Tag

covid

Browsing

Carlos Mayorga, candidato a diputado federal en Ciudad Juárez por el Partido Encuentro Solidario (PES), inicio campaña este martes de una forma peculiar: dentro de un ataúd.

La acción dijo, fue para concientizar sobre los muertos que han dejado la pandemia del coronavirus y la violencia ligada al crimen organizado que afecta a todo el país.

«Decidimos comenzar esta campaña política dentro de un ataúd, para mandar un mensaje a los políticos que tienen un pueblo muerto (…) por su indiferencia», dijo Mayorga.

Mayorga llegó al acto de campaña dentro de un ataúd dorado que fue trasladado por una carroza fúnebre por las inmediaciones del puente internacional Zaragoza-Yslera, que conecta Ciudad Juárez con El Paso, en Texas.

“Desde este féretro honro a quienes han muerto por negligencia gubernamental, a quienes perecieron por políticas y políticos que no les interesa la vida de las personas y el crimen organizado hace lo que quiere, desde esta caja metálica me solidarizó con quienes han perdido a un ser querido, pues sé lo que es despedirse de una persona cercana y amada, victima de un balazo en el corazón, mientras las autoridades de procuración de justicia de Chihuahua pareciera no importarles el dolor ajeno”, recalcó.

El candidato estuvo acompañado por miembros de su equipo vestidos con el traje de protección sanitario (blanco) contra el COVID-19, quienes cargaban ramos de flores para llamar la atención, en referencia a condolencias por los más de 200,000 muertos que ha dejado la pandemia en el país.

«(Los políticos) han guardado silencio ante los altos índices de crimen organizado, han guardado silencio ante la situación caótica del COVID», añadió el político.

En el evento, Mayorga dijo que el distrito por el cual contiende, abarca el valle de Juárez, cercano a Ciudad Juárez, una de las zonas más violentas del país.

“Si no cumplo que me entierren vivo”, ofreció Carlos Mayorga a sus seguidores que participaron en el acto simbólico. Mayorga llamó a las autoridades para que detengan el cruce de armas que pasan de norte a sur, y las drogas que son introducidas a los Estados Unidos desde esta frontera, generando un ambiente de muerte e incertidumbre.

Estados Unidos y otros trece países expresaron este martes su «preocupación» por el informe publicado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre el origen de la COVID-19 y pidieron más «transparencia» en las siguientes fases del estudio.

«Nos unimos para expresar nuestra preocupación compartida con respecto al reciente estudio de la OMS en China, al mismo tiempo que reiteramos la importancia de trabajar juntos para el desarrollo y uso de un proceso rápido, eficaz, transparente, basado en la ciencia e independiente, que sea usado en las evaluaciones internacionales de este tipo de brotes en el futuro», dijeron los Gobiernos de los 14 países.

El comunicado conjunto fue distribuido por el Departamento de Estado en Washington. Además de gobierno de Joe Biden, el posicionamiento está firmado por Canadá, la República Checa, Dinamarca, Estonia, Israel, Japón, Estonia, Letonia, Lituania, Noruega, Corea del Sur, Eslovenia, y el Reino Unido.

El grupo de países evitó cualquier señalamiento directo a China, pero consideró «esencial» expresar sus «preocupaciones compartidas» sobre el acceso que tuvieron los diecisiete científicos de la misión internacional de la OMS que visitaron durante 28 días Wuhan, considerado el lugar donde se registró el primer brote.

En concreto, los catorce países afirmaron que la misión internacional de científicos fue «retrasada significativamente» y no tuvo acceso a datos y muestras del virus «originales y completas», ya que supuestamente solo se proporcionó a los científicos de la OMS los informes que habían elaborado previamente expertos chinos.

Por tanto, el equipo de la OMS no pudo revisar los datos originales sobre los que se basaron esos informes, algo que les habría permitido llegar a sus propias conclusiones sobre el origen y la forma en la que se extendió el virus.

Por ello, pidieron que las siguientes fases del estudio sobre el origen del virus se desarrollen con «transparencia», «rapidez» y siguiendo «un proceso basado en pruebas».

Recordemos que el informe de la OMS no ofrece una conclusión final sobre el origen del virus, y sus conclusiones se resumen en cuatro hipótesis que se clasifican de más a menos probables. A la hipótesis a la que se le da más credibilidad es que el nuevo coronavirus llegó al ser humano a través de uno o más animales que funcionaron como especie intermediarias.

Por otro lado, justo este martes, líderes de 23 países y la OMS expresaron apoyo a la idea de crear un tratado que permita compartir información más rápido sobre emergencias sanitarias, en un intento de evitar una situación similar a la actual pandemia.

Por su parte, el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, reiteró que datos no fueron entregados a los investigadores de la Organización que viajaron a China. Uno de los investigadores del equipo ya había dicho que China se negó a dar datos brutos sobre los primeros casos de COVID-19 al equipo dirigido por la OMS, lo que podría complicar los esfuerzos por comprender cómo empezó la pandemia mundial.

«En mis conversaciones con el equipo, expresaron las dificultades que encontraron para acceder a los datos brutos», dijo Tedros. «Espero que los futuros estudios de colaboración incluyan un intercambio de datos más oportuno y completo», añadió.

Tedros dijo que no consideraba que esta evaluación haya sido lo «suficientemente amplia», y adelantó que serán necesarios más datos y estudios para llegar a conclusiones más sólidas.

HÉCTOR DE MAULEÓN

EL UNIVERSAL

 

”Sucia extranjera”, “mereces una bala en tu cabeza”, “eres una vividora, vienes a este país a robar y a aprovecharte de la ignorancia y la estupidez (…) del mexicano”, “Ratera”, “Cerda, puerca”, “Inválida”, “mereces que te metan una escopeta en el ano y luego tiren del gatillo, mal parida hija de p…”.

No son todos, pero sí algunos, los insultos más recurrentes que la doctora Laurie Ann Ximénez-Fyvie ha recibido en los últimos meses.

Se trata de una avalancha, una catarata que no se detiene y que llega de manera constante durante horas, a veces durante semanas.

“¿De dónde sale tu lana?”, “mezquina, miserable”, “la nueva prostituta del sistema”.

La cascada comenzó hace diez meses, tras la publicación de un artículo titulado “El fiasco del siglo”, en el periódico Reforma. En este, Ximénez-Fyvie, titular del laboratorio de genética molecular de la UNAM y doctorada en Harvard en Ciencias Médicas, criticó –a solo dos meses de que el Covid fuera declarado pandemia– la frivolidad, las medidas insuficientes, la inacción, el discurso condescendiente, la resignación con que el gobierno de México estaba enfrentando la mayor tragedia sanitaria, el peor azote de la humanidad a lo largo de un siglo.

El artículo le dio a la doctora una visibilidad extraordinaria: comenzaron a buscarla los medios, se le solicitaron entrevistas, sus declaraciones fueron replicadas.

Ximénez-Fyvie anunciaba desde mayo de 2020 la estela de sufrimiento y devastación económicaque el día de hoy se ha vuelto una realidad.

Desde aquel primer momento la científica advirtió que la estrategia federal, con Hugo López-Gatell al frente, había tomado un rumbo equivocado: llamó la atención sobre las declaraciones perjudiciales para la contención de la pandemia que frecuentemente lanzaba el subsecretario; alertó sobre la continua descalificación de medidas preventivas, como el uso del cubrebocas; denunció “la reiterada desinformación al sugerir que los portadores asintomáticos no pueden contagiar a otros” y el error garrafal de insistir en que la realización de pruebas diagnósticasmasivas carecía de utilidad alguna.

Ximénez-Fyvie se atrevió a calificar de “ignominioso ejercicio de la estulticia científica” esta declaración de López-Gatell: “La fuerza del presidente es moral y no es una fuerza de contagio”.

A finales de diciembre, la doctora publicó el libro “Un daño irreparable. La criminal gestión de la pandemia en México” (editado por Planeta), que vendió miles de copias y se convirtió en un éxito de ventas incluso antes de aparecer.

Para entonces el número de muertes admitidas rondaba 140 mil y el paisaje cotidiano se había vuelto desolador: familias rotas, vidas quebradas, dramáticas caravanas de enfermos que deambulaban por los hospitales en busca de una cama y un tanque de oxígeno.

El libro de Ximénez-Fyvie narraba con estricto apego a los datos la ruta que nos había llevado hasta ese punto: ocupar, entre otras cosas, los primeros lugares del mundo en muertos, contagios y muertes de personal médico.

La autora aseguraba que tarde o temprano vendría la rendición de cuentas, que la historia no trata con amabilidad a los científicos que faltan a la ética y sacrifican y arriesgan la vida de las personas.

Lo que había ocurrido antes se volvió entonces un juego de niños. Las “benditas” redes, las voces más serviles, supuestos periodistas “independientes” y medios encargados de defender hasta la abyección los peores errores del gobierno, iniciaron el bombardeo.

Vino la oleada de calumnias, descalificaciones y ataques brutales ataques con que hoy se paga en México el precio de disentir, de criticar, de no estar de acuerdo.

“Te vas a morir, te vas a morir”. “Perra inválida”…

La científica fue acusada de estar al servicio de las farmacéuticas, de la industria de la chatarra, deFelipe Calderón… Fue acusada de “odontóloga”, de “mentir y propagar información imprecisa”, de haber sido “elegida por la prensa anti Amlo” para atacar “al doctor López-Gatell”, de querer “sacar dinero de nuestro país por medio del chayote”, de hacerse pasar por epidemióloga “para polarizar”. Llegaron a acusarla de no haber escrito su libro. Alguien afirmó que como en el país no había académicos dispuestos a ser tan ruines, los enemigos del pueblo se habían “decantado” por una odontóloga.

El linchamiento se prolongó durante horas, días, semanas.

“Cuídate, te vas a morir”.

La vida de alguien que vivía en un laboratorio se ha vuelto hoy un delirio de acoso, difamación y amenazas personales.

“¿Con cuánta seriedad se debe tomar esto? ¿Cómo estar seguros de que no va a pasar nada?”, preguntó la doctora hace unos días.

Reseñar la tragedia de México trajo a su vida preocupación, insomnio, ansiedad, alejamiento temporal de sus seres queridos.

Agradezco su valentía: a pesar de todo, acaba de anunciar que la tercera ola se nos vendrá encima en unas semanas, y que seguimos igual de desprotegidos.

 

Cuesta trabajo entender a qué fueron los gobernadores del PRI, PAN y el del PRD a Palacio Nacional a la firma de lo que el presidente López Obrador llamó el Acuerdo Nacional por la Democracia. Todos los gobernadores salvo el de Jalisco, Enrique Alfaro, y Quirino Ordaz de Sinaloa, se prestaron a otro show más del presidente para firmar algo que simplemente implica cumplir con la ley y que ninguno de los presentes, ni el presidente, pretenden acatar.

De verdad que si todo lo que firman, acuerdan y convierten en ley nuestros gobernantes se cumpliera, seríamos mejor país que Dinamarca. Pero como lo que ocurre es que se firman acuerdos, leyes y pactos que al final no se respetan, pues somos lo que somos. México, el país de los políticos expertos en simular.

El presidente convocó a los gobernadores a firmar el Acuerdo Nacional por la Democracia para garantizar que ninguno de ellos interfiera en el proceso electoral en curso ni favorezca a candidatos o partidos políticos de cara a las elecciones del 6 de junio. Se sentaron a hacerle el caldo gordo en otro más de los shows del presidente. Nunca se le ocurrió a AMLO convocar un Acuerdo Nacional para lidiar con la COVID. Tampoco ha buscado trabajar en conjunto para idear el Plan Nacional de Regreso a Clases; menos aún han pensado en firmar un rescate económico de los mexicanos en tiempos de pandemia. No. Nada de eso.

La convocatoria para respetar el proceso electoral y comprometerse a no intervenir en el proceso electoral viene del presidente que cada mañana utiliza la plataforma de Palacio Nacional para auto promoverse durante al menos dos horas sin importar los tiempos electorales que impiden a los otros hacer algo similar. Lo mismo no lo puede hacer nadie más porque el megáfono de la presidencia solo lo tiene el presidente en turno.

Viene también de quien decidió inventar una figura que representa al gobierno federal en los estados, la de los Súperdelegados, que se ha dicho desde el comienzo del sexenio que no son más que aspirantes a las gubernaturas estatales. Y tan es cierto que de las 15 gubernaturas en juego el 6 de junio, 8 Súperdelegados renunciaron para poder contender.

Es el caso de Víctor Manuel Castro, candidato de Morena para Baja California Sur; Juan Carlos Loera, candidato de Morena por Chihuahua; Indira Vizcaíno, la candidata de Morena y el PANAL por Colima; Pablo Amílcar Sandoval, quien pensó que obtendría la candidatura de Guerrero pero Morena prefirió dársela al acusado de violación y acoso sexual, Feliz Salgado Macedonio; Lorena Cuéllar, la candidata de Morena en Tlaxcala; Manuel Pedraza, quien renunció para ser el candidato en Nayarit pero al final se quedó la candidatura Miguel Ángel Navarro Quintero.

Gilberto Herrera quiso ser el candidato en Querétaro y Gabino Morales en San Luis Potosí. Ambos renunciaron al puesto de Superdelegados pero se quedaron fuera de la contienda porque las candidaturas se las dio el partido a mujeres para poder cumplir con el requisito de Paridad en Gubernaturas. En el caso de Querétaro, quedó Celia Maya y en el de San Luis Potosí, Mónica Rangel.

A la firma ni siquiera fue convocado el INE, fuente constante de los ataques presidenciales a pesar de ser la institución central para el respeto al proceso electoral. Los primeros interesados en fortalecer al INE debieran ser la oposición. Pero aún así, decidieron acudir al show del presidente y darle con ello una estocada más al INE.

En lugar de pedirle al presidente que los convoque a un acuerdo que auténticamente se comprometan todos a cumplir, fueron al show de Palacio Nacional. ¿Para qué?

De verdad que la oposición nada más no entiende que no entiende.

 

Columna completa en El Universal

El 2020 no fue un buen año para el comercio exterior en América Latina y el Caribe a raíz de la pandemia del nuevo coronavirus. La región registró los peores índices de comercio desde la crisis económica global de hace algo más de una década, informó este viernes la CEPAL.

En su informe anual «Perspectivas del Comercio Internacional de América Latina y el Caribe 2020», el organismo de las Naciones Unidas estimó que las exportaciones regionales cayeron el año pasado un 13%, mientras que las importaciones se redujeron en un 20%, respecto al año anterior.

Sin embargo la contracción de las exportaciones es menor a la proyectada por el organismo en agosto, cuando otro informe de la institución anticipaba una caída del 23%.La CEPAL señaló que «en ese momento aún no se evidenciaba el repunte de la demanda en los principales socios de la región, especialmente China».

Centroamérica exhibió la menor caída de sus exportaciones, con un 2% debido al comercio de productos esenciales como agroalimentarios y farmacéuticos, que suponen un 25% de las exportaciones de esa zona. América del Sur y México presentaron una contracción similar de un 13% y el Caribe un 16%.

«El COVID está magnificando la debilidad y la caída del comercio de bienes, con excepción de alimentos y medicamentos», lo que en el primer caso favorece a la región, apuntó durante la presentación del informe la secretaria ejecutiva del organismo, Alicia Bárcena.

La CEPAL se mostró cautelosa en sus proyecciones respecto al comportamiento del comercio regional en 2021. Estima que las exportaciones podrían crecer entre un 10% y un 15%, aunque advierte que la nueva ola de contagios detectada a fines de 2020 y el lento avance de la vacunación podrían afectar dichas perspectivas.

El comercio exterior ha dejado de ser un motor de crecimiento de las economías desde la crisis económica global de 2008 y 2009, recordó Bárcena.

El COVID interrumpió la producción y el consumo en todo el mundo, deprimiendo la demanda global, señaló. «El impacto en América Latina y el Caribe del COVID ha sido una fuerte caída del comercio» que ha profundizado la fragmentación regional, que ya venía de antes, añadió.

Según el informe, la pandemia también ha intensificado tendencias ya presentes en el comercio mundial, como las tensiones comerciales y tecnológicas entre Estados Unidos y China; el debilitamiento de la cooperación multilateral; la digitalización de la producción y del comercio, el proteccionismo y el creciente nacionalismo económico.

El gobierno de Reino Unido anunció este jueves que prohibirá la llegada de vuelos procedentes de Portugal y de catorce países de Sudamérica, con el fin de evitar la propagación de una nueva variante del coronavirus que se detectó en Brasil.

El ministro británico de Transporte, Grant Shapps, informó de que estarán suspendidas las llegadas a partir de esta madrugada desde Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador, Guayana Francesa, Guyana, Panamá, Paraguay, Perú, Surinam, Uruguay y Venezuela.

Indicó que los vuelos de Portugal también se restringirán debido a sus fuertes vínculos de viaje con Brasil. Sin embargo, aclaró que existirá una exención para los transportistas que viajan desde Portugal, para permitir el transporte de bienes de primera necesidad.

Detalló que la medida no se aplicará para los ciudadanos británicos e irlandeses ni a los nacionales de terceros países con derechos de residencia en Reino Unido, aunque dichas personas que regresan de los destinos identificados deberán auto aislarse por diez días.

Recordemos que una nueva variante, originaria de la Amazonía brasileña, cuyo hallazgo anunció el domingo pasado Japón, está siendo analizada y podría impactar la respuesta inmunitaria, según ha indicado la Organización Mundial de la Salud (OMS). Se refiere a ella como una «variante preocupante».

El Reino Unido ya había suspendido los viajes directos procedentes de Sudáfrica, a raíz del descubrimiento de otra variante del virus en ese país.

«Coronavirus», «COVID», «desconfinar» o «desescalada» son algunos de los términos que se acaban de incorporar al Diccionario de la Lengua Española (DLE), cuya última actualización suma más de 2,500 novedades, tanto enmiendas como adiciones, que han sido incluidas en su edición digital.

Algunas de estas nuevas palabras se encuentran entre los términos más consultados del año y su inclusión en el Diccionario fue dada a conocer este martes por su directora, la académica de la RAE, Paz Battaner, que ha explicado que «COVID» entra como sustantivo en mayúscula con géneros masculino y femenino.

Pero más allá de las nuevas palabras incluidas en la edición 23.4 debido a la situación provocada por la pandemia, ha habido otras incorporaciones al diccionario como «emoji» o «emoticono», «trol» o «trolear», «finde», «fascistoide», «animalismo», «macho alfa», «nacho» o «gastrobar».

«COVID» tenía tres problemas como eran la asignación de género gramatical, una ortografía como si fuera una sigla y la intensidad silábica, y aunque la RAE manejaba el femenino porque se trata de una enfermedad, «al final los hispanohablantes decidirán por qué optan», ha señalado el director de la Academia, Santiago Muñoz Machado.

Desde mayo, con la experiencia de lo que había ocurrido se han estudiado las palabras relacionadas con la pandemia que se han incorporado a esta edición. Y aunque, por ejemplo, «confinamiento» ya estaba en el diccionario, su acepción era referida a un castigo y ahora «ya no es una penalización»: «cuando ocurre una cosa así se observa en directo el cambio léxico y el semántico», han explicado los académicos.

Sobre la palabra «coronavirus», el DLE define desde ahora el término como un «virus que produce diversas enfermedades respiratorias en los seres humanos, desde el catarro a la neumonía o la COVID» mientras que COVID aparece como «síndrome respiratorio agudo producido por un coronavirus».

También se ha añadido «desconfinamiento» para definir el «levantar las medidas de confinamiento impuestas a una población, o a parte de ella, en un territorio u otro lugar».

Y «desescalada» se ha definido como el descenso o disminución graduales en la extensión, intensidad o magnitud de una situación crítica, o de las medidas para combatirla.

Las palabras «emoji» y «emoticono» también se han incorporado ahora al diccionario, con una ortografía netamente castellana, así como los términos «trol» y «trolear» para definir «en foros de Internet y redes sociales, usuario que publica mensajes provocativos, ofensivos o fuera de lugar con el fin de molestar, llamar la atención o boicotear la conversación.

Y aunque «hilo» no es una palabra nueva, el diccionario ha añadido una adición de acepción relativa a su uso en foros de internet o redes sociales para hablar de una cadena de mensajes publicados sobre un mismo asunto.

El director de la RAE ha explicado el «severo» procedimiento que se lleva a cabo para añadir vocablos. Cualquier ciudadano o académico propone una modificación, se verifica que se usa intensamente sobre los corpus de la RAE y que se usa en la práctica totalidad del mundo hispanohablante. Entonces pasa a una de las comisiones del pleno, se manda a cada una de las 22 academias y así ese año pasan al diccionario.

Facebook y Twitter censuraron este martes un mensaje publicado por el presidente Donald Trump, en el que comparaba la pandemia de COVID-19 con la gripe, y en el que aseguraba que la primera es «muchos menos letal» en la mayoría de las poblaciones.

Twitter dio el primer paso y ocultó el tuit del presidente con una advertencia de que viola las reglas de esa red social «sobre la difusión de información engañosa y potencialmente dañina relacionada con la COVID-19», aunque lo mantuvo accesible si se hace clic sobre él por su «interés para el público».

Esta es una estrategia que Twitter ya ha tomado en ocasiones anteriores con mensajes del mandatario desde que en mayo empezó a verificar y colocar alertas junto a los contenidos compartidos por Trump.

A la decisión de Twitter le siguió la de Facebook, que fue aún más drástico y eliminó completamente el mensaje al considerar, según indicó la empresa en un comunicado, que se trataba de «información incorrecta sobre la severidad de la COVID-19».

El mensaje compartido por Trump dice: «¡La temporada de la gripe se acerca! Mucha gente todos los años, algunas veces más de 100.000, y pese a la Vacuna, muere de la Gripe. ¿Vamos a cerrar nuestro País? No, hemos aprendido a vivir con ella, justo como estamos aprendiendo a vivir con la COVID, en la mayoría de poblaciones mucho menos letal».

La parte que las redes consideran que no se ajusta a la realidad es la final, en que el presidente asegura que la COVID es «mucho menos letal» en la mayoría de poblaciones que la gripe.

La mayoría de estudios científicos apuntan a que todo parece indicar que el grado de letalidad de la COVID-19, es decir el porcentaje de fallecidos con respecto al total de infectados, es superior al de la gripe, aunque la cifra exacta no se podrá conocer hasta dentro de varios años, cuando se hayan podido llevar a cabo investigaciones exhaustivas, se disponga de todos los datos y se conozca mejor la enfermedad.

Trump respondió a las acciones de Twitter y Facebook con un nuevo mensaje en el que llamó a eliminar las protecciones legales de las que disfrutan las grandes plataformas de Internet bajo la sección 230 de la Ley de Decencia en las Comunicaciones de 1996.

En su habitual conferencia de prensa sobre la situación de la pandemia de Covid-19 en la capital, la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, informó que

Indicó que al día de hoy se tienen 75 mil 383 casos acumulados de coronavirus en la Ciudad, lo cual atribuyó a que es la CDMX la entidad que más pruebas hace en todo el país para detectar contagios.

Del total de casos, se estima que 5 mil 697 sean casos activos. Sobre el número de muertes asociadas al virus, se tiene el registro de 9 mil 32 personas.

Sobre las hospitalizaciones en la Ciudad de México, Sheinbaum Pardo precisó que hay 3 mil 220 personas que en los hospitales; y aunque en los últimos días se venía presentando una disminución en la hospitalización, ayer de nueva  cuenta volvió a repuntar.

«Tuvimos cuatro días de una reducción muy importante. El día de ayer tuvimos un incremento de alrededor de 30 camas adicionales ocupadas, pero respecto a las semanas anteriores pues es el día más bajo desde el pico. Bueno, antier fue el día más bajo, ayer creció un poco, pero estamos todavía revisando lo que va a ocurrir en los siguientes días y tenemos una tendencia a la baja como quiera de las últimas 10 semanas a la fecha», detalló la mandataria.

En cuanto a la capacidad hospitalaria, se informó que 51.6% de las camas de hospitalización general disponibles, es decir, 2 mil 534. En el caso de los espacios de terapia intensiva, se señaló que el 59.3% de las camas se encuentran disponibles, equivalentes a mil 214.

La Jefa de Gobierno indicó que debido a la reducción en el número de camas ocupadas, al ya no tener tantos pacientes Covid, algunos hospitales están recuperando la atención que habían pospuesto durante varios meses.

Añadió que se han realizado 131 mil 814 pruebas de COVID en la Ciudad de México, de los cuales el 40.6% ha sido positivo.

Sobre lo publicado esta mañana en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México, sobre permitir que los restaurantes y establecimientos de venta de comida podrán tener música al interior de los establecimientos, pese a que prohibirlo había sido una medida para desincentivar los contagios de Covid-19.

«Se permitirá la música viva, grabada y videograbada en los restaurantes y establecimientos mercantiles que tienen como giro principal la venta de alimentos preparados. Lo anterior durante el horario permitido para operar conforme al color del Semáforo Epidemiológico, con un límite máximo de volumen de 62 dB (A)2″, se publicó en la Gaceta.

Al respecto, Claudia Sheinbaum indicó que la medida se canceló, pues fue una petición de los propios restauranteros y músicos. Dijo que se hizo una valoración con el área de la Agencia de Protección Sanitaria y se encontró que si es música muy bajita, en ciertos decibeles, no hay problemas.

En relación a la propuesta del legislador de Morena en el Congreso de la Ciudad de México, Nazario Norberto Sánchez, para sancionar a todos los ciudadanos que no utilicen cubrebocas o caretas al ingresar a un establecimiento comercial, la Jefa de Gobierno dijo que no estaba de acuerdo.

«No estoy de acuerdo. Nuestro objetivo ha sido siempre la educación, la formación, la información a la ciudadanía y creo que ha sido muy importante la participación ciudadana. El número de personas que utilizan de manera adecuada el cubrebocas ha ido incrementándose en la ciudad y vamos a seguir insistiendo en la información. No estamos de acuerdo en el tema de las multas a los ciudadanos; se han generado además temas de abuso policial en otros lados y no queremos caer, no creemos», declaró.

Dijo que entrarán en comunicación con los legisladores, pues en el gobierno capitalino no creen que sea necesaria una medida como esa, aunque aseguró, es importante seguir insistiendo en el uso de cubrebocas.

De acuerdo al más reciente corte del monitoreo epidemiológica que realizan las autoridades sanitarias federales, al día de hoy se registrados 362,274 casos confirmados de Covid-19, de los cuales se estima, 50 mil 935 son casos activos.

Se da seguimiento a 87,905 casos sospechosos, y se han descartado 411,673 casos adicionales. 231,403 personas se han recuperado de la enfermedad.

Sobre el número de muertos asociados al virus, se indicó que hay 41,190 defunciones confirmadas, mientras que 2 mil 402 muertes más han sido clasificadas como sospechosas ya que se encuentran en espera de un resultado de laboratorio.

Respecto a la capacidad hospitalaria, se informó que a nivel nacional, 53% de las camas de hospitalización general están disponibles y 47% están ocupadas. En cuanto a camas de terapia intensiva, es decir aquellas que cuentan con ventiladores respiratorios, 62% están disponibles y 38% se encuentran ocupadas.

Sin embargo, la Secretaría de Salud reconoció que hay 404 mil 92 casos estimados de Covid-19, y 43 mil 139 muertes estimadas. En las últimas 24 horas sumaron 790 nuevas muertes por Covid-19 y 6 mil 19 nuevos contagios.

Las entidades que más casos acumulados presentan son la Ciudad de México con 65 mil 214; el Estado de México con 47 mil 789; Tabasco con 18 mil 351; Veracruz con 17 mil 610, y Puebla con 16 mil 959. Al respecto, la SSA indicó que 15 estados registran más de mil casos de coronavirus activos, concentrando el 62.14% del total de los pacientes que habría en el país.

La directora general del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, Karla Berdichevsky, confirmó que el 19% de las muertes maternas que se han registrado en el país, han sido por Covid-19. Al día de hoy se han confirmado 2 mil 842 contagios y 83 muertes de mujeres embarazadas.

Sobre la idea que hay entre la población de que es peligroso ir a los hospitales por el temor a contagiarse de Covid-19, el subsecretario Hugo López-Gatell aseguró que se designaron hospitales Covid y hospitales no Covid, de manera que hay unidades que no necesariamente implican un riesgo de contagiarse.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) se sometió esta tarde a una prueba de laboratorio para saber si es portador de Covid-19 o no, esto ante su viaje a Washington que realizará mañana por la tarde en un vuelo comercial.

«No tengo síntomas, no me ha dado calentura, no tengo cansancio o decaimientos, no tengo problemas de respiración, pero ahora que voy a salir me voy a hacer la prueba porque no puedo ir enfermo, sería irresponsable», dijo AMLO esta mañana.

Sus declaraciones sirvieron a sus detractores para cuestionar su actuación, pues cuando decidió retomar sus giras por el país, no consideró «irresponsable» hacerlas sin antes someterse a una prueba de Covid-19 que garantizara no ser portador del virus y así exponer a funcionarios y ciudadanos con quienes se encontró.

Incluso AMLO explicó que, de ser necesario, se hará otra prueba en Estados Unidos, previo a su reunión con el mandatario estadounidense, Donald Trump, el miércoles 8 de julio.

El mandatario reiteró que su traslado lo realizará en vuelo comercial. Señaló que solo en caso de urgencia utilizaría aviones o helicópteros de la Fuerza Aérea o de la Secretaría de Marina.

Además, informó que el miércoles presentará una ofrenda a Abraham Lincoln y a Benito Juárez, y que sólo tendrá reuniones en La Casa Blanca, por lo que su regreso a nuestro país se dará el jueves 9 de julio.

Expuso que la salida del país se notificará al Senado de México, como lo dicta la normativa, además de que confirmó que no lo acompañará su esposa, Beatriz Gutiérrez Müller.

El presidente aprovechó que para señalar que en la visita a Estados Unidos, la representación de México será digna y con decoro. Afirmó que desde el inicio de su administración el trato a México, su gobierno, pueblo y soberanía, por parte de EUA y su presidente Donald Trump, ha sido respetuoso, en especial hacia los migrantes mexicanos.

Indicó que tiene «una relación de respeto» con el republicano, y por ello se han evitado «malos tratos». Aseguró que durante su gobierno no ha habido ningún acuerdo que vulnere la soberanía de México.

La metodología del subsecretario Hugo López Gatell para informar y enfrentar al COVID19 ha sido un desastre para México y los mexicanos. Pero, como dijera el presidente en una de sus mañaneras a López-Gatell: “¡No estás solo! ¡No estás solo!”. En la fila del desastre que está siendo la planeación e implementación de una estrategia para enfrentar la pandemia está también la Cofepris y su titular, José Alonso Novelo Baeza.

Y es que, al parecer, el hombre que fuera el pediatra de la familia del presidente llegó a la Cofepris sin conocer el tamaño de la institución que encabeza ni el papel de este órgano regulador. Para dimensionar, de cada peso que gastamos los mexicanos, la Cofepris regula 45 centavos. Ya sea por lo que compramos para comer; para beber; para el cuidado de la salud; cuidado personal o, para quien fuma tabaco, pues también eso. Todo es regulado por la Cofepris.

Cuando la Cofepris hace bien su trabajo, los mexicanos tenemos acceso a alimentos y medicinas a mejores precios. Cuando no, empieza el alza en los precios, la necesidad de ir al mercado internacional a conseguirlos, usualmente a precios más altos, y, en el extremo, la escasez. Esto era algo que bien sabemos ya ocurría antes de la pandemia. El mejor y más lamentable ejemplo es la situación que enfrentan los padres de los niños con cáncer por la escasez de medicamentos oncológicos. Con la llegada del COVID, la situación ha empeorado notablemente.

En lugar de que la Cofepris creara un área COVID especial para lograr que en México tuviéramos rápidamente insumos disponibles, de calidad y a buen precio para poder enfrentar la pandemia, ha ocurrido lo contrario. Por ello hace unos días se hizo viral el video del Dr. Francisco Moreno, médico internista e infectólogo del hospital ABC, suplicando a la Cofepris que permitiera la liberación del medicamento tocilizumab que, siendo fundamental para el tratamiento del COVID, permanecía atorado en la aduana.

La Cofepris que encabeza el Sr. José Alonso Novelo Baeza simplemente está pasmada. Y esto está costando vidas. El domingo pasado México fue el país que más muertes registró en todo el mundo. Ya tenemos más de 20 mil mexicanos muertos. Y eso que la contabilidad no es certera porque muchos muertos por COVID no se cuentan como tal. Si no se le practicó la prueba a la persona, se le cataloga como muerte por neumonía atípica, no por COVID19.

También está costando dinero. La Cofepris regula el 10 por ciento del PIB de México. Es el regulador más poderoso dentro del gobierno por el tamaño de lo que regula y porque su titular es nombrado por el presidente sin que el legislativo participe en el proceso. Quizás por ello es al único regulador al cual el presidente no ha atacado ni descabezado. Además, no existe un Consejo que lo supervise como sí lo hay en otros reguladores autónomos.

 

Columna completa en El Universal

La Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, fue cuestinada este martes sobre la investigación que la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) publicó ayer, en la que reportaba que 4 mil 577 actas de defunción en la Ciudad de México indican como causa de muerte contagio o caso sospechoso de Covid-19.

La primera reacción de la mandataria local fue cuestionar de dónde se obtuvo dicha base de datos,  pues dijo que la protección de datos personales es un tema que esta normado por la ley y que en la Ciudad se cuida mucho.

Desestimó la investigación y cuestionó «cuál es la nota respecto a esto», pues dijo que su gobierno ha venido informando diariamente sobre las muertes, y que «nunca se ha escondido» nada, pues los fallecimientos hasta ahora reportados tiene que ver con pruebas positivas de Covid.

Indicó que las definiciones que aparecen en las actas de defunción tienen que ver con los criterios epidemiológicos, y bajo qué condiciones se reportan los fallecimientos de acuerdo a una epidemia.

En ese sentido, recordó que se anunció en su momento la creación de una comisión autónoma independiente, que es quien tiene que evaluar, de acuerdo a la norma y la información que se tiene en cada uno de los registros civiles, de las actas de defunción, cuántos fallecimientos hay por Covid comprobado, por sospecha o por probable fallecimiento de Covid.

«Hay total transparencia, no sé… digamos qué hay de nuevo en esta nota, y hay total transparencia y lo más importante es que estamos siguiendo los criterios de la Norma Oficial Mexicana que está establecida para las epidemias», respondió la mandataria a los cuestionamientos.

Fue en ese punto donde aseguró que desde hace un «buen rato», están buscando que haya un conflicto entre el Gobierno federal y el de la Ciudad de México, a lo que dijo, «no lo va a haber porque hay total transparencia y total coherencia en la información que estamos dando y siempre lo hemos dicho, lo que se informa en este momento es aquellos fallecimientos que tienen que ver con la prueba de COVID que sea positiva».

Sin embargo, Sheinbaum Pardo reconoció que sí hay más fallecimientos de los que están oficialmente reportados, aunque señaló, será información que se de a conocer más adelante, una vez que se haga la revisión de los certificados médicos.

«No hay ninguna contradicción, estamos enviando la información como se solicita, y además este equipo médico independiente y autónomo de expertos epidemiólogos que van a dar toda la información. Esta información es algo que no se puede esconder nunca y que, además, por convicción, jamás la esconderíamos, pero también hay que ser responsables en la información», añadió la Jeda de Gobierno.

Tal como lo hiciera en su momento el presidente López Obrador, Sheinbaum Pardo dijo que hay organizaciones que lo que están buscando es que haya contradicciones.

«Hay quien le llama Mexicanos por la Corrupción, no Mexicanos Contra la Corrupción, y están buscando esta contradicción y no, en nuestro caso no va a haber esta contradicción y hay total transparencia», arremetió.

De acuerdo a una investigación realizada por la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), en la Ciudad de México hay al menos 4 mil 577 actas de defunción en las que se asienta que la causa confirmada o probable de muerte es Covid-19.

La cifra sería tres veces mayor al dato que hasta ahora manejan las autoridades capitalinas, considerando que los 4,577 fallecimientos corresponden al periodo de 18 de marzo al 12 de mayo.

Según las actas consultadas, en 3,209 se incluye a Covid como sospecha o probable causa de defunción. En 323 se consigna que es Covid confirmado. Y en alrededor de un millar dice Covid, o coronavirus o Sars Cov 2.

Para el 12 de mayo el gobierno de la Ciudad de México informaba 937 defunciones por Covid-19, mientras que el gobierno federal reportaba 123 fallecimientos sospechosos de coronavirus en la capital.

MCCI tuvo acceso a una base de datos de 4 mil 577 folios de actas de defunción registradas en siete juzgados de la Ciudad de México entre el 17 de marzo y el 12 de mayo del 2020. Según esa base de datos, en todas las actas aparece en la descripción de causa de muerte coronavirus, en distintas formas como: SARS COV2, COV, Covid 19, nuevo coronavirus, coronavirus o NCOV para describir al virus. 

En 3 mil 209 de esas actas aparece Covid-19 como posible causa de defunción, además de algún otro padecimiento como neumonía, insuficiencia respiratoria, choque séptico o falla orgánica múltiple. La redacción varía en las actas, pero todas incluyen las palabras “probable”, “posible” o “sospechoso” de coronavirus.

Otras 323 actas dan por confirmado el virus entre las causas de muerte y mil 045 actas más solo describen el virus como una causa de defunción, sin especificar si es sospechoso o confirmado.

Más de la mitad de los fallecimientos asentados en la base de datos con sospecha de Covid-19 son de personas entre 50 y 70 años.

La organización recordó que el pasado 8 de mayo, el diario The New York Times publicó un reportaje donde según un análisis realizado, la cifra de personas que pudieron haber muerto por Covid-19 en la Ciudad de México es más de tres veces la que muestran las cifras federales: 2500 muertes con sospecha o confirmación de Covid hasta ese momento, cuando el gobierno capitalino reportaba 700 en toda la zona metropolitana. Ese mismo día, otra nota de The Wall Street Journal indicaba que de una revisión de 105 certificados médicos presentados ante oficinas del Registro Civil de la Ciudad de México en cuatro días de finales abril, encontraron 64 certificados cuya causa de muerte era alguna enfermedad respiratoria aguda como neumonía atípica. De esos 64, en 52 certificados el médico agregó la descripción “sospecha de Covid-19” o “probable Covid-19” y sólo en cuatro “Covid confirmado”.

El pasado 13 de mayo el Comité Estatal de Vigilancia Epidemiológica de la Ciudad de México acordó la creación de la Comisión Científico Técnica para el Análisis de la Mortalidad por Covid-19, encabezada por epidemiólogos que revisarán los casos de defunciones sospechosas por Covid. 

“Hay más decesos de los que reporta diario el Gobierno de México. Para saber si fue por el virus u otras razones, un comité científico es lo que debe establecerlo”, argumentó un día después la Jefa de Gobierno Claudia Sheinbaum.

Un vocero del gobierno capitalino consultado por MCCI dijo que la jefa de gobierno no tenían más comentarios acerca de las actas de defunción y las muertes registradas, e indicó que ese tema sería revisado por la Comisión Científica instalada por la jefa de gobierno hace una semana.

 

Para consultar la investigación de MCCI y las actas AQUÍ

El Comité Ejecutivo Nacional del PAN exigió hoy al fiscal general de la República, Alejandro Gertz, incautar los inmuebles de la organización La Luz del Mundo en México y convertirlos en centros Covid-19, a fin de ampliar la capacidad hospitalaria del sector salud.

El partido recordó que dichos espacios se encuentran abandonados y solitarios, tras la captura Naason Joaquín García, dirigente de la agrupación, quien enfrenta un proceso penal por delitos sexuales en Estados Unidos.

“Con este planteamiento, la Secretaría de Salud tiene más elementos para cubrir la demanda de personas enfermas por coronavirus, ya sea para recibir a enfermos o alojar al personal médico”, señaló el blanquiazul.

Con los inmuebles en manos del gobierno, afirmaron, es posible que el sistema de salud federal pueda tener “un respiro” ante la preocupación de falta de espacio para superar el pico de contagios que vivimos en este mes.

Indicaron que mientras se resuelve en el extranjero la situación de Naason Joaquín García, la Federación puede hacer uso las instalaciones de La Luz del Mundo bajo los principios de legalidad, al ser objetos de investigación por los presuntos delitos sexuales a los que se le acusan a su dirigente.

Remataron informando que desde el Congreso local, el diputado local del PAN, Héctor Barrera Marmolejo, buscará revertir la clasificación de “reservada” por 5 años a la información relativa al préstamo que hizo Bellas Artes en mayo del 2019 a La Luz del Mundo para realizar un evento, donde asistieron militantes de Morena.

El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) aseguró que se bien hay algunos aciertos en el plan de reactivación económica ante el Covid-19 que anunció la tarde de ayer el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), fue una respuesta incompleta para el tamaño de crisis que se enfrenta.

«Desafortunadamente, nos parece una respuesta incompleta ante la gran dimensión de la crisis que enfrentamos», indicó el CCE.

Indicaron que si bien reconocían los avances en los programas sociales del Gobierno de México y veían con buenos ojos algunas de las acciones anunciadas, tales como el compromiso a aumentar la inversión pública para generar empleos, la ampliación del programa de créditos de la banca de desarrollo y de las instituciones de vivienda, y su instrucción al SAT para apresurar las devoluciones pendientes de IVA a las empresas, éstas no eran suficientes.

Recordó que desde el 18 de marzo pasado, el CCE envió al Presidente una propuesta para preservar el empleo formal e informal de 36 millones de mexicanos mediante acciones inmediatas para apoyar la sobrevivencia de las pequeñas y medianas empresas.

En ese sentido, señalaron que el 2 de abril pasado, presentaron al Presidente un plan para suscribir un convenio nacional entre gobierno, trabajadores, sector social y empresarios para transitar los próximos noventa días, que aseguraron los empresarios, serán críticos.

«No pedimos reducción de impuestos, ni privilegios, ni concesiones. Siempre hemos puesto a los trabajadores, sus familias y al país como nuestra prioridad. Nuestras propuestas aún no han sido tomadas en cuenta», denunció la cúpula empresarial.

Señalaron que su objetivo es proteger el empleo, los salarios y los ingresos de las familias; sentar las bases para una recuperación inmediata; evitar que la crisis de liquidez se convierta en una crisis de solvencia; y contar con recursos para continuar los programas sociales.

Afirmaron que cuando presentaron los principios de dimensión social, los empresarios se comprometimos a impulsar una relación responsable y propositiva con el presidente López Obrador, exigiendo reglas claras, certidumbre jurídica, normativa y económica para las inversiones.

«Como mexicanos, siempre hemos estado unidos ante la adversidad. Siempre hemos sacado lo mejor de nosotros mismos: la fraternidad y la solidaridad. La crisis del Covid-19 nos obliga a unirnos una vez más. Es momento de propuestas y de acuerdos», enfatizó el CCE.

Finalizó indicando que el buen juicio es esencial en tiempos difíciles, así como que lo concreto importa más que las generalidades. Hizo un llamado a «tener sentido de la realidad».

«Todos esperamos que un estadista nos muestre su sabiduría; que esté familiarizado con los hechos relevantes; y que actúe. El liderazgo siempre exige un buen criterio; nunca dejar que las pasiones ni la emoción nos impidan hacernos las preguntas fundamentales. En este momento de crisis, posponer decisiones es en sí una mala decisión. Cada día perdido se traduce en un mayor daño para las familias mexicanas», añadió el Consejo.

Afirmaron que AMLO cuenta con los empresarios en su proyecto de vencer a la corrupción, a la pobreza extrema, a la inseguridad y a la crisis del Covid-19. Pidieron actuar en unidad y con responsabilidad.