Emma Coronel, la esposa de Joquín «El Chapo» Guzmán, se declaró este jueves culpable de narcotráfico y de ayudar a su marido a escapar de prisión, ante un juez federal de Washington D.C. en Estaos Unidos.

«Culpable», dijo Coronel al juez Rudolph Contreras cuando este le preguntó si era culpable o inocente de los tres cargos de los cuales era acusada: conspiración para distribuir drogas en Estados Unidos, lavado de dinero y transacciones con un narcotraficante designado.

Durante la audiencia, que el público y la prensa pudieron escuchar vía retoma, el fiscal Anthony Nardozzi dijo que Coronel ayudó al Chapo a enviar a Estados Unidos al menos 450 toneladas de cocaína, 90 de heroína, 45 de metanfetaminas y 90 de marihuana.

También indicó que Coronel, que se casó con el Chapo siendo adolescente y con quien procreó a dos niñas mellizas, ganó dinero al alquilar propiedades compradas con dinero resultado de la venta de drogas.

Según Nardozzi, Coronel hacía de «intermediaria» entre integrantes del cártel y su marido cuando este estaba en la cárcel, y ayudó a los hijos de «El Chapo» a «planificar y coordinar» su escapada de la cárcel en 2015.

Coronel, de 31 años, será sentenciada por Contreras el 15 de septiembre y permanecerá detenida hasta entonces. Enfrenta una sentencia mínima de 10 años y un máximo de cadena perpetua, pero su declaración de culpabilidad puede acortar su condena.

Recordemos que la también exreina de belleza mexicano-estadounidense fue arrestada en un aeropuerto internacional cercano a Washington el pasado 22 de febrero bajo sospechas de estar involucrada en los negocios de narcotráfico de su marido. Está detenida desde entonces.

Ana Paula Ordorica es una periodista establecida en la Ciudad de México. Se tituló como licenciada en relaciones internacionales en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y tiene estudios de maestría en historia, realizados en la Universidad Iberoamericana.



Escribe un comentario