Tag

dea

Browsing

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) indicó este lunes que, de acuerdo con los procedimientos legales vigentes, solicitará a Estados Unidos toda la información sobre los presuntos vínculos con el narcotráfico del ex secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos.

«Que nos permitan conocer sobre esas operaciones de complicidad en el caso de que se tengan las pruebas» y sólo después se abrirá una investigación en México, dijo el mandatario en la conferencia matutina.

«No podemos permitir que se juzgue a alguien si no hay pruebas sólo por razones políticas o de otra índole», agregó. No obstante, garantizó que no se protegerá ni habrá impunidad para nadie.

Cienfuegos Zepeda, titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) durante la administración del presidente Enrique Peña Nieto, fue detenido la semana pasada en el aeropuerto de Los Ángeles, California y al día siguiente los fiscales publicaron los documentos con los cargos en su contra.

Los fiscales estadounidenses lo acusan de ayudar a un cártel a traficar a Estados Unidos miles de kilos de cocaína, heroína, metanfetaminas y marihuana a cambio de sobornos. El general tendrá su segunda audiencia mañana martes.

Según López Obrador, que supo de la investigación dos semanas antes del arresto, el grueso de la información recabada por la agencia antidrogas estadounidense, la DEA, salió de México aunque lo capturaran en Estados Unidos.

«Lo que no se vale es que ellos participen en México, incluso se vinculen a instituciones de México, saquen información y resuelven sin dar a conocer al gobierno de México lo que están investigando», recriminó AMLO. «Es su derecho, porque se trata de un gobierno soberano, pero también nosotros tenemos que hacer lo mismo».

El mandatario criticó el papel histórico que ha jugado la DEA en el país. Comentó que durante las administraciones anteriores, «estaba infiltrado el Gobierno de agencias extranjeras, que eran las que decidían en materia de seguridad y combate al narcotráfico».
El mandatario criticó que en otros tiempos, desde Estados Unidos se introdujeron armas con sensores para detectar a las bandas delictivas. «Parece increíble el nivel de ingenuidad», dijo en relación al polémico operativo «Rápido y Furioso».
López Obrador recordó que el general Cienfuegos está recibiendo asistencia consultar como cualquier otro mexicano en el extranjero.

Aprovechó para defender a las Fuerzas Armadas, tal y como lo ha venido haciendo desde que se conoció la detención del ex funcionario federal, y dijo que solo él se pronunciaría sobre el tema como cabeza del gobierno federal. «Como comandante supremo yo voy a ser el vocero… para que no se preste a un golpeteo injusto contra la institución».

AMLO dijo que aún con lo complejo y vergonzoso del caso, se debe focalizar bien el problema, enfrentarlo y quitar el «mal», pero siempre cuidando a la institución.

Esta tarde, la fiscalía estadounidense pidió al juez del caso que el ex secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos Zepeda, permaneciera bajo custodia y que no quedara en libertad mientras enfrenta su proceso judicial, ante la posibilidad de que se fugue. La solicitud fue aceptada.

Los fiscales aseguraron que no era recomendable que sea colocado en arresto domiciliario, ya que consideran que también podría escapar.

Los cargos presentados por la corte del distrito este de Nueva York incluyen asociación delictuosa para distribuir e importar drogas y lavado de dinero. Los fiscales señalan que Cienfuegos ayudó al cartel del H-2 mientras fue el responsable de las fuerzas armadas de 2012 a 2018 durante el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Los fiscales indicaron que tienen mensajes interceptados de Blackberry Messenger que incriminan a Cienfuegos, también conocido como «El Padrino», según la fiscalía. Entre las comunicaciones hay mensajes en los que se identifica al general por nombre, título y fotografía.

Cienfuegos apareció esta tarde en la audiencia inicial a través de video desde el centro de detención donde se encuentra en Los Ángeles. Llevaba una chamarra oscura y un cubrebocas. Fue asistido por un intérprete.

Cienfuegos permanecerá detenido sin derecho a fianza hasta la próxima audiencia programada para el martes en Los Ángeles. Su abogado, Duane Lyons, apareció también en video y no respondió a solicitudes de comentarios.

Aunque los fiscales estadounidenses aseguraron que el general ayudó al cartel del H-2, en México las autoridades han descrito a H-2 como un lugarteniente del cartel de los Beltrán Leyva llamado Juan Francisco Patrón Sánchez, quien murió en un enfrentamiento con la Marina en 2017.

Los fiscales neoyorquinos expresaron en una carta a la jueza Carol Amon, de la corte federal de Brooklyn, que esperan que el general sea llevado a Nueva York en las próximas semanas y acusaron a Cienfuegos de asistir al cartel a cambio de sobornos. El general enfrenta un mínimo de 10 años de cárcel.

En su carta, los fiscales describieron al cartel como una organización liderada por Patrón Sánchez, también conocido como H-2, que operaba desde Nayarit y Sinaloa. El cartel, aseguraron los fiscales, tenía cédulas de distribución de drogas en Los Ángeles, Las Vegas, Ohio, Minnesota, Carolina del Norte y Nueva York, a través de las cuales se distribuyeron miles de kilos de drogas.

Cienfuegos, continuó la carta, ayudó al cartel al asegurar que no se realizaran operaciones militares en su contra y también inició operaciones militares contra grupos rivales. El general localizó transporte marítimo para envíos de cocaína y ayudó a ampliar el territorio controlado por H-2, además de presentar a los narcotraficantes a otros funcionarios corruptos del gobierno.

Cienfuegos también avisaba al cartel de operaciones antidrogas de las autoridades estadounidenses.

Además de comunicaciones interceptadas, los fiscales señalaron que sus acusaciones están corroboradas por numerosos cientos de kilos de cocaína y otras drogas incautadas y por testigos que confirmaron la asistencia de Cienfuegos al cartel.

El general fue acusado formalmente por un jurado investigador en Nueva York el 14 de agosto de 2019.

La detención el ex funcionario federal se realizó ayer en el aeropuerto internacional de Los Ángeles, a donde llegó  junto a sus familiares quienes fueron dejados en libertad horas después. Cienfuegos fue trasladado al Metropolitan Detention Center.

La Fiscalía Federal del distrito este de Nueva York acusó este viernes de narcotráfico y lava de dinero al ex secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, quien estuvo al frente de la dependencia durante el gobierno de Enrique Peña Nieto.

Tres de los cargos están relacionados con la producción, tráfico y distribución de estupefacientes y un cuarto con el de lavado de dinero según un documento de la Fiscalía.

El gran jurado que debía determinar si había pruebas suficientes para juzgar a Cienfuegos ha decidido imputarlo por cuatro cargos.

El primero de los cargos de narcotráfico es por conspirar para la producción y distribución internacional de heroína, cocaína, metanfetamina y marihuana; el segundo por conspirar para importar estupefacientes y el tercero por conspirar para distribuirlos.

«El acusado Salvador Cienfuegos Zepeda, también conocido como ‘El Padrino’ o ‘Zepeda’, junto con otros, conspiró a sabiendas e intencionalmente para fabricar y distribuir una o más sustancias controladas, con la intención, a sabiendas y teniendo una causa razonable para creer que tales sustancias serían importadas ilegalmente a los Estados Unidos desde un lugar fuera del mismo», indica el texto.

En concreto, el escrito de la Fiscalía, firmado por el titular del Distrito este de Nueva York, Richard Donoghue, acusa a Cienfuegos de estar implicado en la producción, tráfico y distribución de 1,000 kilogramos de marihuana, 500 gramos o más de metanfetamina, 5 kilogramos o más de cocaína y 1 kilogramos de heroína entre diciembre de 2015 y febrero de 2017.

El cuarto cargo, de «conspiración para lavar las ganancias de los narcóticos» (lavado de dinero), sostiene que realizó transacciones económicas con este fin entre las mismas fechas, aunque no aporta ninguna cantidad específica.

Cienfuegos fue arrestado la tarde ayer jueves a petición de la agencia antidrogas estadounidense (DEA) en el aeropuerto de Los Ángeles, donde viajó con su familia.

Al respecto, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) calificó este viernes de «lamentable» el arresto y consideró que es una «muestra inequívoca de la descomposición del régimen» que imperaba antes de su gobierno.

El presidente explicó que no existe ninguna investigación en México contra el general Cienfuegos que tenga que ver contra el narcotráfico, aunque confesó que hace 15 días fue informado por la embajadora de México en Estados Unidos, Martha Bárcena, de que en el país vecino «se hablaba de una investigación» sobre el general, aunque «no era nada oficial».

El mandatario avanzó que la investigación es un asunto del mismo juzgado de Nueva York que lleva el juicio de Genaro García Luna, exsecretario de Seguridad del Gobierno de Felipe Calderón, arrestado por nexos con el narcotráfico.

También es la corte que condenó a cadena perpetua a Joaquín «El Chapo» Guzmán, exlíder del Cártel de Sinaloa.

 

Cargador Cargando...
Logotipo de EAD ¿Tarda demasiado?

Recargar Recargar el documento
| Abrir Abrir en una nueva pestaña

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) confirmó este jueves que hubo una reunión entre el Fiscal General de la República, Alejandro Gertz, y el representante del departamento antidrogas del Gobierno estadounidense (DEA), Timothy J. Shea.

Indicó que el encuentro se dio como parte del intercambio de información entre ambos países en la lucha contra el narcotráfico.

“Ya no hay acuerdos para introducir armas o que agentes extranjeros actúen en México. Hay intercambio de información entre esta agencia y otras agencias de Estados Unidos para atender el asunto del narcotráfico”, dijo el mandatario.

Dentro de ese intercambio de información, el representante de la DEA, Timothy J. Shea, se reunió esta semana con el fiscal, y con miembros del gabinete, añadió AMLO.

Insistió varias veces en la «muy buena relación» bilateral existente entre México y Estados Unidos, y en que el gobierno estadounidense ya «no se atreve» a operar en su territorio o calificar la actuación de México, como sucedía anteriormente.

Recordemos que a principios de septiembre, Estados Unidos había asegurado en un reporte interno que México «debe hacer más» en la lucha contra el narcotráfico, pues permanece como el origen de «casi todas» las metanfetaminas y heroína que confisca Estados Unidos.

Al respecto, AMLO defendió que están haciendo su «trabajo» y aseguró que no se darían entregas a la DEA de ningún capo mediático, ya que «esos actos espectaculares de que ya se detuvo a un gran personaje de la delincuencia» no resuelven nada si no se atienden las causas que provocan que «se puedan reproducir estas bandas delictivas».

Además, López Obrador destacó el trabajo hecho en las aduanas mexicanas, desde hace casi medio año a cargo de Horacio Duarte, quien ha logrado que los decomisos hayan «crecido muchísimo» en lo que a drogas y dinero se refiere.

El gobierno de Estados Unidos informó este miércoles sobre el arrestó de más de 250 personas y la incautación de 600 kilogramos de narcóticos ilegales como parte de una campaña conocida como «Proyecto Pitón» que tiene como objetivo la banda de narcotráfico mexicano Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG).

El anuncio se produce aproximadamente un mes después de que Estados Unidos revelara cargos criminales contra la hija del líder del cártel, Nemesio Oseguera Cervantes, mejor conocido como «El Mencho», y su hijo fuera extraditado a su territorio para ser juzgado.

El cártel es «una de las organizaciones de narcotráfico más prolíficas del mundo», dijo el administrador en funciones de la Agencia para el control de Drogas (DEA), Uttam Dhillon, durante una conferencia de prensa esta tarde.

«Tienen más de 100 laboratorios de metanfetamina en México y este país se está inundando de metanfetamina», añadió el funcionario.

Funcionarios del Departamento de Justicia dijeron que en sus seis meses de funcionamiento, el «Proyecto Pitón» ha llevado a la detención de más de 750 personas vinculadas al cártel y a la incautación de 20,000 kilogramos de drogas.

En febrero, el número 2 del CJNG, Rubén Oseguera González, alias «Menchito», fue extraditado a Estados Unidos desde México para hacer frente a los cargos de tráfico de drogas y armas en Washington. Se ha declarado inocente.

Su hermana y la hija del líder de la organización criminal, Jessica Johanna Oseguera González, alias «La Negra», fue arrestada en febrero y también será juzgada en Washington por cargos financieros. Funcionarios del Departamento de Justicia la describieron como la principal lavadora de dinero del cártel. También se ha declarado inocente.

En tanto, el mes pasado, un gran jurado emitió una segunda acusación contra «El Mencho», quien sigue prófugo. El Departamento de Estado ha ofrecido una recompensa de 10 millones de dólares por información que lleve a su arresto y lo ha colocado como el fugitivo más buscado.

Dhillon dijo que cree que los arrestos han tenido un «impacto significativo» en la obstaculiza de las operaciones del grupo. «No sólo estamos atacando a los capos o a la gente de alto nivel. Estamos bajando a la gente de nivel medio».

Añadió que lo ocurrido hasta ahora es apenas el final de la «fase 1» del Proyecto Pitón. «Este ataque continuará y será implacable».

El legislador boliviano Tomás Monasterio solicitó hoy al gobierno de Estados Unidos que investigue internacionalmente al expresidente Evo Morales por el delito de narcotráfico.

Por medio de una carta que el diputado boliviano, integrante del partido Unidad Democrática (UD), entregó directamente en la embajada de Estados Unidos en esta capital, se pidió la investigación por parte de la agencia antinarcóticos estadounidense (DEA) a Morales por el delito de narcotráfico, publicó el diario Página Siete.

“Hemos venido a solicitar de manera formal la apertura de una investigación internacional por el delito de narcotráfico contra el expresidente Evo Morales Ayma», declaró Monasterio a la prensa en las afueras de la misión diplomática estadounidense.

Afirmó que existen antecedentes de sobra para poder entender de que hay fuertes indicios de que Bolivia en los últimos 14 años vivió un narcoestado. «Un narcoestado que fue manejado, protegido en un alto grado de complicidad por las altas esferas del poder político del MAS (Movimiento Al Socialismo)».

El legislador señaló que no ha pedido el retorno de la DEA (Administración para el Control de Drogas​) al país, sino una investigación a Morales.

En la carta, Monasterio recordó el reciente hallazgo de las autoridades mexicanas de al menos una tonelda de droga en un avión en el que los pilotos eran bolivianos. También destacó que en lo que va de 2020 se han destruido 36 fábricas clandestinas de pasta base en la región de Chapare.

«Creo que hoy ha llegado el tiempo de hacer justicia en Bolivia. Es por eso que hoy nos estamos apersonando para que se pueda llevar adelante una investigación internacional por el delito de narcotráfico y complicidad en contra de Evo Morales y su entorno», enfatizó Monasterio.

En 2008 la DEA fue expulsada de Bolivia por el gobierno del expresidente Evo Morales. Ese mismo año el exmandatario expulsó al entonces embajador estadounidense Philip Golberg, lo que marcó la ruptura de las relaciones entre Bolivia y Estados Unidos.

Luego de la renuncia de Morales a la presidencia, el 10 de noviembre de 2019, el gobierno interino de Jeanine Áñez reinició las relaciones diplomáticas con Washington y Walter Serrante tomó posesión como nuevo representante diplomático de Estados Unidos en Bolivia.

«7 7 7 7 Confirmado Vic». Cuando el agente de la agencia antidrogas estadounidense Víctor Vázquez oyó eso por su radio en febrero de 2014 supo que Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán había sido arrestado.

Vázquez, quien testificó este jueves en el juicio de Guzmán que se celebra en Brooklyn, dijo que se encontraba con los marinos mexicanos en el Hotel Miramar en Mazatlán, en el Pacífico mexicano.

Allí habían llegado tras una intensa búsqueda de ‘El Chapo’ en Culiacán que incluyó la obtención de valiosa información sobre su ubicación tras arrestos de sus colaboradores.

Tras oír la frase del marino en la radio, Vázquez corrió al sótano del hotel. “7 7 7 7” significaba “vamos, vamos”. “Confirmado” significaba que tenían al hombre que buscaban.

En el sótano los marinos tenían a Guzmán de rodillas esposado, con su esposa Emma Coronel y sus dos niñas pequeñas cerca.

“Confirme, ¿es él? ¿Es él? ¿Es él?”, le preguntó nervioso un marino.

“Dios mío eres tú, ‘El Chapo’”, le dijo entonces Vázquez a Guzmán tras mirarlo.

Después de su primera huida, ‘El Chapo’ fue arrestado en 2014 y se escapó por un túnel de la cárcel mexicana donde se encontraba en 2015. Un año después volvió a ser arrestado y extraditado a Estados Unidos en 2017.

Guzmán, uno de los narcotraficantes más conocidos que existen y exlíder del Cártel de Sinaloa, se ha declarado inocente de supuestamente acumular una fortuna multimillonaria a través del tráfico de toneladas de cocaína y otras drogas desde México a Estados Unidos. De ser encontrado culpable enfrentaría una posible sentencia a cadena perpetua.

Guzmán enfrenta 11 cargos, que incluyen tráfico de drogas, tráfico de armas, lavado de dinero y participación en empresa criminal.

Con información de AP

Autoridades norteamericanas a cargo del juicio en contra del capo mexicano, Joaquín Guzmán Loera, alias ‘El Chapo’, señalan a Iván Archivaldo y Alfredo Guzmán como quienes controlan la organización criminal que durante años manejó su padre.

En una carta redactada por los fiscales norteamericanos que llevan su caso, se señala: “los hijos del acusado se mantienen a cargo de su vasto imperio de tráfico de drogas”.

La misiva, dirigida al Juez Federal Brian Cogan lanzó una seria advertencia respecto a la seguridad de los testigos, señalando que el cártel tiene la capacidad de dañar a los testigos y a sus familias.

De acuerdo con un reporte publicado en el New York Post, Iván Archivaldo y Jesús Alfredo manejan el cártel de su padre con “mano de hierro” desde su escape y posterior detención y extradición a los Estados Unidos.

Los hermanos habrían utilizado “violencia significativa” y se habrían enfrentado al ejército mexicano, de acuerdo a otra fuente proveniente de la DEA.

La Administración para el Control de Drogas de Estados Unidos (DEA) incluyó en su lista de los 10 narcotraficantes más buscados a Jesús Alfredo Guzmán Salazar, “Alfredillo”, hijo de Joaquín “El Chapo” Guzmán.

“Alfredillo” está acusado en una Corte de Chicago, Illinois, de los delitos de conspiración por posesión e intento de distribuir sustancias controladas, y por conspirar para importar y exportar sustancias controladas para su distribución.

El expediente apunta que entre mayo de 2005 y diciembre de 2014, Guzmán Salazar colaboró para el trasiego de cocaína, heroína y marihuana de México a Estados Unidos; además de que en esta operación hubo lavado de dinero en beneficio del Cártel de Sinaloa.

En la lista de los más buscados de la DEA, el hijo de «El Chapo», aparece junto a otros narcotraficantes mexicanos como Nemesio Oseguera Cervantes, “El Mencho”, líder del Cártel Jalisco Nueva Generación; Ismael “El Mayo” Zambada, y Rafael Caro Quintero.

A partir de la última detención y extradición de “El Chapo”, “Alfredillo” y su hermano mayor, Iván Archivaldo Guzmán Salazar, disputaron el mando del Cártel de Sinaloa a la fracción que encabezaba Dámaso López Núñez, “El Licenciado”, ya detenido y extraditado a Estados Unidos.

Como resultado de esa disputa, “Alfredillo” fue secuestrado el 15 de agosto de 2016 por un comando que se lo llevó del restaurante La Leche, en Puerto Vallarta, Jalisco.

A Alfredo se le atribuye haber servido de enlace para que su padre se reuniera con los actores Kate del Castillo y Sean Penn, en octubre de 2015, en algún lugar de la sierra del llamado Triángulo Dorado, entre los estados de Chihuahua, Sinaloa y Durango.

La Secretaría de Seguridad Pública capitalina informó la detención de José ‘N’, alias “El Tecuán”, en posesión de 450 mil pesos, cuya procedencia no pudo acreditar. La detención se realizó en calles la delegación Álvaro Obregón.

Dicho sujeto, quien iba acompañado de Adán L., tiene una orden de aprehensión vigente en Estados Unidos por el trasiego de drogas en la ciudad de Atlanta, destacó la corporación dirigida por Raymundo Collins Flores.

Cabe destacar que hace cuatro meses, el primero de marzo, las autoridades federales anunciaron la detención de “El Tecuán” en la capital, como parte del operativo Escudo Titán.

En aquel entonces, el comisionado nacional de Seguridad, Renato Sales Heredia, dijo que José Luis “N” se dedicaba al tráfico de cocaína y heroína de Chilpancingo, Guerrero, hacia Estados Unidos.

“Es considerado como uno de los generadores de violencia en Chilpancingo, Guerrero, e integrante de un grupo delictivo con presencia en la entidad dedicado al tráfico de heroína y cocaína y además era una de las personas buscadas por la Agencia de Drogas de Estados Unidos, DEA”, dijo.

No obstante, ahora la SSP-CDMX destacó la detención del mismo sujeto.

En rueda de prensa, Collins informó que, tras realizar trabajos de inteligencia, en coordinación con la Policía Federal, se le dio seguimiento a “El Tecuán” hasta lograr su captura cuando circulaba en Eje 5 y calle Alta Tensión, colonia Carola, en posesión de 450 mil pesos en efectivo, cuya procedencia no pudo acreditar.

Los implicados fueron trasladados por policías capitalinos a la Procuraduría General de la República para determinar su situación jurídica.

Durante una conferencia de prensa por su visita a la Ciudad de México, el administrador interino de la Agencia Antidrogas de los Estados Unidos (DEA), Robert W. Patterson, negó que el muro fronterizo que planea construir el Presidente Donald Trump acabe con el tráfico de drogas entre ambos países.

 

 

Patterson reconoció que los esfuerzos en seguridad fronteriza son valiosos, pero insuficientes para lidiar con el problema de la droga, la cual dijo, tiene que ver principalmente con la fuerte demanda que hay en su país.

 

«Sé que los cárteles son ingeniosos y que seguirán buscando maneras. Creo que los esfuerzos en la frontera valen la pena; es mejor tener algo a no tener nada. Sin embargo, no creo en su posicionamiento (de Trump), respecto a que con el muro se termine el problema de las drogas», dijo el funcionario estadounidense.

 

«Ésta no es una cosa fácil de arreglar. Si hubiera dos o tres respuestas para solucionar este problema, entonces yo debería de ser despedido, hay miles de cosas que necesitan ser abordadas», insistió.

 

El funcionario descartó que la cooperación entre Estados Unidos y México en materia de combate al narcotráfico se vea modificada luego de las elección presidencial de México, pues aseguro que es los esfuerzos con sólidos y así se mantendrán después del cambio de gobierno.

 

Con información de Reforma / Foto: Archivo APO

Esta tarde el diario Milenio revela que luego de su detención, Raúl Flores Hernández fue visitado en diversas ocasiones por agentes de DEA a quienes habló de su relación con el futbolista Rafael Márquez y el cantante Julión Álvarez, a quienes nunca identificó como prestanombres de sus actividades ilícitas.

 

Se detalló que los nombres surgieron en referencia a los negocios que tenía con ambas figuras públicas y específicamente de la amistad que entabló con el futbolista durante varios años.

 

De acuerdo a la información que ha trascendido, Flores Hernández aclaró que sus socios desconocían las actividades que realizaba.

 

 

Con información de Milenio / Foto: Archivo APO

 

Luego de que se informara sobre su inclusión en la lista de personas relacionadas con el narcotráfico por parte del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos y con ello la cancelación de su visa y el congelamiento de sus cuentas y bienes, el cantante aprovechó su Facebook para mandar un mensaje a todos sus seguidores.

 

 

«Son cosas de envidias de celos, no sé si políticas también, puedo suponer muchísimas cosas (…) ustedes mi público saben a lo que nos dedicamos , saben lo que somos, tengo muchísimos amigos que me conocen y saben realmente la persona que soy, y hablando de carreras limpias y sin chismes y mirela…» indicó el cantante a través de un video que realizó en su Facebook.

 

«Hoy amanecemos con una noticia donde pos nos están involucrando, nos están echando notas un poquito incómodas (…) no pasa absolutamente nada, yo nada más tengo que asesorarse, tengo que checar por dónde viene, de que viene (…) les puedo decir que soy una persona que spy de rancho, del pueblo, que se hacer is cosas, que me ha costado muchísimo lo mucho o poco quye tengo me lo he ganado, seguimos trabajando, me he dedicado a hacer música», añadió Álvarez.

 

«No tengo la necesidad de muchas de las cosas que me están acusando, de nada tengo necesidad, entonces tiempo al tiempo»… remató Julión.

 

Foto: Twitter Julión Álvarez

Durante la pasada visita que el presidente Enrique Peña Nieto hiciera al estado de Chiapas, visitó el Cañón del Sumidero. Dicha visita la realizó en compañía del gobernador de la entidad, Manuel Velasco y del cantante Julión Álvarez, quien ha sido imagen del estado en recientes campañas publicitarias.

 

 

La reunión y visita fue plasmada en una imagen que el propio Peña Nieto compartió a través de su perfil de Instagram. «Hoy visité por primera vez el Cañón del Sumidero, un espectáculo natural impresionante, acompañado de los chiapanecos @julionalvarez y Don Marco Antonio Hernández, prestador de servicios turísticos de la zona», se leía en la publicación.

 

Sin embargo, la instantánea «desapareció» la noche de este martes, previo a que el gobierno de Estados Unidos informara sobre la inclusión del cantante en la lista de personas relacionadas con el narcotráfico, la fotografía desapareció de todas las redes sociales.

 

Incluso el gobernador de Chiapas había sido mencionado en los comentarios de la imagen de la visita. «Una fuerte lluvia nos agarró en el camino, pero la vista valió la pena. Gracias al Gobernador @velascom_ por su hospitalidad».

 

Se ha comenzado a especular si es que la decisión de borrar la foto responde al aviso que la DEA aseguró dio a la PGR sobre la investigación a Raúl Flores y sus nexos con 21 mexicanos, entre los que se encuentra el cantante y el futbolista Rafael Márquez.

 

 

Foto: Twitter