá que pelear no solo por permanecer en la silla presidencial, también para evitar ser enviado a prisión.

Columna completa en El Universal

Los menores de 18 años y mayores de 12 que presenten enfermedades crónicas u otras condiciones graves de salud comenzarán a recibir su vacuna contra el COVID-19 la segunda semana de octubre, informó esta mañana el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

«Vamos a abrir (la vacunación) a niños, niñas y adolescentes con enfermedades crónicas. Estamos revisando lo que están haciendo en otros países y revisando técnicamente», dijo el funcionario al intervenir en la conferencia de prensa del presidente López Obrador.

López-Gatell insistió en que esta decisión es acorde a lo establecido por agencias internacionales y regionales, que «siguen manteniendo la postura» de priorizar vacunar a personas de más de 18 años pero también considerar a personas con enfermedades crónicas, aunque sean menores de edad.

Las comorbilidades que se tendrán en cuenta son inmunosupresión (cáncer, trasplantes o VIH), enfermedad pulmonar crónica grave, afectaciones crónicas del riñón, hígado o sistema digestivo, enfermedad neurológica graves, diabetes y otras enfermedades endocrinas, anomalías genéticas o cromosómicas y embarazo adolescente.

López-Gatell explicó que a diferencia de los programas de vacunación en adultos, que abordan por «fechas definidas» y municipios, en este caso se empezarán a preparar las unidades médicas en la primera semana de octubre.

Cada unidad, que estarán en unidades de atención médica, contarán con su brigada Correcaminos, que identificará a su población meta. Los preparativos se harán la primera semana del próximo mes. Por lo que será a partir de la segunda semana de octubre cuando, durante la visita de un menor a su centro médico, «ahí mismo sean vacunadas».

«En la segunda semana de octubre seguramente ya se estarán vacunando y se continuará en dispositivos permanentes», apuntó López-Gatell.

Además, el experto recordó que solamente se les podrá aplicar la vacuna de Pfizer «porque es la única que ha demostrado ser eficaz en niños».

El programa de vacunación, que contemplaba hasta ahora a todos los mayores de 18 años, acumula 97.5 millones de dosis aplicadas, por lo que el 70% de la población adulta lleva al menos una dosis. El compromiso del gobierno federal es que a finales del próximo mes estén vacunados todos los adultos mayores de 18 años con al menos una dosis de la vacuna.

Suman cuatro semanas consecutivas con una reducción acelerada de casos positivos estimados de COVID-19, informó esta mañana el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell.

«Por cuarta semana consecutiva se mantiene y acelera la reducción de casos en el país», dijo el funcionario al intervenir en la conferencia de prensa matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

López-Gatell detalló que la semana epidemiológica número 34 abrió con una reducción del 26% de positivos con respecto a la semana anterior y confió en que esta baja se mantenga esta semana.

Además, el subsecretario informó que el país avanza en la vacunación contra el COVID-19, apuntando que 66% de la población adulta, es decir, mayores de 18 años, ha sido vacunada con al menos con una dosis.

Asimismo, aseguró que continúa la vacunación con un promedio diario de más de 500,000 dosis aplicadas y reiteró que para el 31 de octubre se cumplirá con la meta de vacunar a toda la población de 18 años, con por lo menos una dosis.

Hasta ahora, dijo, 61% de la población mayor de 18 años ha recibido el esquema completo, mientras que el 39% solo tiene la primera dosis.

Además, señaló que la hospitalización se ha ido reduciendo, y tiene una tendencia clara de reducción; destacó que se empiezan a desocupar los hospitales e ingresan menos personas de las que se dan de alta.

Por su parte, el secretario de relaciones exteriores, Marcelo Ebrard, informó que México ha recibido más de 100 millones de dosis de la vacuna contra la COVID-19.

De ese total, 73% fueron importadas ya envasadas, desde países como Estados Unidos, Rusia, Argentina e Inglaterra, y el 27% restante fueron envasadas en el país. «Vamos en tiempo respecto a lo programado», aseguró el secretario.

Informó que esta semana se enviarán 300,000 dosis de vacunas a Honduras y Bolivia y «más adelante» se enviarán a otros países como Jamaica, Paraguay, Belice y Nicaragua.

Ebrard estimó que a finales de octubre se habrán recibido más de 120 millones de dosis y 150 millones para antes de que termine el año.

Adicional, recordó que este jueves se tendrá en Washington el Diálogo Económico de Alto Nivel (DEAN) entre México y Estados Unidos donde se abordarán diversos temas, entre ellos, la cooperación de vacunas. «Se buscará tener coordinación entre industrias críticas» para evitar que falten vacunas y mejorar la disponibilidad de insumos y equipos médicos durante la emergencia sanitaria, apuntó.

El gobierno federal insistió este martes que actualmente no existe evidencia científica «publicada, robusta y  consistente» que demuestre que las vacunas pierdan efectividad, y por ende, que sea necesaria la aplicación de dosis de refuerzo de las vacunas contra el COVID-19

Indicó que no hay información de que ninguna vacunas pierde su capacidad protectora contra los desenlaces que busca evitar ante un contagio: la muerte, la hospitalización, la enfermedad grave u otras complicaciones.

Y aunque dijo que que se ha observado en algunas de las vacunas que seis y ocho meses después de haber sido aplicadas los anticuerpos reducen con respecto a la cantidad máxima que se logró a las pocas semanas de la inyección, insistió que eso no es una demostración de que pierdan su efecto.

Al afirmar que al día de hoy no hay información que respalde una tercera dosis o pérdida de eficacia, López-Gatell señaló que estarán atentos a la evidencia científica que mostrara que se redujera la potencia protectora de las vacunas, lo que podría llevar a otra decisión.

En línea con el discurso que ha venido manejando el gobierno federal, López-Gatell aseguró que hay una gran cantidad de información, sobre la necesidad de dosis de refuerzo, que viene de las propias farmacéuticas, de sus áreas de mercadotecnia, cuyos directivos han hecho declaraciones que se sugieren las terceras o segundas dosis para el caso de vacunas de una sola aplicación.

Señaló que en el caso de la vacuna CanSino, una de las que se aplican en nuestro país, la propia representación comercial de la empresa en México anunció que presentaría un expediente técnico para solicitar un cambio en el registro sanitario para una eventual segunda dosis; sin embargo precisó que hasta este momento no ha presentado el expediente técnico, aunque la farmacéutica se ha encargado de publicitar una segunda dosis.

López-Gatell fue cuestionado sobre las vacunas para los jóvenes entre 12 y 18 años del país; se le cuestionó si es necesaria o no vacunación en menores de edad.

El funcionario sostuvo que vacunar a los menores de edad se ampararía en dos propósitos: si fuera una población que tiene un riesgo de desenlaces desafortunados como mortalidad, enfermedad grave, enfermedad complicada o riesgo alto.

Sin embargo, dijo que la información que hay hasta el momento, sugiere que el segmento poblacional de menores de 18 años no tiene riesgos altos de complicarse. Admitió que pueden contagiarse y presentar algunas complicaciones, aunque dijo, no de una magnitud alta.

«Un dato concreto de hoy, al corte de hoy. Menos de 1.6 por ciento de las personas que hoy están hospitalizadas por COVID en México, lo mismo aplica para el caso específico de la Ciudad de México, -que hoy algún periódico sacaba en primera plana información sobre esto- menos del 1.6 por ciento son menores de 18 años. Porque, porque en ese segmento de la población, y eso lo identificamos desde el inicio de la epidemia, afortunadamente no se presentan casos graves con una magnitud como se presentan en las personas adultas intermedias o adultas mayores», detalló López-Gatell.

La segunda potencial utilidad de vacunar a menores de 18 años es la idea de que se eviten contagios a partir de estas personas, de las adolescentes y niños, especialmente ante el inminente regreso a clases presenciales. En ese sentido, justificó que las vacunas, todas,  no han demostrado tener una capacidad sustantiva para reducir el riesgo de contagio, es decir, la persona vacunada puede seguir contagiando.

Lamentó que este dato se haya querido utilizar como argumento de que sólo si se vacuna a menores de edad se pueden abrir las escuelas. «No tiene sentido esto, sentido científico porque las vacunas, todas las existentes, no reducen la posibilidad de transmisión».