Tag

pemex

Browsing

La agencia Fitch rebajó este viernes la calificación crediticia de Pemex de “BB-” hasta “B+” con perspectiva negativa, lo que representa más dificultades financieras para la petrolera más endeudada del mundo, pues la nueva calificación es considerada en un grado altamente especulativo de inversión.

La calificadora justificó su decisión por el “persistente desempeño operativo débil” que ha resultado en la caída de los puntajes relevantes de los criterios de medioambiente, sociedad y gobernanza (ESG) de la empresa del Estado.

La caída del grado crediticio de Pemex “limitará sus fuentes de financiamiento de bancos, inversionistas y proveedores”, advirtió la agencia.

La nueva calificación crediticia coloca a Pemex a dos peldaños de los llamados bonos “basura”.

“La rebaja de estos puntajes relevantes refleja el impacto social y ambiental asociado con los múltiples accidentes de Pemex en sus instalaciones desde febrero de 2023, lo que ha resultado en muertos y heridos dentro de sus empleados, y en daños a su infraestructura crucial”, apuntó Fitch en su comunicado.

La reducción de la calificación ocurre una semana después de un accidente que dejó dos muertos en una plataforma de Pemex en Campeche, en el sureste del país.

La última vez que una de las grandes calificadoras internacionales disminuyó el grado crediticio de Pemex fue en julio de 2022, cuando Moody’s la rebajó de “Ba3” a “B1” con perspectiva estable días después de bajar la calificación del crédito soberano de México a “Baa2”.

Las calificadoras han coincidido en las dificultades de Pemex para solventar su deuda, que alcanzó los 107,728 millones de dólares en 2022, según su reporte financiero.

Fitch aclaró que la perspectiva negativa obedece a las “preocupaciones” sobre la habilidad del Gobierno de México y su voluntad para mejorar la liquidez de la compañía y su estructura de capital dentro de los próximos dos años sin concesiones de sus acreedores.

Pemex, agregó la agencia, enfrenta vencimientos de bonos por un total de 4,600 millones de dólares en 2023 y por 10.900 millones de dólares en 2024. “El refinanciamiento de este deuda expondrá a la compañía a mayores gastos por intereses que presionarían más su flujo de efectivo”, indicó.

Los retos financieros de Pemex ocurren pese a la promesa del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) de “rescatar” a la empresa del Estado, a la que ha ofrecido recursos de la Secretaría de Hacienda.

Recordemos que la empresa reportó una ganancia neta de 1,187 millones de dólares en todo 2022, un resultado positivo que rompió con 9 años consecutivos de pérdidas.

La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), regulador petrolero en el país, archivó los planes para imponer al menos tres multas a Pemex por infracciones en los campos Ixachi en Veracruz y Quesqui y Tupilco en Tabasco, según documentos y fuentes consultadas por la agencia Reuters.

Los documentos, fechados entre junio y agosto del año pasado, contenían observaciones y pruebas fotográficas de visitas de campo no anunciadas realizadas por funcionarios que descubrieron varias violaciones.

Los borradores de notificaciones de multas, que no fueron firmados ni enviados, y la correspondencia relacionada enviada a Pemex detallan las violaciones y las consecuencias legales.

En los tres campos, el regulador había planeado multar a Pemex por perforar pozos sin los permisos correctos; en Ixachi y Quesqui, también encontró otras violaciones, incluidas algunas que llevaron a que se quemaran cantidades excesivas de gas natural.

Los documentos que revisó Reuters no refieren las razones por las cuáles las multas no se concretaron, pero las tres fuentes consultadas dijeron que se detuvieron en el período previo y posterior a los cambios en la dirección de la CNH el año pasado.

Y es que recordemos que el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) realizó cambios en la Comisión Nacional de Hidrocarburos.

En agosto del año pasado, Rogelio Hernández Cázares, quien habría tenido desacuerdos notorios con el gobierno federal, renunció a la CNH; meses más tarde fue reemplazado por Agustín Díaz Lastra, quien antes se desempeñaba en Pemex.

Díaz Lastra estuvo en la terna enviada al Senado por el presidente López Obrador.

El otro cambio fue el de Rafael Guerrero, quien fue designado jefe de la división técnica de la CNH y quien previamente había sido representante legal de Pemex ante el regulador.

Según lo declarado, los nuevos funcionarios señalaron que “ya no deberían multar a Pemex” o dieron instrucciones verbales para “apoyar” a la petrolera en el logro de las metas de producción establecidas por el Gobierno.

Y es que si bien Pemex es el mayor contribuyente del país a las arcas del Estado, es también la petrolera más endeudada del mundo.

El presidente López Obrador prometió desde su campaña electoral EN 2018 que haría que el país fuera autosuficiente en energía.

Hasta los cambios hechos en la CNH, el regulador era considerado como la última agencia independiente que intentaba mantener controles y equilibrios sobre Pemex. La Comisión Reguladora de Energía (CRE) y el regulador ambiental del sector de petróleo y gas ya habían sido dotados de funcionarios leales a López Obrador.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) confirmó que “tres o cuatro” personas desaparecieron después de la explosión que se registró en la plataforma de Pemex ubicada en las costas del sureste del país.

“Hubo una explosión en la madrugada de una plataforma de producción de gas, ya se está atendiendo. Están bomberos de Pemex y la Marina. Es en las costas de Tabasco y Campeche. Se registran algunos desaparecidos, tres o cuatro”, dijo el mandatario.

En un comunicado posterior, Petróleos Mexicanos dijo que en la plataforma se encontraban 328 trabajadores, de los que 321 fueron evacuados en 7 embarcaciones y 6 presentaron lesiones.

Sin embargo, el boletín no hizo mención a las personas presuntamente desaparecidas de las que habló el mandatario.

“Aproximadamente a las 5:25 horas se presentó un conato de fuego en la plataforma de enlace de Nohoch–A y posteriormente en la plataforma de compresión, por lo que se activó el sistema de paro por emergencia y se enviaron cuatro embarcaciones para el control del incendio”, detalló Pemex.

Un grupo de atención y manejo de emergencias de Ciudad del Carmen, Campeche, “se encuentra en sesión permanente atendiendo la emergencia”.

De acuerdo con medios locales, el suceso ocurrió en una plataforma que pertenece al campo Cantarell en la Sonda de Campeche, mientras operarios realizaban tareas de mantenimiento en las líneas de gas amargo.

El fuego, posteriormente, derivó en una explosión que, como se observa en imágenes en redes sociales, causó una potente llamarada y una gran nube de humo gris.

El yacimiento de Cantarell lleva siendo explotado por Pemex desde hace más de 40 años y, en 2021, según informó la empresa estatal, producía 2,192 millones de barriles diarios.

A pesar del discurso que mantiene el Gobierno sobre el plan de rehabilitación de las refinerías para producir más gasolinas y diésel en el país, Pemex sigue lejos de esa meta e incluso el procesamiento se desplomó en mayo pasado.

Las seis refinerías de Pemex procesaron en conjunto 758,704 barriles por día (bpd) en el quinto mes del año, su nivel más bajo desde junio del 2022 y el menor del 2023, lo que representa un uso del 47% de la capacidad total de 1.6 millón de bpd.

La caída en mayo es del 17% comparado con el pico de abril de 914,836 bpd, niveles no vistos desde 2017, y representa un descenso de casi un 4% interanual.

Estas cifras revelan las dificultades de la muy endeudada petrolera para alcanzar una producción local sostenida de combustibles y dejar de importarlos, una promesa del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) que, según expertos, es imposible de alcanzar en el poco más de un año que le resta de mandato.

Pemex no explica las variaciones puntuales de sus cifras, pero sus directivos dicen que el deterioro en el que se recibieron las plantas explica su desempeño, que no obstante ha mejorado desde niveles promedio de 590,631 pbd en 2020, pero muy lejos de las promesas de funcionarios de esta administración y la previa de llevarla a entre 1 y 1.2 millones de bpd.

López Obrador y Pemex también han apostado a que la refinería en Deer Park, Texas, ayude a la demanda nacional, pero en realidad la instalación comercializa la mayor parte de sus petrolíferos en Estados Unidos.

El bajo procesamiento local de mayo también se reflejó en una reducción en la producción de gasolinas a 261,800 bpd, un 10% menos que en abril y un 9% interanual, que fue superada por la de combustóleo, de 273,800 bpd.

Para atender la demanda local y complementar la producción propia, las importaciones de gasolinas de Pemex subieron en mayo a 351,5000 bpd frente a 347,3000 de abril, pero fueron un 24% menos interanual.

En un mes de menos procesamiento local, Pemex reportó un aumento de sus exportaciones de crudo en mayo a 1.09 millón de bpd frente a 989,000 bpd en abril, y 964,000 en mismo mes del año pasado.

En tanto, la producción de crudo fue de 1.59 millón de barriles por día (sin socios de Pemex), más o menos estable en lo que va del año, pero por debajo del 1.8 millón de bpd del 2018, cuando López Obrador llegó al poder.

Pemex confirmó este miércoles que cuatro trabajadores sufrieron lesiones por un incendio de grandes proporciones en la refinería Lázaro Cárdenas, en Veracruz, que ocurrió la noche de ayer y que según las autoridades, fue controlado horas después.

“Este incidente provocó lesiones a tres trabajadores por quemaduras y a otro más por una torcedura, por lo que fueron trasladados al Hospital Regional de Pemex en Minatitlán, para su atención”, señaló Pemex en un comunicado.

La compañía, dirigida por Octavio Romero Oropeza, añadió que la producción de la refinería no se vio afectada.

El fuego inició cerca de las 22:20 hora local y, cerca de la medianoche los bomberos de Pemex lograron controlarlo.

Hasta el lugar llegó personal de Protección Civil estatal y municipal para apoyar en las labores, dijo la Secretaría de Protección Civil del estado Veracruz.

Pemex añadió que procederá con una investigación para esclarecer las causas del accidente.

Imágenes en redes sociales mostraron grandes columnas de fuego devorando parte de las instalaciones.

Conocida como la refinería de Minatitlán, la planta es la tercera más grande de Pemex, con una capacidad para procesar 285,000 barriles por día (bpd) de crudo.

En febrero, dos personas fallecieron y tres fueron hospitalizadas tras un incendio en la misma planta.

Foto: Twitter @PCEstatalVer

Pemex Reportó este miércoles un beneficio neto de 56,736 millones de pesos en el primer trimestre de 2023, un 53.7% menos que en el mismo periodo de 2022.

La cifra se compara con las ganancias de 122,494 millones de pesos del mismo periodo de 2022, cuando la petrolera se benefició del alza de los precios del crudo.

Al presentar el informe, el director general de Pemex, Octavio Romero Oropeza, atribuyó los resultados a la estabilidad de los precios del petróleo, un entorno “favorable”, el incremento de la extracción de crudo y las políticas del gobierno de Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Pemex registró un decremento interanual de 19.1% en los ingresos totales por ventas y servicios de enero a marzo pasado, cuando sumaron 418,439 millones de pesos.

Dentro de las ventas totales, sobresale la reducción de 30% de las exportaciones hasta un valor de 175,579 millones de pesos). En tanto, las ventas nacionales disminuyeron un 4.5% hasta los 242,315 millones de pesos.

El rendimiento o beneficio bruto cayó un 64.3% hasta los 74,319 millones de dólares. La petrolera precisó que el rendimiento antes de impuestos y derechos (ebitda) se desplomó un 42.1%, hasta los 128,541 millones de pesos.

El resultado del primer trimestre “es reflejo, como ya lo hemos dicho, de nuestros esfuerzos de disciplina y eficiencia operativa, combinados con un entorno favorable de precios petróleo. Es inercia positiva se trasladó al primer trimestre de 2023”, añadió Romero Oropeza.

El director de Pemex presumió un aumento de 5.9% interanual en la producción de crudo, que alcanzó un promedio de 1.85 millones de barriles diarios (Mbd) en los primeros tres meses de 2023, frente a la media de 1.75 millones del primer periodo de 2022.

Asimismo, la producción de gas natural se elevó en un 6% al situarse en 4,917 millones de pies cúbicos diarios (MMpcd).

Adicional, la deuda financiera total de Pemex, considerada la petrolera más endeudada del mundo, disminuyó un 7% en comparación con el cierre de 2022.

Pemex confirmó este jueves que fue entregado a la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) el plan de desarrollo del yacimiento Zama, en el Golfo de México, proyecto en el que está asociado con un consorcio liderado por la estadounidense Talos Energy.

Pemex, el operador, y el consorcio, en el que también participan Harbor Energy y Wintershall Dea, comparten el campo petrolero en aguas someras, con unos 850 millones de barriles de petróleo crudo equivalentes (bpce). El plan incluye la perforación de 46 pozos y dos plataformas.

Se espera que Zama produzca hasta 180,000 barriles por día (bpd) de crudo entre 24 y 27 grados API, dijo Pemex en un comunicado. “La producción de hidrocarburos estará compuesta en un 94% de aceite de excelente calidad”, precisó.

Zama es considerado uno de los mayores descubrimientos petroleros a manos de empresas privadas producto de la reforma energética del gobierno de Peña Nieto.

Pemex no detalló cuándo comenzaría la perforación de pozos ni cuándo se alcanzaría el pico de producción ni montos de inversión.

Recordemos que el consorcio y Pemex habían mantenido un largo enfrentamiento sobre quién debía desarrollar el yacimiento, descubierto por Talos en 2017. La disputa llegó a tal punto que los gobiernos de México y Estados Unidos tuvieron que mediar.

Talos quería ser el operador de Zama pero la Secretaría de Energía (Sener) decidió asignar a Pemex la operación del campo, después de que no se llegara a un acuerdo al respecto.

El director de Pemex, Octavio Romero, dijo el año pasado que la empresa estaba dispuesta a invertir miles de millones de dólares en Zama una vez que Talos aceptara que fueran ellos los operadores.

El exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, irá a juicio por el caso de corrupción de la brasileña Odebrecht, en el que se buscará imponerle una pena de 46 años solicitada formalmente por la Fiscalía General de la República (FGR), ordenó un juez.

Aunque el juicio se llevaría a cabo en cinco días, el proceso se extenderá ya que la defensa legal del exdirector de Pemex interpuso un amparo para que se determine a qué institución se le debe reparar el daño y así suspender el juicio penal en su contra.

Sin embargo, la FGR adelantó que también interpondrá un recurso de apelación para que le sean admitidas todas las pruebas que fueron rechazadas este lunes por el juez de control del Reclusorio Norte, Gerardo Alarcón, y se le puedan imputar a Lozoya los probables delitos de peculado, cohecho, asociación delictuosa y uso de recursos de procedencia ilícita.

Y es que el juez rechazó al menos 22 de 39 pruebas de la Fiscalía, mientras que aceptó que 20 personas testifiquen a favor del exdirector de la petrolera y la presentación de 8 pruebas documentales.

“Si no se interpusieran apelaciones o no hubiéramos presentado la demanda de amparo, en un término máximo de cinco días después de la causa que ha concluido con esta audiencia intermedia, tendría que remitir el caso al Tribunal de Enjuiciamiento, por eso no va a suceder”, indicó después de más de casi siete horas de audiencia el abogado de Lozoya, Miguel Ontiveros.

En este sentido, el abogado defensor insistió en que “vamos a aprovechar ese tiempo que tenemos todavía para lograr el criterio de oportunidad”, por el que el exdirector de Pemex ha ofrecido más de 200 millones de pesos como reparación del daño.

La FGR también ha solicitado 22 años para su madre Gilda Margarita Austin, mientras que ha precisado que buscan una reparación de 7.3 millones de dólares por el caso de Odebrecht.

Lozoya, quien fue arrestado en España a principios de 2020 y extraditado a México a mediados de ese año, tiene dos casos abiertos, ambos por corrupción y es el principal implicado del escándalo de Odebrecht en México por recibir sobornos por 10.5 millones de dólares.

El segundo juicio que enfrenta Lozoya es por la compra a sobreprecio de la planta chatarra Agronitrogenados al empresario Alonso Ancira, dueño de Altos Hornos de México (AHMSA), a cambio de sobornos.

Pemex reportó este lunes una ganancia neta de 23,049 millones de pesos en 2022, un resultado positivo que rompe con 9 años consecutivos de pérdidas.

Al presentar su informe financiero, el director general de la petrolera, Octavio Romero Oropeza, afirmó que la firma se benefició de “un entorno de precios favorable” y los frutos de la política energética del gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

La compañía señaló que los ingresos totales por ventas y servicios subieron a casi 2.39 billones de pesos, un 59.6% más que en 2021.

Dentro de este rubro, sobresalen incrementos de las exportaciones, que crecieron 47.5% hasta 1,074 billones de pesos. En tanto, las ventas subieron 56.8% hasta 1,195 billones de pesos.

El director de Pemex presumió del aumento anual de 1.6% en la producción total de crudo de Pemex, que alcanzó un total de 1,764 millones de barriles diarios (Mdb), frente a 1,736 millones de 2021.

Además, el procesamiento total de crudo incrementó 14.6% hasta 816,000 barriles diarios.

También se informó que creció en 4.7% la producción de gas natural de Pemex al situarse en 3,866 millones de pies cúbicos diarios (MMpcd).

Después de deducir el costo de las ventas, el rendimiento o beneficio bruto se ubicó en 591,181 millones de pesos, un aumento del 38.2% a tasa anual. El rendimiento de operación aumentó 91.6%, al situarse en 438,612 millones de pesos.

La petrolera precisó que el rendimiento antes de impuestos y derechos, conocido como ebitda, se elevó en 91.6% hasta los 438,612 millones de pesos.

Asimismo, Pemex afirmó que su deuda financiera neta total decreció 7% comparada con el cierre de 2021 para situarse en 107,728 millones de dólares.

“Tenemos el orgullo de decir que estamos reportando buenos resultados, producción, mayores ingresos y menor deuda que el año previo. Todo ello derivado de un entorno favorable y haber tomado las decisiones correctas”, defendió Romero Oropeza en la llamada con inversionistas.

Sin embargo, y pese a las ganancias anuales, el cuarto trimestre de 2022 mostró una pérdida de 172,567 millones de pesos, que se compara con la cifra también negativa de 194,538 millones de pesos del mismo lapso de 2021.

Esta pérdida ocurrió pese a un incremento interanual de 16.4% en las ventas totales, hasta lograr los 519,256 millones de pesos.

Este es el primer año de la administración de López Obrador, quien ha prometido “rescatar” a la empresa del Estado, que se reportan ganancias.

Pemex se benefició de un año de beneficios generalizadas para la industria petrolera mundial, con un precio promedio anual de 89.35 dólares por barril de crudo mexicano, según el reporte de la petrolera.

En 2021, la empresa registró pérdidas por 10,900 millones de dólares tras perder 24,735 millones de dólares en 2020, en lo que consideró la “peor crisis de su historia” por la pandemia de COVID-19.

Al menos ocho trabajadores de resultaron heridos y cinco continúan desaparecidos tras dos incendios que se registraron la tarde de ayer en dos instalaciones de Pemex en Veracruz.

Uno de los incendios ocurrió en un equipo de perforación que daba mantenimiento a la Cavidad Tuzandepetl-331, que forma parte del proyecto de rehabilitación de cavidades de la Planta de Almacenamiento Tuzandepetl, ubicada en el municipio Ixhuatlán del Sureste.

El fuego comenzó por razones aún no determinadas y se extinguió tiempo después, indicó Pemex en un comunicado. Este incidente dejó tres trabajadores heridos y otros cinco desaparecidos, agregó.

El alcalde de Ixhuatlán del Sureste, Fabián Cruz Hernández, dijo a medios que las familias que viven en las cercanías de la instalación fueron desalojadas por seguridad y llevadas a albergues.

El segundo incidente se produjo en el área del banco de cambiadores de calor de la planta Combinada Maya de la Refinería Minatitlán, también en Veracruz, y causó heridas a cinco trabajadores más.

Pemex explicó que el incendio fue controlado por personal de la empresa y que no se interrumpieron las operaciones en la planta ni se registraron daños materiales.

Sobre las causas del incidente, la empresa indicó que se presume que el fuego fue ocasionado por un “escurrimiento del producto la superficie caliente”.

Varios accidentes se han registrado en los últimos años en instalaciones de Pemex, en algunos casos con víctimas fatales. La infraestructura de la petrolera también se ha visto afectada por ladrones de combustible, el llamado huachicol.

Recordemos que en el hecho más grave, en enero de 2019, el incendio y posterior explosión de un ducto que era saqueado dejó 137 muertos en Tlahuelilpan, en el estado de Hidalgo.

Sobre lo sucedido ayer, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) fue cuestionado en su conferencia matutina.

“Lamentable, un abrazo a los pobladores de Ixhuatlán”, dijo el mandatario, quien confirmó que sí hay heridos y algunos desaparecidos, aunque no ahondó en cifras.

Dijo que el reporte de los incidentes coincidió con una reunión que sostuvo ayer con los gerentes de las refinerías, el director de Pemex y la secretaria de energía, Rocío Nahle.

López Obrador se limitó a decir que hoy se informará con mayor detalle, pero defendió que “se actuó bien, el Ejercito, las autoridades locales… la gente ayudó a controlar el incendio”.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reiteró este viernes que el gobierno seguirá “apoyando” financieramente a Pemex, esto al ser consultado sobre las duras amortizaciones de deuda que tiene la petrolera pendientes para 2023.

El mandatario afirmó que la Secretaría de Hacienda y Pemex han estado trabajando en el tema de las amortizaciones, cuya deuda financiera ronda los 105,000 millones de dólares, y adelantó que ya existe un “plan”.

Aseguró que los pagos se han hecho puntualmente, aunque no dio mayores detalles.

Recordemos que según Pemex, en el primer trimestre de este año los pagos vinculados a bonos rondan entre 5,500 y 6,000 millones de dólares.

López Obrador ha dado una serie de beneficios fiscales e inyecciones de capital a Pemex, que lucha por mantener sus niveles de producción..

Su gobierno había asumido parte de las amortizaciones de Pemex para dejarle recursos disponibles para inversiones. Pero el año pasado, la petrolera las retomó en vista del aumento de su ingresos por los altos precios internacionales del crudo.

El director general de Pemex, Octavio Romero, afirmó a inicios de mes que han estado en conversaciones con la Secretaría de Hacienda para ver cómo resuelven las amortizaciones del primer trimestre.

Sobre el apoyo a Pemex, esta semana el presidente anunció que el 85 aniversario de la Expropiación Petrolera se conmemorará en el Zócalo de la Ciudad de México con una magna celebración por el rescate y fortalecimiento de la petrolera que impulsa el gobierno federal.

“Se está rescatando a Pemex con los trabajadores, con los técnicos y sí amerita conmemorar el día 18 de marzo. (…) Será un acto grande, grande, están invitados todos. Tenemos que defender nuestra soberanía, defender el petróleo, defender la industria eléctrica”, sostuvo el mandatario.

Aseguró que el gobierno trabaja en la recuperación del sector energético y la defensa de la soberanía, lo que al mismo tiempo permite controlar el fenómeno externo inflacionario en beneficio de la economía.

“Tenemos como meta que, antes de que termine el gobierno, vamos a ser autosuficientes, ya no vamos a comprar gasolina ni diésel en el extranjero, porque ya sabemos que si producimos aquí los combustibles podemos mantener precios bajos y eso ayuda a todos, al consumidor, al industrial, al comerciante, nos ayuda a todo el pueblo”, afirmó.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) rechazó la oferta de 3.4 millones de dólares que realizó el exdirector de Pemex, Emilio Lozoya, para reparar el daño por el fraude en la compra de la planta de Agronitrogenados.

El mandatario se refirió a la cantidad que ofreció la defensa de Lozoya ayer, cuando un juez del Reclusorio Norte, donde el exfuncionario está en prisión preventiva, aplazó por tercera vez su audiencia por el caso de la compraventa de la planta de fertilizantes.

“No, está (sic) muy poquito. No, no. Eso lo ve el Ministerio Público y lo ve Pemex, pero no es esa cantidad. Aquí no se puede asegurar cuánto fue el daño, pero sí hay peritajes y sí hay auditorías, estoy seguro de que esa cantidad de 3 millones no es”, dijo López Obrador al ser consultado sobre el tema.

Lozoya, arrestado en España a principios de 2020 y extraditado a México meses después, tiene dos casos abiertos ante la Justicia. Uno por la compra a sobreprecio de la planta chatarra Agronitrogenados al empresario Alonso Ancira, dueño de Altos Hornos de México (AHMSA), a cambio de sobornos.

El segundo, por haber recibido presuntamente 10.5 millones de dólares en sobornos de la brasileña Odebrecht durante la campaña y posterior gobierno del expresidente Enrique Peña Nieto.

López Obrador se mostró abierto a que se pudiera optar por la reparación del daño para que Lozoya lleve su proceso en libertad, pero estimó que la compra de Agronitrogenados costó 200 millones de dólares al erario público, de los que Ancira ya ha devuelto 100 millones de dólares.

“Si el señor Lozoya está dispuesto, sus abogados, en la reparación del año, pues sí hay posibilidad de que pueda llevar su proceso en libertad, pero se tiene que reparar el daño”, insistió el presidente, un planteamiento que ha hecho desde tiempo atrás.

El presidente aprovechó para señalar que el dinero recuperado se destinará para la fabricación de fertilizantes en Pemex, que producirá 100% de lo que necesite el país a partir de finales de 2024, según dijo el actual director general de la petrolera, Octavio Romero Oropeza.

“Si no hay devolución del dinero, si no hay reparación del daño, pues no podemos nosotros estar de acuerdo con la Fiscalía o con los jueces, que son, al final, los encargados de decidir sobre este asunto”, remató López Obrador.

Pemex informó este lunes que firmó un contrato con la empresa estadounidense New Fortress Energy (NFE) para reanudar los trabajos de extracción de gas en el yacimiento de gas no asociado en aguas profundas del Golfo de México denominado Lakach, ubicado a 90 kilómetros del puerto de Veracruz.
Recordemos que este proyecto se encontraba suspendido desde hace seis años, con una inversión inicial por parte de PEMEX de mil 400 millones de dólares, y ahora NFE se comprometió a complementar esta inversión con mil 500 millones de dólares adicionales.
Pemex precisó que en esta operación, mantendrá la propiedad del yacimiento y al finalizar el contrato será propietario del total de la infraestructura.
La empresa dirigida por Octavio Romero Oropeza señaló que este acuerdo permitirá que en el primer trimestre de 2024 se inicie la producción de este hidrocarburo.
Lakach representa una reserva de alrededor de 900 mil millones de pies cúbicos, lo que significa una producción promedio de 300 millones de pies cúbicos diarios en un horizonte de 10 años.
Adicional, se firmó un contrato de comercialización mediante el cual PEMEX venderá 190 millones de pies cúbicos diarios a NFE y los restantes 110 millones de pies cúbicos diarios se ingresarán a territorio mexicano para el consumo nacional.
“Este acto representa no solo el rescate de una inversión que se encontraba hundida para PEMEX, sino que se convierte en un negocio que le traerá beneficios económicos al país”, dijo la paraestatal.

Emilio Lozoya, exdirector de Pemex, logró este viernes aplaza la audiencia intermedia en el caso relacionado a la venta de la planta de Agronitrogenados, por un plazo de 10 días.

La defensa del funcionario logró que la juez del Reclusorio Norte, Verónica Gutiérrez, dictará el aplazamiento, luego de que los abogados justificarán que tenían peritajes pendientes y revisar 3,000 páginas que apenas entregó el jueves la Fiscalía General de la República (FGR).

Otro argumentos de la defensa fue el fallecimiento de un exfuncionario de Pemex, uno de los principales testigos de descargo que presentarían en las acusaciones contra Lozoya.

Previo al inicio de la audiencia, la defensa de Lozoya había señalado que insistiría para que las autoridades aceptaran el ofrecimiento de su cliente de un acuerdo reparatorio por el sobreprecio de la planta, para que se le retiraran los cargos.

El ofrecimiento de Lozoya es por un monto de 3.4 millones de dólares para pagar la reparación del daño y de esta manera evitar un juicio por el caso.

Recordemos que Lozoya, quien fue arrestado en España a principios de 2020 y extraditado a México a mediados de 2022, tiene dos casos abiertos, ambos por corrupción.

El primero es sobre la compra a sobreprecio de Agronitrogenados y el segundo, por haber recibido presuntamente 10.5 millones de dólares en sobornos de la brasileña Odebrecht durante la campaña presidencial de 2012 y posteriormente en dicho gobierno.

Este viernes, el abogado de Lozoya, Miguel Ontiveros, señaló a medios que su cliente “está firme, sólido y con mucho ánimo de lograr el acuerdo y criterio de oportunidad”. Recordó que la audiencia de hoy era sobre el caso Agronitrogenados y el lunes próximo tendrá lugar la de Odebrecht.

Aunque dijo que su cliente “ha mantenido firmemente su colaboración con la Fiscalía, presentó una denuncia que es de dominio público, (y) ha continuado aportando datos de prueba”, aún esperan respuesta de Pemex para ver si acepta el ofrecimiento.

Ontiveros recordó que la reparación del daño “es una disposición que se fundamenta en peritajes sólidos emitidos por las instituciones, no es una oferta que haga la familia Lozoya, sino una disposición de las instituciones del Estado”.

A inicios de junio pasado, la FGR informó que Lozoya continuaría en prisión preventiva sin ningún beneficio procesal porque no ha cumplido con la reparación del daño en los procesos que enfrenta.

En un comunicado, la FGR dijo que en ambos casos, Lozoya “no ha cumplido con la reparación del daño que es obligatoria” y por ello “se le tienen embargados bienes sometidos a extinción de dominio” por lo que “el procedimiento penal continúa sin ningún beneficio procesal”.

Petróleos Mexicanos (Pemex) reportó este viernes un beneficio neto de 195,616 millones de pesos en los primeros tres trimestres de 2022, aunque registró una pérdida de 52,033 millones de pesos de julio a septiembre.

Las ganancias acumuladas se comparan con el resultado negativo de 100,238 millones de pesos en los primeros 9 meses de 2021.

El director corporativo de Finanzas de Pemex, Carlos Cortez González, destac que la petrolera, la más endeudada del mundo, “sigue mostrando resultados positivos” en un contexto de precios altos gracias, en parte, a las exportaciones.

Los ingresos totales por ventas y servicios subieron un 68.1% anual en los primeros tres trimestres de 2022, al superar los 1,76 billones de pesos.

Dentro de las ventas, sobresale el incremento de 66.1% de las exportaciones hasta los 850,812 millones de pesos, así como el aumento de 70.2% en las ventas nacionales hasta los 908,819 millones de pesos.

La petrolera informó que de enero a septiembre, el beneficio bruto se ubicó en 546,331 millones de pesos, un 53.6% más frente al mismo periodo del año anterior. En tanto, el rendimiento de operación se disparó un 123.6% al situarse en 557,913 millones de pesos.

En cuanto al rendimiento antes de impuestos y derechos (ebitda), fue de 503,927 millones de pesos, un aumento de 353.9%.

El director de finanzas de Pemex justificó que el conflicto entre Rusia y Ucrania, así como las políticas monetarias más restrictivas, han afectado el rendimiento de los bonos de Pemex.

Según el reporte, la producción de crudo fue de 1.77 millones de barriles diarios en los primeros nueve meses de 2022, un 1.5% mayor al mismo periodo de 2021, cuando fueron 1.745 millones de barriles.

Asimismo, la producción de gas natural aumentó un 4.6% al situarse en 3,851 millones de pies cúbicos diarios (MMpcd).

Los pasivos de Pemex, que incluyen deudas de corto y largo plazo, impuestos y derechos, así como pasivos laborales, descendieron a 192,802 millones de dólares, un 7.3% menos respecto al cierre del pasado año.

Además se destacó que la deuda financiera total de Pemex disminuyó un 5.2% frente al final de 2021, hasta llegar a 105,035 millones de dólares.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) designó a Agustín Díaz Lastra como nuevo titular de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH).

El nombramiento se produce en un momento crítico para el sector energético y la propia autoridad reguladora, cuyo titular anterior renunció abruptamente el mes pasado mucho antes de que terminara su mandato de siete años.

Recordemos que bajo el mandato de su predecesor, Rogelio Hernández, que debía durar hasta 2026, la CNH se enfrentó en repetidas ocasiones a Pemex, a la Secretaría de Energía y al mandatario mismo.

Buscó multar a la petrolera por no cumplir con sus propios planes de desarrollo para los campos prioritarios Ixachi y Quesqui, lo que provocó una excesiva quema de gas natural.

La CNH también se resistió a aprobar una propuesta de Pemex sobre cómo desarrollar el campo de gas natural de aguas profundas Lakach.

Hay que tomar en cuenta que la CNH evalúa y aprueba los planes de exploración y producción para todas las empresas de energía, incluida Pemex, y realizó una serie de subastas petroleras antes de que López Obrador las congelara poco después de asumir el cargo.

Llama la atención que Díaz Lastra es un exfuncionario de Pemex que también ocupó cargos en el gobierno del estado Tabasco, de donde es originario López Obrador.