Tag

cartel

Browsing

Sergio Villarreal Barragán, alias “El Grande”, que cumple una pena de prisión en Estados Unidos y ahora es colaborador de la fiscalía, aseguró este martes que Arturo Beltrán Leyva secuestró a Genaro García Luna, cuando este se desempeñaba como secretario de Seguridad Pública, porque no contestaba sus llamadas.

«El Grande», testigo de la Fiscalía durante el juicio que se le sigue por narcotráfico a García Luna en Estados Unidos, que arrancó este lunes en un tribunal federal en Nueva York, aseguró que en medio de la guerra que estalló entre las distintas facciones del Cártel de Sinaloa en 2008, García Luna parecía beneficiar más al grupo de «El Chapo» en detrimento de los Beltrán Leyva.

Según «El Grande», los operativos contra la gente de los Beltrán Leyva eran continuos, mientras que «eran mínimos» contra el grupo del «El Chapo».

La guerra entre la facción de «El Chapo» e Ismael «El Mayo» Zambada contra el de los hermanos Beltrán Leyva comenzó después de la detención de Alfredo Beltrán, que según «El Grande» fue fruto de una traición dentro del cártel.

«El Grande» relató que cuando estalló el conflicto interno, Arturo Beltrán llamó a García Luna para preguntarle de qué parte estaba y este le dijo que permanecería neutral, algo que exacerbó los ánimos de Beltrán Leyva, aunque pese a ello siguió enviando sus pagos (sobornos) al entonces secretario de Seguridad Publica.

Sin embargo, cuando percibió que las operaciones de seguridad, cuyo máximo responsable era García Luna, aumentaban excesivamente, intentó llamarlo y hablar con él a través de Luis Cárdenas Palomino, exdirector de seguridad federal de la Policía Federal, y supuesto enlace entre el cártel y García Luna, pero no fue posible.

Entonces, relató, secuestraron a García Luna cuando iba en una carretera de Morelos, camino de la localidad de Cocoyoc, para hablar con él y después de la conversación lo volvieron a dejar donde lo habían secuestrado.

Este es el segundo día en que «El Grande» declara como testigo de la fiscalía en el juicio contra García Luna.

Al respecto, el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) informó esta mañana que México trabaja en acciones legales para intentar recuperar al menos 700 millones de dólares del exsecretario de Seguridad en el sexenio de Felipe Calderón, fruto de sobornos millonarios que el Cártel de Sinaloa le entregó.

«Lo que sí nosotros vamos a procurar es recoger el dinero», dijo esta mañana el presidente en su conferencia de prensa.

Recuperar lo que se podrían considerar fondos robados al Estado por funcionarios corruptos es uno de los objetivos del gobierno de López Obrador, y el dinero del que se pudo haber beneficiado García Luna por colaborar con el crimen organizado, según los fiscales estadounidenses, podría sumar sumar cifras multimillonarias.

Si bien García Luna fue el máximo responsable de la seguridad pública de 2006 a 2012 durante la presidencia de Felipe Calderón, antes, durante el gobierno de Vicente Fox dirigía un cuerpo federal de policía.

Ayer, en la primera jornada del juicio, «El Grande» habló de operativos conjuntos del cártel y la policía contra grupos criminales antagónicos; de cómo el exfuncionario advertía de redadas o que un día se llevó 14 millones de dólares en cajas de cartón de una bodega repleta de cocaína que la policía había incautado al Cártel del Golfo y entregado al cártel de Sinaloa.

Según explicó López Obrador ya hay un juicio en Florida para recuperar 700 millones de dólares. Los abogados de García Luna plantearon «que no tenía México por qué ir a litigar allá». Pero el mandatario indicó que un juzgado de este estado le dio la razón al gobierno «y estamos trabajando en eso, 700 millones y otros posibles activos».

México tiene una investigación abierta contra el exsecretario de la que informó cuando fue detenido en Estados Unidos en 2019, pero no se ha hecho público ningún detalle al respecto.

López Obrador anunció además que a partir de este martes su conferencia matutina tendrá un nuevo espacio para informar sobre todo lo que salga en el juicio porque que no confía en los medios tradicionales y quiere que todos los posibles cómplices mencionados sean expuestos ante la ciudadanía.

Es «un drama judicial», una «tragicomedia», dijo. «No queremos que la gente no se entere».

La Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) de Estados Unidos sancionó este jueves a La Nueva Familia Michoacana, cártel con presencia en México, así como a sus líderes, Johnny Hurtado Olascoaga y José Alfredo Hurtado Olascoaga, por tráfico internacional de drogas.

El organismo informó a través de un comunicado que La Nueva Familia Michoacana contrabandea drogas ilícitas hacia y a través de Estados Unidos y que está detrás de la creciente presencia en el país del fentanilo.

Como resultado de esta acción, todas las propiedades e intereses en la propiedad de las personas y entidades designadas que se encuentran en Estados Unidos o en posesión o control de personas estadounidenses deben bloquearse e informarse a la OFAC.

«La acción de hoy tiene como objetivo el liderazgo de uno de los cárteles de la droga más violentos y depravados», dijo en el comunicado el subsecretario del Tesoro para Terrorismo e Inteligencia Financiera, Brian E. Nelson, quien recordó que el fentanilo cobró la vida de más de 108,000 estadounidenses el año pasado.

La Nueva Familia Michoacana es la sucesora de La Familia Michoacana, que fue señalada por Estados Unidos en 2009 conforme a la Ley de Designación de Cabecillas Extranjeros del Narcotráfico y designada nuevamente el 15 de diciembre de 2021.

Opera en aproximadamente 35 municipios de Michoacán, Guerrero, Morelos y el Estado de México, mientras que se está expandiendo a otras regiones del país y genera ingresos del narcotráfico, la minería ilícita y la extorsión.

Junto con la distribución de fentanilo, las otras actividades de narcotráfico de la Nueva Familia Michoacana incluyen la siembra de marihuana y amapola y el tráfico de diversas drogas desde América Central, que incluyen metanfetamina, heroína y cocaína, con destino a Estados Unidos.

Recordemos que el 24 de junio de 2000, un gran jurado federal en el Tribunal de Distrito de Estados Unidos para el Distrito Sur de Florida emitió una acusación contra Johnny Hurtado por dos cargos relacionados con el intento de posesión y conspiración para distribuir cocaína. Sigue prófugo de estos cargos.

Un ataque armado en un hotel y un bar aledaño en Guanajuato, dejó como saldo al menos 11 personas muertas, confirmaron este martes autoridades locales.

La agresión ocurrió durante la noche del ayer y la madrugada de hoy en el municipio de Celaya, cuando un comando de sujetos armados disparó contra personas que se encontraban en el Hotel Gala y contra clientes de un bar contiguo, en el barrio Lindavista.

En el lugar murieron 10 personas, mientras que una mujer que resultó herida murió camino al hospital.

Además, fue colocada una cartulina con las iniciales del Cártel Santa Rosa de Lima, formado en Guanajuato, en contra del rival Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), conocido como uno de los más peligrosos de México.

Ambas organizaciones han mantenido una disputa desde hace años por el control de territorio para el tráfico de drogas, extorsión a comerciantes y robo de hidrocarburos, el huachicoleo.

La secretaria del Gobierno de Guanajuato, Libia García, condenó el hecho y prometió acompañar a las víctimas y sus familias, aunque no ofreció más detalles.

«Estaremos dando puntual seguimiento y trabajando de manera cercana y coordinada con las autoridades del Municipio de Celaya, FGE Guanajuato (la Fiscalía General del Estado), así como de las instancias Federales para que se dé con los responsables y se haga justicia», escribió en sus redes.

Desde el 2018, Guanajuato, el sexto más poblado de México, ha estado en los primeros lugares de mayor cantidad de asesinatos en el país.

Apenas ayer, la titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) lo colocó en segundo lugar nacional con 993 homicidios dolosos en el primer cuatrimestre del año. En el 2021 registró 3,516 homicidios dolosos, de acuerdo con cifras oficiales.

Según las autoridades locales, nueve de cada 10 asesinatos tienen algún vínculo con el crimen organizado.

Adicional, la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México informó que abrió una investigación por el delito de homicidio, por disparo de arma de fuego, contra tres personas, una mujer y dos hombres, en la colonia Roma.

En un comunicado, la Fiscalía señaló que de acuerdo con reportes preliminares, las víctimas fueron atacadas al interior de un edificio que alberga diferentes oficinas, el cual se encuentra ubicado en la calle de Durango.

Dijo que el probable agresor llegó hasta una de las oficinas, un despacho jurídico, donde llevó a cabo la agresión y posteriormente huyó en una motocicleta.

La Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) capitalina dijo que al parecer «se trató de una agresión directa, donde tres personas perdieron la vida y una resultó lesionada». Relató que agentes de la dependencia llegaron al lugar donde hallaron los cuerpos de las tres personas.

Y aunque estos son solo dos de los casos que refleja la ola violenta que se vive en México, el gobierno federal insiste en que su estrategia de seguridad, «abrazos, no balazos» está dando resultados.

En Broojula, Eduardo Guerrero, especialista en temas de seguridad, analiza la estrategia del gobierno federal en materia de seguridad.

El presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) reconoció este jueves que sicarios de un cártel del narcotráfico persiguió y asedió a plena luz del día a un convoy militar, imágenes que fueron difundidas en redes sociales. El mandatario dijo que los uniformados no los enfrentaron porque son «seres humanos» y hay que «cuidarlos».

Desde que llegó al poder en 2018, el mandatario ha impulsado una política contra el crimen organizado que bautizó como «abrazos, no balazos», para atacar de raíz la problemática, principalmente enfrentando la pobreza y la corrupción, al tiempo que dio más poder a las Fuerzas Armadas en áreas como proyectos de infraestructura.

«Ayer en las redes sociales circuló un video donde unos presuntos delincuentes van detrás de unas camionetas del Ejército, los van siguiendo. Se usó para decir en qué país vivimos (…) que no había autoridad, cómo se humillaba así al Ejército», dijo el mandatario.

«Tenemos que reconocer la actitud responsable del Ejército; antes era distinto, eran constantes los enfrentamientos», agregó López Obrador, donde usó la palabra «persecución» para referirse al suceso, que sucedió en la comunidad de Nueva Italia, en Michoacán.

En los videos que se han viralizado, se ve a tres vehículos con militares huyendo a gran velocidad por una vía, mientras se oye a los sicarios, en camionetas todoterreno, gritándoles «tírale» (dispárale).

Según se ha confirmado, los agresores pertenecen al Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), que tiene presencia en gran parte del país, y con negocios en Estados Unidos, Europa, Asia y varios países de América.

«Cuidamos a los elementos de las Fuerzas Armadas, también cuidamos a los integrantes de las bandas, son seres humanos», argumentó AMLO, quién explicó que el incidente fue el miércoles y que después de la persecución, los militares regresaron con refuerzos al lugar y encontraron varios laboratorios de droga.

El mandatario ha recibido fuertes críticas de la oposición por otros episodios, como la fallida detención en 2019 de Ovidio Guzmán, hijo de Joaquín «El Chapo» Guzmán.

El presidente acusó al expresidente Felipe Calderón de imponer a las fuerzas de seguridad una política de rematar a los criminales heridos en los operativos y recordó que su secretario de Seguridad Pública, Genaro García Luna, está preso en Estados Unidos, por supuestos vínculos con el tráfico de droga.

Un comando armado liberó de la sede de la Fiscalía estatal de Tamaulipas, ubicada en Reynosa, a José Alfredo, alias ‘Calamardo’, considerado jefe de plaza del Cártel del Golfo en la región, según informaron este miércoles las autoridades.

«Alrededor de las 19:00 del martes, sujetos con armas de alto poder y vestimenta tipo comando liberaron de las instalaciones de esta institución a la persona identificada como José Alfredo «N», alias Calamardo, presunto líder de una organización delictiva con radio de operación en la región ribereña», informó la Fiscalía en un comunicado.

Recordemos que ‘Calamardo’ fue detenido la madrugada del lunes por integrantes del Grupo de Operaciones Especiales de la Secretaría de Seguridad Pública de Tamaulipas y se esperaba que en las próximas horas fuera presentado ante la autoridad judicial para audiencia.

«Inmediatamente después de la acción mencionada, elementos de las diversas corporaciones de seguridad pública, tanto estatales como federales, iniciaron un operativo de búsqueda en diversos puntos de Reynosa a fin de localizar a los probables responsables y los vehículos participantes», añadió la Fiscalía.

Como resultado, en dos eventos diferentes, se ubicó un vehículo cuyos tripulantes agredieron a los agentes de seguridad, quienes «repelieron la agresión». Una persona murió y otra fue detenida. El arrestado llevaba, presuntamente, una identificación de la Secretaría de la Defensa Nacional.

«Ambos sujetos tenían ropa camuflajeada, equipo táctico y armas de alto calibre. Posteriormente, se localizó otro de los autos participantes, consiguiendo la detención de dos personas», agregó el organismo. Los objetos incautados y los detenidos fueron puestos a disposición de la autoridad ministerial.

La situación en Tamaulipas se ha recrudecido en los últimos meses. El pasado 29 de junio, un aparente choque entre cárteles dejó nueve muertos en el municipio de Miguel Alemán. Previo, el 19 de junio se registraron ataques en diversos puntos de Reynosa, en un enfrentamiento entre grupos pertenecientes al Cártel del Golfo, que dejaron 19 personas muertas, 15 civiles y cuatro que eran presuntos delincuentes.

El Gobierno de Guanajuato dio por concluida este lunes su estrategia de seguridad denominada “Golpe de timón” tras cumplir con su principal objetivo: capturar al líder del Cártel Santa Rosa de Lima, José Antonio Yépez Ortiz, alias «El Marro».

“Lo que nos queda es seguir trabajando en la desarticulación de esta organización y de cualquier otro tipo de organización criminal que haga presencia en el estado de Guanajuato, tratando de afectar la paz y la tranquilidad”, aseguró el secretario estatal de Seguridad Pública, Alvar Cabeza de Vaca.

Guanajuato es desde 2018 el estado más violento con un promedio de 13 homicidios dolosos al día, de los que 91% están vinculados con la pelea entre el Cártel Santa Rosa de Lima y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG), considerado el grupo criminal más poderoso del país.

Ambas organizaciones criminales buscan controlar el territorio estatal para el tráfico de drogas, extorsión, secuestro y en particular robo de combustible, el huachileo.

La violencia desató un conflicto entre el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y el del estado de Guanajuato que encabeza el panista Diego Sinhue Rodríguez.

Recordemos que en un operativo conjunto el pasado 2 de agosto, fuerzas federales y estatales capturaron en el municipio de Santa Cruz de Juventino Rosas a «El Marro», quien ahora está en el penal federal de máxima seguridad del Altiplano.

La semana pasada, un juez federal impuso prisión preventiva y vinculó a proceso al capo por delincuencia organizada en el robo de hidrocarburos.

En una rueda de prensa, Cabeza de Vaca afirmó este lunes que los principales objetivos de la estrategia “Golpe de timón” eran capturar a Yépez Ortiz, desmantelar su cártel y recuperar la comunidad de Santa Rosa de Lima, del municipio de Villagrán, donde por mucho tiempo las fuerzas policiales ni siquiera podían entrar.

“Este grupo que se apoderó de esta comunidad, aprovechó la necesidad de la gente, las reclutaban y las utilizaban como escudo para enfrentar a la autoridad, causando con ello un daño muy grande», reconoció el gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez.

El fiscal general del estado, Carlos Zamarripa, reportó la captura de 970 presuntos integrantes del Cártel Santa Rosa de Lima, el aseguramiento de 388 armas de fuego y el decomiso de 602.000 dosis de diversas drogas durante la estrategia «Golpe de timón».

En tanto, añadió, al CJNG le decomisaron 393 armas de fuego y cerca de 270,000 dosis de droga con 833 presuntos miembros detenidos de este cártel, encabezado por Nemesio Oseguera, conocido como «El Mencho».

Por otro lado, Zamarripa confirmó la desaparición de Elihú Ojeda, funcionario de comunicación social de la Fiscalía General del Estado.  La tarde del sábado, Ojeda salió del municipio de Valle de Santiago rumbo a Salamanca, ciudad a la que no llegó, indicó el fiscal sin dar más detalles.

José Antonio Yépez Ortiz, «El Marro», líder del Cártel Santa Rosa de Lima, fue trasladado este viernes a la prisión federal de máxima seguridad del Altiplano.

«Esta madrugada, José Antonio, alias ‘el Marro’, presunto líder del Cártel Santa Rosa de Lima, fue ingresado al CEFERESO número 1, Altiplano, procedente del penal de Puentecillas, Guanajuato», informó el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), Alfonso Durazo, a través de Twitter.

Yépez Ortiz fue capturado el domingo 2 de agosto en el municipio de Santa Cruz de Juventino Rosas, en Guanajuato.

En el operativo, encabezado por elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional y de la Fiscalía General de Guanajuato, también fueron detenidos otros cinco presuntos integrantes de la organización criminal, además de que una mujer empresaria que estaba secuestrada fue liberada.

La noche del lunes los seis detenidos fueron trasladados al penal de Puentecillas en medio de un fuerte dispositivo de seguridad.  Desde ahí tuvieron, de manera virtual, su audiencia inicial donde un juez local calificó como legal su detención.

En la audiencia, la Fiscalía General del Estado les imputó los delitos de secuestro agravado y tentativa de homicidio en contra de 20 servidores públicos que participaron en el operativo de detención.

Será el próximo domingo cuando dé inicio la audiencia en la que un juez habrá de resolver si hay elementos suficientes para que los detenidos sean vinculados a proceso y queden en prisión preventiva, o queden libres.

Sin embargo, «El Marro» seguirá la audiencia ahora desde el Centro Federal de Readaptación Social (Cefereso) número 1 Altiplano, conocido también como el penal de Almoloya, ubicado en Estado de México.

En este penal de máxima seguridad han estado recluidos narcotraficantes de la talla de Rafael Caro Quintero, Miguel Ángel Félix Gallardo o Servando Gómez «la Tuta».  Joaquín «el Chapo» Guzmán se fugó de este penal en julio de 2015
a través de un túnel.

«El Marro» también enfrenta cargos por los delitos federales de robo de combustibles y delincuencia organizada, explicó Alfonso Durazo.

La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) informó que la noche de ayer, elementos del Ejército y de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de la Delincuencia Organizada (SEIDO), lograron la captura de Noé Israel «N», mejor conocido como «El Puma», cofundador del cártel de Santa Rosa de Lima.

Noé Israel «N» contaba con una orden de aprehensión vigente, por los delitos de delincuencia organizada y robo de hidrocarburos.

La detención se realizó en el estado de San Luis Potosí, y en él participación elementos de la Sedena, policías de la Agencia de Investigación Criminal y de la Guardia Nacional.

«El Puma», inicialmente operador de José Antonio Yépes «El Marro», se convirtió en uno de los principales generadores de violencia en Guanajuato.

Aún siendo compadres y socios, los criminales rompieron relaciones el año pasado, lo que llevó «El Puma» a aliarse con el Cártel Jalisco Nueva Generación.

Yépes acusó este fin de semana que el gobierno apoyaba a su grupo criminal contrario, atentando solo contra su grupo delictivo, abriéndo la puerta a aliarse con el cártel de Sinaloa para responder a los ataques.

Un Juez de de Control vinculó a proceso a Óscar Andrés «N», alias «El Lunares», identificado como presunto líder de La Unión Tepito, por el delito de delincuencia organizada con la finalidad de cometer delitos contra la salud.

Además de «El Lunares», se vinculó a proceso a Carlos Iván «N», a quien apodan «El Santero», también identificado como miembro del cártel.

Tras más de siete horas de audiencia que terminó en la madrugada de este 26 de mayo, el Juez reafirmó la prisión preventiva oficiosa y determinó además cuatro meses de plazo para la investigación complementaria, informó la Fiscalía General de la República (FGR).

El 21 de mayo inició la audiencia inicial donde el Ministerio Público Federal formuló imputación por delincuencia organizada en contra de ambas personas, solicitando auto de vinculación a proceso y obteniendo prisión preventiva.

La defensa solicitó en ese entonces la duplicidad del término constitucional, por lo que el lunes 25 de mayo se reanudó la audiencia.

Además del delito federal, “El Lunares” enfrenta una acusación en el fuero local por homicidio calificado y por la que
permanece sujeto a prisión preventiva en el Reclusorio Oriente.

La Secretaría de Seguridad Pública (SSP) de Michoacán confirmó la información que circula en redes sociales respecto a enfrentamientos en el municipio de Tepalcatepec, Michoacán.

De acuerdo a la información que habitantes del municipio han compartido en redes, desde la mañana de este viernes se han escuchado detonaciones y estallidos en diversos puntos.

Algunas versiones señalan que los enfrentamiento han sido entre civiles e integrantes de grupos delictivos, mientras que otras versiones señalan que han sido únicamente entre grupos delictivos.

Los habitantes reportan que los enfrentamientos se han llevado a cabo con armas de grueso calibre, inclusive con granadas de fragmentación.

La SSP informó que en coordinación con la Secretaría de la Defensa Nacional y la Fiscalía de Michoacán han desplegado operativos en el municipio para atender los enfrentamientos, sin embargo no han ofrecido mayores detalles.

Por su parte el Consejo de Participación Ciudadana de Tepalcatepec a través de su cuenta de Facebook, hizo un llamado a la población a no salir de sus casas y resguardarse en lugares seguros, debido a los enfrentamientos. Recomendaron a los pobladores recoger a sus hijos en las escuelas. «¡Que Dios bendiga a Tepalcatepec!» indicaron.

Y es que de acuerdo a diversos medios locales, las balaceras se han convertido en una constante en el municipio, pues afirman que el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) advirtió que se apoderaría de dicha demarcación.

Recordemos que el municipio contó durante mucho tiempo con grupos de autodefensas, las cuales eran dirigidas por Juan José Farías Álvarez «El Abuelo», a quien el Cártel aseguró asesinaría, y por quien se derivarían los enfrentamientos de este viernes.

Más tarde, el Consejo de Participación volvió a publicar informando que «por el momento ya no se escuchan detonaciones, esperemos que todo vuelva a la calma», sin embargo pidió a los habitantes tomar sus precauciones.

Incluso se reportó que el CJNG ingresó al municipio, entre otros vehículos, con un camión de volteo acondicionado como vehículo blindado, que a decir de los habitantes, ya se había visto en otras partes.

Presuntos integrantes del Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) repartieron juguetes con motivo del Día del Niño en distintos municipios de la zona de las Altas Montañas en Veracruz.

La organización delictiva difundió un comunicado en redes sociales donde afirmaba que habían regalado juguetes a los niños en las localidades de Córdoba, Yanga, Omealca, Tezonapa, Orizaba, Mariano Escobedo, Ixtaczoquitlán, Fortín, Nogales, Río Blanco, Camerino Z. Mendoza, La Perla, Atzacan y Amatlán de los Reyes.

En el comunicado, el CJNG se define como una “empresa” que cada año, con motivo de la celebración de días especiales, realiza la entrega de juguetes en “las comunidades más olvidadas por las autoridades».

El CJNG añade que “la felicidad” de los niños los motiva para mantenerse en su labor de “cuidar y defender los derechos de la gente trabajadora”.

El gobernador de Veracruz, Cuitláhuac García confirmó que el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) sí repartió juguetes por el Día del Niño, aunque sólo lo hizo en un municipio.

Y aseguró: «Es lamentable que suceda eso».

De manera extraoficial trascendió que la entrega de juguetes se realizó en la zona de la sierra de Zongolica.

Personal de la división de la Policía Federal Ministerial de la Fiscalía General de la República (FGR), cumplimentó esta tarde una orden de detención en contra de Luis Felipe «P», alias «El Felipillo», hijo de Felipe de Jesús Pérez Luna, mejor conocido como «El Ojos», líder del Cártel de Tláhuac.

De acuerdo a lo informado, la detención se realizó al interior de la plaza comercial Pabellón Cuemanco en la alcaldía de Tlalpan, al sur de la Ciudad de México.

La FGR indicó que la detención se realizó debido a la orden de aprehensión que estaba girada en su contra, así como por la carpeta de investigación que se inició en la SEIDO por su probable responsabilidad en la comisión de delitos contra la salud.

Y es que luego de que su padre fuera abatido en 2017, «El Felipillo» es señalado como uno de los líderes actuales del cartel, y se le vincula a diversos homicidios y secuestros, así como al delito de extorsión.

Los agentes que realizaron el operativo, señalaron que al momento de su detención, Luis Felipe «P» portaba una arma de fuego larga Ak-47, dos cargadores, un arma de fuego corta, un lanza granadas, y diversas sustancias enervantes.

 

Durante varios años Joaquín «El Chapo» Guzmán trabajó en su intención de tener un libro y una película sobre su vida que él mismo deseaba dirigir, así lo reveló este lunes en el juicio que se sigue en su contra en Nueva York su ex mano derecha Alex Cifuentes.

Indicó que el ex jefe del cártel de Sinaloa, trabajó desde fines de 2007 hasta por lo menos el arresto de Cifuentes en noviembre de 2013, en un proyecto para filmar una película autobiográfica.

La idea fue de Angie, la primera esposa de Alex Cifuentes, quien dijo al capo que él debía hacerla y embolsarse el dinero del eventual éxito de taquilla, y no regalar la oportunidad a un gran estudio cinematográfico. Al Chapo «le encantó la idea», contó al jurado Cifuentes.

«¿Qué papel tenía el acusado» en la película?, le preguntó la fiscal Gina Parlovecchio. «El director», respondió Cifuentes al comenzar la novena semana de juicio en la corte federal de Brooklyn.

Ventiló que «El Chapo» también contrató a un productor colombiano llamado Javier Rey para que le ayudara con el guión, y tanto él como sus familiares le dieron información. Tras el arresto de Cifuentes, un borrador fue entregado a un sobrino del Chapo, Jimmy, hijo de su hermano Iván, y otro borrador fue enviado «a los abogados de Joaquín», dijo el testigo.

Recordemos que Guzmán Loera fue arrestado por última vez en Sinaloa el 8 de enero de 2016, poco después de una reunión con la actriz Kate del Castillo y el actor estadounidense Sean Penn, que le entrevistó para la revista Rolling Stone. El Chapo quería que la actriz lo asesorara en su película y actuase en ella, según las investigaciones del gobierno mexicano.

En otro temas, Cifuentes relató que «El Chapo» no dudaba en utilizar la violencia cuando lo estimaba necesario, tan es así que cuando se enteró de que su jefe de comunicaciones, el colombiano Christian Rodríguez, colaboraba con el FBI, le pidió a Alex Cifuentes que lo buscara y lo matara.

 

Tras fugarse dos veces de la cárcel, Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán era el hombre más buscado del mundo. Y ahora, verlo en persona se ha convertido en una atracción turística para numerosos espectadores que acuden a la corte en Brooklyn donde es enjuiciado el narco mexicano.

Neoyorquinos curiosos, fanáticos de las novelas policiacas e incluso turistas extranjeros están acudiendo a la galería pública del tribunal federal de Brooklyn para conocer al narcotraficante que podría ser sentenciado a cadena perpetua.

De acuerdo con medios locales, entre dos y cinco personas acuden a diario a presenciar el juicio, sentados frente a la multitud de fiscales, reporteros, guardias de seguridad y abogados de la sala, escuchan atentos tratando de echarle un vistazo al rostro de Guzmán.

“Es algo surrealista, es como si estuviera viendo la serie de televisión (de Netflix) ‘El Chapo'», dijo Peter Stolt, de 23 años, quien asistió a tres días del proceso en noviembre y espera poder volver por lo menos una vez más.

Joaquín Martínez, un mexicano de 55 años que lleva más de una década viviendo en Nueva York, dijo que valió la pena el viaje de Manhattan a Brooklyn para ver a ‘El Chapo’ en persona. Sin embargo, confiesa que esperaba verlo con el bigote que tiene en las fotos que han salido de él.

«Me tardó un par de segundos darme cuenta de que era él. Para serle honesto, me pareció… como una persona normal”, manifestó.

La tarde de ayer fue localizado el cuerpo sin vida de Juan Alfonso Vázquez Canto, alias ‘El Cucho’ o ‘El GAFE’, presunto líder del grupo Cartel del Noreste.

Su cuerpo fue encontrado al interior de su celda en el Centro de Ejecución de Sanciones (Cedes) de Ciudad Victoria, Tamaulipas.

Las primeras investigaciones arrojan que el cuerpo de Vázquez estaba sujeto a una soga y colgado de un barrote.

Peritos realizan los estudios correspondientes en tanto que se abrió una carpeta de investigación por estos hechos.

‘El Gafe‘ fue detenido el 23 de octubre en el área metropolitana de Monterrey, por los delitos de extorsión y asociación delictuosa, siéndole asegurado un Jeep Cherokee con placas pertenecientes a Nuevo León.

Vázquez Canto fue trasladado a Tamaulipas, en donde un juez de control le dictó prisión preventiva, la cual se le impuso en el Cedes de Ciudad Victoria, mejor conocido como Penal de Tamatán.

El narcotraficante Jesús «el Rey» Zambada García testificó este miércoles ante una corte de Nueva York, Estados Unidos, como parte del juicio contra Joaquín «El Chapo» Guzmán, al que señaló como uno de los líderes principales del cartel de Sinaloa.

El también narcotraficante explicó cómo en una ocasión ayudó a Guzmán Loera a escapar de las autoridades mexicanas.

«El Rey», que fue detenido en México en 2008 y posteriormente extraditado a Estados Unidos, es hermano de Ismael «el Mayo» Zambada, a quien la defensa de Guzmán señaló la tarde de ayer como el verdadero cabecilla del cartel de Sinaloa.

Según Zambada García, «el Chapo» y «el Mayo» eran «socios» y dirigentes principales de la organización, de la que él mismo fue un «sublíder» y principal responsable en la Ciudad de México.

Se espera que en los próximo días, Vicentillo Zambada Niebla, hijo del «Mayo» Zambada, también suba al estrado y declare como testigo en el proceso que se sigue contra «El Chapo».