La organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) aseguró que la embestida que el gobierno federal y el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) han emprendido en contra de las Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC’s) es debido a que quiere el monopolio de los apoyos para el Bienestar, con el que busca que todo beneficio social que se entregue en el país debe provenir directamente de él.

«Le gusta el monopolio del poder de los apoyos para el bienestar todo beneficio social debe provenir directamente de su muy personal generosidad aunque los programas se paguen con nuestros impuestos el quiere aparecer como el único y gran benefactor», dijo a través de un video María Amparo Casar, presidenta de MCCI.}

Explicó que la sociedad civil trabaja fundamentalmente en dos campos: la asistencia a millones de personas en situación de vulnerabilidad que no reciben atención por parte del gobierno, y las que se constituyen como contrapesos social a través de la vigilancia de las acciones del gobierno, entre otras acciones.

Casar afirmó que en todo el mundo, las organizaciones de la sociedad civil necesitan donaciones para su funcionamiento, por lo que las democracias idearon mecanismos para fomentar que las personas físicas y morales pudieran destinar parte de sus ingresos a sostener a las OSC’s.

Sin embargo, denunció que el presidente López Obrador, en lugar de hacer sinergia con las OSC’s, las ha atacado sistemáticamente por todos los flancos posibles: el legal, el reputación y ahora el financiero, esto en referencia a la aprobación de la Miscelánea Fiscal que limita las deducciones al 15% de los ingresos anuales de las personas físicas o el equivalente a cinco veces el valor anual de la Unidad de Medida y Actualización, que son 163 mil 467 pesos, incluidos gastos médicos, colegiaturas, transporte escolar y donativos a organizaciones civiles.

Rechazó los dichos del presidente, sobre que apoyar a las OSC’s significa no pagar impuestos, ya que el dinero que se dona a la sociedad civil es precisamente deducible de impuestos.

«Qué se oiga claro y fuerte lejos de perder el Estado gana con la labor de las organizaciones de la sociedad civil porque entonces nos preguntamos la embestida el trasfondo de esta ofensiva: es política», pues explicó, al presidente no le gustan los contrapesos, por lo que ha preferido «estrangular financieramente» a las organizaciones que lo fiscalizan y exhiben los hierros de su política pública.

Y aunque los cambios para los donativos incluidos en la Miscelánea Fiscal 2022 no afectan a las personas morales, es decir a las empresas, la presidenta de MCCI recordó que al presidente tampoco le gusta que los empresarios hagan labor social y que destinen recursos a la sociedad civil. Recordó que AMLO ha dicho que los empresarios no deberían hacer filantropía porque esa es tarea única y exclusiva del gobierno.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario