Tag

Trabajo

Browsing

La Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, informó la noche de ayer que ha dado positivo a COVID-19.

Es la segunda ocasión que la mandataria local se contagia del nuevo coronavirus; fue en octubre de 2020 cuando informó por primera vez de su contagio.

Fue a través de sus redes sociales que la morenista señaló que se encuentra bien de salud, por lo que se mantiene trabajando a distancia. Incluso dijo: «no se puede vencer a quien no sabe rendirse».

Las redes sociales no se hicieron esperar y reclamaron a la Jefa de Gobierno por las actividades que esta semana ha tenido y en las que se ha dejado ver sin cubrebocas.

Todo inició el fin de semana, donde participó en un evento de Morena en el Estado de México. Sin cubrebocas, convivió con líderes de Morena: Mario Delgado, Citlali Hernández; los secretarios Marcelo Ebrard y Adán Augusto López.

Además, esta semana se reunió con el secretario de Gobierno de la Ciudad de México, Martí Batres; el secretario de Movilidad de la Ciudad de México, Andrés Lajous y con el director del Instituto de Investigaciones de las Naciones Unidas para el Desarrollo Social.

En sus redes sociales, se le pudo ver participando en otras actividades como lo son las obras del Trolebús Elevado en la zona oriente de la capital; conferencia de prensa; visitó una escuela secundaria en la alcaldía Cuauhtémoc; se reunió con el gobernador de Baja California Sur, Víctor Castro; tuvo audiencias públicas con la ciudadanía, y en todos estos eventos, no usó cubrebocas.

En una muestra de unidad, algo que sostuvieron en el evento del domingo pasada, el canciller Marcelo Ebrard, aparente rival de Sheinbaum por la candidatura presidencial, le dedicó un tuit en el que le deseó pronta recuperación.

El contagio de la mandataria local impedirá que participe en la gira que había anunciado el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) para este fin de semana en la Ciudad de México.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reconoció la jornada electoral de este domingo, asegurando que en las seis entidades federativas donde se realizó imperó la paz y la amplia participación ciudadana.

“Es muy satisfactorio informar que no hubo actos de violencia graves, a pesar de que en las elecciones se encienden las pasiones; no hubo fallecimientos, no hubo violencia. Los ciudadanos, como siempre, se portaron a la altura de las circunstancias. (…) Mis felicitaciones a todos los que participaron el día de ayer en las elecciones. (…) Lo más importante, lo subrayo, fue la no violencia; que se llevaran las elecciones en paz, que se instalaran prácticamente todas las casillas y no se le diera espacio a la nota roja”, afirmó el mandatario.

Al asegurar que el verdadero triunfo es para la democracia, garantizó que su administración mantendrá la política de trabajo coordinado con las y los virtuales ganadores de las gubernaturas de las seis entidades, especialmente con los nuevos titulares de Aguascalientes y Durango, que quedaron en manos de la oposición.

“Siempre he dicho que una cosa son los partidos y otra cosa es el gobierno. Partido, como su nombre lo indica, es una parte y el gobierno representa a todos, entonces tenemos que ayudar a todos, el gobierno federal va a seguir apoyando en Durango, en Aguascalientes”, añadió.

López Obrador dijo que su gobierno continuará apoyando sin distinción a todos los estados, mediante el impulso a las distintas obras de infraestructura y en los programas para el Bienestar.

Sobre los cambios que se realizarán en los próximos meses, el presidente fue cuestionado si a los gobernadores salientes los invitaría a sumarse a su gabinete.

«A algunos sí. Poco a poco, poco a poco. Tienen experiencia, pueden representar a México en otros países, pueden ayudar aquí», respondió AMLO entre risas evitando dar nombres de a quiénes considera invitar.

También aprovechó para decir que debido a que quedan cerca de 2 años para que finalice su mandato, su administración se apurará, indicando que habrá una especie de 4T Recargada.

«Tenemos que apurarnos porque ya nos quedan dos años. Claro que, si en menos de cuatro años hemos hecho bastante, aun con la pandemia, toco madera, que no vaya a venir otra calamidad, pero en estos dos años agárrense porque vamos a hacer mucho más, mucho más, mucho más», advirtió.

Elon Musk, director ejecutivo de Tesla, envió una carta a los empleados de Tesla, que ya circula en redes sociales lo que ha generado una gran polémica, en la que les exige regresar al trabajo presencial o marcharse de la compañía.

Por el momento, ni la compañía ni el propio Musk han confirmado la existencia de la carta, pero ante una pregunta en este sentido vía Twitter, Musk pareció validarla al responder así a un usuario que le preguntaba por el mensaje que reciben quienes creen que es «anticuado» trabajar presencialmente: «Deberían fingir que trabajan en otro lugar», dijo.

La carta que circula y que lleva la firma de «Elon» dice textualmente: «Cualquiera que desee trabajar de manera remota debe estar en la oficina un mínimo (y me refiero a ‘mínimo’) de 40 horas semanales o irse de Tesla. Esto es menos de lo que les pedimos a los trabajadores de la fábrica», dice el mail fechado el 31 de mayo.

En ese correo, también se señala que las circunstancias excepcionales serían consideradas y revisadas directamente por Musk.

«Además, la ‘oficina’ debe ser una oficina principal de Tesla, no una sucursal remota que no esté relacionada con las funciones del trabajo», se lee en el correo filtrado.

No es la primera vez que el empresario se muestra en contra del teletrabajo: el mes pasado, Musk tuiteó: «Todas los mensajes de quedarse en casa en relación con el Covid han engañado a las personas para que piensen que en realidad no es necesario trabajar duro».

Tesla tenía, a fines de 2020, una plantilla de algo más de 70,000 trabajadores en territorio estadounidense.

Los Gobiernos de México y Estados Unidos presentaron un plan de trabajo derivado del Diálogo Económico de Alto Nivel (DEAN), relanzado el pasado 9 de septiembre, mediante el cual ambos países trabajarán de manera conjunta para fortalecer la relación bilateral.

Por ahora, el mecanismo incluye más de 10 proyectos concretos basados en cuatro pilares: reconstruir juntos, promover el desarrollo económico, social y sustentable en el sur de México y Centroamérica, además de asegurar las herramientas para la prosperidad futura y la inversión.

En un comunicado conjunto, las Secretarías de Relaciones Exteriores, de Economía y Hacienda, los gobiernos recordaron que el primer pilar del DEAN busca el fortalecer las cadenas de suministro y coordinar su gestión en situaciones de crisis y la cooperación entre México-Estados Unidos en tecnologías ambientales.

Además de mejorar las condiciones fronterizas para facilitar el comercio bilateral legal y el tránsito de personas y la asociación para la facilitación comercial para equipo médico. El segundo tiene como objetivo la asociación entre México y EUA para abordar las causas de la migración irregular en el sur de México y el norte de Centroamérica.

En tanto, el tercer pilar busca la cooperación México-Estados Unidos en redes de telecomunicaciones y TIC de vanguardia y fortalecer la cooperación en materia de ciberseguridad y la cooperación digital sobre normas de privacidad fronteriza.

Mientras que el cuarto pilar impulsará una campaña de apoyo al crecimiento económico mediante la innovación y la creatividad. Además de una recuperación inclusiva a través de iniciativas para invertir en emprendedores y Mipymes y programas de formación técnica en sectores prioritarios.

En tanto, se informó que este martes comenzaron los trabajos del nuevo marco de seguridad binacional con el que se pone fin definitivamente a la iniciativa Mérida. Con el nuevo marco, México y EUA aspiran a ofrecer respuestas más integrales y rápidas para proteger a los ciudadanos de ambos países y combatir el crimen organizado.

«El acta de defunción de la Iniciativa Mérida ya se había extendido, hoy extendemos el acta de nacimiento del Entendimiento Bicentenario», dijo el canciller mexicano Marcelo Ebrard en un acto encabezado también por el embajador estadounidense en México, Ken Salazar.

Ambos gobiernos se comprometieron a trabajar en un ambiente de respeto mutuo y con celeridad porque no quieren que se repita la tragedia de la semana pasada que mató a 55 migrantes e hirió a más de cien al volcar un camión en el sur de México, el ejemplo más reciente de cómo operan las redes de tráfico de migrantes.

«Como nos han dicho los dos presidentes, (Joe) Biden y (Andrés Manuel) López Obrador. lo tenemos que hacer ahora», subrayó Salazar. «Son acciones, pero acciones inmediatas».

El Entendimiento Bicentenario, cuyos ejes cerraron Ebrard y su homólogo estadounidense, Anthony Blinken en octubre, se centrará en combatir el trafico de armas, de migrantes, la trata, los crímenes cibernéticos y el lavado de dinero y en judicializar los casos de corrupción ligados al crimen organizado, dijo la titular de la SSPC, Rosa Icela Rodríguez.

El objetivo, añadió, será desarticular todas esas redes que operan a ambos lados de la frontera, cortar sus cadenas de suministro y lograr sentencias más largas para esos delitos.

Recordemos que la Iniciativa Mérida se impulsó desde 2008 durante las administraciones de los expresidentes George Bush y Felipe Calderón, pero López Obrador insistió en que no estaba interesado en el equipo militar que centró la cooperación del pasado y se utilizó en el combate a los grupos de narcotraficantes, sino que aspiraba a que se reforzaran los esfuerzos centrados en las causas del consumo de drogas y la migración.

El Gobierno federal publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) el acuerdo por el que se da a conocer el medio de difusión de la nueva metodología del semáforo por regiones para evaluar el riesgo epidemiológico que representa la enfermedad grave de atención prioritaria COVID-19.

En dicho acuerdo, se indica que las personas en condición de vulnerabilidad que venían trabajando desde casa con el fin de que no exponerse a un contagio, regresen a sus centros de trabajo, pues señala que las personas que cuenten con esquema completo de vacunación ya no podrán ser consideradas como vulnerables.

«Las personas a quienes se haya administrado un esquema de vacunación contra el virus SARS-CoV-2 y habiendo transcurrido dos semanas posteriores a la aplicación de la última dosis, no serán consideradas dentro de la población en situación de vulnerabilidad para contraer dicha enfermedad grave de atención prioritaria», remarca el artículo primero del acuerdo

Recordemos que en mayo de 2020, se publicó un acuerdo por el que se establecían los lineamientos técnicos específicos para la reapertura de las actividades económicas, donde se mencionaba a la población en situación de vulnerabilidad, es decir a aquellas personas propensas a contraer la enfermedad y desarrollar de forma grave la infección.

En ese grupo se incluía a personas adultas mayores de 60 años, mujeres embarazadas, personas con obesidad, con diabetes e hipertensión descontroladas, VIH, cáncer, con discapacidades, trasplante, enfermedad hepática, pulmonar, así como trastornos neurológicos o del neurodesarrollo.

Para todas estas personas, se estableció un resguardo domiciliario independientemente de si su actividad laboral se consideraba esencial o no. Así, se ordenó a todos los centros de trabajo implementar medidas para disminuir el riesgo de contagio entre la población vulnerable.

La bancada del PT en la Cámara de Diputados presentó una iniciativa de reforma a la Ley Federal del Trabajo, para incluir al SARS-CoV-2, causante del COVID-19, en las tablas de enfermedades de trabajo y de evaluación de las incapacidades permanentes resultante de los riesgos de trabajo.

En la iniciativa, que fue turnada a la Comisión de Trabajo y Previsión Social, se refiere que millones de mexicanos deben salir a trabajar a pesar de la contingencia sanitaria, lo que los expone a la enfermedad.

Los petistas señalaron que el objetivo de reformar el artículo 513 de la Ley Federal del Trabajo, es “cuidar a las y los trabajadores que se encuentren expuestos ante este virus, otorgando al que resulte contagiada o contagiado, incapacidad laboral”.

En la justificación de la iniciativa, se indica que en diciembre del 2020, México se convirtió en el primer país latinoamericano y uno de los primeros 10 en contar con una vacuna contra el COVID-19 y en enero de este año se dio a conocer el esquema de aplicación, pero, el riesgo no ha dejado de existir para quienes han retomado sus labores.

Recordemos que al día de hoy se han aplicado 46 millones 451 mil 715 dosis en todo el país.

En más temas de salud que se discuten en la Cámara de Diputados, Miroslava Sánchez Galván, legisladora de Morena, y presidenta de la Comisión de Salud, informó que se acordó hacer un pronunciamiento para solicitar a las autoridades federales que atiendan las demandas de los padres de niñas y niños con cáncer por el desabasto de medicamentos.

En dicho pronunciamiento la Comisión de Salud pedirá que sus integrantes puedan participar en las mesas de diálogo entre padres de familia y funcionarios de la Secretaría de Salud y de otras instancias, para verificar que se está dando solución al problema y para no tener deficiencias de información.

«Lo que nosotros acordamos es que vamos a mandar un posicionamiento de todos los integrantes de la Comisión, porque sí nos interesa la salud en este país, nos interesa que haya abasto de medicamentos, está en la Constitución el derecho a la salud y a los medicamentos gratuitos. Si hay una falta de información o transparencia en ese sentido, queremos que se resuelva”, dijo.

Finalmente, Sánchez Galván informó que la Comisión de Salud también solicitará a la Comisión Permanente del Congreso de la Unión convocar a un periodo extraordinario para abordar las reformas necesarias a la Ley General de Salud, esto tras la reciente resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) que declara inconstitucional la prohibición de consumo lúdico de la marihuana.

Sostuvo que el Poder Legislativo ya ha avanzado en este tema, pero ahora “tiene que hacerse bien, porque no queremos que haya un problema de salud pública a corto, ni a mediano, ni a largo plazo, entonces sí tenemos que revisar el tema con lupa, renglón por renglón”.

A nivel nacional, la población desocupada, la cual considera a la población que se encuentra sin trabajar, pero que está buscando trabajo, se situó en 2.7 millones de personas, 574 mil personas más respecto a lo registrado en el mismo mes de 2020 , por lo que la tasa de desempleo se situó en 4.7% de la Población Económicamente Activa PEA, informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Mientras la población desocupada era de 2 millones de personas en el primer trimestre de 2020, durante abril pasado se ubicó en 2.7 millones de personas. «Esto implica un incremento de la tasa de desocupación abierta TDA de 3.4% de la PEA en 2020-T1 a 4.7% en abril 2021», indicó Julio Santaella, presidente del INEGI.

El INEGI comparó los datos de abril de 2021 con los tres primeros meses de 2020 porque, por la emergencia sanitaria decretada por el gobierno federal ante la pandemia, no realizó la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) en abril de 2020.

La población subempleada, la que declaró tener necesidad y disponibilidad para disponer más horas de trabajo que las que su ocupación actual le permite, representó el 25.4% del total frente a una tasa de 8.4% del primer trimestre de 2020.

Por otro lado, el presidente del INEGI destacó el retorno de las personas a la fuerza laboral porque la PEA ascendió a 57.5 millones de personas en abril de 2021, frente a las 44.9 millones del mismo mes de 2020 y las 57 millones que había en el primer trimestre del año pasado.

La población ocupada se ubicó en un 95.3% de la PEA durante abril de 2021. El INEGI considera empleadas a las personas mayores de 15 años que trabajan al menos 6 horas a la semana y en cualquier puesto.

En abril 2021 la población ocupada se estimó en 54.8 millones de personas, superior a los 42.8 millones de abril 2020, primer mes de confinamiento e inferior a los 55.1 millones de 2020-T1.

La ocupación informal en abril de 2021 ascendió a 30.5 millones y situó la tasa en el 56%. El 63.6% de la población ocupada se concentró en el sector servicios, el 23.4% en el industrial, el 12.7% en las actividades primarias y un 0.4% no especifica actividad.

Del total de ocupados, el 74.7% opera como trabajador subordinado y remunerado ocupando una plaza o puesto de trabajo, un 18% trabaja de manera independiente o por su cuenta sin contratar empleados y 5.3% son patrones o empleadores.

El gobierno de Estados Unidos anunció este martes que ofrecerá 22,000 visas de trabajo temporal adicionales este año, de los cuales 6,000 estarán destinadas a ciudadanos procedentes de Centroamérica.

En un comunicado, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) señaló que ante «el aumento de las demandas laborales (…) ha anunciado un aumento suplementario de 22,000 visados para el programa de Trabajadores No Agrícolas Temporales H-2B».

Así, el DHS espera reservar un porcentaje para hondureños, salvadoreños y guatemaltecos, principalmente, quienes figuran entre los principales grupos migratorios procedentes de Centroamérica.

«A medida que la economía de la nación se va reanudando de forma segura, el DHS está tomando medidas para garantizar que los negocios estadounidenses cuentan con los recursos necesarios para recuperarse con éxito y contribuir a la salud económica de las comunidades locales», añade el texto.

Detalló que los visados estarán disponibles en los próximos meses y forman parte, además, de la política migratoria de la Administración del presidente, Joe Biden.

«Este programa está diseñado para ayudar a las empresas estadounidenses a cubrir vacantes temporales mientras se salvaguarda el sustento de los trabajadores estadounidenses», explicó el DHS.

Alejandro Mayorkas, titular del DHS, indicó que los empleadores que recurren al programa H-2B deberán probar que no hay suficientes trabajadores estadounidenses capaces, dispuestos, calificados y disponibles para realizar el trabajo temporal, por lo cual buscan a trabajadores en el extranjero.

Enfatizó que dichas plazas no afectarán los salarios y las condiciones laborales de los trabajadores estadounidenses con empleos similares.

El anuncio del Departamento de Seguridad Nacional llega un día después de que el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) informara que el próximo jueves planteará a su homólogo estadounidense la ampliación a Guatemala, El Salvador y Honduras del programa «Sembrando Vida» como alternativa para contener la migración, lo cual implicaría una inversión de 1,400 millones de dólares.

Adicional, la propuesta contempla que, en el caso de que una persona trabaje por tres años en el proyecto, a partir del tercer año podría tener derecho a una visa de trabajo temporal en los Estados Unidos por seis meses, y después de tres años los participantes del programa podrían tener el derecho a nacionalizarse como estadounidenses y mantener la doble nacionalidad.

Pese a la polémica que ha generado al no terminar de recomendar al 100% el uso del cubrebocas para prevenir la transmisión del virus que provoca el Covid-19, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, dio a conocer este miércoles que según un estudio de la Universidad Imperial de Londres, México es uno de los países que más usa cubrebocas de manera voluntaria.

El también encargado de la estrategia para enfrentar la contingencia sanitaria, indicó que el documento refiere que en México se usa más el cubrebocas, incluso por encima de países como Estados Unidos o Canadá.

«Alrededor del 80% de los encuestados dice portarlo cada vez que sale de su casa», señaló que funcionario.

El estudio de la Universidad Imperial de Londres, titulado «Covid-19: comportamientos globales en torno al uso de mascarillas», refiere que más de la mitad de los encuestados en 27 países, entre ellos México, afirmaron que siempre usan mascarillas fuera de su hogar para protegerse a sí mismos y a los demás del coronavirus. Solo el 21% de los participantes reconocieron que no usan mascarillas fuera del hogar.

Países que respondieron «Siempre» sobre el uso de una mascarilla fuera del hogar (%)

Refiere que los países nórdicos se encuentran en el nivel más bajo acerca del uso de las mascarillas. La mayoría del resto de países han mostrado un gran aumento en el uso de mascarillas desde abril pasado. Al menos el 70% de los participantes de la encuesta siempre usan una mascarilla fuera de casa.

Sobre usar las mascarillas en las casa, cerca de dos tercios de los participantes mundiales informaron que no las usaban. Arabia Saudita e India reportaron el nivel más alto de uso de mascarillas dentro del hogar, mientras que Finlandia, Dinamarca y Noruega reportaron el más bajo.

En otros de los puntos que se ha recomendado el uso de las mascarillas: transporte público y en el trabajo, en la mayoría de los países medidos se ha mantenido relativamente constante el uso desde junio pasado. Sin embargo, el Reino Unido, Canadá, Dinamarca y Australia se ha registrado un aumento significativo en las tasas de uso de mascarillas faciales.

Respecto a la disposición de la gente a usar las mascarillas, más de la mitad de los encuestados globales informaron que es posible que la usen. Los encuestados del Reino Unido registraron la mayor disposición para usar los cubrebocas, mientras que los de Japón manifestar la menor tasa. México se encuentra casi al final de la medición, con un puntaje de 2 (la escala es de 1 a 7).

Al preguntar si coincidían con la idea de que usar mascarillas los protege a ellos y a los demás de contraer Covid-19, Filipinas e Indonesia reportaron el nivel más alto en la misma escala del 1 al 7, siendo 7 el nivel más alto de estar de acuerdo con dichas ideas. Suecia tuvo el nivel más bajo. México aparece con un puntaje promedio de 5.8.

Cabe destacar que el estudio compartido por el subsecretario analizó 27 países durante la segunda quincena de septiembre de 2020 y la primera quincena de octubre de 2020. Aquí lo puedes consultar completo:

Cargador Cargando...
Logotipo de EAD ¿Tarda demasiado?

Recargar Recargar el documento
| Abrir Abrir en una nueva pestaña

 

Foto: Twitter @DelToroIsmael

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) firmó este jueves una iniciativa para prohibir la subcontratación de trabajadores, el llamado outsourcing, una práctica de la que acusó el gobierno, se ha abusado en el país  y con la que las empresas evitan cumplir con las prestaciones de ley a sus trabajadores.

La titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS) explicó que hay empresas que suelen subcontratar empleados a agencias temporales o empresas externas con el fin de evitar gastos. Esos trabajadores laboran frecuentemente en las instalaciones de la compañía pero reciben de otra empresa su salario, que muchas veces está por debajo del de mercado. A su vez, es común que sean despedidos cada cierto tiempo para no generar derechos.

En este sentido, el presidente López Obrador denunció que la tendencia es el despido masivo de trabajadores a fin de año para que no tengan antigüedad.

Luisa Alcalde explicó que la propuesta prohibirá la subcontratación de trabajadores salvo que sea para servicios u obras especializadas y establecerá que las agencias de empleo sólo puedan reclutar o formar a trabajadores pero no contratarlos en sustitución de sus clientes.

«El trabajo es un derecho y un deber social, no es una mercancía, por ello proponemos una reforma integral en beneficio de los trabajadores, de empresas que sí cumplen, de los institutos de seguridad social y de la hacienda pública», dijo Alcalde.

La funcionaria enfatizó que habrá multas para quienes no cumplan la norma y hasta acusaciones de defraudación fiscal.

Alcalde ofreció dos ejemplos reales aunque no identificó a las compañías: un grupo empresarial que tiene más de 250,000 trabajadores que no se dedican a ninguna actividad y sólo se transfieren a otras empresas y un hotel del Caribe con 802 trabajadores de los cuales sólo dos tienen contrato directo con dicho hotel.

La secretaria del Trabajo detalló que según estimaciones oficiales hay alrededor de 4.6 millones de ciudadanos trabajando bajo ese esquema, que calificó de «simulación en la relación laboral» y que les perjudica en su antigüedad, pensiones, indemnizaciones por despido y bajas por maternidad o accidente.

Recordemos que el presidente López Obrador ya había adelantado hace semanas su intención de terminar con esta modalidad de contratos. Con la propuesta se busca además controlar el subregistro, el despido de trabajadores en diciembre y la afectación a Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

La iniciativa que firmó esta mañana en Palacio Nacional será enviada este mismo jueves a la Cámara de Diputados. AMLO confió en que los legisladores aprobarán la propuesta «ojalá se pueda hacer pronto para evitar estos abusos».

México es uno de los países con mayor estrés laboral a nivel mundial, pues aproximadamente el 75% de la fuerza de trabajo lo padece, y la pandemia agrava la situación con la aparición del tecnoestrés.

De acuerdo con Erika Villavicencio-Ayub, de la Facultad de Psicología de la UNAM, previo a la pandemia de COVID-19, hasta el 25% de los trabajadores tenía algún trastorno mental como depresión, aunque no necesariamente requerían tratamiento psiquiátrico.

Según sus estimaciones, es muy probable que esa cifra ascendiera para tener hoy uno de cada dos trabajadores con algún padecimiento mental.

Ante esto, la investigadora sugirió a instituciones y empresas establecer programas de contención emocional, reforzar las habilidades de los líderes que son el eje central de los equipos de trabajo en la función de facilitadores, así como proveer una cultura laboral enfocada al bienestar de la persona.

La Coordinadora de Psicología Organizacional de la Facultad expuso que alrededor del 70% del trabajo en México se realiza en la modalidad de teletrabajo, aunque la cifra está en constante cambio por las medidas implementadas por la Secretaría de Salud en algunas entidades federativas.

Hay personas, explicó, que siguen en confinamiento, en el llamado home office.  Otras tienen un esquema mixto para evitar saturar los centros laborales, y una parte ‘en el sitio’, porque su cometido es la producción o el trabajo físico.

Para la especialista no hay que olvidar que el empleado es un ser biopsicosocial, y cuando en su labor la fórmula se desequilibra y se le asignan jornadas y cargas más fuertes, incluidos fines de semana, obviamente se considera una cultura laboral tóxica que conlleva al estrés, y que repercute en la productividad.

“Ahí aparece el denominado tecnoestrés, derivado del uso desadaptativo de las tecnologías. Aunque depende de la situación, también podemos hablar de una tecnofatiga, cuando se está expuesto a largas horas con exceso de carga laboral”, añadió.

Esto sucede porque el cerebro está acostumbrado y reacciona a estímulos que son físicos. Migrarlo a las plataformas digitales trae una serie de configuraciones distintas en donde hace un esfuerzo adicional mientras se habitúa a interactuar con estas distintas expresiones de comunicación, precisó.

Villavicencio-Ayub indicó que algunos de los síntomas son compartidos con otros trastornos, aunque una de las primeras señales se manifiesta en la piel, la caída del cabello y algunas otras como la afectación del ciclo sueño-vigilia, además de presentar dificultades para conciliarlo.

Otro trastorno es el consumo excesivo de alimentos. Hay personas a las que se les suma el exceso de conectividad con preocupaciones y angustias, depresión, miedos, y pudiera ser que los índices de estos se eleven y se acompañen con el mismo tecnoestrés.

De acuerdo a la más reciente encuesta de REFORMA, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) llega debilitado a su segundo informe de gobierno; 22 puntos menos que al inicio de su mandato.

56% de los mexicanos aprueban su labor al frente del gobierno federal, mientras que 41% lo desaprueba.

Al calificar el trabajo que AMLO ha hecho en diversos rubros, sólo el tema educativo alcanza una evaluación positiva (43% vs 32%); la atención a la salud (38%), el combate a la corrupción (41%), el combate a la pobreza (42%), la seguridad (43%), la economía (49%) y el combate al crimen organizado (49%) son calificados de forma negativa.

Sobre este último rubro, 60% de los mexicanos consideran que la estragia del gobierno federal contra el narcotráfico y el crimen organizado no está dando resultados.

En cuanto al manejo de la pandemia, principal tema que envuelve el segundo informe de gobierno, el 52% cree que ha sido buena la forma en cómo se ha enfrentado la crisis sanitaria. Un 45% cree que no se le ha dado un buen manejo.

Una opinión divida es la que recibe el trabajo del presidente López Obrador al manejo de la economía. 48% cree que la 4T ha tomado buenas decisiones en el manejo de las finanzas. 43% indica que han sido malas decisiones.

56% de los mexicanos consideran que el gobierno federal debe frenar proyectos como el Tren Maya o la refinería de Dos Bocas, Tabasco, para redirigir esos recursos a enfrentar las crisis sanitarias y económicas que ha provocado la pandemia de coronavirus.

Pese a la relevancia que el presidente ha dado al caso Emilio Lozoya, que asegura servirá para conocer a fondo cómo se actuaba en sexenios pasados, y para recuperar los bienes y recursos desviados, 58% de los mexicanos creen que al final del proceso, no pasará nada; 28% indican que sí habrá encarcelamientos importantes.

Por su parte el diario El País, también publicó una encuesta de cara al informe de gobierno de mañana.

En ella, se indica que el 64.7% de los mexicanos consideran que las políticas de la 4T están sirviendo para reducir la corrupción en el país, frente a un 32% que cree lo contrario.

Sin embargo, 60.6% de los encuestados creen que el gobierno federal no persigue de la misma forma todos los casos de corrupción. Solo el 29.2% consideran que sí lo hacen, sin importar la inclinación política de los acusados.

La encuesta señala que el 45.8% de los consultados creen que la Fiscalía General de la República (FGR) tiene poca o ninguna independencia respecto al caso Emilio Lozoya, frente a un 43% que considera que sí goza de ella.

El 95,5% de los mexicanos están de acuerdo en que los expresidentes deben ser juzgados; el 58.3% de los consultados considera que es necesaria la celebración de la consulta, y en caso de llevarse a cabo, el 74.4% votaría a favor de que los mandatarios sean juzgados.

En el ejercicio de SIMO y el El País, AMLO tiene un 65.7% de aprobación, contra un 34.2% que lo desaprueba.

A diferencia de lo publicado por REFORMA, la encuestra del diario español refiere que cuando se divide la parobación del presidente en temas específicos, además de la corrupción, la economía y la gestión de la pandemia, son los rubros que concentran más valoraciones positivas para la 4T.

Los rubros que son calificados mayormente de forma positiva son: corrupción (42.1%); economía (44.8%); combate a la pobreza (41.4%), y la emergencia COVID-19 (47%). Los rubros que son calificados principalmente de forma negativa son: obras de infraestructura (51.1%); seguridad pública (50.6%), y los feminicidios (50.8%).

Sobre la encuesta de REFORMA, esta mañana el presidente López Obrador aseguró que está «cuchareada».

«Es que desean, ya me los imagino, su enojo», dijo el mandatario, argumentando que en las mediciones que han hecho, traen entre el 64% y 65% de aprobación, además de que un 70% apoyaría que se quedara en el poder si hoy fuera la consulta de revocación de mandato.

López Obrador negó que su aprobación haya caído, sobre todo ante el manejo de la pandemia. «Me he mantenido», dijo, añadiendo que en una encuesta a nivel internacional, que mide la popularidad de todos los mandatarios, él se encuentra en segundo lugar, pues la pandemia solo le ha restado dos puntos.

Incluso dijo, si fuera como REFORMA señala, que tiene una aprobación de 56%, preguntó cuánto es el 56% de los 80 millones de ciudadanos inscritos en el padrón electoral. «45 millones, o sea estoy 14 millones arriba aún con la encuesta de REFORMA», precisó el mandatario al recordar que en 2018 ganó con 31 millones de votos.

Concluyó agradeciendo al pueblo de México por el apoyo que le dan. «El pueblo, que es mi ángel dela guarda. Gracias, gracias, muchas gracias, no voy a fallarle. Sino fuera por ese respaldo, no sería nada».

La crisis económica causada por la pandemia del nuevo coronavirus dejará 11.5 millones de nuevos desempleados en el 2020 en América Latina, lo cual incrementará el número total de desempleados a 37.7 millones de personas, estimaron en un informe la CEPAL y la OIT.

La contracción económica en América Latina que CEPAL estima será de un 5.3% este año, la peor desde 1930, y tendrá «efectos negativos» sobre la tasa de desocupación de la región, que pasará de un 8.1% el 2019 a un 11.5% este año, según las proyecciones presentadas por ambos organismos.

«Se proyecta un aumento de la tasa de desocupación de al menos 3.4 puntos porcentuales, lo que equivale a más de 11.5 millones de nuevos desempleados», indica el informe «Coyuntura Laboral en América Latina y el Caribe. El trabajo en tiempos de pandemia: desafíos frente a la enfermedad por coronavirus (COVID-19)».

Junto al aumento de la desocupación, ambas organizaciones esperan un marcado deterioro de la calidad del empleo en la región donde la tasa media de trabajos informales ya alcanza al 54%, afectando principalmente a los sectores más vulnerables.

La organización Internacional del Trabajo (OIT) estima la reducción de un 10.3% de las horas de trabajo, lo que afectará a unos 32 millones de personas, esto debido a la crisis sanitaria y las medidas de confinamiento tomadas por los países latinoamericanos.

Las cifras de desempleo afectarán duramente a los más vulnerables de la región, provocando el aumento de la pobreza en 4.4% y la pobreza extrema 2.6% con respecto a 2019.

«Esto implica que la pobreza alcanzaría entonces a 34.7% de la población latinoamericana (214.7 millones de personas) y la pobreza extrema a 13% (83.4 millones de personas)», alertó la CEPAL.

Ambas instituciones ven un futuro incierto para el mercado laboral regional y estiman una recuperación bastante lenta de los empleos perdidos, que requerirá una profunda formación y educación de los trabajadores en seguridad sanitaria, protocolos de salud y horarios desfasados de ingreso y salida para evitar aglomeraciones y focos de contagio.

La Organización Internacional del Trabajo (OIT) indicó este miércoles que mil 600 millones de trabajadores de la economía informal, la mitad de la población mundial económicamente activa, corren el riesgo de perder sus fuentes de ingreso a causa del coronavirus.

En el informe “Observatorio de la OIT: El COVID-19 y el mundo del trabajo», se contabiliza la caída de las horas de trabajo en el actual trimestre (segundo) de 2020, que según las proyecciones, estaría superando la cifra que se estimó anteriormente.

Según las cifras actualizadas de la OIT, y en comparación con los niveles anteriores a la crisis (el cuarto trimestre de 2019), en lo que va del 2020 se prevé un deterioro del 10.5%, equivalente a 305 millones de empleos a tiempo completo, contando una semana laboral de 48 horas.

De acuerdo con la previsión anterior, el descenso sería de un 6.7%, el equivalente a 195 millones de empleados a tiempo completo, debido a la prolongación y la ampliación de las medidas de confinamiento.

En lo que respecta a las regiones, hay estimaciones que indican una pérdida de horas de trabajo equivalente al 12.4% en el segundo trimestre en todas las zonas de las Américas, y a un 11.8% en Europa y Asia Central. Las estimaciones para el resto de los grupos regionales son bastante cercanas y todas superan el 9.5%.

«La crisis económica provocada por la pandemia ha dado una estocada contundente a la capacidad de ganar el sustento de casi mil 600 millones de trabajadores de la economía informal, el grupo más vulnerable del mercado laboral, de un total de dos mil millones a nivel mundial, y de una fuerza de trabajo mundial de 3 mil 300 millones de personas».

Indicó que las principales razones de la caída son dos: las medidas de confinamiento y el hecho de que esas personas trabajan en alguno de los sectores más golpeados.

La OIT agregó que, a nivel mundial, el primer mes de la crisis se habría cobrado un 60% de los ingresos de los trabajadores informales.

Alertó que las empresas también corren riesgos. En el mundo, más de 436 millones de empresas afrontan el grave riesgo de interrupción de sus actividades.

«Estas empresas pertenecen a los sectores de la economía más afectados, incluidas unas 232 millones pertenecientes al comercio mayorista y minorista; 111 millones a las manufacturas; 51 millones a los servicio de alojamiento y servicio de comida; y 42 millones al sector inmobiliario y otras actividades comerciales», explicó la OIT en el informe.

El Sistema de Aguas de la Ciudad de México (SACMEX) hizo un llamado a la población a no desperdiciar agua con motivo del Sábado de Gloria, pues indicó, podría haber sanciones equivalentes a horas de trabajo o bien a horas de arresto.

Las autoridades capitalinas precisaron que en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia del coronavirus Covid-19, el líquido que se tira es agua que se podría suministrar en otra partes de la ciudad donde hay escaces.

Reiteraron el llamado redoblar esfuerzos en medidas como el constante lavado de manos, duchas y limpieza de superficies ante la propagación del virus.

«Entre las tradiciones más reconocidas en la CDMX se encuentra el sábado de gloria, actividad en la que se desperdicia volúmenes significativos de agua, toda vez que, entre los ciudadanos a manera de juego se mojan usando cubetas, mangueras, recipientes y globos llenos con agua», señaló el SACMEX.

Indicó que se tienen cálculos de que quienes desperdician agua, lo hacen en un promedio de 100 litros por persona, equivalente al doble del volumen mínimo que requiere una persona para cubrir sus necesidades básicas al día, que es de 50 litros por habitante al día de acuerdo con la estimación de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Ante dicha situación reiteraron que de conformidad con lo establecido en el artículo 29 de la Ley de Cultura Cívica de la Ciudad de México, el desperdiciar el agua se clasifica como infracciones contra el entorno urbano de la Ciudad de México.

Por desperdiciar el agua o impedir su uso a quienes deban tener acceso a ella en tuberías, tanques o tinacos almacenadores, así́ como utilizar indebidamente los hidrantes públicos, obstruirlos o impedir su uso se podrá sancionara con un arresto de 20 a 36 horas o bien con 10 a 18 horas de trabajo en favor de la comunidad.

En el país se han perdido poco más de 346 mil puestos de trabajo formales durante la contingencia sanitaria por el coronavirus, informó este miércoles la titular de la Secretaría del Trabajo, Luisa María Alcalde.

«A partir del 13 de marzo comenzamos a ubicar una caída en el empleo formal», dijo la secretaria durante su participación en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Alcalde dijo que del 13 al 31 de marzo se perdieron 198,000 empleos y otros 148,000 del 1 al 6 de abril.

Los estados del país más afectados son Quintana Roo, donde se localiza Cancún, uno de los principales destinos turísticos del país; la Ciudad de México; Nuevo León y Jalisco.

La funcionaria aseguró que no existe fundamento legal que permita a las empresas despedir trabajadores por la contingencia. «No existe fundamento para poder correr, despedir, dejar de pagar el salario a los trabajadores en esta época», indicó.

Por su parte, el presidente López Obrador, dijo que las empresas pequeñas «están actuando de manera muy responsable, heroica» al no despedir a sus empleados y acusó que las grandes empresas de ser las que principalmente están despidiendo a sus trabajadores, a las que pidió rectificar esa decisión.

Su llamado llega a pesar de que ha rechazado la solicitud del sector privado de impulsar un plan de apoyo a los empresarios que han tenido que parar la producción y los servicios por la contingencia sanitaria.