Tag

OMS

Browsing

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, afirmó hoy que aún está en manos de la humanidad contener la pandemia de Covid-19, que se aproxima ya a los 20 millones de afectados y las 750,000 muertes.

«Hay brotes verdes de esperanza, y para cualquier país, región, ciudad o pueblo no es aún tarde para darle la vuelta a la pandemia», subrayó Tedros en la rueda de prensa desde Ginebr, Suiza.

La semana pasada fue la primera desde mediados de mayo en que no se batieron récords de infecciones diarias (el máximo histórico, casi 300,000 infecciones en una jornada, se alcanzó el 1 de agosto), por lo que la curva global de contagios semanales ha bajado por primera vez después de meses de continuo ascenso.

El experto etíope aseguró hoy que tras las cifras de contagios y víctimas mortales «hay grandes dosis de dolor y sufrimiento» en «un momento difícil para el mundo», pero subrayó que hay ejemplos en todos los continentes que demuestran que la epidemia se puede contener.

«Países en la cuenca del Mekong (sureste de Asia), Nueva Zelanda, Ruanda o muchos países en el Caribe o el Pacífico pudieron suprimir de forma temprana el virus», citó Tedros.

Añadió que Francia, Alemania, Corea del Sur, España, Italia o Reino Unido sufrieron grandes brotes, pero también pudieron frenarlo adoptando determinadas acciones, que están continuando con la llegada de rebrotes.

«Las cadenas de transmisión se han roto combinando la identificación rápida de casos, un completo rastreo de contactos, adecuado tratamiento de pacientes, distanciamiento físico, uso de mascarillas, higiene regular de las manos o el toser lejos de los demás», resumió.

Sobre los rebrotes en regiones como Europa, el director de Emergencias Sanitarias de la OMS, Mike Ryan, agregó que los gobiernos ahora tienen que diseñar respuestas «lo más localizadas posible» para evitar tener que recurrir a medidas más generales como los confinamientos, que dijo, generaron tantos problemas económicos.

«Aunque disminuya la presencia del virus va a haber de todas formas rebrotes y la actuación ante ellos dependerá de lo que se haya invertido en identificación de casos o rastreo», afirmó.

La directora técnica de la OMS en la respuesta contra la pandemia de Covid-19, Maria Van Kerkhove, apeló no sólo a los gobiernos sino a la ciudadanía para reducir la transmisión: «las comunidades deben entender la función que les corresponde, y que deben gestionar sus propios riesgos».

Van Kerkhove recordó además que el 15% o 20% de las personas contagiadas en el planeta son responsables de hasta el 80% de las infecciones.

Ante la inminente llegada del nuevo curso escolar en muchos países, Tedros declaró que «todos queremos que las escuelas se reabran, pero para ello hay que garantizar que estudiantes y personal estén seguros».

El máximo responsable de la OMS recordó que el organismo y las entidades de investigación con las que trabaja requieren 100,000 millones de dólares para el desarrollo de vacunas, tratamientos y diagnósticos contra Covid-19, pero que por ahora sólo han recibido una décima parte de esa financiación.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió este lunes que quizás nunca haya una «solución» contra la pandemia de Covid-19, a pesar de la carrera que existe actualmente para lograr una vacuna.

«No hay solución y quizás nunca la haya», declaró el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en una conferencia de prensa en línea. «Los ensayos clínicos nos dan esperanza, pero esto no significa necesariamente que obtengamos una vacuna» eficaz, afirmó.

El director de la Organización dijo que todo el mundo espera tener un número de vacunas eficaces que puedan evitar que la gente se contagie, aunque dijo, lo que ahora se debe hacer es frenar los brotes, lo cual depende del respeto de las medidas de salud pública.

Afirmó que el comité de urgencia de la OMS, que se reunió el viernes pasado, fue muy claro al decir que cuando los dirigentes trabajan en colaboración estrecha con la población, la enfermedad puede ser controlada.

«Debemos contener las nuevas olas», defendió el director de la OMS y para ello recordó que se deben hacer pruebas, aislar y tratar a los enfermos y buscar y aislar a su contactos, pero también se debe informar para que, según él, las poblaciones sigan respetando los gestos de distanciamiento y así romper las cadenas de transmisión.

«El mensaje a la gente y los gobiernos es: hacer todo esto. ¡Y continuar cuando (el virus) esté bajo control!, insistió Adhanom Ghebreyesus, tras haber recordado que en varios países que parecían haber superado lo más duro, y ahora conocen nuevos rebrotes.

La pandemia ha causado la muerte de más de 690,000 mil personas, y ha contagiado a más de 18 millones de personas, de las cuales al menos 10.5 millones ya se curaron.

Los efectos del coronavirus «se harán sentir en las próximas décadas», afirmó el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, al inaugurar este viernes la cuarta reunión de su Comité de Emergencia, seis meses después de la aparición de la pandemia.

«Esta pandemia es una crisis sanitaria que solo se vive una vez por siglo y sus efectos se harán sentir durante décadas», señaló el jefe de la OMS.

El nuevo coronavirus ha matado a cerca de 675,000 personas e infectado al menos a 17.3 millones desde su aparición en China el pasado diciembre.

La Organización alertó sobre un aumento récord en los casos de coronavirus a nivel mundial, con un total de 292,527 nuevos contagios en las últimas 24 horas. El reporte diario mostró que los mayores incrementos se dieron en Estados Unidos, Brasil, India y Sudáfrica, países que han encabezado la propagación de los contagios.

El Comité, compuesto por 18 miembros y 12 asesores, puede proponer nuevas recomendaciones o revisar algunas, aunque no hay duda de que la situación de emergencia internacional seguirá en vigor.

Cuando la OMS decretó la alerta mundial el 30 de enero, ya había al menos 100 casos fuera de China, aunque aún no se registraban muertos fuera de ese país, agregó el director de la OMS, al defender el balance de la institución.

La OMS fue muy criticada por tardar en decretar el estado de emergencia, luego de que el coronavirus fue identificado por primera vez en China.

Estados Unidos, que acusó a la organización de ser una «marioneta» manipulada por China, e incluso de haber sido «comprada» por ese país, inició en julio su retirada de la institución.

La OMS también fue criticada por recomendaciones consideradas tardías o contradictorias, especialmente sobre el uso de las mascarillas, o las formas de transmisión del virus.

«Muchos países que creían haber superado lo peor están enfrentando rebrotes. Algunos que fueron menos afectados en las primeras semanas registran aumentos de casos y muertes. Y algunos que tuvieron fuertes brotes han logrado controlarlos», puntualizó Tedros Adhanom.

Mientras el desarrollo de la vacuna avanza en tiempos récord, el director de la OMS llamó a aprender a vivir con el virus y luchar con las armas de las que se disponen.

Tal como lo adelantó ayer, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) encabezó esta mañana la firma de un convenio con la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (UNOPS) para la adquisición de medicamentos, vacunas y equipos médicos.

AMLO informó que mediante el acuerdo y con el acompañamiento de la oficina de la ONU, se obtendrán obtener «todas las medicinas, de buena calidad a bajo precios y sin corrupción en todos los países del mundo».

El mandatario aseguró que con el convenio se podrán resolver los problemas de fondo en el abasto de medicamentos en el país, pues dijo, en los últimos años han faltado medicamentos en diversas regiones, e incluso se ha llegado a distribuir algunos adulterados que han causado la muerte de mexicanos.

AMLO enfatizó que «existen pruebas de que ha imperado la corrupción en todo lo que tiene que ver con la compra de medicamentos, a esos extremos se ha llegado, se robaban hasta el dinero de las medicinas».

Reiteró que el acuerdo va acompañado de la creación de la empresa distribuidora del Gobierno que se encargará de transportar y llevar medicamentos, vacunas y equipo médicos a todo el país.

El presidente volvió a acusar que antes había un monopolio y corrupción en la compra de medicamentos.

Por su parte, el canciller Marcelo Ebrard señaló que mediante el acuerdo, México se beneficia de una cooperación técnica enfocada en optimizar el proceso de adquisición de insumos médicos. «Es la primera vez en la historia del país que hay una licitación por encargo. La ONU busca, valora, adquiere y entrega», apuntó Ebrard.

Dijo que la firma del convenio representa un cambio de raíz, que ayuda a romper la inercia de los oligopolios acostumbrados a imponer todo tipo sobreprecios y abusos.

Estimó que son 3,643 claves (medicamentos) los que se necesitan en el país, de los cuales, se busca que cerca de 2 mil se incluyan en la compra; es probablemente, enfatizó Ebrard, la licitación más grande en manos de la ONU de un solo país.

Indicó que se contemplan compras por un total de 6,800 millones de dólares, y añadió que la ONU vigilará que los procesos de licitación sean transparentes y los insumos que se adquieran sean de alta calidad.

En su turno, el representante de la UNOPS en México, Fernando Cotrim, dijo que las licitaciones serán públicas e internacionales, por lo que garantizó que habrá igualdad de condiciones para el mercado nacional e internacional, además de que se vigilarán los requerimientos de participación y los criterios de elegibilidad.

Finalmente, el representante de la OPS/OMS en México, Cristian Morales, comentó que el acuerdo garantiza el acceso a medicamentos, vacunas e insumos de calidad y a precios competitivos, así como que permite que el sistema de salud de México avance hacia la modernidad, a la cobertura universal de salud y al acceso efectivo a servicios integrales oportunos y de calidad.

La actual pandemia del coronavirus, que ha infectado a más de 16 millones de personas, es por mucho la peor emergencia sanitaria mundial que ha enfrentado la Organización Mundial de la Salud (OMS), dijo este lunes su director general, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El mundo solo podrá derrotarla con un estricto cumplimiento de las medidas de salud, desde llevar mascarilla a evitar las multitudes, agregó Tedros en una comparecencia virtual desde Ginebra.

«Los casos bajan donde se siguen estas medidas. Donde no, suben», señaló, felicitando a Canadá, China, Alemania y Corea del Sur por su control de los brotes.

La reactivación del coronavirus en varias regiones, incluso en naciones que pensaban tener controlada la enfermedad, está alarmando al mundo, mientras el número de muertes se acerca a las 650,000.

El jefe del programa de emergencias de la OMS, Mike Ryan, dijo que mucho más importante que las definiciones sobre segundas olas, nuevos picos y concentraciones localizadas es que las naciones de todo el mundo mantengan estrictas restricciones de salud como la distancia física.

«Está claro que la presión sobre el virus hace bajar los números. Cuando se siguen estas medidas, los casos disminuyen. Donde no se siguen, los casos suben», indicó, reconociend que es virtualmente imposible que los países mantengan cerradas sus fronteras en un futuro próximo.

Tedros hizo énfasis en que la prioridad sigue siendo salvar vidas.

«Tenemos que suprimir la transmisión, pero al mismo tiempo debemos identificar a los grupos vulnerables y salvar vidas, manteniendo las tasas de muertes si es posible en cero, si no en un mínimo», afirmó al felicitar a Japón y Australia en este respecto.

Advirtió que la pandemia del coronavirus sigue acelerándose, a tal punto que el número de casos se duplicó en las últimas seis semanas.

Foto: OMS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) se dijo «preocupada» este viernes ante la reaparición de contagios de Covid-19 en varios países europeos, mientras que en América la pandemia no cede, especialmente en Estados Unidos, Brasil y México.

Adicional, la Organización dijo que le inquieta los rebrotes que se han registrado en Asia.

Europa, con más de 3 millones de contagios y 207,000 muertos y múltiples rebrotes, despierta la preocupación de la OMS, que pidió este viernes cautela a la hora de levantar las restricciones y sugirió que se restablezcan si es necesario, aunque no mencionó ningún país en concreto.

«El resurgimiento reciente de casos en algunos países que levantaron las medidas de distancia social es realmente una preocupación (…) Hay que eliminar las restricciones con cuidado. Donde aparezcan focos, tiene que haber una reacción rápida y bien dirigida, aislamientos, rastreo de casos y cuarentenas», dijo una portavoz de la OMS-Europa a la agencia AFP.

Bélgica, donde ya hay 64,847 casos registrados y más de 9,800 muertos, es uno de los países con mayor número de fallecidos por Covid-19, ya que registra 85 decesos por cada 100,000 habitantes. Adicional, la muerte de una niña de tres años, la victima más joven en Bélgica, conmocionó a las autoridades. La primera ministra, Sophie Wilmès, anunció un incremento de las medidas de protección y la mascarilla obligatoria en «lugares concurridos» abiertos y cerrados.

Esta decisión empieza a aplicarse igualmente en otros puntos, como Austria, que anunció que el tapabocas sería de nuevo obligatorio a partir del viernes en supermercados y en lugares oficiales.

El aumento de casos en España, que registró en total 28,426 muertes, y en Francia, con 30,182 fallecidos, también han llevado a adoptar medidas similares.

El presidente Donald Trump, que minimizó durante varios meses el impacto de la crisis, calificó esta semana de «preocupante» el alza de los casos en el sur del país. Por ello, Trump canceló la convención republicana prevista en Florida a finales de agosto.

En América Latina y el Caribe el virus también ha trastocado la agenda política en Bolivia, donde se han aplazado las elecciones generales del 6 de septiembre al 18 de octubre a cusa de la pandemia.

Los casos siguen además en aumento en Brasil, país más afectado de la región con 2,287,475 contagios y 84,082 muertes.

México, por su parte, registró un nuevo máximo histórico de infecciones en las últimas 24 horas, con 8,438 nuevos casos. Nuestro país ocupa el cuarto lugar en número de muertes, por detrás de Estados Unidos, Brasil y Reino Unido.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) rechazó este miércoles «los ataques infundados» en las declaraciones en las que el secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, acusó a China de «comprar» al director general de la agencia de la ONU, Tedros Adhanom Ghebreyesus.

«La OMS no tiene constancia de tales declaraciones, pero rechazamos enérgicamente cualquier ataque ‘ad hominem’ y las acusaciones infundadas», dijo la OMS en un comunicado, en el que insta a todos los países a «permanecer centrados en la gestión de la pandemia, que está causando una trágica pérdida de vidas y sufrimiento».

Pompeo habría hecho estas declaraciones en una reunión a puerta cerrada con legisladores británicos que tuvo lugar ayer en la Henry Jackson Society de Londres durante su visita a Reino Unido, según ha informado este miércoles la prensa británica.

«Cuando más importaba, cuando había una pandemia en China, el doctor Tedros fue comprado por el Gobierno chino», habría afirmado Pompeo. «Digo esto con una firme base de Inteligencia, se hizo un acuerdo», habría señalado, según fuentes consultadas por ‘The Times’ y ‘The Telegraph’, entre otros medios británicos.

Recordemos que el presidente Donald Trump anunció en mayo pasado la salida de su país de la OMS, alegando una mala gestión de la pandemia de coronavirus. Tanto el presidente como Pompeo han acusado a la OMS de ocultar la supuesta responsabilidad de China en la aparición y propagación de la COVID-19, llegando a hablar del «virus chino».

La pandemia puede complicarse si los gobiernos de países afectados no se toman en serio la lucha contra el coronavirus, destacó hoy el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus.

El director subrayó que «demasiados países están yendo en la dirección equivocada».

Tedros hizo esta advertencia tras anunciar que en las últimas 24 horas se había vuelto a batir el récord de casos diarios, con más de 230,000, casi la mitad de ellos en sólo dos países, cerca de 60,000 en Estados Unidos y 40,000 en Brasil.

«El virus sigue siendo nuestro enemigo público número uno, pero las acciones de muchos gobiernos y ciudadanos no reflejan esto», criticó, y denunció que «los mensajes confusos de algunos líderes están minando una herramienta vital para cualquier respuesta sanitaria, como es la confianza».

Advirtió que si no se siguen los principios básicos, la única forma en que se desarrollará esta pandemia será de mal en peor.

Señaló que aunque el número de muertes diarias sigue siendo relativamente estable, hay mucho por lo que preocuparse.

El experto etíope subrayó que el epicentro de la pandemia se concentra actualmente en América, donde se registran más de la mitad de los casos del planeta, y que muchos de sus países se encuentran en momentos de fase de transmisión intensa del coronavirus, al igual que otros en África y en el sur de Asia.

Tedros aseguró en todo caso, que nunca es tarde para poner el virus bajo control, incluso en casos de contagios exponenciales, teniendo en cuenta los ejemplos de otros países que evitaron transmisiones comunitarias, como en Asia, o redujeron los contagios, como en Europa.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió hoy sobre la decisión de algunos países, como México, de reabrir sus economías pese a mantener altas cifras diarias de contagios de Covid-19.

Subrayó que un proceso de reapertura puede tener muy negativas consecuencias para su salud pública.

«La reapertura a ciegas, sin tener en cuenta los datos, podrían llevar a situaciones que nadie quiere», señaló el director ejecutivo de la OMS para Emergencias Sanitarias, Mike Ryan, al ser preguntado sobre  lo que sucede en nuestro país.

El experto irlandés admitió que en muchos países las medidas de confinamiento han tenido duras consecuencias económicas para muchas familias «y entendemos totalmente la presión que sufren algunos gobiernos» pero recomendó buscar un equilibrio entre la contención del coronavirus y la reapertura de actividades.

«Reabrir en momentos de intensa transmisión comunitaria lleva a difíciles situaciones que pueden afectar a todo un país» y llevar al límite a su sistema sanitario, advirtió.

Y es que a pesar de que México es actualmente el quinto país del mundo con más muertos por Covid-19, el gobierno federal ha permitido el reinicio de diversas actividades económicas en varios estados.

La OMS también aseguró que aún es posible controlar la epidemia de coronavirus, aunque el número de casos se ha «duplicado con creces en las últimas seis semanas».

«Hay muchos ejemplos en todo el mundo que han demostrado que, aunque la epidemia es muy intensa, todavía puede ser controlada», dijo el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, citando los casos de España, de Italia y Corea del Sur.

Y es que la Organización reportó este viernes un alza récord de casos de coronavirus en el mundo, de 228,102 en las últimas 24 horas.

Los mayores incrementos ocurrieron en Estados Unidos, Brasil, India y Sudáfrica, de acuerdo al reporte diario. El récord previo de casos diarios de la OMS había sido de 212,326 contagios el 4 de julio. Las muertes se mantuvieron estables en unas 5,000 al día.

Quien también hizo comentarios sobre la pandemia en México fue la Organización Panamericana de la Salud (OPS), quien dijo que nuestro país tiene una situación «extremadamente compleja» debido al aumento de contagios y de muertes por la pandemia, y a su severo impacto económico y social.

Cristian Morales, representante de la OPS en México, señaló que en el contexto de la pandemia existe cierta confusión en la población respecto del mantenimiento de las medidas de distanciamiento social a medida de que se han retomado ciertas actividades.

Pero además, resaltó que la previsión que ha hecho la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), de que México pasará de 11.1% a 15.9% de personas en extrema pobreza, agudiza la problemática.

«Esto hace aún más difícil la adherencia de la población a las medidas de salud públicas que son necesarias para contener esta situación epidémica que estamos observando», manifestó.

Reiteraron que el Covid-19 no es una enfermedad ajena a niños y niñas. Morales recordó que al 5 de julio existían más de 6,000 casos confirmados en niños, niñas y adolescentes con coronavirus y se han presentado 109 defunciones.

Alertó que México, al ser quizá el país con mayor porcentaje de sobrepeso y obesidad en niños y niñas «ponen aún más en riesgo» a esta población y en general a quien adquiere la COVID-19 y tiene estas condiciones.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) modificó hoy su web de información al público sobre el Covid-19 para admitir en ella que la transmisión por vía aérea del coronavirus podría ser posible, principalmente en entornos cerrados y en determinadas circunstancias.

«Se han producido brotes de COVID-19 en ciertos lugares cerrados, tales como restaurantes, clubes nocturnos, lugares de rezo o zonas de trabajo donde la gente estaba gritando, hablando o cantando», en los que la transmisión por vía aérea «no puede ser descartada», destaca la nota informativa.

Añade que podría haberse dado este tipo de contagio en recintos mal ventilados donde personas con coronavirus hayan podido pasar un largo periodo de tiempo con otras.

La OMS añade que se necesitan más estudios «urgentemente» para investigar este tipo de transmisión, aunque subraya que por ahora la principal vía de contagio demostrada es por contacto con pequeñas gotas expulsadas por personas infectadas al toser o estornudar.

Este contagio también sería posible si estas gotas quedan en determinas superficies (muebles, pomos de puertas, barandillas), pasan por contacto a otras personas y éstas se tocan los ojos, la nariz o la boca.

El pasado martes, expertos de la OMS ya adelantaron en rueda de prensa que no descartaban una posible transmisión por vía aérea del virus (lo que lo haría mucho más contagioso) en determinadas condiciones, en respuesta a la llamada de más de 200 científicos a investigar esta posible vía de infección.

Por sus parte el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, anunció que se establecerá un panel independiente para revisar la respuesta internacional coordinada por la OMS a la pandemia de Covid-19.

El Panel Independiente de Preparación y Respuesta de la Pandemia (IPPR) será co-presidido por la exprimera ministra de Nueva Zelanda Helen Clark y la expresidenta de Liberia Ellen Johnson Sirleaf, quienes elegirán a los miembros del panel.

El panel presentará su informe provisional en noviembre próximo, cuando la Asamblea Mundial de la Salud (AMS) se reanude, mientras que el informe sustancial será presentado en mayo del año próximo.

Mediante el panel «el mundo entenderá la verdad de lo que ocurrió y también las soluciones para construir nuestro futuro mejor como una humanidad», dijo el director.

En su emotivo discurso, Tedros dijo que es un momento de autorreflexión, por lo que el panel ayudará a entender qué ocurrió, mediante una una evaluación honesta, y a entender qué se debe hacer para evitar una tragedia similar en el futuro.

Tedros prometió presentar a la OMS «como un libro abierto, para que puedan tener pleno acceso, para que puedan ver lo que se ha hecho», a la vez que también «pedimos a todos los Estados miembros que se abran y mostrarles todo como un libro abierto, para que entendamos honesta y verdaderamente».

El director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, advirtió que la transmisión del nuevo coronavirus se está acelerando en el mundo, además de que todavía «no  se ha alcanzado» el pico de la pandemia.

En rueda de prensa, Tedros informó de que ya se han registrado 11.4 millones de casos de Covid-19 y más de 535,000 personas han fallecido por esta causa.

«El mundo tardó 12 semanas en llegar a los 400,000 casos y durante el fin de semana se han registrado más de 400,000 casos en todo el mundo», alertó.

En este sentido, el director general de la OMS indicó que si bien parece que se ha estabilizado el número de muertes a nivel global, algunos países han logrado un progreso «significativo» en la  reducción de la mortalidad, aunque en otros la están aumentando.

Asimismo, y respecto a la controversia que existe sobre el origen del nuevo coronavirus, Tedros Adhanom señaló que expertos del organismo de Naciones Unidas van a viajar a China, tan pronto haya un vuelo disponible, para identificar la fuente zoonótica del Covid-19 y determinar la forma en la que la enfermedad saltó de un animal a otro.

Por otra parte, Tedros anunció un acuerdo alcanzado entre la OMS y Facebook para proporcionar información sobre el nuevo coronavirus a través de los dispositivos móviles y sin consumo de datos. Además, ha agradecido a Google su «continuo apoyo y dedicación» para mantener a la sociedad informada de forma «segura».

El director de la OMS hizo un llamado a todos los países a la unidad nacional y solidaridad global, asegurando que es el «único camino» para salir de la pandemia del nuevo coronavirus.

La OMS reconoció la «evidencia emergente» de la propagación por aire del coronavirus, luego de que un  grupo de científicos pidiera a la entidad a actualizar sus guías respecto a cómo se transmite la enfermedad.

«Hemos estado hablando sobre la posibilidad de una transmisión aérea y por aerosol como una de las formas de propagación del Covid-19», dijo Maria Van Kerkhove, jefa técnica de la OMS para el Covid-19, en un encuentro con medios.

La OMS había dicho con anterioridad que el virus que causa la enfermedad respiratoria se propaga sobre todo a través de pequeñas gotas expulsadas desde la nariz y la boca de una persona infectada, que caen rápidamente al suelo.

No obstante, en una carta abierta publicada el lunes en la revista Clinical Infectious Diseases, 239 científicos de 32 países destacaron pruebas que, en su opinión, muestran que partículas flotantes del virus pueden infectar a las personas que las inhalan.

La jefa técnica de prevención y control de enfermedades de la OMS, Benedetta Allegranzi, dijo en la comparecencia que hay evidencias emergentes sobre la transmisión por vía aérea del coronavirus, aunque no son definitivas.

«No se puede descartar la posibilidad de una transmisión por vía aérea en lugares públicos, sobre todo en condiciones muy específicas de lugares abarrotados, cerrados y mal ventilados que han sido descritos (…) No obstante, las evidencias deben ser recopiladas e interpretadas, y seguimos respaldando esto», señaló.

Sobre la aceleración del coronavirus en el mundo, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) alertó que en el continente americano se está desplazando de grandes urbes con infraestructuras sanitarias fuertes a otras más pequeñas y con menos recursos para afrontar la pandemia.

«Esta pandemia está pasando de algunos de los centros urbanos más grandes con la mejor capacidad hospitalaria a otras poblaciones más pequeñas que quizá no tengan la capacidad para hacer una atención especializada o las unidades de cuidados intensivos necesarias, por lo que la mortalidad aumentará si la población no tiene acceso a la atención», dijo la directora de la OPS, Carissa Etienne.

El Subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, aseguró que hasta ahora no hay evidencia científica que garantice que el haber superado la infección de Covid-19 genere inmunidad, por lo que pidió a la población no confiarse.

«Sobre volverse a infectar (…) todavía no, todavía no, en el mundo entero todavía no se tiene certeza de que la infección por el virus SARS-Cov-2 causante de COVID permita tener inmunidad permanente», indicó el encargado de la estrategia contra la pandemia en nuestro país

Indicó que en todo el mundo se tiene la idea, debido a experiencias previas con otros coronavirus, que permiten darse una idea, pero no se tienen garantías de que la infección por el virus SARS-Cov-2 causante de Covid-19 permita estar protegido en el futuro.

«Entonces no hay que confiarse y esta falta de conocimiento a nivel mundial es lo que ha hecho que la Organización Mundial de la Salud sea muy clara en no recomendar la idea del pasaporte inmunitario», añadió López-Gatell. Explicó que la idea del pasaporte inmunitario es que la que algunas personas o algunas organizaciones en el mundo han pensado que se podría usar, el hacer pruebas de anticuerpos contra el virus causante de Covid-19, y quien saliera positivo podría regresar a actividades normales.

Indicó que la Organización Mundial de la Salud (OMS) desde el 24 de abril hizo un pronunciamiento explícito sobre dicha situación, recomendando que no se considere las pruebas de anticuerpos como demostrativas de la historia de infección y mucho menos que se considere que la historia de infección es garantía de que no se volverá a infectar una persona.

Y mientras ha habido un amplio debate sobre las vías de transmisión del virus, que según la OMS, la principal vía de contagio son las gotas cargadas de virus que se expulsan con la tos, estornudos, etc., y que acaban en la boca, ojos y nariz de otra persona, desde hace meses, expertos en contagios por vía aérea solicitan a la Organización que reconozca que el virus puede quedar suspendido en partículas microscópicas y terminan siendo respirados por alguien cercano pasados unos minutos.

239 especialistas publicaron una carta abierta a las autoridades sanitarias en la que aseguran que “existe evidencia más que suficiente para que se aplique el principio de precaución. Para controlar la pandemia, a la espera de disponer de una vacuna, se deben interrumpir todas las vías de transmisión”.

La carta, que se publicará en la revista Clinical Infectious Diseases, expone algunos casos para creer en dicha vía de transmisión, por ejemplo, un restaurante chino en el que cinco comensales de las mesas cercanas terminaron infectados por el paciente cero. Gracias a las cámaras de seguridad del establecimiento, los científicos pudieron constatar que no hubo ninguna interacción entre los contagiados y el paciente cero, por lo que la vía de infección tuvo que ser las ‘gotitas en suspensión’ que circularon en el lugar, apoyadas por la nula ventilación de la sala y el aire en recirculación.

Los autores de la carta se muestran preocupados, sobre todo ahora cuando la mayor parte de los países comienza a permitir de nuevo la actividad en interiores, como centros de trabajo, restaurantes, entre otros.

“El problema no es si la transmisión por el aire es una vía más o menos importante, la clave es dónde. En lugares bien ventilados, esto no es un problema en absoluto porque las gotitas cargadas de virus se eliminan rápida y eficientemente. Pero si la ventilación no es eficiente, como en muchos lugares públicos cotidianos, esta podría ser la ruta principal”, señala Lidia Morawska, una de las primeras defensoras de esta vía de transmisión, y quien dirige el Laboratorio Internacional de Calidad del Aire y Salud (de referencia para la OMS) de la Universidad de Tecnología de Queensland.

Los casos confirmados de COVID-19 en el mundo han superado oficialmente los diez millones, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), que lleva el recuento de las víctimas de la pandemia de coronavirus en base a las informaciones que recibe de las autoridades sanitarias nacionales.

En apenas cinco días se acumularon un millón de nuevos casos, lo que muestra hasta que punto la curva de infecciones sigue ascendiendo con los focos más graves localizados en India, Estados Unidos y Brasil.

En la última semana se rompieron récords consecutivos de casos diarios, llegando a registrarse 191,000 casos en una sola jornada. Varios focos infecciosos se están expandiendo rápidamente y preocupan a los responsables de la OMS, como el que se registra ahora en la región del Mediterráneo oriental, donde los casos han superado el millón.

Esta región genera una preocupación particular por ser escenario de algunos conflictos armados de proporciones, como los que afectan a Siria, Yemen y Libia, lo que ha causado que sus infraestructuras hospitalarias y sistemas sanitarios en general sufran de enormes carencias.

Según la OMS, las muertes en el mundo directamente atribuidas al Covid-19 ascienden a 499,913; sin embargo, según la Universidad John Hopkins, quien también realiza un conteo de los casos de contagios, muertes y recuperados de Covid-19 en el mundo, el número de decesos se ubica en 502,947.

La ausencia de liderazgo global y unidad para combatir el coronavirus es una amenaza más grande que la propia enfermedad, dijo este lunes el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), y añadió que la politización de la pandemia ha empeorado la crisis.

Tedros Adhanom Ghebreyesus no ofreció más detalles sobre el tema pero las declaraciones llegan luego de que la OMS ha sido criticada por algunos estados miembro, especialmente Estados Unidos, que dijo que la agencia fue demasiado lenta y se concentró en exceso en la situación de China al abordar la expansión de la enfermedad.

Otros países han llamado a investigar la respuesta a la pandemia, como Australia, que pidió a la OMS buscar una mayor autoridad que le permita actuar más rápido ante una crisis sanitaria.

«El mundo necesita desesperadamente de unidad nacional y solidaridad global. La politización de la pandemia la ha exacerbado», dijo Tedros en un foro sobre salud organizado por la Cumbre Mundial Gubernamental, en Dubái. «La mayor amenaza que enfrentamos ahora no es el propio virus, sino la falta de solidaridad y liderazgo globales», declaró.

Tedros afirmó que algunas partes de las regulaciones de salud internacionales debían ser fortalecidas para adecuarlas a la acción. No explicó de qué normas hablaba en particular, pero dijo que éstas debían ser «coordinadas, predecibles, transparentes, generalizadas y con financiamiento flexible».

También dijo que todos los países deben hacer de la atención médica universal una prioridad, advirtiendo que el mundo había aprendido de la manera más difícil que los sistemas sanitarios fuertes son «la base de la seguridad sanitaria global y del desarrollo social y económico».

El mundo sufrió el mayor aumento diario hasta la fecha de casos de coronavirus, con contagios disparados en zonas rurales de India tras el regreso de trabajadores migrantes desde las ciudades. Casi 9 millones de personas se han visto infectadas por el coronavirus y más de 468,000 personas han muerto, según cifras recopiladas por la Universidad Johns Hopkins.

La OMS reportó ayer el mayor aumento diario de casos según sus estimaciones, con más de 183,000 casos nuevos en las 24 horas previas.  «La pandemia de COVID-19 ha demostrado que, de hecho, el mundo no estaba preparado», dijo Tedros. «A nivel mundial, la pandemia sigue acelerándose».

Los expertos creen que la dimensión real de la pandemia es mucho mayor, dada la capacidad limitada de hacer pruebas y que se presume que hay un gran número de casos asintomáticos.

El mundo entró en una «fase peligrosa» de la pandemia del coronavirus con el desconfinamiento, alertó este viernes la Organización Mundial de la Salud (OMS).

«El mundo entró en una fase nueva y peligrosa. Mucha gente está evidentemente cansada de quedarse en casa. Los países están deseosos de reabrir su sociedad y su economía», declaró el jefe de la OMS, Tedros Tedros Adhanom Ghebreyesus.

Si bien la pandemia no deja de avanzar en América, en China, que había recuperado cierta normalidad y donde el virus parecía controlado, se teme desde la semana pasada un rebrote de la enfermedad.

El viernes, las autoridades informaron de 25 nuevos casos en Pekín, lo que lleva a 183 los contagios en esa capital de 21 millones de habitantes.

Este repunte obligó al régimen comunista a imponer el confinamiento en varios barrios y a efectuar pruebas de diagnóstico a miles de habitantes.

Por su parte, Estados Unidos pone en duda la «credibilidad» de estas cifras y pide enviar a observadores «neutrales».
China reveló este viernes el genoma del coronavirus detectado en estos días y dio a entender que este virus sería una versión del que circuló por el continente europeo hace varias semanas o meses.

«Es posible que el virus que provoca actualmente una epidemia en Pekín haya viajado desde Wuhan hasta Europa y haya vuelto ahora a China», estima Ben Cowling, profesor del Centro de Sanidad Pública de la Universidad de Hong Kong.

Otro dato científico, esta vez desde Italia, reveló el viernes que el nuevo coronavirus ya estaba en las aguas residuales de Milán y Turín en diciembre pasado, dos meses antes de registrarse oficialmente el primer paciente de covid-19.

En Europa, el continente más castigado por la pandemia con más de 190.000 fallecidos, los 27 mandatarios de la Unión Europea (UE) acordaron este viernes reunirse de nuevo en julio para tratar de superar sus diferencias sobre un multimillonario plan contra la profunda recesión causada por la pandemia, entre llamados a actuar rápidamente.

Estados Unidos, el país más afectado por la pandemia con cerca de 120,000 muertos, registró 687 muertes en las últimas 24 horas, octavo día consecutivo con un balance diario inferior a mil decesos.

El asesor médico de la Casa Blanca, Anthony Fauci, aseguró que que no es necesario ordenar más cierres generalizados en Estados Unidos, sino que la gestión deberá tener un enfoque local.

China dijo el viernes que identificó una cepa europea de coronavirus que había provocado el reciente brote de Pekín, mientras que la Organización Mundial de la Salud dijo que solo había sido importada desde fuera de la ciudad y que se necesitaba más investigación.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo este miércoles que es importante reservar el uso de la Dexametasona para los casos más severos de Covid-19.

El jefe de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, sostuvo que la investigación por fin está dando esperanzas para el tratamiento del virus, que ha matado a más de 400,000 personas en todo el mundo e infectado a más de 8 millones.

Los resultados de los ensayos anunciados ayer por investigadores en Gran Bretaña mostraron que la Dexametasona, un fármaco genérico usado desde la década de 1960 para reducir la inflamación en enfermedades como la artritis, bajó las tasas de mortalidad en alrededor de un tercio entre los pacientes con coronavirus más graves ingresados a un hospital.

Eso lo convierte en el primer medicamento que se ha demostrado que salva vidas en la lucha contra la enfermedad. Los países se apresuran a asegurarse de que tienen suficiente a mano, aunque los funcionarios médicos dicen que no hay escasez.

Algunos médicos se mostraron prudentes, citando posibles efectos secundarios y pidiendo ver más datos.

El jefe del programa de emergencias de la OMS, Mike Ryan, dijo que el fármaco sólo debería utilizarse en los casos graves en que se haya demostrado su utilidad.

«Es excepcionalmente importante en estos casos que la medicina se reserve para pacientes gravemente enfermos y críticos que puedan beneficiarse claramente de esto», sostuvo.

La Metilprednisolona, un esteroide similar pero menos potente que la Dexametasona, se usa en Suecia desde marzo, dijo un médico de Estocolmo a los medios de comunicación.

El esteroide se introdujo en la práctica habitual después de que se demostró su eficacia en un paciente con coronavirus que no mostraba signos de recuperación con otros tratamientos, dijo Lars Falk, del Nuevo Hospital de Karolinska, al Dagens Nyheter de Suecia.

Los resultados del estudio de la Dexametasona son preliminares, pero los investigadores del ensayo dijeron que sugieren que el fármaco debería convertirse en la atención estándar en los pacientes gravemente afectados.